03/12 - Estimados habitantes del submundo. ¡Los nefilims vuelven a estar disponibles!


07/08 - Estimados habitantes del submundo. ¡Aquí tenéis las noticias con las actualizaciones/nuevas propuetas/ideas del foro! ¡Pasaos cuanto antes a echar un ojo!


10/06 - Estimados habitantes del submundo. Ahora tenéis una forma de llevar el recuento de las habilidades especiales de vuestras armas. ¡Sólo tenéis que pasaros por este tema para tener al día el tiempo que os queda hasta la próxima recarga! ¡Pasáos cuanto antes!


04/06 - Estimados habitantes del submundo. Como habréis comprobado, la raza de los nefilim vuelve a estar abierta para todo el mundo <3 Y aunque aún no ha habido actualización de noticias... ¡no desesperéis! ¡Que antes de lo que podáis pensar estarán en vuestra bandeja de entrada ardiendo con el fuego celestial!


31/03 - Estimados habitantes del submundo. Como habréis comprobado, la raza nefilim tiene las letras en rojo en el censo del tablón. Eso indica que, hasta nuevo aviso, la raza está temporalmente cerrada por sobrepoblación. Sin embargo, antes de llevaros las manos a la cabeza definitivamente, esperad a tener un nuevo aviso por nuestra parte, pues estamos sopesando algunas cositas. ¡Un saludo! <3


07/03 - ¡¡Queridos habitantes del submundo!! ¡Aquí llegan las últimas noticias del foro! ¡Leedlas atentamente y no perdáis ni un solo detalle!


36 # 36
22
NEFILIMS
5
CONSEJO
8
HUMANOS
11
LICÁNTRO.
8
VAMPIROS
13
BRUJOS
5
HADAS
3
DEMONIOS
0
FANTASMAS

¡Tranquilo Viejo, apenas nos conocemos! Whit Arael Nox

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Haz esto, haz aquello, mueve aquí y no te olvides de recoger allá. Ah, créeme que ya estoy pensando si mi deber esta en servir a los miembros de la clave o hacer mandados de doña juana que no pagaron los otros amigos nefilim.
Bueno va, te explico rápido como ha estado el movimiento desde que mi mentor decidió que debía de hacer un mini servicio por el bien de la nueva versión del Instituto, algo como el hardware 2.5 gracias a la llegada del Director y sus encantadoras reglas. Todo empieza cuando hacemos el inventario en el Instituto, sacamos cuentas de lo necesario que va en la despensa y ¡ZAMP! nos hace falta muchas armas que nos podrían servir para misiones o de simple precaución pero ¿a quién mandan por esas armas?, ¿quién es el afortunado en ir por ellas y llevar en buen estado todas esas? Pues el único e inigualable "¡CHRISTOPER, el novato de LA CLAVE!".....y ése, mi amigo, soy yo.
Oh si, será una larga noche de recolección, espero que hayas traído palomitas o una manta porque creo que te aburrirás tanto como yo mientras escuchamos los salmos y sermones de la ultima misa para adueñarnos de todas las armas escondidas debajo del pedestal ese.
____________________
-En el nombre del Padre, del Hijo y del Espíritu Santo. Amén, no olviden la cooperación para el Orfanato y hablen con el señor siempre que puedan- Dice el viejo hombre carraspeando cada silaba y mitigando su voz con los coros a sus espaldas de los niños cantores con bonitas voces que resuenan a lo largo de la nave.

-Amén- Imito los movimientos de genuflexión con respeto hacia la imagen de la santa cruz casi al fondo de la nave, me tapo la boca con el antebrazo para no bostezar a los cuatro vientos y ya cuando el obispo se retiró todos los mundanos empezaban a dispersarse para salir mientras que yo me esperé sentado con la cabeza gacha.
-Apresúrense mundanos, quiero dormir temprano- Me dije con pequeña desesperación y alargue la mano a la maleta que había escondido debajo de la banca gracias a un glamour cuando inicio la última misa de la noche; de reojo observaba como la nave poco a poco se iba quedando vacía salvo por unas personas de mayor edad que se quedaban a rezar una oración y encender una veladora roja frente a la imagen de una virgen. Los parpados se me cierran lentamente, no creo en dios pero me da la necesidad de reflexionar en momentos como este.
____________________
Mi mayor reto siempre fue terminar una oración dedicada a dios y creo que te burlaras de mi sabiendo que después de unos años me veo ahí como buen seguidor de dios e iniciando con algo como: Qué tal dios, ¿sabias que tu hijo Raziel no concede deseos y es un irresponsable con sus nefilims?.
Uy si, bien original que soy y si me escucha ese ser omnipotente pues que al menos finja un poco de interés....lo sé soy un loco que quiere molestar a los cielos tanto como me molestan a mi.
Meh es broma, lo hago para que no te duermas pero admite que no luzco como un roba reliquias que profana iglesias ¿o si?
Spoiler:
____________________
-Ok, veamos....- De la maleta saco una hoja de cuaderno arrugada y manchada con tierra, tomo el bolígrafo que llevo a la mano de la chaqueta y miro la lista apuntada con rayones rapidos.
-Ammm, Sinagoga Judia....lista. Templo Shinto....listo- Tacho los nombres y direcciones con la tinta roja y me pongo en pie tomando de la maleta que a juzgar por su tamaño podrían caberme muchas basucas de largo alcance; camino silbando entredientes hacia el altar mirando con reojo que sea al unico en la nave y asegurandome que así sea.
-Hmmmm- Digo pensativo observando el altar con su biblia gruesa, es de marmol y de estilo gotico pero me preocupa que sea demasiado pesado y complicado de mover....¡bueno! ya moví un buda del doble de mi tamaño entonces creo que podré con este.
avatar
Mensajes : 818

