07/08 - Estimados habitantes del submundo. ¡Aquí tenéis las noticias con las actualizaciones/nuevas propuetas/ideas del foro! ¡Pasaos cuanto antes a echar un ojo!


10/06 - Estimados habitantes del submundo. Ahora tenéis una forma de llevar el recuento de las habilidades especiales de vuestras armas. ¡Sólo tenéis que pasaros por este tema para tener al día el tiempo que os queda hasta la próxima recarga! ¡Pasáos cuanto antes!


04/06 - Estimados habitantes del submundo. Como habréis comprobado, la raza de los nefilim vuelve a estar abierta para todo el mundo <3 Y aunque aún no ha habido actualización de noticias... ¡no desesperéis! ¡Que antes de lo que podáis pensar estarán en vuestra bandeja de entrada ardiendo con el fuego celestial!


31/03 - Estimados habitantes del submundo. Como habréis comprobado, la raza nefilim tiene las letras en rojo en el censo del tablón. Eso indica que, hasta nuevo aviso, la raza está temporalmente cerrada por sobrepoblación. Sin embargo, antes de llevaros las manos a la cabeza definitivamente, esperad a tener un nuevo aviso por nuestra parte, pues estamos sopesando algunas cositas. ¡Un saludo! <3


07/03 - ¡¡Queridos habitantes del submundo!! ¡Aquí llegan las últimas noticias del foro! ¡Leedlas atentamente y no perdáis ni un solo detalle!


27/02 - ¡¡Queridos habitantes del submundo!! Queremos anunciaros que la limpieza de este mes de febrero se realizará entre los días 02 y 03 de marzo, para que tengáis tiempo de poneros al día. Así mismo, estimaremos que las noticias del mes saldrán esta misma semana, aunque sabemos que ya vamos con imperdonable retraso. ¡Perdón por las molestias y gracias por vuestra atención!


07/01 - ¡¡Queridos habitantes del submundo!! Queremos anunciaros que hemos recuperado el dominio del foro satisfactoriamente, de modo que podéis volver a utilizar la dirección anterior, www.cazadoresdesombras-rpg.com, sin ningún problema. Por otro lado, hoy se han realizado las limpiezas del foro. ¡Sigamos trabajando y pasándolo bien como hasta ahora, y perdón de nuevo por las molestias!


02/01 - ¡¡Feliz año nuevo a todo el mundo!! Con motivo de la llegada del ansiado 2017, hemos decidido daros un pequeño regalito. Si miráis en vuestra reserva de reliquias... ¡veréis que han aumentado considerablemente! Es un premio a todos los usuarios que se registraron antes del 01 del 01 por vuestro apoyo ^^Recordaros, además, que las limpiezas se realizarán al final de esta semana. ¡Apurad los últimos post para no perder vuestro color!


38 # 50
26
NEFILIMS
6
CONSEJO
13
HUMANOS
11
LICÁNTRO.
8
VAMPIROS
13
BRUJOS
5
HADAS
5
DEMONIOS
1
FANTASMAS
Últimos temas

It's a beautiful day |Jackson Evans|

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

It's a beautiful day |Jackson Evans|

Mensaje— por Emily Yates el Lun Mayo 12, 2014 12:48 am

Era miércoles por la tarde y hacía un precioso día. Los pájaros cantaban, el sol, que brillaba en el firmamento empezaba a tornarse de color anaranjado, indicando que pronto se ocultaría, dejaba atrás esas horribles lluvias primaverales que tan poco le gustaban, y Emily había decidido aprovechar que no tenía turno a esa hora para llevar a cabo su pasatiempo preferido: dibujar. Desde el domingo anterior no había vuelto a tocar un bloc, y eso era raro en ella, que siempre encontraba el momento oportuno para dar unos cuantos trazos para crear algo nuevo.

Así que había hablado con Dina, había robado unas cuantas galletas recién salidas del horno —tenía la ferviente creencia de que su abuela pensaba engordarla para comérsela algún día porque no hacía más que hornear dulces a sabiendas de que no podía resistirse—, las había guardado en una bolsa junto con un brick de zumo que luego había introducido en su mochila de rayas azules y negras, y se había puesto de camino hacia Central Park, su lugar preferido para pintar de todos los que había visitado.

Tenía la costumbre de sentarse bajo un árbol, observar a la gente que pasaba, el paisaje, los animales, y luego plasmar lo primero que le parecía atractivo o interesante. A veces era un simple pajarillo en un árbol; otras una pareja besándose en un banco; y menos frecuentemente, un enorme Godzilla aplastando la ciudad de New York, con un joven y diminuto Matthew Broderick intentando huir del lagarto gigante. No es que odiase la ciudad, pero esa tremendamente horrible mala película era de sus preferidas, especialmente por la actuación de él y de Jean Reno.

El camino se le hizo demasiado largo, a pesar de que no vivía excesivamente lejos del parque, pero el siempre congestionado tráfico de la ciudad le ponía de los nervios. A veces se preguntaba cómo sería vivir en un pequeño pueblo rural. O incluso en New Jersey. Tampoco era demasiado exigente consigo misma, y probablemente tuviese un ambiente más saludable y menos estresante que aquel. Atravesó la calle hasta verse rodeada por el verdor de la hierba propia de la única zona verde en toda la gran urbe, y se sintió de nuevo aliviada, tranquila, sobrecogida por la simple belleza del sitio. Respiró profundamente mientras caminaba, ahora despacio, por los caminos de piedrecitas, intentando encontrar un rincón que le gustase un poco.

Sonrió al toparse con un viejo árbol que había utilizado frecuentemente como respaldo, decidiendo que era el lugar oportuno. Dejó las cosas en el suelo antes de sentarse, extrajo el bloc, las cosas para dibujar, las galletas y el zumo, que abrió sin más dilación y del que dio un gran sorbo. El sabor a melocotón le inundó la boca, haciéndole salivar por lo delicioso que el resultaba. Se relamió los labios, relajó la cabeza para que cayese contra el tronco rugoso y esperó a que algo captase especialmente su atención. Mientras tanto, se entretuvo con la vidilla que rebosaba el lugar a pesar de la hora que era y del día de la semana que era.


There's a lady who's sure all that glitters is gold, and she's buying a stairway to heaven

Emily Yates
Don't mess up with us!:
avatar
Mensajes : 1161

Reliquias : 1325

Temas : 5/4


Hoja de personaje
Inventario:
Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t5208-emily-yateshttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t5234-emily-yates#43065http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t5233-emily-y-sus-encuentros-poco-oportunos
La
Matadragones

Volver arriba Ir abajo

Re: It's a beautiful day |Jackson Evans|

Mensaje— por Jackson Evans el Lun Mayo 12, 2014 2:11 am


It's a beautiful day
→ Miercoles→ 17:45 → Central Park→ Soleado  


Tener un perro era agotador y más aun cuando se trataba de un cachorro. Se había obligado a mantener el apartamento lo más recogido posible evitando dejar prendas de ropa desperdigadas ya que Sándor tenía la fea costumbre de mordisquearla.
Jackson estaba un poco hasta los huevos de comprarle los putos juguetes mordedores para que los dejase sin tocar mientras dejaba babeadas y agrietadas sus deportivas. ¿Y las cagarrutas?, era pequeñito pero con las cagadas que echaba podía quedarse bien a gusto.

Ya llevaba una semana con él y en ocasiones se arrepentía de haberlo recogido de la basura. Ese pensamiento le creaba un pellizco diminuto dentro de algún órgano extraño y vital dentro de su pecho, por lo que rápidamente lo desechaba. Lo que peor llevaba era las curas de su herida pata pero algo estaba haciendo bien si el animal ya no cojeaba. Esa misma tarde estaba ocupándose del nuevo vendado antes de sacarlo a pasear, una de las cosas que más le gustaba y le sacaba partido, para las chicas era encantador ver a un atractivo joven sacando a su lindo perrito. Sándor ya tenía su cuerda enganchado al arnés de un color rojo, (pasión, por supuesto) al igual que sus comederos, uno para el agua y otro para el pienso que ni olía. Otra cosa que lo volvía loco pero Jackson no cedía, no le daba de comer otra cosa por lo que el perro con resignación acababa comiéndoselo, ¡no había que maleducarlo!. Cual irónica era la situación viniendo de Jackson. ¿Y donde dormía?, con él porque desde el primer día trataba de dejarlo en el salón y se encerraba en su habitación por lo que... o escuchaba sus lloriqueos durante toda la noche o lo dejaba dormir a los pies de la cama y descansar en paz.

- Anda, vámonos. Ya sabes colega, ¡rastrea chicas! - Animó al cachorro que emitió un ladrido de felicidad, perdiéndose ambos tras la puerta.

Central Park estaba más vivo que nunca, no solo por la cantidad de personas que había sino por el clima que hacía. Se colocó sus gafas de sol y se arrodilló al lado del cachorro que con gestos nerviosos esperaba impaciente que le retirara la cuerda y poder correr por el parque a su aire. Solo quedaba esperar a que se tropezara con  algún grupo de amigas o ¿por qué no?, una potente madre soltera para tener la excusa perfecta de conocerlas.

Pero no, hoy no iba a ser el día pues dando brinquitos se fue acercando a una chica solitaria que se encontraba bajo un árbol. Pero oye, era una mujer, ¡Not bad!. El cachorro de Puggle se había visto atraído por el olor de unas galletas caseras por lo que irrumpió sin mucha elegancia sobre las piernas de la muchacha que en esos momentos dibujaba. Llegó el momento de la acción y Jackson corrió en su búsqueda cual sexy vigilante de la playa. En cuanto llegó a su lado se acuclilló para sostener al perro con una mano y levantó las gafas de sol sobre la cabeza mirando a la chica.
No la reconoció y mucho menos con aquellos cabellos completamente azules que le llamaron la atención. Y es que Jackson y Emily ya se conocía de muchos años aunque otros tantos hacía que no se veían. Del colegio e instituto, de una época en la que el Jackson de entonces había desaparecido.

- Ohh vaya siento la interrupción de este pequeño gamberro. - Esbozó una encantadora sonrisa a la muchacha sin perder detalle primero de su cuerpo pero rápidamente volvió a su rostro y se interesó por lo que estaba haciendo-.Una artista, ¿eh?, me parece curioso que la mayoría que os dedicáis a ello  os tiñáis de colores extravagantes - comentó para poder conversar de algo. Al final iba a tener suerte, jamás había tenido un revolcón con alguien así, un poco friki... si era sincero. El perro mientras trataba de llamar la atención de la muchacha para que lo acariciara removiéndose y salir por fin del agarre de su dueño.





I Hate you, pelusilla ¬¬:
avatar
Mensajes : 576

Reliquias : 316


Hoja de personaje
Inventario:
Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t4552-jackson-evanshttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t4556-rs-jackson-evans#36615http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t4570-jackson-evans-cronologia
Mundano/a, con La Visión

Volver arriba Ir abajo

Re: It's a beautiful day |Jackson Evans|

Mensaje— por Emily Yates el Lun Mayo 12, 2014 2:52 am

Por fin había dado con una imagen que se le hizo bonita, agradable y sencilla de dibujar. Una abuela estaba sentada, a pocos metros de ella, casi en diagonal, en un banco. Vestía una falda negra, medias, zapatos oscuros y una blusa azul, y estaba junto a la que probablemente era su nieta, de unos seis o siete años, leyendo un cuento. La pequeña tenía un helado de fresa derritiéndose en la mano derecha, coletas recogiendo su pelo rubio y un vestido rosa. Le faltaban algunos dientes. Salvo por detalles triviales, la escena se le antojó horriblemente familiar, por lo que se sintió impulsada a copiarla con detalle en su bloc.

