07/08 - Estimados habitantes del submundo. ¡Aquí tenéis las noticias con las actualizaciones/nuevas propuetas/ideas del foro! ¡Pasaos cuanto antes a echar un ojo!


10/06 - Estimados habitantes del submundo. Ahora tenéis una forma de llevar el recuento de las habilidades especiales de vuestras armas. ¡Sólo tenéis que pasaros por este tema para tener al día el tiempo que os queda hasta la próxima recarga! ¡Pasáos cuanto antes!


04/06 - Estimados habitantes del submundo. Como habréis comprobado, la raza de los nefilim vuelve a estar abierta para todo el mundo <3 Y aunque aún no ha habido actualización de noticias... ¡no desesperéis! ¡Que antes de lo que podáis pensar estarán en vuestra bandeja de entrada ardiendo con el fuego celestial!


31/03 - Estimados habitantes del submundo. Como habréis comprobado, la raza nefilim tiene las letras en rojo en el censo del tablón. Eso indica que, hasta nuevo aviso, la raza está temporalmente cerrada por sobrepoblación. Sin embargo, antes de llevaros las manos a la cabeza definitivamente, esperad a tener un nuevo aviso por nuestra parte, pues estamos sopesando algunas cositas. ¡Un saludo! <3


07/03 - ¡¡Queridos habitantes del submundo!! ¡Aquí llegan las últimas noticias del foro! ¡Leedlas atentamente y no perdáis ni un solo detalle!


27/02 - ¡¡Queridos habitantes del submundo!! Queremos anunciaros que la limpieza de este mes de febrero se realizará entre los días 02 y 03 de marzo, para que tengáis tiempo de poneros al día. Así mismo, estimaremos que las noticias del mes saldrán esta misma semana, aunque sabemos que ya vamos con imperdonable retraso. ¡Perdón por las molestias y gracias por vuestra atención!


07/01 - ¡¡Queridos habitantes del submundo!! Queremos anunciaros que hemos recuperado el dominio del foro satisfactoriamente, de modo que podéis volver a utilizar la dirección anterior, www.cazadoresdesombras-rpg.com, sin ningún problema. Por otro lado, hoy se han realizado las limpiezas del foro. ¡Sigamos trabajando y pasándolo bien como hasta ahora, y perdón de nuevo por las molestias!


02/01 - ¡¡Feliz año nuevo a todo el mundo!! Con motivo de la llegada del ansiado 2017, hemos decidido daros un pequeño regalito. Si miráis en vuestra reserva de reliquias... ¡veréis que han aumentado considerablemente! Es un premio a todos los usuarios que se registraron antes del 01 del 01 por vuestro apoyo ^^Recordaros, además, que las limpiezas se realizarán al final de esta semana. ¡Apurad los últimos post para no perder vuestro color!


38 # 50
26
NEFILIMS
6
CONSEJO
13
HUMANOS
11
LICÁNTRO.
8
VAMPIROS
13
BRUJOS
5
HADAS
5
DEMONIOS
1
FANTASMAS
Últimos temas

El rastro con rostro imprevisto [Scarlett]

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

El rastro con rostro imprevisto [Scarlett]

Mensaje— por Jonas Geller el Mar Dic 16, 2014 11:01 pm


EL RASTRO CON ROSTRO IMPREVISTO
→ Miércoles → 22:15 → Edificio abandonado → Frío  

¡Le tenía! Mi incesante búsqueda desde hacía semanas habían sus frutos por fin. Estaba seguro que el subterráneo cánido  al que perseguía había estado siendo ayudado por alguien, o más bien "algo" pues cada vez que daba un gran paso a su detección, algo producía el efecto contrario. Atribuí mis fracasos a la preocupación constante en la que estaba sometido por culpa de Adeline. Mi hija se me estaba descontrolando de una manera que me encolerizaba y hasta di muestra de ello cuando la golpeé en el rostro; sólo de recordarlo siento el quemazón en mi mano y en mi pecho. Eso nunca debió pasar... pero la situación me llevó a tal límite. No podía volver a ocurrir, no podía perder los estribos. No podía volverme a dejar llevar por las emociones.