Reliquias : 720

Temas : 8/8 (¡xD OUT!)


Hoja de personaje
Inventario:
Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t4395-let-me-show-again-chris-id-ficha-de-pjhttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t4418-oh-come-on-im-ready-for-youhttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t4478-well-done-mr-nephillim-cronologia
Miembro del Consejo

Volver arriba Ir abajo

Re: ¡Tranquilo Viejo, apenas nos conocemos! Whit Arael Nox

Mensaje— por Invitado el Dom Dic 29, 2013 1:59 pm

La noche parecía mucho mas tranquila de lo que iba a ser en realidad, la gente caminaba con paso tranquilo por las calles hablando sobre cosas banales y sin demasiada importancia. Temas de conversación que no me venían al cuento, y que por tanto ignoré mientras iba camino de una de las iglesias o santuarios de la ciudad.
No es que fuese una persona especialmente religiosa, de hecho aborrecía aquellos lugares como el que mas, siendo el símbolo del ostento del "creador".  ¿Creia en Dios?...bueno sabía de su existencia por asuntos que no venían al caso, pero el saber de su existencia no quería decir que tuviese que adorarle o postrarme a sus pies.
Aun así no estaba en aquel lugar precisamente para desafiar al creador, ni siquiera estaba allí para armar jaleo durante la misa o incordiar, aquel no era mi estilo ni lo seria nunca.

Tenía una misión muy concreta, algo que me habían mandado hacer con todo el disimulo posible e intentado pasar, como siempre, desapercibido.

Aquella noche vestía ropas oscuras, como casi siempre. Pantalones de vestir y blusa Sobre todo eso una gabardina de invierno. Por norma general para aquel tipo de encargos era mejor ir bien vestido y pasar desapercibido como un ciudadano mas que iba a rezar.

Me colé en mitad de la misa, sin hacer mucho ruido, por la puerta principal colocándome tras una de las pilas del recinto, mirando y admirando las obras que había dentro del lugar, las cuales representaban las obras y milagros del hijo del creador...

-Preciosas...-pensó mientras se giraba para buscar al que debía de ser su objetivo.

Las instrucciones eran sencillas, claras y muy muy concisas.
Por alguna razón los Nefilims se estaban armando y cogiendo las armas que había dispersas por los distintos templos de la ciudad. Y seguramente no era para hacer recuento.

Cuando vi un hueco entre toda la gente que rezaba, me senté en uno de los bancos y me limité a seguir los gestos del resto, pero sin repetir los salmos.

La misa se hizo larga y muy muy pesada, el tono de voz del cura era soporífera y lo que contaba no es que fuese mucho mas alentador o interesante. Si juntábamos la voz, con el cuento para no dormir que estaba contando hacia que aquello fuese una de las peores torturas a las cuales había tenido que someterse.
Cuando toda la gente se comenzó a levantar para "darse la paz" y a marcharse casi no se lo podía creer. Aquellos minutos habían sido de los peores de su vida y también los mas largo e improductivos. Solo esperaba que la noche saliese un poco mejor y fuese mucho mas provechosa y productiva que todo aquello.

Al contrario que el resto, no me levante del banco para salir de la iglesia, si no que me quede de rodillas apoyado contra el bando de delante, como si aun estuviese rezando por alguna cosa en particular. Y mirando al que debía ser el miembro de la Calve que se encargaba de la recolección de armas.
Lo supuse en cuando vi la bolsa que llevaba y lo supuse porque se estaba acercando al altar de la iglesia mientras con una bolígrafo iba tachando algo sobre una hoja de papel.