Llevaba plasmado ya el esqueleto, las primeras líneas del esbozo de ambos cuerpos cuando sintió que algo se le echaba encima. Emitió un leve grito que no asustó a su atacante, al parecer, un precioso cachorro de perro que iba lanzado contra sus piernas, concretamente, contra sus dulces, dulces galletas.

¡Ey! ¿Pero qué tenemos aquí? —no pudo evitar sonreír abiertamente al contemplarle intentando colarse para coger alguna.

Con una risa jovial dejó sus utensilios a un lado, junto con las galletas, para poder acariciarlo mucho mejor, ignorando completamente al supuesto dueño que venía a buscarle. El animalillo le interesaba más que la persona que cuidaba de él, que se acercaba con pose de ‘ey, soy un chico sexy y este es mi perro’ que casi le hizo soltar una carcajada. Pero se la guardó. No le gustaba ser grosera de buenas a primeras, y aquel cachorrillo tan mono parecía bien cuidado, salvo por una pequeña herida en la pata. Pero no iba a juzgarle por eso; probablemente se la habría hecho jugando con otro perro, porque a veces los cachorros eran muy impulsivos y molestaban a los viejos que ya no deseaban tanto corretear.

Cuando se quitó las gafas para mirarla, antes de hablarle, Emily sintió que conocía a ese chico de algo, aunque de buenas a primeras no supo decir de qué. Había tratado con muchas personas a lo largo de su vida, y como no había trabado amistad con ninguna, el trato quedaba simplemente relegado a la cordialidad. Intentó descifrarlo en su cabeza mientras le devolvía la sonrisa que esbozaba cuando pidió disculpas por la interrupción de su perro. Emily miró al cachorrillo y le rascó detrás de las orejas desde donde estaba, para nada molesta por ello.

No pudo evitar dirigir la mirada a la libreta cuando hizo referencia a su trabajo, y alzó una ceja ante el comentario del color del pelo. Bueno, Emily era cierto que muchos artistas resultaban extravagantes de por sí por su forma de ser —había conocido a unos cuantos que, en fin, mejor no hablar de ellos— pero parecía una catalogación bastante rancia. Aún así, como no parecía haberlo dicho con ningún tipo de malicia, no se sintió impulsada a responderle algo desagradable.  Estaba de demasiado buen humor todavía.

No te preocupes, no me ha molestado en absoluto tu “pequeño gamberro” —usó su misma expresión para describirle. Encantada con el hecho de que quisiese irse con ella y no pareciese espantado por su condición, ya que algunos animales la habían repelido a veces, alargó las manos para cogerlo mientras miraba a su dueño, tomándolo con suavidad y colocándolo en su regazo—. Intento trabajar de artista, pero no siempre se consigue, supongo. Y a mí siempre me ha parecido curioso que los chicos guapos casualmente siempre tengan un perro encantador, pero me temo que son secretos del gremio —bromeó, rascándole de nuevo al animalillo tras las orejas—. Es un perro adorable. ¿Cómo se llama? —cuando vio que intentaba dirigirse hacia las galletas de nuevo, Emily las cogió, las introdujo en su bolsita y las guardó en su mochila, lejos del alcance del animal, mientras le reprendía—. De eso nada, bonito; que no podéis comer dulces u os sientan muy mal.  —Le dio una pequeña caricia en el hocico con un dedo, sonriéndole. Acostumbrada como estaba a hablar con muñecos y bolígrafos, un chucho era de lo más normal.


There's a lady who's sure all that glitters is gold, and she's buying a stairway to heaven

Emily Yates
Don't mess up with us!:
avatar
Mensajes : 1161

Reliquias : 1325

Temas : 5/4


Hoja de personaje
Inventario:
Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t5208-emily-yateshttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t5234-emily-yates#43065http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t5233-emily-y-sus-encuentros-poco-oportunos
La
Matadragones

Volver arriba Ir abajo

Re: It's a beautiful day |Jackson Evans|

Mensaje— por Jackson Evans el Lun Mayo 12, 2014 1:10 pm


It's a beautiful day
→ Miércoles→ 17:50 → Central Park→ Soleado  


El rabo del cachorro se movía con más velocidad a medida que captaba la atención de la chica de cabellos azules. Sin vergüenza ni apuro se le echaba encima y se refregaba en su pecho pidiendo unos mimos que conseguía, ¡ay, quién fuera cachorro en esos precisos instantes!.
Jackson consideraba que no le hacía falta nada ni nadie para poder acercarse a las féminas y mucho menos ligar con ellas, pero no podía rechazar la enorme ayuda que proporcionaba un encantador cachorrito. No lo estaba utilizando... esto... habían hecho un trato, claro, eso es; él lo cuidaba y Sándor le echaba un cable. Peores eran aquellos que utilizaban al sobrino, ¿no?, esos tipos si que eran grandes competidores.

Parecía que había superado el inicio de la conversación a pesar de no haber escogido bien las palabras y aún así la muchacha le había contestado con todo un halago que jamás en la vida lo olvidaría. Jackson respondió a ello con una sonrisa traviesa y alzó las cejas en una expresión de gratitud pero sin mostrar ni un ápice de modestia. Cuando algo es verdad, es verdad y punto.

Tanto la expresión de la muchacha al hablar como su voz le empezaron a sonar bastante pero era incapaz de recordar de qué. Así que siguió con su mirada fija en ella en la búsqueda de una respuesta mientras continuaba con la conversación que poco a poco iría mejorando.

Dejémoslo como un misterio sin resolver — se rió volviendo a prestar su atención al perro que con insistencia trataba de alcanzar las galletas cosa que la muchacha evitó apartándolas de su vista e incluso explicándole el por qué al perro, como si la entendiese. Así que los perros no podían comer dulces, menos mal que Jackson  no le había dado nada similar por su educación que si no... lo mismo lo hubiera tenido que llevar al veterinario—. Así que artista ¿eh?, ¿has encontrado algo que te inspire? — se llevó la mano al pecho para hacer más énfasis en él - Porque yo me ofrezco voluntario para ser tu "muso"— Adoptó una pose estúpida para hacer la gracia. Lo cierto es que no tenía ni idea de si se decía así, igualmente lo que buscaba era hacer reír a la chica para ganársela. Había usado mil formas para hacerlo pero su exceso de confianza le hacía ser un capullo integral aunque solo fuese en apariencia y por motivos que realmente lo desesperaban.

Se llama Sándor, debo alardear de mi originalidad— bromeó pues no lo era mucho si había tomado el nombre de un personaje al que apodaban "El perro"—. Y si te interesa, yo me llamo Jackson —sonrió de oreja a oreja — al final va a resultar que el que sobro soy yo. Si quieres os dejo a solas— se rió de buena gana y se acomodó en el césped al lado de la muchacha. El cachorro estaba muy a gusto con los ojos entrecerrados cuando sentía las caricias que le proporcionaban tras las orejas.

Por un momento se acordó de Steinner y de lo que conversaron. Ya no podía sentirse seguro de con quién estaba tratando pues los subterráneos, los demonios y los ángeles habitaban toda Nueva York. La visión no era suficiente en determinados momentos como le había ocurrido con la vampiresa que le mordió haría unos días cuya marca casi había desaparecido en su totalidad. Fueron esos pensamientos los que le pusieron un poco nervioso. ¿Entonces qué?, ¿estaría toda su vida alerta y muerto de miedo?. Estaba un poco harto de todo eso... tenía que estar alerta, sí, pero a su vez seguir con su vida.




I Hate you, pelusilla ¬¬:
avatar
Mensajes : 576

Reliquias : 316


Hoja de personaje
Inventario:
Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t4552-jackson-evanshttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t4556-rs-jackson-evans#36615http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t4570-jackson-evans-cronologia
Mundano/a, con La Visión

Volver arriba Ir abajo

Re: It's a beautiful day |Jackson Evans|

Mensaje— por Emily Yates el Lun Mayo 12, 2014 1:45 pm

Volvió a mirar al joven cuando él le preguntó de nuevo por su oficio de artista, a lo que Emily asintió levemente con la cabeza sin dejar de acariciar al perro, que parecía haberse relajado considerablemente en su regazo. Casi le escuchaba roncar, cosa que se le hizo adorable. Cuando hizo la que para Emily fue la pregunta, porque definía bastante su personalidad, como el hecho de que no había respondido de ninguna forma al haberle dicho guapo, se mordió el labio inferior para no echarse a reír.

«En fin», pensó, mientras rodaba los ojos y miraba hacia otro lado. No sabía si catalogarlo de mujeriego o de payaso, pero le pareció que las dos encajaban con el perfil del chico guapo con perro.

Modestia aparte, ¿no? —respondió, mientras negaba con la cabeza—. Muchas gracias por tu ofrecimiento pero no es necesario, estaba dibujando a esa señora con su nieta. —La señaló con un leve inclinación hacia delante con el rostro. La niña se había terminado la bola de helado, casi, y tenía la cara pringada de fresa.

La imagen le hizo sentir una punzada de dolor en el pecho, pero no se dejó avasallar por ello, aunque en su cabeza se repitió, con esa horrible y odiosa voz que ella atribuía a su padre, el mensaje de siempre. No podrás tener hijos nunca. Maldito el día en que lo había descubierto…

Emitió un suave suspiro y continuó prestando atención a lo que él le decía. La sombra de que le conocía seguía vigente en su mente, pero seguía siendo incapaz de reunir las piezas que le permitiese ponerle una etiqueta a su cara. Era vago, lejano, casi como una ilusión. Esbozó una sonrisa cuando le dijo el nombre del animalillo. Sandor, ¿eh? A ver si voy a tener que tener cuidado contigo, estuvo a punto de decirle, cuando al escuchar su nombre, algo hizo clic dentro de su cabeza.

Con la confusión algo pintada en su rostro, volvió a mirarle de nuevo. Jackson. Jackson. ¿De qué le sonaba? ¿Dónde había escuchado ese nombre antes? El borrón empezó a esclarecerse poco a poco, y fue viéndose perfectamente que estaba percatándose de su relación con él. Había sido efímera, como con todo el mundo, pero desde luego había estado ahí.

¡Dicen que le ha reventado la cabeza a un policía!
¡Qué va, lo que yo he escuchado es que se metió con una banda de Latin Kings y que se dedicó a traficar con cocaína!
¡Pues yo que mató a un tipo sólo por que se tropezó con él por la calle! Iba tan puesto de coca que no sabía dónde estaba ni quién era.

Solo que hacía casi diez años que no le veía.