Los hilos que me daban control sobre ella se estaban rompiendo produciéndome heridas cortante en los dedos y toda la culpa la tenía ese asqueroso licántropo que logró cautivarla. Ese pensamiento me ayudó a continuar corriendo raudo y veloz entre los cimientos abandonados de una vieja construcción que me dio paso a una edificación medianera  a ella. De un salto me colgué de la cornisa de una ventana y con agilidad me adentré en un habitáculo cuyo pavimento se encontraba en un estado desastroso. El mobiliario viejo y en su mayoría lleno de roturas reposaban cubiertos de una espesa capa de polvo. Con cautela, llevé mi mano hacia mi cadera para agarrar mi cuchillo serafín que pareció relucir con la tenue luz que el roto ventanal dejaba entrar.

Mis pasos siguieron mi mirada hacia unas escaleras que en circunstancias normales se quejarían por mi peso cuando me propusiese a subir, pero por ello me preparé con la runa que me proporcionaba un sigilo inhumano. Así pues, comencé a ascender hacia la segunda planta donde me había llevado aquella pista; esperando que aquel que me estuviese saboteando no lo volviese hacer, es más, sino que se plantase ante mi para así erradicarlo también.




Jonas Geller
avatar
Mensajes : 113

Reliquias : 536

Temas : 1/3


Hoja de personaje
Inventario:
Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t4813-jonas-geller-idhttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t5206-jonas-geller-relationship#42780http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t5207-chronology-jonas-geller#42781
Miembro del Consejo

Volver arriba Ir abajo


EL RASTRO CON ROSTO IMPREVISTO
→ Miércoles → 22:15 → Edificio abandonado → Frío


¡Joder!

Me relamí los labios mientras le indicaba a mi acompañante con el dedo que no hiciese ningún ruido y que permaneciese escondido, agachado detrás del único mueble entero en la habitación a pesar de lo desvencijado que estaba. El niño —era un niño de verdad, por Dios, no podía tener más de dieciocho años— lloriqueó un poco antes de asentir con la cabeza. Agobiada, le dejé la chaqueta para que se la pusiese por encima de los hombros, ya que ofrecía un aspecto de lo más lastimero con su ropa rasgada, las heridas en su cuerpo, el labio roto…

¿Cómo demonios había terminado yo así, haciendo otra vez de puto canguro en mitad de la noche? Fácil: tengo un imán para los problemas.

Había salido a comer fuera porque me apetecía socializar en una pizzería normal y corriente cuando casi olí a este muchacho —¿Sully, había dicho que se llamaba?— rezumando miedo, a novato, por todas partes. Engullí lo que me quedaba en el plato antes de seguirle; y justo a tiempo, porque se había metido en una pelea con otros lycans donde terminaron implicados varios humanos. El problema habría quedado allí en circunstancias normales: llego yo, pateo culos, me lo llevo con el Praetor, solucionado. Pero no intervine porque me pareció percibir a lo lejos una figura que se mantenía fija tras el chico. Les seguí a una distancia prudencial el tiempo suficiente como para saber que le estaban dando caza. Putos nefilim. Tenía que ser uno, porque los vampiros apestaban a muerto allá por donde fuesen y nadie más perdería el tiempo en seguirle la pista a un niño descarriado que había causado más problemas de los que pretendía.

Al final intervine varias veces, ayudando al crío, hasta que me aparecí delante de él para ayudarle a esconderse y que le dejasen en paz. Pero no, ahí seguía el jodido cazador, dando por el culo. En fin…

Tomé aire antes de empezar a caminar, haciendo ruido con los tacones de las botas mientras caminaba hacia el nefilim, alejándolo del rastro del crío. Al menos su olfato no era tan fino como el nuestro. ¡Y joder! Si no hubiese sido por el mío, el susto que me llevé al topármelo en las escaleras, escondido entre las sombras habría sido muchísimo mayor. No pude verle bien a pesar de mi vista más aguda porque la oscuridad le envolvía, pero retrocedí un par de pasos para dejarle subir.  El medallón del Praetor pendía de mi cuello a la vista, como siempre que me encaraba con alguien que podía ser peligroso o un potencial aliado.