Me sorprendía que no se hubiese dado cuenta de mi presencia...pero supuse que en cuanto se diese la vuelta me vería. Y seria cuando comenzase la siguiente fase del plan y de la misión. Tenia curiosidad por como seria aquel joven, por como reaccionaria y sobre todo por saber si conseguiría lo que necesitaba sin tener que llegar a un enfrentamiento (algo que dudaba), pues se veía a la legua que no era humano, y por mucho glamour que quisiera usar para ocultar mi condición de brujo el se daría cuenta de que algo iba mal, así que...¿porque no mejor mostrarme tal y como era ante el?
avatar
Invitado
Invitado
está

Volver arriba Ir abajo

Las luces artificiales de la nave se apagaron cuando aparte la biblia del altar con toda y su pañuelo de terciopelo, subí dos o tres escalones para colocarla en la santa mesa junto a otra más pequeña y nueva, le di un rápido vistazo a la portada de la biblia más pesada y frote el dedo en su superficie para ver si era tan antigua como suponia a lo que para mi bendita suerte ésta se desquebrajo en donde frote.
-Ay no- Resople y voltee en todas direcciones por automático procurando estar alerta y menos preocupado por haber dañado un valioso libro, solo vi sombras y sentí mucho pero mucho frió colándose por las ventanas o quién sabe de donde pero de repente la temperatura descendió considerablemente; vi de nuevo la biblia y la cubrí con su pañuelo para no sentirme tan.... mal. Me baje de nuevo hasta el altar y tome asiento en el escalón mientras buscaba dentro de la bolsa esa lamparita de bolsillo la que tenía mala suerte de confundirla con mi propia estela o de las que encontré en el transcurso de mi recolección.
-¿Dónde estas?- Hice una mueca mientras hable y metí todo el brazo a la maleta aunque algo afilado pincho mi pulgar antes de tomar y sacar la lamparita. -¡Auch!- exclame lo más bajo posible y relamí la sangre del dedo mientras chupaba, así mismo encendí la lampara con golpesitos de su base en mi rodilla.
-Ok ya, basta de juegos- Suspiro viendo mi pulgar pinchado dejando de sangrar, colocándome frente al altar lo empujo de la columna haciendo palanca con una rodilla en el suelo y haciendo fuerza con el otro pie; moví unos centimetros el pesado mármol que iba cediendo mientras más fuerza ponía, la roca del piso y el mármol hacían un sonido seco de algo rallandose y algo arrastrandose muy complicado.
____________________
Ya sé, ya sé, esto me traera problemas si un mundano como el obispo me viera como hago maldades en su santuario pero trabajo es trabajo y ni modo ¡Lo que diga el jefe se hace!....voy a pedir el doble del bono de navidad ¿Estas conmigo verdad? esto de hacer trabajos de a gratis si cuesta y buena la que se va a armar si no llego con todos los regalos registrados.
A trabajar muchacho que hay mucho que hacer y llevamos poco más de la mitad.
____________________
-¡Y.... !- Gruño cuando el altar de marmol cede todo lo que da y por fin descubre el simbolo de los nefilim, rio aliviado y me dejo recostar de espaldas sobre la compuerta falsa del piso.
-¡Listo!- Me sobo las costillas mientras me levanto todo espolvoreado de la espalda y con más cuidado metí la mano de nuevo al equipaje encontrando a la primera una estela, primero estaba fria al tacto y despues de presionar las combinaciones en los puntos donde intercalaba la runa nefilim ésta se hizo agradable al tacto por su calidez; trace una runa de fuerza y otra de agilidad en mi antebrazo izquierdo dejando botada en el suelo la chaqueta importada, ahora sí que parecía un nefilim excepto por los zapatos armani.
En cunclillas levante de las esquinas a mi izquierda la placa de más marmol y bien colocada con cemento, la arrastre hasta mi lado derecho y la solte lento para no hacer estruendos que ya tenian con el eco de toda la nave; tiré de un lazo que sobresalia en la orilla y desbloqueo la trampilla de una puerta de madera podrida con runas grabadas mientras con la lamparita en la boca alumbre su interior.
-Wooah- Dije llenando de saliva el pequeño mango de la lamparita y despues la quite mientras me incaba a la orilla del rectángulo abierto en el suelo.
-Dagas, cuchillos serafin, pistolas anti-vampiros.... mis favoritas, ¡oh pero qué es esto! piedras mágicas... taran la navidad llego-
avatar
Mensajes : 818

Reliquias : 720

Temas : 8/8 (¡xD OUT!)


Hoja de personaje
Inventario:
Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t4395-let-me-show-again-chris-id-ficha-de-pjhttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t4418-oh-come-on-im-ready-for-youhttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t4478-well-done-mr-nephillim-cronologia
Miembro del Consejo

Volver arriba Ir abajo

Re: ¡Tranquilo Viejo, apenas nos conocemos! Whit Arael Nox

Mensaje— por Invitado el Mar Dic 31, 2013 4:59 pm

Según el nefilim se iba acercando al altar las luces tintinearon hasta quedar del todo apagadas, envolviendo el recinto en una densa oscuridad, las sombras se habían adueñado de todos y cada uno de los rincones que había en la catedral haciendo que el aspecto de la misma fuese un poco mas siniestro e inquietante.