¿Jackson? —preguntó, al fin—. ¿Jackson Evans? ¿El chico al que sacaron del instituto cuando tenía quince años? —Volvió a sonreír, esta vez un poco más abiertamente, casi olvidando que se le había catalogado con un criminal potencialmente peligroso, porque en aquella época se habían llevado bien, dentro de los límites, y le alegraba ver que estaba bien. Aunque un poco narcisista—. ¡Soy Emily Yates! No creo que te acuerdes de mí, pero íbamos juntos a literatura y a artes plásticas. Solía pasarte los apuntes y te ayudaba algunas veces con tus dibujos, que eran malísimos, por cierto. —Le observó durante unos segundos más, completamente sorprendida. ¡Qué pequeño era el mundo! A pesar de que New York era una ciudad enorme y no habían coincidido en diez años, había sido el pequeño Sandor quien les había hecho encontrarse de nuevo. No es que hubiesen sido amigos ni nada, pero resultaba agradable—. Vaya, eres tú de verdad. Menuda sorpresa. Pensé que después de lo que te pasó tu padre te habría sacado de la ciudad y que no volveríamos a encontrarnos nunca. Bueno, no es como si tuviese contacto con la gente del instituto pero a veces les veo cuando paseo por Manhattan. ¿Qué fue lo que te ocurrió de verdad? Se escucharon muchísimos rumores absurdos cuando te fuiste, pero no solía darles crédito.


There's a lady who's sure all that glitters is gold, and she's buying a stairway to heaven

Emily Yates
Don't mess up with us!:
avatar
Mensajes : 1161

Reliquias : 1325

Temas : 5/4


Hoja de personaje
Inventario:
Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t5208-emily-yateshttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t5234-emily-yates#43065http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t5233-emily-y-sus-encuentros-poco-oportunos
La
Matadragones

Volver arriba Ir abajo

Re: It's a beautiful day |Jackson Evans|

Mensaje— por Jackson Evans el Lun Mayo 12, 2014 4:49 pm


It's a beautiful day
→ Miércoles→ 17:55 → Central Park→ Soleado  


La reacción de Emily no era muy afín a los gestos  y palabras que cargadas de fanfarronería le dedicaba Jackson. De verdad que no le sorprendía, era muy común en las chicas a las que entraba pero todas terminaban igual, pensando que era un creído y un poco capullo pero al final les caía en gracia, terminando así entre sus sábanas o como mínimo dándose el lote. Le hizo bastante gracia que mentara su falta de modestia, tanto que emitió una corta pero intensa carcajada, no era la primera vez que se lo decían y seguramente tampoco la ultima.

Como ya habré dicho antes, mejor estar seguro de sí mismo en exceso que estar continuamente lamentándose por sus defectos— dijo con la misma seguridad que refulgía y giró el rostro para mirar hacia donde Emily señaló. Arqueó una ceja incapaz de valorar la belleza de ese momento entre abuela y nieta, le parecía lo mar de aburrido pero obviamente no lo revelaría —. Vaya, me han arrebatado ese placer, en fin, en otro momento se podrá dar la ocasión. — volvió a mirarla sonriente, gozando de su compañía y para qué mentir, recreándose de su belleza original, rara, especial o como queráis llamarlo. Ja, esa chica parecía sacada de una película de dibujos animados o incluso de un cómic.

También acariciaba al perro en la barriga al estar éste boca arriba y  sopa sobre el regazo de la chica, con el morro entre abierto despidiendo un leve y gracioso  ronquido. Sus ojos estaban en el cachorro hasta que escuchó a la muchacha entonar interrogativamente su nombre completo. Se quedó de piedra y ahora era él el que entre abría la boca pero no de  gusto como Sándor sino de asombro, hasta empalideció. ¿Al que sacaron?, ¿qué coño estaba diciendo?, ¿quién coño era? y automáticamente oyó su nombre junto a la cantidad de sucesos del pasado que Jackson creyó haber olvidado, pues hace mucho que tachó de su calendario interno aquellos tiempos en los que sufrió una difícil transición.

Emily Yates, la chica que recordaba era muy distinta a la que se le presentaba delante, al menos físicamente que hizo que no la reconociera. Ni con su cabello al natural lo hubiera hecho pues sus rasgos se habían estilizado considerablemente al igual que su cuerpo. En cambio ese Jackson Evans que describía la chica no era el mismo que tenía en frente aunque apenas había cambiado en apariencia, era como ver al mismo adolescente solo que más alto, más robusto y con barba de tres días.

Era doloroso reencontrarse con esos recuerdos que antaño fueron buenos y sobretodo normales. Los ojos del joven bajaron al suelo notándose de pronto un poco fatigado. Al contrario que a ella, a Jackson no le ilusionó el reencuentro. Y no precisamente por ella sino por todo lo que entonces había ocurrido.
Alzó la mirada nuevamente aunque su cabeza aún le daba vueltas, se enfrentó a los ojos de la muchacha con el ceño fruncido, ¿qué era lo que le pasó según ella?, ¿qué fue lo que dijeron?. Por unos instantes temió que todo el instituto creyera que se volvió loco porque "vio un monstruo", algo que solo comunicó a su tutor la mañana en la que huyó despavorido del gimnasio donde practicaban unos estiramientos previos al Test de Cooper. Sobra decir que si su profesor hubiera cronometrado a Jackson en su huida habría aprobado con un sobresaliente.

Volvió a agachar al cabeza en un gesto cansado mientras masajeaba sus ojos y recorría el puente de su nariz con la mano. Estaba intentando no reaccionar violentamente, controlar el no levantar la voz ni  hacer ningún gesto amenazador como ya hizo en su adolescencia a compañeros y profesores cuando se marchó... o mas bien le invitaron a marcharse  porque, según ellos, sufrió un fuerte "brote  psicótico" que nunca superó.

Si que me acuerdo de ti. Ahora tienes más pinta de friki.— dijo tras un buen rato, tratando de sonreír pero mantenía un gesto serio, su bloqueo mental no pasaba desapercibido. Tenía que salir del paso a esa pregunta que detestaba, nunca antes le habían hecho mención a su pasado porque se alejó de todos sus conocidos para empezar de cero en todos los sentidos, ni siquiera con su padre que el muy hijo de puta casi consigue ingresarlo en una clínica psiquiátrica por algo que él sabía perfectamente que no era una enfermedad mental —. ¿Qué se supone que me pasó?, ¿qué rumores son esos?, porque apuesto mi virilidad que ni siquiera se acercarían a la realidad.— Sin quererlo se dio cuenta de que alzó la voz, Emily no tenía culpa de nada y su pregunta seguramente fuese de lo más inocente pero Jackson era muy vulnerable a todo lo que respecta a su pasado y justo aquél acontecimiento.
Evadió la pregunta porque necesitaba escuchar lo que dijeron de él y así poder idear alguna respuesta que se alejara a lo que realmente pasó porque nadie "normal" lo creería jamás. Se sentía un poco contrariado porque a pesar de no querer saber nada de esa época sentía la necesidad de conocer que fue de aquel chico que se volvió loco a ojos de sus conocidos e incluso amigos, y también el recuerdo que dejó.




I Hate you, pelusilla ¬¬:
avatar
Mensajes : 576

Reliquias : 316


Hoja de personaje
Inventario:
Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t4552-jackson-evanshttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t4556-rs-jackson-evans#36615http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t4570-jackson-evans-cronologia
Mundano/a, con La Visión

Volver arriba Ir abajo

Re: It's a beautiful day |Jackson Evans|

Mensaje— por Emily Yates el Lun Mayo 12, 2014 10:31 pm

No era como si Emily hubiese esperado efusividad, abrazos, besos y risas ante un encuentro como aquel, porque nunca habían sido tan cercanos como para ello, pero al menos una sonrisa y un ‘ey, me alegro de verte’ habría bastado. Pero no fue así. De hecho, ni se aproximó en lo más mínimo. En el segundo en que se percató de que Jackson palidecía poco a poco, envuelto en un aura de tensión, oscura, supo que algo no iba bien.

Evidentemente las circunstancias de su marcha del instituto no habían sido precisamente normales, y quizás a él no le gustaba hablar del tema. Ahora se arrepentía por habérselo dicho tan de sopetón; debería de haber pensado mejor cuándo y cómo decírselo. Solía ser una persona cauta, pero cuando se dejaba llevar por el entusiasmo su lengua le traicionaba, igual que cuando se enfadaba. Se mordió el labio inferior, esperando alguna reacción de su parte. Sandor se revolvió un poco en su regazo, y Emily aprovechó para acercárselo a la boca y darle un pequeño beso en su cabeza peluda, ante lo que el animalillo se revolvió, gustoso. Le lamió un par de veces la cara, la mano con la que le había estado acariciando, y luego volvió a dormitar sobre ella. Eso la distrajo un poco mientras esperaba. Realmente debía de haber sido algo muy gordo para que él se hubiese puesto así.

Esbozó una leve sonrisa cuando le dijo que la recordaba, aunque se difuminó un poco cuando le dijo que ahora parecía un poco más friki, e incluso alzó una ceja. ¿Friki? ¿Por el pelo azul? ¿Es que acaso ahora resultaba que todo el que se tiñese era friki? Bueno, si él lo decía… Además, su gesto serio no le convencía del todo, precisamente, porque parecía estar intentando de contener algo.

Volvió a hablar, ignorando completamente su pregunta y centrándose en los rumores que se habían esparcido sobre él por el instituto. Emily frunció el ceño y los labios al escucharle alzar la voz más de lo debido, notablemente irritado. Se relamió mientras respiraba profundamente, pensando en qué decirle y en cómo decírselo. No soportaba los gritos, por la razón que fuesen, pero creía que haría una excepción por esta vez. Sin duda Jackson se encontraba muy afectado por lo que fuese que había sucedido y ella no era nadie para ponerse dura. De momento.

«¿Cómo habrías reaccionado tú si la gente hubiese sabido lo de tu naturaleza? ¿Cómo te habrías mostrado frente a los demás si te hubiesen preguntado por tu cola? A lo mejor es algo parecido. A lo mejor es igual de traumático para él. Tranquila. Tranquila.»

Muchas tonterías —repuso—. Que te habías introducido en una banda de Latin Kings, que habías matado a alguien, que le habías reventado la cabeza a un policía, que te dedicabas a traficar con cocaína… Nunca me lo creí. El Jackson que yo conocía, aunque fuese mínimamente, no habría hecho esas cosas. Pero sí que fue sospechoso todo lo referente a tu partida. Pero bueno, de mí llamaban loca asocial porque no solía hablar demasiado, así que… ¿Me responderás ahora, por favor? —repitió con paciencia.


There's a lady who's sure all that glitters is gold, and she's buying a stairway to heaven

Emily Yates
Don't mess up with us!:
avatar
Mensajes : 1161

Reliquias : 1325

Temas : 5/4


Hoja de personaje
Inventario:
Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t5208-emily-yateshttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t5234-emily-yates#43065http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t5233-emily-y-sus-encuentros-poco-oportunos
La
Matadragones

Volver arriba Ir abajo

Re: It's a beautiful day |Jackson Evans|

Mensaje— por Jackson Evans el Lun Mayo 12, 2014 11:47 pm


It's a beautiful day
→ Miércoles→ 18:00 → Central Park→ Soleado  


No se daba cuenta de los mimos que le proporcionaba Emily a Sandor. Era el único que disfrutaba de la tarde  y el que se había llevado a la chica. Jackson en cambio continuaba en aquel trance, intentando asimilar y digerir ese encuentro aunque más bien lo que con ello traía, recuerdos.
Emily respetó a Jackson y esperó pacientemente a que reaccionase, cosa que interiormente agradeció. Ni si quiera le replicó nada por lo de "friki" aunque realmente no lo había usado despectivamente.