¿Sabes? Los he conocido insistentes, pero joder… tú te llevas la maldita palma —me llevé las manos a las caderas—. ¿Por qué no te marchas y me dejas esto a mí? Es más mi competencia que la tuya y lo sabes.



Us:
avatar
Mensajes : 156

Reliquias : 192

Temas : 1/3


Hoja de personaje
Inventario:
Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t5621-scarlett-j-williamshttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t5623-solo-doy-lo-que-recibo-a-cambio-asi-que-ya-sabes-cielo-dame-amor-scarlett-j-williamshttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t5624-quiero-que-mi-vida-sea-algo-mas-que-vivi-naci-y-mori-scarlett-j-williams#47615
Hijo/a de
la Luna

Volver arriba Ir abajo

Re: El rastro con rostro imprevisto [Scarlett]

Mensaje— por Jonas Geller el Mar Dic 23, 2014 1:00 pm


EL RASTRO CON ROSTRO IMPREVISTO
→ Miércoles → 22:18 → Edificio abandonado → Frío  


Me agazapé y quedé inmóvil en las escaleras  al oír el sonido de unos tacones sobre mi cabeza. Me pareció increíble y extraño que aquella fémina estuviese actuando de esa forma tan descuidada, revelando su posición e incluso dirigiéndose hacia la mía. Era realmente ofensivo para cualquier raza sobrenatural pero debía verle el lado bueno, mucho mejor para mi, ya me lo había puesto demasiado difícil durante todo este tiempo atrás, así que ahora me beneficiaría de su estupidez.  Observé el sobresalto que sufrió al verme. No me esperaba tan próximo a ella ni tan silencioso. La escudriñé con la mirada analizándola; parecía joven y esperaba que experimentada porque de ser ésta cría la que me había supuesto tantos obstáculos en la persecución de ese licántropo se me retorcerían las entrañas de de lo humillado que me sentiría.

Terminé de subir las escaleras sin hacer uso del poder de las runas, permitiendo que mis pisadas se escuchasen con firmeza. Mi semblante estaba marcado por la frialdad y la inexpresión hasta que divisé el medallón del Praetor colgando de su cuello; mi ceño se frunció y mi nariz se arrugó con asco, negando con la cabeza sirviendo de preludio a mi contestación.

Te equivocas. Esto me concierne a mi una vez haya sido perjudicado un mundano, por algo somos sus protectores. Vuestro grupo no hace otra cosa que incordiar y entorpecer nuestro trabajo, así que no molestes más y márchate. No te lo repetiré otra vez — Hablé con solemnidad, dejando fluir aquellas palabras con frialdad en el timbre de mi voz. Sujeté con mas fuerza la empuñadura de mi cuchillo serafín que continuaba resplandeciendo, y  sediento de sangre demoníaca. Como ésta molesta subterránea no se marchase tendría que encargarme también de ella — ¡Tú! ¡Sal de donde te escondes si no quieres que otros paguen por tus crímenes! — Grité para incitar a esa asquerosa sabandija a salir de su agujero. Continué caminando un par de pasos más sin dejar de vigilar por el rabillo del ojo no solo a la chica sino todo lo que me rodease. Aparté sin mucha sutileza algunos muebles que se encontraban en el centro de la sala porque si aquel lugar se convertía en un campo de batalla, necesitaba que todo quedase libre de obstáculos.





Jonas Geller
avatar
Mensajes : 113

Reliquias : 536

Temas : 1/3


Hoja de personaje
Inventario:
Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t4813-jonas-geller-idhttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t5206-jonas-geller-relationship#42780http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t5207-chronology-jonas-geller#42781
Miembro del Consejo

Volver arriba Ir abajo


EL RASTRO CON ROSTRO IMPREVISTO
→ Miércoles → 22:18 → Edificio abandonado → Frío

Oh, vaya —me reí.