Aún así aquel pequeño detalle no me alarmaba, si no mas bien todo lo contrario, me gustaba la oscuridad, sobre todo cuando podía sacar algo beneficioso de ella y sabías como usarla en tu propio beneficio y eso es lo que pensaba hacer...aunque tal vez mas adelante.

Por ahora, solo me había limitado a ponerme en pie, intentando no hacer demasiado ruido al caminar por el amplio pasillo que daba al altar mientras observaba como aquel cazador "saqueaba" las reliquias que había bajo el mismo.

El cazador no se había dado cuenta de mi presencia, algo que delataba que no era del todo un experto en el campo de las sombras. Pues aquel era un despiste muy poco común en ellos...o al menos un despiste que no había visto hasta ahora. Eso podría suponerme una pequeña ventaja...si quiera atacarle, pero por ahora esa no era del todo mi intención.

-Se hace muy extraño ver a alguien creyente a estas horas por la catedral-dije con voz lo suficientemente alta como para hacerme escuchar, pero no deje que la hostilidad saliese en mi voz, si no todo lo contrario, sonaba curiosa e intrigada. De hecho no era mi voz la que sonaba si no la de alguien mucho mas...mayor-¿Que hace un joven como tu, a estas horas en la catedral?-cree una ilusión a mi alrededor, una ilusión lo suficientemente fuerte como para que el nefilim no me viese a mi si no a uno de los curas de dicha iglesia, vestido con un habito negro que ondeaba a cada paso que daba y portando en la mano un pequeño candelabro con una vela que apenas daba luz-hace rato que termino la misa muchacho ¿y que haces en el altar? jovencito no puedes estar ahí podrías romper algo...-terminé de acércame quedando a una distancia prudencial del muchacho. El cual estaba sacando ya las armas que había bajo el altar de la iglesia. Dibuje una expresión sorprendida en el rostro al ver todo aquello, como si en realidad no fuese mas que un mundano que no sabe nada del mundo de las sombras y mirando al joven como si fuese un delincuente juvenil.-¡¡Virgen santisima!! ¿de donde ha sacado todas esas armas?, espero que tenga una buena explicación jovencito, si no tendré que llamar a la policía.

Aquello mas que nada lo hacia por pura diversión, había mejorado mucho mis habilidades en todo aquel tiempo, y de vez en cuando me gustaba usarlas. Ademas, me dedicaba a actuar ¿no?, que mejor manera de poner mis dotes artísticas a las demás situaciones de mi vida. Ademas, no quería atacar al cazador, solo buscaba su información y como Mundano, no podía hacerme daño...por el contrario, yo si podía meterle en un buen apuro por no haber tenido la consciencia de asegurarse de que no había nadie mas en la catedral...si aquello llegaba a oídos de sus superiores, estaba seguro de que le iba a hacer menos gracia a el que a mi.
avatar
Invitado
Invitado
está