Cuando la miró fijamente atento a lo que tuviera que decir y más tieso que un palo, se alivió al escuchar lo que se había rumoreado sobre su marcha, se relajó tanto que se le escapó una risa de lo más sincera pues no era lo que esperaba oír. Los rumores eran totalmente falsos y chistosos, menos el último... ese sí que era cierto. Lo que hizo que volviera a serenar su rostro y adoptar un semblante serio fue la insistencia de Emily de conocer la verdad.

Joder, si que eres morbosa, ¿eh?. ¿Lo eres así para todo?. No te recordaba de esa manera... fíjate. — negó con la cabeza mientras chasqueaba la lengua, bromeando —. Si va a resultar cierto eso que dicen de las calladitas — volvió a reír dando una pequeña palmada con las manos lo que hizo que Sandor diese un salto y se dirigiese a Jackson creyendo que formaba parte de algún juego. El humano trató de sortear los pequeños mordisquitos y lametones que le daba el cachorro a modo de juego.

No te enfades guapa, si nos llevábamos bien en el pasado podemos llevarnos bien ahora o incluso mucho mejor— Guiñó el ojo con picardía y atrasando lo inevitable, la respuesta. El cambio de actitud de Jackson fue sorprendente a consecuencia de que la verdadera historia nunca se reveló y ahora tampoco. — En serio, vaya gilipolleces. De todas formas no me veas como ése que conociste porque no, ya no existe. — se puso más serio ahora para contarle una mentira que pudiera valer como razón para su marcha. Aunque lo cierto es que tenía gran parte de verdad—. Me marché porque, sin mucho tacto me comunicaron que mi madre había muerto en extrañas circunstancias y a esa edad no lo soporté, estaba muy unido a ella. Me asustaba la idea de que se dijera algo deshonesto sobre ella por su misteriosa muerte. Así que si yo he sido el verdadero foco de todos los rumores, mejor, no me importa.  — le sonrió levemente, el recuerdo de su madre ya no le dolía, ella querría que se la recordara con una sonrisa. Aunque no le perdonaba que le ocultase todo el asunto del mundo de las sombras pues gracias a unas "personas" por llamarlas de alguna manera, supo que su madre posiblemente fue nephilim.

Puedo reconocerte que desde entonces me desvié un poco del camino "correcto" o mejor dicho del socialmente aceptado, eso es lo de menos — se encogió de hombros despreocupado —. pero tanto como para matar a alguien, no. Pero bueno, ya lo sabes... Ahora te toca a ti contarme algo, ¿no?. ¿Qué has hecho en este tiempo?  o lo que es más importante,  ¿Cómo pudiste continuar viviendo sin mi?— lanzó la pregunta mirándola divertido y siguiendo el juego al incansable cachorrito que tras haber estado descansando un rato ahora estaba lleno de energías.




I Hate you, pelusilla ¬¬:
avatar
Mensajes : 576

Reliquias : 316


Hoja de personaje
Inventario:
Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t4552-jackson-evanshttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t4556-rs-jackson-evans#36615http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t4570-jackson-evans-cronologia
Mundano/a, con La Visión

Volver arriba Ir abajo

Re: It's a beautiful day |Jackson Evans|

Mensaje— por Emily Yates el Mar Mayo 13, 2014 12:25 am

¿Morbosa? ¿Acababa de llamarle morbosa por toda la cara, sin venir a cuento? Emily endureció un poco el gesto de su rostro, respirando sonoramente, como muestra de que estaba decidida a intentar soportar sus desplantes porque había sido imprudente y tenido muy poco tacto. A saber si quiera si la recordaba mínimamente, de verdad. Quizás para él sólo fuese una cara regordeta con algunas pecas y los labios sonrosados. Ella se dio cuenta de que lo que más le sonaba eran sus ojos, tan azules, pero no esa actitud desagradable, desde luego.

«Yo tampoco así de imbécil» pensó para sus adentros.

Cuando le guiñó el ojo, insinuando que podían llevarse mejor, se estremeció. No, jamás. Esa barrera no se cruzaba, ni de broma. Aprovechó que el perro había saltado de su regazo para coger la mochila y abrazarla, sintiéndose tan insegura como siempre que alguien insinuaba algo de llegar más allá de los límites que ella establecía. “Más de aquí no”, decía el cartel. Y nadie, nunca, podría pasar al otro lado. O al menos es lo que pretendía.

Eso pensé yo —murmuró cuando dijo que todo eran gilipolleces. En cierto modo le entristeció pensar que ese Jackson ya no existía. Lo recordaba alegre, amable. Y no gilipollas. Si este Jackson era uno, y además grande, desde luego no iban a llevarse ni bien ni mejor.

Luego prestó atención a su historia, sintiendo que su desconfianza y recelo, provocados por sus comentarios anteriores, disminuían un poco. Así que había sido por su madre… Emily sintió que no sabía qué habría hecho si le hubiesen llegado diciéndole algo parecido. ¿Habría estado triste? ¿Furiosa? ¿Quizás indiferente? ¿Quizás una mezcla de varias cosas? Nunca lo sabría a ciencia cierta, porque dudaba que alguien fuese a llevarle nunca noticias de la mujer que la había abandonado nada más nacer. Aún así, pudo entenderle un poco, por lo que decidió no juzgarle demasiado por lo que pudiese haber pasado en aquel entonces. No lo había hecho ni lo haría ahora.

Caminos, idas, venidas. Eso no importaba mucho. Mientras vivieses y dejases vivir… Esa era su idea, de modo que lo que fuese más o menos socialmente aceptado le daba igual. Mientras estuviese a gusto con su vida y no molestase al resto, ¿qué más daba lo que hiciese con ella?

«Oh por favor, dime que no acaba de soltarme eso…»

¿Que qué había hecho para continuar viviendo sin él? Por el amor de Dios… ¿En serio? Rodó los ojos antes de negar con la cabeza, cruzándose de piernas, aún con la mochila apretada contra el regazo. Adoptó una especie de pose pensativa.

Pues veamos. Después de llorar amargamente por tu pérdida, ya que nunca pude confesarte mi amor secreto de adolescente… supongo que estudié bellas artes, hice cursos, intenté trabajar como ilustradora, fracasé y decidí que lo mío es ser camarera. Hasta el momento eso es todo.

«Quería probar a ser madre», pensó, pero decidió apartar el pensamiento lo más lejos posible de sí. Alzó la mirada un segundo para comprobar si la abuela y la nieta seguían allí. Se marchaban de la mano. Emily echó un vistazo a su dibujo incompleto, y se sintió un poco más desolada. Eran su propio rostro y el de la hija que nunca podría tener.


There's a lady who's sure all that glitters is gold, and she's buying a stairway to heaven

Emily Yates
Don't mess up with us!:
avatar
Mensajes : 1161

Reliquias : 1325

Temas : 5/4


Hoja de personaje
Inventario:
Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t5208-emily-yateshttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t5234-emily-yates#43065http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t5233-emily-y-sus-encuentros-poco-oportunos
La
Matadragones

Volver arriba Ir abajo

Re: It's a beautiful day |Jackson Evans|

Mensaje— por Jackson Evans el Mar Mayo 13, 2014 9:26 pm


It's a beautiful day
→ Miércoles→ 18:05 → Central Park→ Soleado  


El "encanto" de Jackson no pasaba desapercibido para Emily, aunque no como imaginaba a pesar que él lo interpretaba como que se estaba haciendo la dura, reprimiéndose así sus instintos más primmitivos. Esas ideas lo incitaban a continuar con esa actitud que podría irritar a cualquiera.

Captó la ironía en las palabras de Emily, no era estúpido de tonto, su estupidez recaía en su exceso de confianza. Solía tener éxito en sus conquistas por lo que se creía Barney Stinson pero en realidad ni se acercaba a Jhony Bravo.
Aun conociendo como se tomó su marcha su vieja compañera, asentía con la cabeza complacido mirándola de una manera cautivadora escuchando a lo que había llegado en la vida. Vaya, él dejó el instituto a los 15 y sin haber estudiado tanto como ella habían acabado igual, sirviendo copas. Él sonrió de oreja a oreja pero decidió por el momento guardarse ese pensamiento.

Ya decía yo que me mirabas con "ojitos" — bajó la mirada unos segundos al sentir una mordida más fuerte por parte del cachorro pero no le molestó en demasía, volvió a mover sus manos para continuar el juego que Sandor había iniciado—. ¿Sabes?, yo también trabajo sirviendo copas en un bar. Curioso que hayamos acabado igual. Eso si, que rápido te rindes, deberías ser mas ambiciosa con lo que quieres. Yo creo fielmente en dicha frase que dice:  "Quien la sigue, la consigue", pues esa misma puedes aplicarla a tus aspiraciones—se inclinó para coger el bloc de dibujo y sin pedir permiso comenzó a echarle un rápido vistazo a los dibujos, no solo al que había dejado a medias sino pasando páginas estudió el resto.
Joder... yo ya me desvío haciendo un círculo — admitió viendo sus obras. Le salió sincero sin exagerar su impresión a pesar que solía hacerlo para agasajar a las chicas — Si, definitivamente quiero ser tu "muso"— volvió a deja el bloc donde estaba — Yo no volví a estudiar, ni siquiera encontré mi vocación o lo que sea que quisiera hacer en la vida, nada que perseguir. Solo me limité a trabajar de un lado a otro entre reponedor en supermercados, en alguna que otra pizzería de repartidor y ahora como te he dicho de camarero — se encogió de hombros —. ¿Y vives por aquí o has venido de visita?, es por si debo darme prisa o no en darte una despedida como Dios manda. — volvió a mirarle con esos ojos, sintiéndose encantado de ver como Emily trataba de cubrirse con su propia mochila como si quisiera proteger su cuerpo, señal que estaba nerviosa y tal vez algo insegura. Le daba la impresión de que con tantas indirectas - directas la estaba intimidando. A lo mejor era demasiado para ella (?)



I Hate you, pelusilla ¬¬:
avatar
Mensajes : 576

Reliquias : 316


Hoja de personaje
Inventario:
Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t4552-jackson-evanshttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t4556-rs-jackson-evans#36615http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t4570-jackson-evans-cronologia
Mundano/a, con La Visión

Volver arriba Ir abajo

Re: It's a beautiful day |Jackson Evans|

Mensaje— por Emily Yates el Miér Mayo 14, 2014 12:06 am

El rostro de Jackson mientras le iba narrando lo que había sido de su vida le desconcertaba, ciertamente, porque no estaba acostumbrada a que los hombres fuesen tan abiertamente descarados con ella. Estaba claro que intentaba ligársela, que no era la primera vez que le sucedía, por muy extraño que le siguiese resultando, y no se había caído de un guindo hacía poco. Evidentemente el resultado iba ser el mismo que a los otros chicos que habían querido algo más que su sonrisa: cero patatero. Pero que probase. Si se lanzaba ya le daría el clásico ‘me siento halagada, no, gracias’. A veces era duro, porque el chico también le gustaba, pero había aprendido a sobrellevarlo.