Oh, vaya, en realidad. Mira, es cierto que siempre he tenido problemas para controlar mi lengua: suelto las cosas que menos debería junto a la gente menos apropiada, o insulto a la gente que es mejor no insultar. Pero Dios sabe que hincharme los cojones —y eso que no tengo— es muy fácil. Es jodida y tremendamente fácil. Sólo hay que comportarse como lo estaba haciendo ese rubio capullo, con esa mirada de engreído, snob y gilipollas que tenía en esos momentos. No le escupí entre los ojos porque en un principio me interesaba que no pasase de las palabras el asunto, pero joder, no me lo estaba poniendo puto fácil. Por eso al final, como siempre, mi lengua empezó a actuar por su cuenta…

Perdona las carcajadas, rubio. —En realidad no lo sentía—. Es que verás. Yo, tonta e ingenua de mí, siempre he pensado que lo vuestro trabajo era luchar contra los demonios y los subterráneos con ansias de sangre; no cazar a un crío que aún no sabe controlarse y al que llevamos buscando desde hace días. —Sí, era una mentira como la copa de un pino, pero ese imbécil no tenía por qué saberlo—. Pero oye, si os gusta ser asesinos es cosa vuestra. Sin embargo resulta que no me da la jodida gana de dejarle en tus manos, para que veas. Forma parte de mi meta de incordiar y entorpecer el trabajo de, al menos, un nefilim al mes.

Empecé a andar en círculos también, igual que él, recorriéndole de pies a cabeza con las manos a ambos lados del cuerpo, abriéndolas y cerrándolas. Aunque no lo pareciese, en realidad estaba nerviosa por culpa de la puta plata. Seguro que tenía armas hechas de ese maldito metal y, mierda, ya había comprobado que picaban y escocían como pocas cosas en el mundo. Pero, como había dicho, no pensaba consentir que se acercase al muchacho sólo porque bajo el juicio de un subnormal que no tenía ni puta idea de lo que era ser un lobo, había hecho algo por lo que merecía ser ajusticiado.

De modo que si le quieres a él, tendrás que pasar por encima de mí.



Us:
avatar
Mensajes : 156

Reliquias : 192

Temas : 1/3


Hoja de personaje
Inventario:
Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t5621-scarlett-j-williamshttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t5623-solo-doy-lo-que-recibo-a-cambio-asi-que-ya-sabes-cielo-dame-amor-scarlett-j-williamshttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t5624-quiero-que-mi-vida-sea-algo-mas-que-vivi-naci-y-mori-scarlett-j-williams#47615
Hijo/a de
la Luna

Volver arriba Ir abajo

Re: El rastro con rostro imprevisto [Scarlett]

Mensaje— por Jonas Geller el Vie Dic 26, 2014 12:52 am


EL RASTRO CON ROSTRO IMPREVISTO
→ Miércoles → 22:22 → Edificio abandonado → Frío  


No me inmuté de las carcajadas de la subterránea, ya estaba acostumbrado a oírlas y hacía tiempo que aprendí controlar casi a la perfección la emoción de la ira y el asco; aún así, esa chica me lo estaba poniendo difícil... muy difícil.  De lo que no me acostumbraba era oír esas contestaciones tan cargadas de altanería y soberbia, cuando no eran nada, despojos de la creación. Era ofensivo para los que sí teníamos pleno derecho a la existencia. Me permití esbozar una sonrisa en mis labios, cosa que nunca había sido un signo de buen augurio por mi parte.