Volver arriba Ir abajo

Sí, esto tenia que pasar y no ha sido nada agradable pero ¿qué rayos? siempre me toca la mala suerte y soy el salado de la clave o es otra prueba para decirme que no soy digno de mi renombre con los nefilims -Rio- pero que tierno encuentro con los subterráneos y mi metida de pata con los que menos deseo entablar conversación en circunstancias poco agradables.
¡Tragame tierra!
___________________
Agache la cabeza desanimado, mi cabeza no podia creer lo que estaba pasando y todo mi mundo entro y salio por un solo pasillo sin salida.
-¡Qué hago?- pense desesperado mientras aguarde en silencio ante la sorpresa del padre al que creía acurrucado en su cama con mantas de lana rasposa pero no, estaba justo detrás de mi y acercandose que era aun peor.
Respiraba descontrolado a medida que senti su cercania.
-¡¡Por el ángel, por el ángel!!- Me quede de piedra sin mover un musculo, las palabras estaban atascadas en mi boca sin salir y me daba vueltas todo cayendo en el error de ser tan descuidado con mi labor-
-pero ¿cómo puede ser posible si todos los mundanos salieron y no sentí ni un alma por ahí?, no, esta tiene que ser una maldita broma- Aprete los labios y parpados mientras escuchaba el reclamo del santo padre, ninguna idea se me venia a la cabeza por más que pensará y alcance a soltar las armas que me faltaban con suavidad en el fondo de terciopelo del cofre; suspiro mirando de reeojo la hondeada tela del habito con que vestía el padre, era negro y con falda.....
-¿Tela suelta?- Digo a mis adentros y escondo un cuchillo pequeño entre el cinturon del pantalon mientras me levanto, doy un paso atras igual que un caudillo dando respeto a la estatua del santisimo y giro quedando de frente al padre.
-L....Lo siento padre, necesito estas cosas que dejaron mis ancestros cuando se construyo esta casa del señor, por favor entienda.... soy.... soy un cordero de dios en busca de las herencias de mi familia y debo cumplir las ordenes que me da él- Señalo con la mirada la fina escultura del santisimo a mis espaldas y me inco ante el con la cabeza gacha mirando a sus pies.
-Mea culpa, me culpa, solo soy honesto a usted santo padre pero si me lo permite....¿es que el concilio del vaticano no atribuyo una orden para cambiar de habito haciendo más comoda la labor del santisimo?- Levante el rostro en espera de su respuesta y cuando la dio o suponiendo que podria tener una, sonreí pillo de su ignorancia o sabiduria y una vez más estaba en pie bajando los escalones hasta acercarme al padre.
-Entiendo, padre, entiendo perfectamente- Muevo mi mano ágil al cinturon de mi pantalon y saco el cuchillo con filo amenazante apuntando al cuello del padre.
-A menos, criatura del demonio, que hayas regresado del pasado para regañar a este pobre caudillo de dios con tu habito del siglo XX te creo de toda la maldad que quieres hacer..... pero no es asi ¿verdad demonio?- Hablo con tono grave, me da gracia que quise imitar la voz de mi mentor cuando me regañaba despues de hacer una travesura a sus aposentos pero siempre me aguardaba una sonrisa y no me gusta enojarme pero haberme tomado como un idiota agnóstico es irrelevante hasta para cualquier otro subterráneo sería raro utilizar semejante truco barato.
-¿Qué quieres?- Finalice y a la espera.
avatar
Mensajes : 818

Reliquias : 720

Temas : 8/8 (¡xD OUT!)


Hoja de personaje
Inventario:
Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t4395-let-me-show-again-chris-id-ficha-de-pjhttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t4418-oh-come-on-im-ready-for-youhttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t4478-well-done-mr-nephillim-cronologia
Miembro del Consejo

Volver arriba Ir abajo

Re: ¡Tranquilo Viejo, apenas nos conocemos! Whit Arael Nox

Mensaje— por Invitado el Vie Ene 03, 2014 7:45 pm

La manera en la que titubeo hizo que el brujo riese internamente, por ahora parecía que se había creído el ligero engaño que Arael había creado a su alrededor. La ilusión era fuerte, sin duda. Tal vez no perfecta, pues no había nada que lo fuese en aquel mundo, pero desde luego estaba bien lograda, lo suficiente como para hacerle creer que lo que estaba ante el no era mas que un Mundano. Además las sombras eran en aquel momento, sus mejores aliadas.

Solo que el Nefilim pareció percatarse de que algo no cuadraba del todo en aquella escena.
Pues cuando Arael se acercó lo suficiente, el cazador le amenazó con un arma, la cual fue directa al cuello del brujo...

-Bien bien-pensó con una sonrisa. Por lo visto el joven tenía mas luces de lo que parecía, aunque no se había topado con un demonio (por suerte o por desgracia para el). sabía que era absurdo seguir con aquel engaño, pero aun así prefirió no cambiar su aspecto. Aquel cazador no tenía porque saber exactamente con quien se estaba enfrentando, al menos no mientras tuviese suficientes fuerzas como para mantener la ilusión.

-¿Demonio?-Arael alzó las manos como si todo aquello le pillase desprevenido, como si no supiese de que estaba hablando el cazador.-¿Crees que un ser del inframundo podría pisar terreno sagrado?-y si, algunos podían, pero no era del todo el caso. Por la sangre de Arael solo corría la mitad de sangre demoníaca y la otro mitad humana...por lo que no era del todo lo mismo.

Miró la bolsa con curiosidad, viendo como sobresalían algunas de las armas que ya había guardado.

-Veo que te estar armando bastante bien-apuntó aun con las manos en alto. No tenía intenciones de atacar a no ser que fuese estrictamente necesario, pues si lo hacia sus fuerzas comenzarían a mermar y la ilusión de su aspecto desaparecería por completo dejando a la luz su verdadera identidad, y no era algo que le conviniese...-en cuanto a quien soy...-se encogió de hombros-digamos que soy un viejo cura fracasado...nadie que pueda causarte problemas. Y no quiero nada en particular...

Aquel ímpetu y aquella actitud le recordaba a alguien. Alguien que había conocido hacia tiempo..