Sí, unos ojitos de puro amor. Casi me salían los corazones cada vez que te miraba —hizo el gesto con las manos.

Luego permaneció atenta a lo que le decía. Una vez que habían dejado el tema de por qué no se había quedado en el instituto, parecía que había vuelto a lo que para él era una relativa normalidad. Aunque fuese una normalidad de ligón mujeriego empedernido que intenta ser encantador con perro. Al menos era lo suficientemente atractivo como para poder permitirse el hacerlo —ojos azules, guau—; y el chucho era muy mono, qué demonios.  

Frunció el ceño cuando le dijo que debía ser más ambiciosa, que no debía rendirse, pero para él era algo fácil de lo que hablar. No era como si  no lo hubiese intentado un millón de veces, como si no estuviese constantemente pendiente a búsquedas de artistas e ilustradores… En fin, mil cosas. Pero apenas si la contrataban lo suficiente como para ganarse un renombre y a veces cansaba, cansaba muchísimo. Era como si realmente nada de lo que de verdad quería pudiese salirle bien. Al menos tenía su trabajo en la cafetería.

Bueno, técnicamente yo sólo sirvo cafés y… ¡Eh!

Lo exclamó al ver que se estiraba para coger su bloc de dibujo, sintiéndose algo más nerviosa. Ahí había cosas realmente personales de su vida, de sus sueños y pensamientos más íntimos. Hizo amago de intentar quitárselo pero él lo eludió prácticamente sin darse cuenta de que ella había querido arrebatárselo. De modo que tuvo que contentarse con observar su rostro mientras lo hojeaba, sintiéndose un poco —sólo un poco— feliz cuando alabó lo que veía. Y aliviada. Sabía que era buena, pero últimamente había tenido tan poca suerte que un poco de jabón no le venía mal para subir algo la moral. Además, recordaba sus dibujos. Eran realmente malos.

Gracias. —Tuvo que hacer esfuerzos para no reírse con lo del muso. Y seguía con lo mismo—. Pues te aviso que yo no sé hacer a la gente más guapa de lo que es, así que si esperas algo en concreto…

Continuó escuchándole, sintiendo un poco de lástima por el hecho de que no hubiese sido capaz de encontrar una vocación, algo en lo que esforzarse. Aunque de momento le diese más disgustos que alegrías, no imaginaba su vida sin querer llegar a ser ilustradora profesional; sin imaginar que algún día los niños abrirían un cómic o un libro de cuentos y verían sus dibujos perfectamente coloreados y entintados en sus páginas. Se preguntó cómo debía de ser tener una vida así de… ¿insustancial? Sonaba muy fuerte pensado, dicho y de cualquier manera, pero era la impresión que le daba, y no pudo evitar preguntarse qué habría sido de él si hubiese seguido estudiando con ella.

Oh, vivo a unas cuantas manzanas de aquí. En un apartamento con mi abuela. Y me reservo el derecho de admisión de tu… despedida como Dios manda —añadió, con una ceja alzada, manteniendo las distancias en todo momento. Volvió a mirar a Sandor, jugueteando con las manos de su dueño, y esbozó una sonrisa tierna de nuevo—. ¿Vives tú muy lejos de aquí? Lo digo porque traerle con la patita herida desde muy lejos no parece muy buena idea…


There's a lady who's sure all that glitters is gold, and she's buying a stairway to heaven

Emily Yates
Don't mess up with us!:
avatar
Mensajes : 1161

Reliquias : 1325

Temas : 5/4


Hoja de personaje
Inventario:
Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t5208-emily-yateshttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t5234-emily-yates#43065http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t5233-emily-y-sus-encuentros-poco-oportunos
La
Matadragones

Volver arriba Ir abajo

Re: It's a beautiful day |Jackson Evans|

Mensaje— por Jackson Evans el Jue Mayo 15, 2014 1:57 pm


It's a beautiful day
→ Miércoles→ 18:08 → Central Park→ Soleado  


Como se le resistía la muchacha, ains... le encantaba. Sus palabras cargadas de ironía mostraban total rechazo a su intento de ligoteo, pero el exceso de confianza que Jackson tenía evitaba que se lo creyese. Veía adorable como Emily intentaba ocultar con sarcasmo la inminente atracción que sentía hacia él pero que por orgullo escondía. ¡No importaba!, a Jackson le encantaban los retos y ese no se quedaría sin superar.

No hizo mucho caso a la queja de Emily cuando curioseó su bloc, simplemente lo tomó y apreció su talento. Se lo reconoció porque era verdad, no porque quisiera halagarla para ganársela como podrían hacerlo otros tipos, no, no, para nada. A él no le gustaba en absoluto la falsedad, ser sincero era una de sus únicas virtudes, no serlo le convertía en un hipócrita. Primero consigo mismo y con sus principios, porque sí, queridos lectores, Jackson tenía principios, pocos, pero los tenía. Segundo y no por ello menos importante, con las personas que lo rodeaban, porque aunque su actitud podía disgustar a muchas de ellas, en realidad era porque la gente solía aceptar mejor a las personas que  ocultaban sus verdaderas intenciones, las hacían soñar, ya fuese con su hombre o mujer ideal, les subía el ánimo con falsos halagos, en fin... les daban seguridad cuando eso se debe tener ya de fabrica. Por ello se enorgullecía tanto cuando lo llamaban presumido,  arrogante, engreído, para él no eran precisamente descalificativos.

Tal vez fuese un pensamiento un tanto extremista, si, pero era lo único que le quedaba, confiar ciegamente en sí mismo como persona activa más en cuerpo que en mente, pero activa al final de cuentas. No ser alguien simple que pasase desapercibido, quería destacar aunque fuese admirado o detestado, pues conociendo la verdad del mundo de las sombras, se daba cuenta de que no era nada, que en medio de tantas criaturas sobrenaturales lo tenía muy pero que muy jodido si algún día se encontrase con su verdugo. Al menos se iría de este mundo siendo franco.

Tranquila, lo sé, lo sé. Lo digo porque será todo un reto para ti  plasmar mi belleza en el papel. Y desnudo gano aún más, aunque parezca imposible — sonrió y asintió con la cabeza para dar mas veracidad a sus palabras. Aunque lo creía fielmente le encantaba bromear con ello y hacer énfasis en su confianza.

Bueno, yo te la ofrezco, ya tú decides si la aceptarías o no — se encogió de hombros y tomó a Sandor en brazos pues sus juegos ya le comenzaban a molestar, tenía algunos dedos enrojecidos y en un par las marcas de los mordiscos —. Vivo un poco mas cerca por lo que el apartamento no es gran cosa, ya sabes, a mejor zona, mas caro el alquiler pero bueno como se suele decir, es... acogedora. Si quieres algún día te la muestro— le sonrió mientras se la quedaba mirando fijamente ante su sugerente ofrecimiento —. Y no temas por Sandor que casi todo el camino lo traje en brazos, ¿qué pasa?, ya eres la segunda persona que no se fía de mi en cuanto al cuidado del perro, bueno tres — no se había contado a sí mismo. — vamos, puedes hacerme ahora mismo un interrogatorio sobre todos sus cuidados, seguro que lo supero. Si gano me invitarás a un café en esa cafetería en la que trabajas, o no, mucho mejor, me harás un retrato con mi mejor sonrisa. Si pierdo, que no va a ser así,  seré yo quien te invite a una copa en mi bar o lo que tu prefieras. ¿Qué dices? — se dejó llevar bastante por la desconfianza aunque no era de extrañar, si hasta hacía poco le preguntaba  a Mishka las veces al día que debía darle de comer, o cuanto cagaban... Aun así no pudo evitar envalentonarse para demostrar su valía como cuidador de perros...



I Hate you, pelusilla ¬¬:
avatar
Mensajes : 576

Reliquias : 316


Hoja de personaje
Inventario:
Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t4552-jackson-evanshttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t4556-rs-jackson-evans#36615http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t4570-jackson-evans-cronologia
Mundano/a, con La Visión

Volver arriba Ir abajo

Re: It's a beautiful day |Jackson Evans|

Mensaje— por Emily Yates el Jue Mayo 15, 2014 11:45 pm

«¡Oh, por favor! ¡Va a explotar por culpa de su propio ego!»

Resultaba tan extraño. No había pensado en Jackson —Jack, como solía llamarle ella en aquellos tiempos— desde hacía años, por lo que su recuerdo estaba difuminado y quizás algo idealizado, pero desde luego no se correspondía demasiado con la persona que tenía delante, que parecía amarse más a sí mismo que a cualquier criatura que existiese en el mundo. Bueno, quizás su adorable cachorrito fuese la excepción, pero es que resultaba imposible no querer a algo tan mono. Una pena, porque en esa época le había tenido cariño y ahora era raro el mirarle a los ojos y no sólo no reconocerle, sino siquiera sentir una pizca de lo de antes.

No lo dudo —comentó—. Pero por el momento prefiero dibujar al natural, sin poses.

Sin embargo, si algún día encontraba un aspecto suyo que le gustase, quizás sí que podía sorprenderse y sorprenderle con un dibujo de memoria. A veces lo hacía. Si tenía una foto en la que fijarse, desde luego era mejor, pero no sería la primera ocasión en la que había retratado algo sin ningún tipo de modelo quedando prácticamente igual. Asintió cuando le dijo que él simplemente exponía un ofrecimiento, que ella ya decidiría. Obviamente que sí. Ni que fuese un artista europeo del siglo XVI al que pagaban por pintar lo que el mecenas le encargaba. De momento iba por libre, así que nadie le decía lo que debía dibujar. Cuando empezase a trabajar y a cobrar, eso sería otra cosa. De modo que el dibujo nudista de Jackson quedaba completamente descartado.

Rodó de nuevo los ojos ante el ‘sutil’ ofrecimiento de ir a su casa algún día para verla. Empezaba a agobiarle ligeramente el hecho de que no parase de tirarle la caña constantemente, y decidió que si la cosa continuaba hasta límites demasiado cercanos terminaría cortándole las alas antes de que siguiese desplegándolas, porque si no terminaría cubriéndole con su ego. Y lo que no era su ego. Lo mejor llegó, sin embargo, como si fuese el colmo de los colmos, cuando le hizo esa apuesta, tonta a su parecer, que se había sacado de la nada. Suspiró profundamente, armándose de paciencia. Los hombres buscaban excusas en cualquier parte, desde luego.

No era tanto desconfianza como preocupación.  —Soltó la mochila a su lado, guardando sus cosas dentro, eso sí, y se estiró para quitarle al perro del regazo, queriendo acariciarlo de nuevo un rato. Le gustaban mucho los animales, pero cuando ya había sido mayor para convencer a Dina de tener una mascota, nunca había encontrado realmente el rato para hacerse con una—. Eso es todo. Y en general no acepto este tipo de… apuestas. Pero si te vas a poner pesado en extremo prefiero acceder antes de comprobarlo por mi propia mano. Un retrato o un café no es un precio demasiado caro. Claro que hay que partir del hecho de que yo no sé mucho de cuidado de mascotas porque nunca he tenido ninguna así que partes con ventaja. —Rebuscó en la maleta para sacar su bolsita de galletas y se la tendió a Jackson, después de coger un par e introducírselas en la boca, para que las probase—. Pero bueno. Empecemos, si quieres. ¿Con qué le curas la pata y con qué frecuencia? ¿Le das sólo pienso o también intercalas con otros alimentos? ¿Sabías que no hay que darles dulces porque no puede digerirlos bien? ¿Dónde debes enseñarle a hacer sus necesidades? —Tras cada pregunta dejaba un breve espacio de tiempo para que él se lo pensase y pudiese responderle. Mientras tanto acariciaba la barriguita de Sandor, peluda y calentita, pensando que, sin duda, era el que mejor vivía de los tres.