No me sorprende viniendo de un subterráneo; la ignorancia y la ineptitud además de vuestro instinto destructivo forma parte de vuestra naturaleza — apreté los labios con los ojos puestos en ella, inamovibles. Mi corazón empezó a ir más deprisa, al igual que mi respiración, señal de que me encontraba tranquilo a medias; a pesar de tener toda seguridad de mi victoria, sí que era verdad que hacía muchísimo tiempo que no luchaba contra un subterráneo — No se considera acto de asesinato ajusticiar a demonios ni a cualquier ser, fallo de la creación, que también contenga sangre demoníaca en sus venas. Y no te ridiculices catalogándonos a nosotros como asesinos... no tú — dije acusador pues apostaba a que esa mujer, como la gran mayoría de los licántropos, si lo fuese, había matado dejándose llevar por su instinto animal.

Que así sea — Sentencié justo antes de abalanzarme hacia ella. Cargué  junto con mi resplandeciente cuchillo serafín con toda la fuerza y la agilidad que me proporcionaba las runas, en un ataque directo  que no le costó demasiado esquivar. Bien, una vez predije que no sería tan estúpida como para dejarse golpear, dejé que el impulso del primer golpe me hiciese hacer un giro sobre mi mismo con intención de propinarle un golpe usando el codo contra su estómago. No lo logré, es más, recibí un ataque directo en represalia que me desequilibrio mas no hasta el punto de hacerme caer.

Malhumorado, pues ya empezaba a sentir como la sangre me hervía, me agaché para extraer un par de cuchillos de plata que desde la distancia le lancé sin ningún reparo. Mis ojos brillaron de satisfacción al oír el dulce sonido del dolor salir de su garganta, pero una vez más mi alegría no perduró puesto que fui alcanzado por otro ataque suyo, siendo yo el que ahora se quejaba.

Esto no iba bien... la balanza de la victoria se iba inclinando levemente en beneficio de la subterránea.

Off:
Puntos de daño
Jonas: 2 - Scarlett - 1




Jonas Geller
avatar
Mensajes : 113

Reliquias : 536

Temas : 1/3


Hoja de personaje
Inventario:
Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t4813-jonas-geller-idhttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t5206-jonas-geller-relationship#42780http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t5207-chronology-jonas-geller#42781
Miembro del Consejo

Volver arriba Ir abajo


EL RASTRO CON ROSTRO IMPREVISTO
→ Miércoles → 22:25 → Edificio abandonado → Frío  


Cuando se lanzó contra mí para empezar a pelear, lo agradecí plenamente, porque puedo jurar que lo estaba deseando. Clamaba por clavarle las garras en la carne a aquel rubio imbécil, hacerle sangrar, gritar y pedir clemencia por su vida. Despojo. Eso es lo que era él, en realidad. Un puto despojo; una mierda de persona encerrada en una cara bonita. La sangre me hirvió tantísimo con sus palabras que incluso dejé de sonreír, gruñendo cada vez más perceptiblemente, sin importarme en absoluto que el crío se asustase. Estaba demasiado ocupada ya, rondando a mi enemigo, sintiendo que mi lado animal intentaba imponerse al humano. Como siempre conseguí desecharlo, porque no me gustaba que el lobo me dominase; los recuerdos amargos regresaban de la mano del sabor a sangre seca en los labios.

Sin embargo, eso no significaba que no terminase acudiendo a la transformación parcial para hacerle sufrir por sus palabras. Por todo lo que él era. Irritante, desesperante y merecedor de la peor de las suertes. La idea de morderlo se me pasó por la cabeza; desgraciarle para que terminase matando o algo así, pero la descarté en seguida, porque me juré a mí misma que nunca jamás le daría a alguien la maldición que cayó sobre mí. Antes me arrancaría todos los dientes de la boca. Pero ese capullo se lo merecía.