-¿Para que son todas esas armas jovencito? da la sensación de que quieres comenzar una guerra tu solito-no sabía como le iba a salir aquella jugada, pero si no le quedaba mas remedio tendría atacaría al nefilim.-y puedes bajar ese arma...voy desarmado. Puedes comprobarlo si quieres.-el subterfugio aun podía jugar a su favor...o al menos eso es lo que esperaba. Hacer de la noche algo productivo y no un violento desenlace que levantase sospechas sobre su persona.
avatar
Invitado
Invitado
está

Volver arriba Ir abajo

Aguarda un momento, yo no soy de esta manera tan agresiva y dime ¿acaso notas algún indicio de contra ataque?, vamos, hay que bajar el arma y socializar para sacar algo bueno o tendré que dar muchas explicaciones al reporte y mi mentor.
Bah, no veo ningún problema con estar calmados o tienes una mejor idea?
_________________
Miro el arma con atencion, aquella que apunta directo a tu cuello y es firme sin temblar pero por dentro me siento mal al ver que no tienes alguna otra intención más curiosidad; cómo puede lograr mi mentor estar tan calmado sin sentirse culpable de su actitud, ese es todo un misterio para mi que acabe imitandolo solo por sentirme amenazado por una prescencia extremadamente rara.
-No, ya vi que no eres un demonio pero nunca falta que cosa más extraña pueden hacer para....tú sabes, querer engañar-mire pensativo tu atuendo y la expresión de tu rostro con la clara sorpresa de que estabas siendo honesto pero que te desagrado mi actitud.
-¿Disculpe?- No quise tutearte porque ya de por si te habia echo una falta de educación así que gire mientras veía las armas que llamaron tu atención y un momento atrás yo las guardaba, debo de apresurarme para dejar en claras tus intenciones de interceptarme pero necesito investigar.
-Pues, algo cómo eso....-Respondí a medias sintiéndome aún peor porque prejuzgue mal tu persona.
-Que fuera interrumpido de esa manera me puso alerta además de que se supone y nadie debería estar por aquí- No entendía porque no terminaba de creerme la jugada en que tu como monje te hubieras dado la libertad de quedarte y esperar a que algo interesante pasase, en definitiva sabía bien que conocías parte del mundo de las sombras y por eso dejaste la treta de querer pasarte de linea conmigo.
-Quizás estoy siendo precavido- Fruncí el gesto de mi frente con aire analitico y bajo el cuchillo procurando dejar en claro que no aceptaría un movimiento de traicion por ti y guardo el arma entre mi cinturon; alboroto la mata de cabello que cae en mi frente y la peino simultaneamente.
-¿Qué haría mi mentor si estuviera aquí y tuviera que soportar a este padre loquito?- Pienso, suspirando en silencio -Pues claro, soy alguien de la clave, debo de actuar como tal-
-¿Sabe? soy yo el que deberia de interrogarlo porque puede ver el glamour que tiene la maleta- Comienzo amable la frase y termino con un tono más serio, nuevamente optaba por utilizar un metodo poco ortodoxo de mi mentor aunque espero y sirva mejor sin tener que utilizar la fuerza bruta.
-Mire, no quiero problemas así que le debo pedir que se retire y nadie dirá nada al respecto de esto, creame que mis superiores odiarian un reporte de que un mundano con vision me detuvo en plena mision- Borro la amabilidad de mi tono y me pongo más serio que de costumbre cuando salgo a misiones de interrogatorio.
-Por favor, ¿Cómo se que no es un espía?, ademas....si no es un humano corriente o un subterráneo de la raza que fuese, ¿porqué perder el tiempo conmigo?- Me gusta hacer preguntar retoricas porque así noto cualquier diferencia en tu expresion y si encontrara indicios de amenaza ya tomare otras medidas.
-Salga de aqui, olvide lo que vio y recuerde que ninguna palabra de esto- Señalo con el dedo indice la maleta a mis espaldas.
avatar
Mensajes : 818

Reliquias : 720

Temas : 8/8 (¡xD OUT!)


Hoja de personaje
Inventario:
Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t4395-let-me-show-again-chris-id-ficha-de-pjhttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t4418-oh-come-on-im-ready-for-youhttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t4478-well-done-mr-nephillim-cronologia
Miembro del Consejo

Volver arriba Ir abajo

Re: ¡Tranquilo Viejo, apenas nos conocemos! Whit Arael Nox

Mensaje— por Invitado el Miér Feb 12, 2014 3:02 pm

Por lo visto su actuación estaba siendo mucho mas creíble de lo que hubiese esperado en un primer momento.
Todo aquello, aunque no lo hubiese parecido en un primer momento, divertía al brujo de una manera...particular. Sobre todo cuando conseguía hacer dudar a la gente de lo que veía o sentía. El sentimiento de culpabilidad que iba inundando poco a a poco el cuerpo del cazador era palpable para el, sobre todo cuando notó como el cuchillo volvió a su sitio original, al cinturón del nefilim.
Saboreaba y paladeaba aquellos momentos con un agradable placer, por el hecho de saber que sus habilidades cada día mejoraban y podía hacerse pasar por una persona que no era, no solo en actitud...si no en apariencia también.