There's a lady who's sure all that glitters is gold, and she's buying a stairway to heaven

Emily Yates
Don't mess up with us!:
avatar
Mensajes : 1161

Reliquias : 1325

Temas : 5/4


Hoja de personaje
Inventario:
Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t5208-emily-yateshttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t5234-emily-yates#43065http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t5233-emily-y-sus-encuentros-poco-oportunos
La
Matadragones

Volver arriba Ir abajo

Re: It's a beautiful day |Jackson Evans|

Mensaje— por Jackson Evans el Vie Mayo 16, 2014 11:23 am


It's a beautiful day
→ Miércoles→ 18:15 → Central Park→ Soleado  


Jackson terminó por encogerse de hombros ante su negativa, o mejor dicho preferencia por dibujar sin ninguna referencia. En fin, no iban a estar discutiéndolo mucho más, si no quería admitirlo ya está. Seguía estando seguro que lo dijo para disimular y ocultar las irremediables ganas que tenía de tomarlo como "muso", pero prefirió darle un descanso. Para que luego digan que era un desconsiderado.

Es lo mismo, desconfianza  o preocupación a que YO no lo cuide como debería — le echó un poco en cara antes de que ésta continuara y aceptara la especie de apuesta que serviría para avivar su orgullo - aún mas - o todo lo contrario si la perdía — Claro que es poco pago, hasta yo sé que ciertas cosas requieren su tiempo, al menos un par de horas más — dijo luchando por aguantar una risotada al hacer referencia, como siempre... al sexo.

Le clavaba la mirada a la espera de que comenzara con las preguntas, mientras ella acariciaba la tripa de Sandor, el mal nacido estaba lo mar de a gusto, boca arriba y con las patas desparramadas. De estar en su lugar Jackson también estaría igual.
En fin, ya llegó la primera pregunta: "¿Con qué le curas la pata y con qué frecuencia?", no supo por qué pero le entraron ganas de levantar la mano y repetir un par de veces "lo sé", como si fuese un crío de colegio pero obviamente no lo hizo. Bueno... no levantó la mano...

Lo sé, lo sé.  Se la curo todos los días por la mañana, con un desinfectante. Luego le pongo una venda. — terminó de responder asintiendo con la cabeza, satisfecho con su respuesta. La verdad es que dentro de poco no tendría que realizarle las curas, desde que se lo encontró había pasado una semana y el cachorro se estaba curando muy rápido. Los primeros días lo pasaba fatal porque le resultaba difícil sostener su patita sin que le doliese o sin que se moviese, sin contar los lloriqueos que llegaban a desesperalo.

La segunda pregunta llegó: "¿Le das sólo pienso o también intercalas con otros alimentos?". El la miró con una sonrisa confiada, já, estaba realizando preguntas fáciles porque quería perder la apuesta adrede y así poder dibujarle o invitarle a un café... ¡o las dos cosas!. Todo cobraba sentido ahora.

Sólo pienso, aunque a veces me pone ojitos para que le de algo de mi comida. Le doy algún trozo de carne de mi plato, pero ya está, no lo estoy mimando — se cruzó de brazos y frunció el ceño aunque Emily no le había dicho nada de que lo mimase, era él quien lo dijo para ocultar de que ya empezaba a encariñarse de Sandor y darle caprichos.

Los gemidos del cachorro le taladraban la cabeza y el alma cada vez que se sentaba a comer. Al principio lo ignoraba, encendía la tele y clavaba sus azules ojos en lo que sea que echaran. Entonces sentía como algo se subía al sofá a su lado, como una patita raspaba suavemente su brazo y emitía ese sonidito del demonio. Al final el cachorro se ganaba algún que otro trozo de comida.

La siguiente: "¿Sabías que no hay que darles dulces porque no puede digerirlos bien?"

Si, claro... emmmm... Lo acabas de decir tú, así que he respondido correctamente. — se inclinó hacia adelante para tomar una de las patitas de Sandor y acariciársela un poco — [color:565e=##666600]vamos a tener un bonito retrato juntos,  campeón — murmuró al perro antes de volverse a erguir y guiñar a Emily.

Y finalmente la última pregunta: "¿Dónde debes enseñarle a hacer sus necesidades?"

— Pues en la calle, no le voy a poner un cajón de arena como a los gatos — lanzó una risotada antes de volver a serenarse — Lo que pasa es que aún no controlo eso, todas las mañanas me deja un regalito en medio del pasillo y no se como cambiar eso. Pero oye, a la misma hora de la mañana, ¿eh?, joder, que envidia de transito intestinal — volvió a acariciar al perro, en esta ocasión la barriguita. Al principio pensaba que le desesperaría todos los aspectos negativos que tenía hacerse cargo del perro pero resultó que al final no lo eran tanto, sólo había que ir remediándolos.

Se levantó del suelo y sacudió sus pantalones con las manos, el perro al instante también se puso en pie correteando alrededor de su dueño pues eso significaba que iban a continuar con el paseo. Jackson ofreció su mano a Emily para ayudarle a levantar, en el caso que aceptara su proposición esta vez algo mas decente.

¿He aprobado?. Bah, seguro que si. Anda levanta, Central Park no se disfruta quedándose sentada bajo un árbol, además, Sandor tiene ganas de correr, imagino que querrás seguir un rato mas conmigo, digo... con nosotros. — Sonrió otra vez de esa manera seductora que ponía nerviosa a cualquiera, ya fuese por pudor o por desesperación. Una vez le tomara la mano tiraría bien de ella para aproximarla a su cuerpo. No podía remediarlo, le encantaban esos juegos.




I Hate you, pelusilla ¬¬:
avatar
Mensajes : 576

Reliquias : 316


Hoja de personaje
Inventario:
Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t4552-jackson-evanshttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t4556-rs-jackson-evans#36615http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t4570-jackson-evans-cronologia
Mundano/a, con La Visión

Volver arriba Ir abajo

Re: It's a beautiful day |Jackson Evans|

Mensaje— por Emily Yates el Vie Mayo 16, 2014 1:37 pm

Emily alzó la mano cuando insistió en lo de la desconfianza, señal de que se rendía y no pensaba discutir más al respecto porque sería como toparse con una pared. Además, en parte tenía razón, pero consideró que Jackson tenía el ego lo suficientemente crecido como para encima, además, inflárselo por algo tan trivial como esa disputa tan absurda. Prefirió seguir dándole carantoñas al perrito, que estaba de nuevo cómodamente tirado sobre su regazo y disfrutando de cómo le rascaba la barriguita. Resultaba tan adorable… Rodó los ojos ante su manida broma sobre ‘lo que tardaban algunas cosas en conseguirse’, ignorando por completo sus infructuosos intentos por ligársela. Tenía la sensación de que aquello le era familiar, pero en ese momento no caía en la cuenta de por qué…

Eludió ese pensamiento empezando a escuchar las respuestas de Jackson, esbozando una sonrisa ante la expresión de satisfacción que le recorrió el rostro al darse cuenta de que podía contestar bien. Vale, no quería reconocerlo, pero tenía cierto punto encantador que le diferenciaba de otros ligones estúpidos que habían intentado meterle cuello —aunque, seguía insistiendo, no recordaba a ninguno tan tremendamente descarado—. No es que fuese una chica extremadamente popular entre los hombres, pero a muchos le atraía porque era rara y a otros tantos porque parecía diferente y exótica. Evidentemente los rechazaba a todos. Sólo se había sentido tentada de salir con algunos que parecían tímidos, callados, responsables… Pero al final su tozudez y su miedo al rechazo por que tuviesen la Visión le había frenado los pies. Jackson tenía algunas cosas que le atraían —¿tenía que repetirlo? ¿OJOS?, y su voz, le gustaba su voz, era profunda, masculina; y bueno, era guapo, qué mierdas— y le hacían caer, en parte, en el coqueteo estúpido en el que él estaba intentando retenerla. Por eso no le había mandado a la mierda todavía y sólo se había dedicado a abrazar a su mochila como señal de barrera, que ahora había sido sustituida por el perro por voluntad propia. Todavía. Porque lo más probable era que, al final, lo terminase haciendo, ya que, como había reflexionado minutos antes, su insistencia era un poco molesta.

Escuchó con atención, entonces, todo lo que siguió a ese momento, sopesando la calidad de sus respuestas. Se volvió a morder el labio. Así que no le estaba mimando porque de vez en cuando le daba algo de carne de su plato… Claro que no. Probablemente también le dejaba dormir con él en el cuarto o en la cama para no escucharle llorar y cosas así. De modo que en el fondo era un pelín sentimental. Guardó el detalle.

¡Eh! —Protestó—. Eso es trampa. —Frunció el ceño cuando dijo aquello, pero al hablar con su perro le dio una idea de lo más malévola que luego pondría en acción. Sí, sí. Tendría su retrato, desde luego que sí—. Pues castígale cuando lo haga o empieza a sacarle a pasear antes de la hora para que se acostumbre a hacerlo fuera —respondió tranquilamente mientras el joven acariciaba a su mascota.

Lo observó mientras se ponía de pie, permitiendo que Sandor saltase de su regazo para ir donde su dueño, correteando a su alrededor, arrancándole una sonrisa. Cuando Jackson le tendió la mano, alegando que le acompañase un rato más y le sonrió como si fuese a conseguir que se quitase las bragas, Emily volvió a suspirar, pensando que todo aquello era ridículo y que quizás debería irse a casa, porque en el fondo parecía que le estaba dando esperanzas cuando no iba a conseguir nada.

«¡Oh! ¡Ya sé a quién me recuerda!» La imagen le vino a la cabeza como una exhalación mientras recogía sus cosas igualmente, fuese a irse con él o no.

Había algo en él, quizás en su insistencia, que le recordaba a un muchacho que se llamaba Richard Halper que frecuentaba su cafetería todas las tardes para intentar ligar con ella por el simple hecho… de que le había rechazado todas las veces. Se trataba de un tipo pedante, engreído, y casi lo que era peor, aburrido como él solo, soso y que sólo se encontraba interesante a sí mismo. Había llegado de verdad a encoñarse con ella simplemente porque era alguien a quien no podía tener, y Emily lo único que podía hacer era seguir rechazándole amablemente, aunque empezaba a cansarse con seriedad y sus respuestas cada vez eran menos cordiales y más bordes, cosas que parecían encantarle.