Los dos primeros golpes fueron rápidos, certeros, y sin embargo, fáciles de esquivar. Eso me enfureció todavía más. ¿Quién se creía que era? ¿Una puta novata? Pagó caro su error con creces, puesto que le detuve el codo con la mano izquierda para propinarle un derechazo en la cara que le hizo perder el equilibrio. Sonreí sin pudor alguno, reconociendo el habitual cosquilleo que me recorría el cuerpo cuando me imbuía en una buena pelea. Aunque en esa probablemente me jugaba la vida, porque él no iba a tener clemencia alguna conmigo…

Pero ah… Eso no fue todo. Pronto sentí la plata atravesando mi piel; rasgándola de lado a lado. Como si el fuego me hubiese abierto una herida en la carne del costado, haciéndome rabiar de dolor. Incluso se me saltaron las lágrimas. Claro que si eso hubiese sido capaz de detenerme, yo nunca habría durado mucho en estas confrontaciones; giré sobre mí misma para patearle en la parte baja de la espalda. Me relamí los labios de satisfacción al verle adoptar una mueca de dolor en su rostro, pero pronto tuve que cubrirme de su siguiente ataque, que esquivé fácilmente porque estaba claro que mi último golpe le había desequilibrado.

Y hasta el momento había sido generosa. No lo fui cuando me erguí de nuevo y le lancé un directo al plexo solar que le dejó sin respiración; incluso se apartó unos pasos, haciendo esfuerzos probablemente por no vomitar. Lancé una carcajada satisfecha al aire, ignorando por completo el ardor que recorría la zona donde la plata me había alcanzado.

¿Qué pasa, rubio? ¿La edad te está pasando factura? ¿O es que eres de esos nefilim que acomoda su culo en un asiento y deja que los críos mueran por ellos?

¿Sabéis? Siempre he sido un poco bocazas. Vale, muy bocazas. Pronto tuve que tragarme mis propias palabras, porque su siguiente golpe casi me hizo perder la ventaja que había conseguido, aunque fuese poca. Presa del sofoco, intenté golpearle precipitadamente en la nuez, pero fallé estrepitosamente; por eso, jadeando, fui yo quien marcó un poco más la distancia en esa ocasión, dejando las sonrisas atrás, algo más centrada en la pelea.

Ojalá hubiese conseguido algo para que la herida dejase de escocer como el infierno.

Off:
Puntos de daño
Jonas: 3 - Scarlett - 2



Us:
avatar
Mensajes : 156

Reliquias : 192

Temas : 1/3


Hoja de personaje
Inventario:
Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t5621-scarlett-j-williamshttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t5623-solo-doy-lo-que-recibo-a-cambio-asi-que-ya-sabes-cielo-dame-amor-scarlett-j-williamshttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t5624-quiero-que-mi-vida-sea-algo-mas-que-vivi-naci-y-mori-scarlett-j-williams#47615
Hijo/a de
la Luna

Volver arriba Ir abajo

Re: El rastro con rostro imprevisto [Scarlett]

Mensaje— por Jonas Geller el Miér Ene 14, 2015 5:09 pm


EL RASTRO CON ROSTRO IMPREVISTO
→ Miércoles → 22:27 → Edificio abandonado → Frío  


Estaba consiguiendo enfurecerla. La provocación era una de las armas más útiles que existían en el campo de batalla porque disminuía considerablemente las capacidades tácticas del enemigo. En una lucha había que pensar con la mente fría y no dejarse llevar con las emociones, aunque yo también sufro de ese mal en ocasiones, pero siempre intentaba evitarlo.

Mientras girábamos entorno a nosotros mismos me fui mentalizando que lo que debía evitar a toda costa era salir herido por una mordedura en el caso que ella se atreviera. Necesitaría acercarse mucho a mi para que lo consiguiera y yo no iba a permitirlo.

El primer golpe de la batalla la recibí yo en plena cara, haciéndome retroceder. Zarandeé un poco la cabeza para recomponerme y continuar, sin pasarme desapercibido esa estúpida sonrisa que dibujó en su cara ,y de la que me ocuparía de transformar en una mueca de sufrimiento. Cuando mis dagas plateadas impactaron en su piel vibré de emoción, mi cuerpo se cargó de más y más adrenalina. Me alimentaba de su dolor y me regodeaba del mismo. Apenas me dio tiempo de disfrutar ese momento al recibir una patada en mi espalda, y eso empezó a tocarme la moral. Me estaba alcanzando más veces de la cuenta y para mi, era indignante.