Por desgracia su poder era limitado y sabía que en algún momento tendría que deshacer el encantamiento que pesaba sobre el, dejando al descubierto su verdadera identidad, lo cual le dejaría vulnerable ante un ataque. Por lo tanto , no podía demorarse mucho mas tiempo con aquella conversación. Estaba claro que el cazador no iba a soltar prenda así como así y siempre cabía la posibilidad de seguirlo...lo que respondería a muchas mas preguntas de las que estaba consiguiendo hasta ahora.

-El porque veo a través de...ese poder o ese hechizo que le hayas hecho a tu maletín-explico mientras hacia un gesto con la mano como si fuese todo aquello muy redundante- es porque al igual que muchos otros...poseo el don de la visión. De hecho, muchos de los sacerdotes y curas de las congregaciones mas cercanas al Vaticano tienen ese..."don". Al fin y al cabo, ara ayudar a nuestro señor -añadió alzando un poco los brazos- necesitamos saber mas o ver mas que el resto de humanos.-bajo las manos juntadolas como si fuese a rezar, una actuación muy típica de un religioso, mientras que poco a poco esbozaba una amable y falsa sonrisa-por eso, preguntaba...tal vez pueda ofrecerte algo mas de ayuda. En todos mis años de profesión como sacerdote he visto y oído muchas historias...pero no te quiero aburrir en estos momentos...pareces ocupado y supongo que con prisa. No quisiera interceder en tu camino, pues supongo que algo importante te traes entre manos.-le miró fijamente mientras se apartaba de su camino con un gesto delicado y haciendo que la túnica crujiese ligeramente bajo sus pies.- no diré nada...pero al menos he de avisar de las cosas que te has llevado. Esas...cosas que llevas en la mochila, no se reponen solas y estoy seguro de que muchas de ellas no volverán.-hizo un gesto con la mano señalando que se podía marchar-ve en paz.

Seguramente aquel nefilim avisaría de aquel encuentro y seguramente pillaría por sorpresa a muchos miembros de la clave. Lo investigarían, pero no encontrarían nada...como siempre. Si Arael era prudente sabía que no encontrarían rastro de el, pero aquella noche tenía intenciones de seguir al muchacho. Y para eso debía salir antes de la catedral...
avatar
Invitado
Invitado
está

Volver arriba Ir abajo

¡Oh, por favor!, no me mires así por haber actuado mal con el pobre hombre.
Sí, sí, no debo criticar por las apariencias pero juro por el bendito Raziel que me tomó con la guardia baja y no, no soy tan agresivo como para atacar a un hombre ... obispo además ~ sin otro error que haberme echo un par de preguntas.
Ya que, hora de pedir disculpas.
__________
-Lo siento, en serio, parece un buen hombre- Hago una mueca incómodo, me siento mal por haberte tratado tan superfecial y después de haber escuchado tu explicación no me cabe duda de lo generoso que eres por dejarme acabar con mi misión.
Suspiro, me giro dándote la espalda muy resignado y agarro las armas que me faltaban del escondite para después ponerlas en la maleta; cierro la cremallera, la puerta del baúl y arrastro la placa de mármol mientras me aseguro que no quede alguna esquina saliente.
-Son tiempos difíciles, Padre, sería bueno que ni siquiera avise sobre las armas- Dejo la maleta en el borde del último escalón y me acerco al altar de mármol; resoplo, abrazo el altar mientras pongo toda mi fuerza y lo muevo para que quede en su lugar de origen.
-Uff, si que pesa esta cosa- Digo tranquilo y riendo bajito. Sacudo las manos en mi pantalón, me agacho para tomar mi chaqueta y ponérmela antes de agarrar la maleta por las riendas; te miro de frente y sonrío despreocupado.
-Créame, ya puedo dormir como bebe después de terminar con esto- Alzo los hombros despreocupado, levanto la maleta recargandola en mi hombro y camino despacio por el centro de la nave pero miro por el rabillo del ojo si intentas seguirme ... cosa que no haces.
____________
No me cae el padresito ése ¿a ti sí?, bueno, de todas las cosas que me han pasado no has sido de mucha ayuda cuando más la necesitaba pero al menos fue mera coincidencia encontrar al mundano más curioso que he conocido.
Velo como quieras, tengo el horrible presentimiento que aquí no termina nuestra noche.
¡Oh si!, bien dicen que la noche es joven ~
____________
-¡Buenas noches, mentor!- Mantengo la bocina del Iphon recargada con mi hombro y en mi oreja, sonrío burlón mientras abro un paquetito de caramelos suaves con los dientes y camino por la acera -Cierto, perdón compañero LOCKWATHER- Menciono el nombre de mi mentor~colega~niñero con tono jovial y escucho la reprenda al otro lado de la bocina.
-¿Tanto desconfías de mí?- Río, me detengo en la avenida esperando al semáforo en rojo para poder pasar -Claro, tengo todo lo que me pidieron y más- Echo un puñado de caramelos en mi mano, guardo el paquetito y lo guardo en la bolsa de mi chaqueta. Como unos 3 saboreando el agrio, el dulce y uno medio rancio mientras escucho con atención las indicaciones.
-Pues el recorrido fue sin novedades hasta terminar en Sain Patrick- Suspiro resignado escuchando la pregunta fría -Sí, me refiero a que tuve un inconveniente con un padre loquito que posee la visión. Hizo un par de preguntas y creo que lo asusté un poco- Hablo con los dulces en la boca.
-Ahá, también me asegure de que no fuera un espía y aparentemente no lo era- Atravieso la avenida caminando tranquilo y siento el peso de la maleta en mi espalda.
-Sí, estoy completamente seguro- Noto que las calles están más vacías a medida que avanzo, al parecer estoy entrando en lo que es una calle flanqueada por edificios naranjas y muchos callejones que colindan a otro.
-¿En serio?, pues mandarle mis saludos a Mr. gruñón Lightwood porque hoy no pienso volver al Instituto- Río más fuerte y sostengo el Iphon con mi mano -No te molestes, camarada Lockwather- Me estremezco, siento tan extraño llamarlo por su apellido y es muy incómodo.
-Yep, iré al Instituto ahora mismo-