Jackson tenía algunas cosas en común con ese imbécil y durante un segundo le aborreció por ello. Por eso dudó sobre si acompañarle o rechazarle para regresar con Dina, porque no tenía ganas de aguantar a otro Richard. Entonces vio a Sandor, mirándole con una especie de cara de ilusión, y Emily alzó el rostro para observarle ahí, con la mano tendida a la nada, esperando a que ella hiciese algo, observándola con sus grandes ojos azules, y la duda se acrecentó. Aunque probablemente había sido sólo para ligársela, al menos Jackson se había interesado por su vida después del instituto, por su trabajo, le había dado tema de conversación que no era solo él —aunque se notaba que se gustaba mucho— y estaba el hecho de que le había profesado un gran cariño en el instituto. Casi lo había pasado mal cuando se marchó, echándole de menos durante algún tiempo. Quizás era eso lo que, después de todo, le hacía permanecer a su lado; quizás intentaba encontrar al niño en aquel hombre. Aunque lo más probable es que ya no quedase demasiado de él.

“No lo estoy mimando.”

Recordó. Entonces sonrió. A lo mejor sí que había todavía algo de Jack ahí dentro.

Está bien. Os acompañaré un rato más, hasta que Sandor se canse.

Se colgó la mochila del brazo y se aferró a la mano fuerte y algo áspera de Jackson para ponerse de pie, aprovechando el tirón para enderezarse. Gritó levemente cuando, al haberlo hecho tan fuerte y con tanto entusiasmo, se quedó demasiado pegada a él, y emitió, ya sin quererlo, un suspiro de exasperación por su comportamiento. ¡Para qué demonios se dedicaría a darle oportunidades a la gente! Se separó de él intentando no ser brusca, aunque no supo si lo consiguió en ese momento, y se recolocó bien el bolso, intentando mantener la dignidad en alza.

No hagas eso, por favor —dijo algo seria y azorada, porque no le gustaban tanto los acercamientos. Las únicas personas por las que se dejaba abrazar eran Dina y a veces Charlie—. Vamos a dar ese paseo, anda.

Comenzó a andar, disfrutando de las energías del cachorrillo mientras correteaba, primero a su alrededor, y luego se iba a buscar a otros perros con los que jugar. Eso la calmó lo suficiente como para pensarse en comenzar una conversación nueva con él, esta vez siendo ella la que tenía pretensiones bastante claras de reírse de Jackson, aunque fuese un rato.

Por cierto, no imaginé que eras tan sentimental con Sandor. A puesto a que le dejas dormir contigo para no escucharle llorar.

«Por pesado.»


There's a lady who's sure all that glitters is gold, and she's buying a stairway to heaven

Emily Yates
Don't mess up with us!:
avatar
Mensajes : 1161

Reliquias : 1325

Temas : 5/4


Hoja de personaje
Inventario:
Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t5208-emily-yateshttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t5234-emily-yates#43065http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t5233-emily-y-sus-encuentros-poco-oportunos
La
Matadragones

Volver arriba Ir abajo

Re: It's a beautiful day |Jackson Evans|

Mensaje— por Jackson Evans el Vie Mayo 16, 2014 6:31 pm


It's a beautiful day
→ Miércoles→ 18:20 → Central Park→ Soleado  


¿Qué cojones trampas?, ¿él que culpa tenía que a Emily le hubiera dado una neura y formulase una pregunta cerrada, que de por sí contenía la respuesta?. Era como esa pregunta absurda que decía : ¿de qué color es el caballo blanco de Santiago?.
Jackson directamente se burló de su despiste echándose unas risas, dijo despiste porque no tenía pinta de ser tonta, en algún lugar había leído que las personas introvertidas tendían a ser mas inteligentes que las extrovertidas. Lo leyó o lo vio en la tele, una de dos. Aunque no era tal como la recordaba, en el pasado si que era un tanto... distante, no sabía si por timidez o no, en fin, supuso que formaba parte de su rareza.

Oh... vaya... Lo haces por Sandor, ahá... ya — dejó caer "sutilmente" que había utilizado al cachorro como excusa para continuar pasando el rato con él, manteniendo su postura de que le gustaba a la chica. El tipo no tenía ni la menor idea de lo Emily pensaba de él, a pesar de que intentara encontrar algo bueno entre tanta mierda. Que podía haberlo, claro...pero no solo costaba encontrarlo, sino que él mismo lo escondía.

Al aproximarla con el tirón hacia él percibió en ella cierta desagrado, algo que le llamó la curiosidad ya que por supuesto no estaba acostumbrado a ese tipo de reacciones y mucho menos que le dijeran que no lo volviese hacer cuando tendían a decirle  todo lo contrario.

Vale, vale — alzó un poco las manos de manera inofensiva — wow... (y eso que no le he metido mano) — no dejaba de sorprenderse, supuso que él era demasiado impresionante y debía darle un poco mas de tiempo. No era capaz de comprender lo que realmente pasaba.

En fin, empezaron a caminar por el parque que habiéndose alejado del árbol podían sentir los rayos del sol impactar en sus caras. Jackson no se puso las gafas, le gustaba esa sensación de calidez, tampoco es que le estuviera quemando las retinas como parecía que ocurría con algunas personas que... aunque en sombra seguían con ellas puestas. Por favor, las gafas de sol no le hacen a nadie "cool", o se nace siéndolo o no.

Disfrutó también del sabor de las galletas caseras que le había ofrecido Emily con anterioridad, mientras comía asentía con aprobación aunque no era chico de comidas dulces. Iba a comentarle lo que le habían parecido aunque su cara ya le delatara pero la genial pulla que le dedicó Emily le hizo cerrar la boca y mirarla de soslayo con los ojos bien abiertos.

Pe... anda, anda... — alzó una mano en gesto despectivo a la "locura" que acababa de decirle en un intento de ocultar lo incomodo que se sintió de pronto. ¿Él sentimental? por dios... no, no lo era en realidad sólo que con el cachorro se había obligado a ser... amable por su propio beneficio ya que no lo deja dormir por las noches. No, la verdad es que le daba un poco de pena ¡y eso era exactamente lo que le frustraba!, ¡por un puto chucho!, ¿qué será lo siguiente?, ¿¡llorar por algún anuncio televisivo¡!. Pobre... ante sus temores podía ser muy, pero que muy extremista.

No es sensiblería, duerme conmigo sí, pero a los pies de la cama, ¿eh?,  para no escucharle llorar. No por pena, sino porque yo también necesito dormir. Tsk... que te quede claro.

Cuando se quiso dar cuenta le estaba dando una gran excusa para tan poca cosa, pero peor que eso era que Sandor no estaba a su alrededor, había salido pitando en una carrera hacia una zona mas despejada, donde podía apreciarse a lo lejos otras personas con sus enormes perros, gigantescos, ¿dejo claro el tamaño de esas bestias pardas?.

¡La hostia!. ¡Que me  lo matan! — gritó mientras salió también corriendo hacia el jodido perro que corría más de lo esperado. Jackson tuvo que esquivar a algunas personas que se encontraban en el suelo recostadas con sus amigos o parejas, a algunas directamente les saltó por encima escuchando como lo llamaban "anormal".
No sabía si Emily había ido también tras él, tampoco tenía tiempo de preocuparse por ello ya que su prioridad era evitar que le diesen una buena dentellada al pequeño Sandor. Cosa que no tenía porqué ocurrir pero siempre cabía la duda.

Se estaba acercando velozmente a medida que gritaba a medio pulmón el nombre del perro pero éste seguía a su puta bola ya quedándole nada para llegar a su destino. Durante la carrera al mundano se le habían caído las gafas de sol al suelo, no le dio importancia pues tenía justo delante al cachorro, así que... sin pensárselo mucho se lanzó a por el perro arrodillándose un poco antes para así no romperse la cara en el intento. Lo atrapó, ¡si!, y sin dejarse media cara en el suelo. El perro estaba en sus brazos luchando por liberarse hasta que encontró mejor entretenimiento lamerle la cara a su dueño.
Tal vez todo eso pareciera exagerado pero le había invadido el pánico al ver como Sandor se dirigió hacia esos perros que le triplicaban en tamaño. No haber sido responsable de nada en toda su vida le hacía sentirse muy inseguro respecto al cuidado de aquel pequeño demonio. Pero estaba justificado, ¿no?, no todos los perros se llevaban bien por lo que pudieron hacerle daño... en fin.

Me cago... en...tu puñetera madre... sea quien sea... — dijo entre jadeos dándose cuenta de que esas repentinas carreras no le venían muy bien a su leve enfermedad.





I Hate you, pelusilla ¬¬:
avatar
Mensajes : 576

Reliquias : 316


Hoja de personaje
Inventario:
Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t4552-jackson-evanshttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t4556-rs-jackson-evans#36615http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t4570-jackson-evans-cronologia
Mundano/a, con La Visión

Volver arriba Ir abajo

Re: It's a beautiful day |Jackson Evans|

Mensaje— por Emily Yates el Dom Mayo 18, 2014 9:23 pm

Emily se mordió el labio inferior de nuevo, pensando que tenía que dejar de hacerlo porque si no se lo iba a terminar destrozando con el paso del tiempo, mientras intentaba no carcajearse en la cara de Jackson por ese patético intento de demostrar que lo que había dicho no era cierto en absoluto. Por favor, ¿cómo podría un macho como él sentir debilidad por un adorable cachorrito de chucho? Mucho más tuvo que controlarse cuando le dijo que dormía a los pies de la cama y eso era algo completamente diferente a lo que ella estaba insinuando.

Por supuesto, por supuesto. ¿Cómo podré haber dejado caer semejante locura? —ironizó, sorprendiéndose a sí misma por conseguir no estallar a carcajadas mientras se llevaba la mano a la boca para cubrir la enorme sonrisa que la surcaba de oreja a oreja. Qué estúpido era el orgullo de ese chico. No lo recordaba así para nada.

Lo que ya le hizo no soportarlo más fue cuando le vio salir corriendo como no había visto a nadie en su vida —ni siquiera Charlie el día en que le dijeron que Stan Lee iba a firmar cómics en una tienda cerca de su barrio— porque Sandor iba derechito, derechito, a un grupo de perros que era muchísimo más grande que él. Si no hubiese soltado ese ‘¡Que me lo matan!’, podría haber conservado algo de esa dignidad masculina que quería demostrar constantemente, pero no, tuvo que hacerlo. Y Emily no pudo más y se echó a reír a carcajada limpia, incluso doblándose por la mitad porque no podía soportarlo de la risa. ¿¡Por qué demonios no tendría una cámara para hacerle un video en ese momento!? Bueno, estaba la del móvil, pero en realidad no se consideraba tan zorra como para hacer algo así. Aunque igual se lo merecía.

Cuando consiguió recobrar la compostura salió al trote detrás de él, pasando por el lado de las mismas parejas que Jackson había esquivado dando saltos que podrían haber hecho que los atletas más famosos y reconocidos hubiesen sentido envidia. De vez en cuando pedía disculpas por los dos, a pesar de que realmente él no le tocaba para nada. Recogió sus gafas de sol al pasar junto a ellas, colgándolas de su camiseta gris para no volver a perderlas por el camino, colocándose a su lado nada más llegar, algo sonrojada y sudada por el trote, todavía sonriendo ampliamente y el brillo de la diversión en los ojos. No alcanzó a escucharle oír lo que le dijo al chucho, desde luego, pero sí que oyó perfectamente cómo su respiración iba sufriendo preocupantes altibajos. ¿Acaso Jackson tenía algún tipo de problema respiratorio? Algo menos risueña se agachó a su lado, sonriendo aún, sin embargo, y le puso una mano en el hombro antes de hablar.