Mi humor empeoró cuando fallé otro tanto pero debía respirar... y tranquilizarme. Algo que también se me privó pues sin preverlo me propinó un duro golpe directo a la boca del estómago. Era incapaz de respirar, me sentía como el pez que se hallaba fuera del agua y daba bocanadas en vano. Me retiré unos pasos para alejarme de ella, doblado por completo y notando que la saliva se me escapaba por la boca. El dolor era igual de insoportable que el haberme quedado sin aire. Mientras, ella hablaba con aires de grandeza, con una presunción que le había otorgado un buen golpe. Bien, que se confiase. Durante el tiempo dijo todas esas estupideces fui recuperándome y concentrando fuerzas con las que me volví a abalanzar sobre ella. Flexioné mis brazos para usarlos de defensa pero también para lanzar un potente golpe con mi codo directo a un lado de su cabeza que impactó de lleno. Hasta sentí todo mi brazo vibrar. Aquello la dejó algo trastornada por lo que su siguiente movimiento fue un fracaso total.

Hablas demasiado... — dije entre jadeos — ... pero me encantará oír tus súplicas.
Off:
Puntos de daño
Jonas: 4 - Scarlett - 3




Jonas Geller
avatar
Mensajes : 113

Reliquias : 536

Temas : 1/3


Hoja de personaje
Inventario:
Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t4813-jonas-geller-idhttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t5206-jonas-geller-relationship#42780http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t5207-chronology-jonas-geller#42781
Miembro del Consejo

Volver arriba Ir abajo


EL RASTRO CON ROSTRO IMPREVISTO
→ Miércoles → 22:30 → Edificio abandonado → Frío  


El codazo contra la nuca casi me hizo vomitar. Noté el amargo sabor de la bilis en la lengua, pero conseguí contenerme a duras penas; claro que de las arcadas no me libró nadie. Como tampoco del terrible mareo que me sobrevino después, momento de debilidad que volvió a aprovechar para propinarme un nuevo golpe que estuvo a punto de dejarme tumbada sin posibilidad de levantarme, pero conseguí guardar el equilibro y quedar, al menos, con una rodilla en el suelo.

Fue en ese momento cuando me di cuenta que el golpe en la frente me había abierto la ceja, porque la sangre comenzó a manar profusa, y por mucho que me limpiase, siempre salía más. Pronto el lado de la cara se me manchó, así como el pelo, que empezó a apelmazarse por el líquido, pegajoso. Su olor, sin embargo, despertó algo en mí. Algo que yo no quería que saliese a la luz ni por asomo. El lobo empezó a chillar, pues hacía mucho tiempo que ni sufría tanto en una lucha ni olía mi propia sangre tan de cerca, cubriéndome el rostro y enturbiándome la visión.

Por primera vez en mucho tiempo comencé a sentirme amenazada, razón por la que emití un leve gruñido que cada vez fue haciéndose más alto.

Aprovechando mi posición me impulsé para salir despedida contra él. Fue un movimiento muy repentino que no se esperó, y pronto nos encontramos en el suelo; yo sentada a horcajadas sobre su vientre, sonriendo. Apreté el rostro del nefilim con la mano, mientras la otra comenzaba a transformarse poco a poco. Jadeaba.

Me temo que aún te queda mucho para que te permita disfrutar de unas pocas súplicas, rubio —susurré en voz baja. Pasé la garra por encima de su pecho, dejándole una herida abierta, sangrante, aunque no demasiado profunda.

Sin embargo mi presunción volvió a salirme bastante cara, pues su siguiente ataque fue directo. Ni siquiera recuerdo qué intenté hacer para separarme de él, pero la siguiente escena en la que fui consciente estábamos cada uno a una distancia bastante separada y un dolor ardiente recorría mi cuerpo.