¡Visita mi  "Galerie Parisienne" !
We're a cool team, no?:
All begins like a normal relationship, don't you think? But...:

¡Patito, gracias por el regalo! :)
You're right, I was wrong, you never be my little sister and I love you for that.:
avatar
Mensajes : 818

Reliquias : 720

Temas : 8/8 (¡xD OUT!)


Hoja de personaje
Inventario:
Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t4395-let-me-show-again-chris-id-ficha-de-pjhttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t4418-oh-come-on-im-ready-for-youhttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t4478-well-done-mr-nephillim-cronologia
Miembro del Consejo

Volver arriba Ir abajo

Re: ¡Tranquilo Viejo, apenas nos conocemos! Whit Arael Nox

Mensaje— por Invitado el Dom Mar 23, 2014 2:07 pm

Vio alejarse al Nefilim, mientras poco a poco volvia a su verdadera forma, dibujando un sonriendo una amplia sonrisa por el hecho de haber podido engañar a un cazador con tanta "facilidad".
Aun así no había conseguido averiguar nada en especial sobre el, o sobre las intenciones que tenía.

Aquellas armas eran para algo y un cazador nunca "saqueaba" las armas de una iglesia si no era por alguna razón importante y de peso, pero ¿cual seria aquella razón?.

Tenia que seguir al muchacho y eso fue lo que hizo.

Oculto entre las sombras el brujo siguió al muchacho por las calles de nueva york, manteniendo siempre una distancia prudencia y ocultándose fuera de la luz que daban las farolas de las calles.
Aquello era siempre el trabajo mas complicado, el hecho de que un cazador no se diese cuenta de que lo estaban siguiendo, era todo un arte, ya que aquellos seres eran demasiado perceptivos y era complicado que no se diesen cuenta de la presencia de un posible "enemigo".

Lo mas interesante fue cuando el joven cazador llamó por teléfono a alguien que ya conocía.

-Lockwather...-pensó para si el brujo sin poder evitar dibujar una tonta sonrisilla en el rostro.

Ya se había topado antes con aquel cazador, de hecho era uno de los pocos que le habían supuesto un problema en todo el tiempo que llevaba trabajando para los demonios. El único que no se había dejado engañar por los subterfugios del brujo. Un digno ponente con el cual prefería no tener que volver a cruzarse.

Aparte de eso escucho otros nombres que había oído nombrar otras veces, pero que no había conocido en persona.
Toda aquella información estaba incompleta y sabía que , a pesar de los nombres que el joven había dado, seguía faltando la información de porque había cogido las armas de la iglesia.
El brujo deicidio que le seguirá un poco mas por si descubría algo de verdadero interés, algo mas que nombres, y con un poco de suerte sin tener que llegar a un enfrentamiento directo, sobre todo porque el uso prolongado de la ilusión le había dejado un poco débil, al fin y al cabo el uso de sus poderes siempre le dejaban un poco "tocado".
avatar
Invitado
Invitado
está

Volver arriba Ir abajo

Contenido patrocinado
está

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.