Intenta respirar profundamente, si no te ahogarás. Inhala. Exhala. Eso es —dijo, cuando vio que le hacía caso. Probablemente él ya sabía que tenía que hacerlo, pero con el sofocón de la carrera y de que le hiciesen daño al perro se le debía de haber olvidado. Entonces, cuando vio que no se asfixiaba, volvió a reírse entre dientes—. Vaya, menos mal que no eras un sentimental con este pequeño diablillo, ¿eh? —alargó el brazo para acariciarle la cabeza, entre las orejas, rascándole suavemente—. Lo suficiente como para salir corriendo detrás de él cuando está clarísimo que por salud no deberías hacerlo.


There's a lady who's sure all that glitters is gold, and she's buying a stairway to heaven

Emily Yates
Don't mess up with us!:
avatar
Mensajes : 1161

Reliquias : 1325

Temas : 5/4


Hoja de personaje
Inventario:
Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t5208-emily-yateshttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t5234-emily-yates#43065http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t5233-emily-y-sus-encuentros-poco-oportunos
La
Matadragones

Volver arriba Ir abajo

Re: It's a beautiful day |Jackson Evans|

Mensaje— por Jackson Evans el Lun Mayo 19, 2014 1:27 pm


It's a beautiful day
→ Miércoles→ 18:20 → Central Park→ Soleado  


Intentaba apartar la cara de la de Sandor pues no dejaba de babearsela cuando lo que necesitaba era recuperar la respiración. El pequeño cachorrito subía y bajaba apresuradamente sobre el pecho de Jackson que a pesar de sonreír de alivio, se comenzaba a preocupar por su estado.
Su mano libre se ocupaba de rebuscarse en los dos bolsillos de su chaqueta el inhalador pero no tuvo éxito, recordó que se lo había dejado en el coche, eso le obligaba a seguir las indicaciones que Emily le estaba diciendo aunque ya sabía lo que tenía que hacer.

No... me... jodas — dijo irónico mientras intentaba controlar la respiración, por suerte lo estaba consiguiendo. Tragó saliva y volvió a tomar aire como si llevara bajo el agua demasiado tiempo. La observó fijamente cuando la peliazul se reía, otra vez... porque ya la había oído destornillarse de la risa a sus espaldas cuando estaba en plena carrera.
Le echó una mirada malhumorado con el ceño bien pronunciado, no le gustaba que continuara pinchándolo con ese tema pero no podía culparla ¿no?, él también era un pesado al tratar de ligar constantemente con ella aunque él no se consideraba así, ¡era todo un honor!.

Cállate ya... — no pudo responderle de otra manera, si ya de por si las excusas que usaba para aparentar despreocupación eran malas, ahora después de todo serían aún más absurdas y sin credibilidad alguna.
Se incorporó del suelo pero antes de recuperar la verticalidad  total se aseguró de enganchar la cuerda al arnés del perro y así evitar que volviese a escaparse.

¿Cómo perder a mi mejor inversión para ligar?, merece la pena el riesgo —  terminó por decir, no tenía remedio y se levantó sacudiéndose los pantalones y la camiseta de la hierba aunque ya el verdín sería cosa de meterla en la lavadora. Sandor correteaba alrededor de Jackson y Emily, moviendo la colita y sin ser consciente de lo que había pasado, creía fielmente que era un juego por lo que ladraba para que continuase la diversión.
No ha sido el mejor momento para que se me olvidase el inhalador. Será mejor que regrese a por el, sería una pena que la humanidad se quede sin alguien tan maravilloso como yo — se animó a sonreír dedicándole una intensa mirada a la muchacha — acuérdate de que me debes un retrato, lo prefiero antes que el café. Me das tu teléfono, ¿no? — esperó a que se lo diese y si no iba a ser el caso él le daría el suyo. No lo escribió en la palma de su mano, ni se lo hizo memorizar en su cabeza o en su propio teléfono móvil. Directamente le pasó una pequeña  tarjetíta donde estaba el número inscrito con su nombre al lado, el colmo de los colmos.

Me ha alegrado verte. Nunca imaginé que eso llegase a pasar. — Precisamente porque no pensaba que tuviese ningún tipo de encontronazo con su pasado, pero el destino le había demostrado que no se podía huir de ello y mucho menos de los acontecimientos que lo convirtieron en el hombre que era. Sandor también se despidió de ella con un ladrido y reclamando una pequeña caricia. Jackson se dio cuenta que Emily llevaba sus gafas de sol colgadas en su camiseta pero no dijo nada, esa sería la excusa  de que lo llamase para devolvérsela si no era el azar el responsable de que volvieran a encontrarse.

Se alejó junto al cachorro al que tomó en brazos para que no forzara su patita  más de lo que ya había hecho con esa descomunal carrera. Sintió que Sandor no hubiese disfrutado mucho tiempo de Central Park pero no sería ni la primera ni última vez que la visitasen.




I Hate you, pelusilla ¬¬:
avatar
Mensajes : 576

Reliquias : 316


Hoja de personaje
Inventario:
Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t4552-jackson-evanshttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t4556-rs-jackson-evans#36615http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t4570-jackson-evans-cronologia
Mundano/a, con La Visión

Volver arriba Ir abajo

Re: It's a beautiful day |Jackson Evans|

Mensaje— por Emily Yates el Lun Mayo 19, 2014 2:20 pm

Volvió a soltar una risotada cuando él le espetó que se callase, llegando incluso a chocar las manos entre sí como un gesto involuntario. Un Jackson frustrado era mucho más divertido que el engreído ligón que había estado tratando con ella minutos atrás. Claro que no sabía si compensaba que para poder reírse de él tuviese que estar medio muerto; o sí, quién sabía. Igual muchas mujeres como ella se libraban de su insistencia por la obra benéfica que podía llevar a cabo consiguiendo que se asfixiase cada dos por tres.

Le puso una mano en la espalda para darle un par de golpecitos. No como si eso fuese a servir para que respirase mejor, pero sí parecía querer decirle algo con ello. ‘Tranquilo, chaval, no te pongas así’. A fin de cuentas, él había empezado a jugar con ella, pero ahora, lejos de incomodarle, era Emily la que se estaba divirtiendo a costa de Jackson, su salud y estúpido intento por parecer un tipo duro e insensible con respecto a su cachorro. Se puso de pie a la par que él para asegurarse de que se encontraba bien, aún con una sonrisa enorme en el rostro, divertida, observando con detenimiento cada movimiento que hacía para que no desfalleciese o volviese a ahogarse.

Claro, claro, claro. Una auténtica pena.

Cuando el perrito empezó a dar vueltas en torno a ellos, Emily se sintió realmente conmovida. ¡Adoraba a ese chucho! Era tan encantador… Casi le daba pena que tuviese que quedarse con alguien como Jackson, porque siempre decían que las mascotas terminaban pareciéndose a sus dueños, y a saber si no se terminaba convirtiendo también en un Latin Lover perruno.  La simple idea le hizo esbozar una sonrisa todavía más amplia, pensando que quizás conseguía utilizarlo para ese retrato que tenía que hacerle a Jackson por su supuesta victoria en aquel juego de pacotilla. Ella, aunque a él no le gustase ni un pelo se reiría muchísimo con ello, desde luego.

«Inhalador. Así que definitivamente es asmático…»

Rodó los ojos ante su comentario.

Sí, desde luego sería una lástima que New York recuperase todo el espacio que ocupa tu ego —no pudo evitar soltar, cruzándose de brazos ante él.

Alzó una ceja cuando le pidió el teléfono. Emily no hizo ademán alguno de proporcionárselo, pero sí que cogió  la tarjeta con la mano derecha, dejándola alzada a la altura de sus ojos. En serio, ese chico tenía algunos ademanes por los que le apetecía bajarle los humos, porque consideraba que le hacía muchísima falta que alguien le pusiese los pies en la tierra. ¡Una tarjeta con su nombre! ¿Tendría fin el egocentrismo de Jackson en algún momento del tiempo y del espacio? Lo dudaba. Sin embargo, sí que se sorprendió gratamente cuando él le dijo que se había alegrado de verla. Su mueca cambió a una algo más dulce instintivamente. Bajó el brazo y lo dejó junto a su regazo, apretando la muñeca con la mano libre.

Bueno, New York es enorme. Yo también pensé que no volvería a verte nunca y también me he alegrado de recuperar el contacto contigo, aunque fuese un momento. —Cuando escuchó el ladrido de Sandor se agachó para acariciarle en la cabeza—. Adiós, perrito. Cuida bien del desastre de tu dueño, anda. Y no dejes que nadie le contagie herpes —bromeó. Luego se puso de pie y se despidió de los dos con la mano, emitiendo un largo suspiro.

Aquello había sido un encuentro de lo más inesperado, desde luego. No había podido terminar su dibujo, pero en cierto modo había merecido la pena. ¡Sandor era tan mono! Y Jackson, bueno, había cambiado, pero al menos seguía siendo un chico divertido. Aunque insoportablemente ligón, algo capullo y bastante —demasiado— engreído. Pero ella también había conseguido abrirse un poco más, aunque seguía siendo realmente reticente al contacto físico y personal. Pero las cosas se iban andando poco a poco, consiguiendo llegar a un extremo u otro. Se preguntó exactamente qué le habría pasado a Jack para desarrollar esa forma de ser tan diferente a la que tenía cuando se conocieron, siendo casi unos niños. ¿Habría tenido que ver directamente con la muerte de su madre?

Pensaba en todo eso mientras caminaba a paso lento por el mismo recorrido que había hecho persiguiendo a perro y dueño, con la tarjeta del susodicho entre los dedos, dándole vueltas hacia los lados justo frente a los labios, como siempre que estaba muy concentrada pensando en algo. Entonces se percató de que tenía algo de peso extra en el pecho, y al agachar la mirada se encontró con las gafas de sol de Jackson. Por un momento, y si no hubiese sido él, habría podido llegar a sopesar que se le habían olvidado ahí. Eso le hizo proferir una maldición en voz baja, golpeó el suelo con el pie y miró la tarjeta con cierto resentimiento. ¡Maldito zorro listo! Seguro que se las había dejado a posta en aras de tener una excusa para que le llamase, cuando estaba claro que no había tenido intención de hacerlo en ningún momento. Ni siquiera para darle el supuesto retrato que había ganado. ¡Pues ni de broma iba a seguirle la corriente!

Las cogió, observándolas despectivamente. Bueno, no eran feas del todo. Luego se las puso, esbozando una sonrisa tranquila, confiada, sintiéndose como Horatio, el de CSI: Miami, y echándose a reír con su propia broma antes de empezar a caminar de nuevo. De ahora en adelante echaría buena cuenta de esas gafas que había ganado gratis.


There's a lady who's sure all that glitters is gold, and she's buying a stairway to heaven

Emily Yates
Don't mess up with us!:
avatar
Mensajes : 1161

Reliquias : 1325

Temas : 5/4


Hoja de personaje
Inventario:
Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t5208-emily-yateshttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t5234-emily-yates#43065http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t5233-emily-y-sus-encuentros-poco-oportunos
La
Matadragones

Volver arriba Ir abajo

Re: It's a beautiful day |Jackson Evans|

Mensaje— por Contenido patrocinado

Contenido patrocinado
está

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.