Off:
Puntos de daño
Jonas: 5 - Scarlett - 5



Us:
avatar
Mensajes : 156

Reliquias : 192

Temas : 1/3


Hoja de personaje
Inventario:
Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t5621-scarlett-j-williamshttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t5623-solo-doy-lo-que-recibo-a-cambio-asi-que-ya-sabes-cielo-dame-amor-scarlett-j-williamshttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t5624-quiero-que-mi-vida-sea-algo-mas-que-vivi-naci-y-mori-scarlett-j-williams#47615
Hijo/a de
la Luna

Volver arriba Ir abajo

Re: El rastro con rostro imprevisto [Scarlett]

Mensaje— por Jonas Geller el Mar Feb 03, 2015 11:12 pm


EL RASTRO CON ROSTRO IMPREVISTO
→ Miércoles → 22:33 → Edificio abandonado → Frío  


Aunque disfrutara de su sufrimiento, no me regodearía como ella había hecho, no al menos hasta verla tumbada en el suelo a punto de morir. Pero no lo haría con una burla o una risotada, puesto que ya era suficiente regocijo que bajo mis manos hubiera perecido otro subterráneo más, y bastaría con tan solo observar a través de una mirada perdida, como su vida se desvanecía. No podía aceptar el acuerdo. Antes teníamos que mediar con los demonios y los subterráneos por igual en el campo de batalla, pero cuando... colaboraron en la guerra, todo cambió. ¿Creían de veras que tenían buena fe? ¿O era por pura conveniencia? Pudiera ser, muchos de los míos aceptaron por eso último; no solo para tener que vigilar su amenaza además de la de los demonios, sino para también sumar sus fuerzas contra éstos. Luchar contra un mismo enemigo común. Eso decían, pero yo seguía convencido de que se ocultaba otra razón, una malintencionada. Siempre me habían disgustados los subterráneos, pero ese disgusto se había convertido en odio desde aquel punto de inflexión en el que todo se volvió del revés.

El sonido que salió de su garganta sonaba gutural, no me asusto, pero me hizo permanecer más atento todavía porque la fiereza de esa licántropo, se incrementaría. Mis ojos quedaron fijos en ella pero por poco tiempo pues de pronto me vi plantado en el suelo con ella encima. Mas eso no fue todo, puesto que sentí como impedido de movimientos para defenderme, y escuchando una atrevida réplica, cruzó mi pecho con una de sus garras lo cual hizo que gritase. Esas afiladas hojas naturales atravesaron la chaqueta de cuero, y tras ella la ropa que llevaba por debajo, dibujando varios surcos sangrantes por mi pecho. Le dí un golpe, y acto seguido traté de agarrarla pero ésta ya se había alejado, acto que imité. Volvimos a quedar a distancia, como al principio; acechándonos con la mirada y el ansia de destrozarnos el uno al otro. La escena variaba por nuestras indumentarias, sucias de polvo, sudor y sangre, además de rotas. El cansancio también nos acompañaba pero ninguno de los dos nos dejábamos vencer por el. No todavía.

Me dejé llevar en mis siguientes movimientos, debía admitirlo. Lancé puñetazos hacia ella con intención de machacar su rostro parcialmente impregnado de su sangre, con intención de hacerlo al completo, pero fallaba. Ella también trataba de echar sobre mi su furia animal pero lograba evitarlo dejándome llevar por el deseo de no volver ser herido por ella, ni siquiera rozado. Proyecté varios ataques no certeros y eso me frustraba, pero ese coraje no se veía en aumento puesto que a ella le pasaba lo mismo. Ambos estábamos cansados, y en esos momentos la batalla se basaba no solo en nuestras habilidades en el campo de batalla, sino también en el desgaste de nuestras energías. Mi mano derecha se aferró al cuchillo serafín en un intento de herirla, pero la hoja tan solo silbaba con el contacto del aire.

Off:
Puntos de daño
Jonas: 5 - Scarlett - 5




Jonas Geller
avatar
Mensajes : 113

Reliquias : 536

Temas : 1/3


Hoja de personaje
Inventario:
Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t4813-jonas-geller-idhttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t5206-jonas-geller-relationship#42780http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t5207-chronology-jonas-geller#42781
Miembro del Consejo

Volver arriba Ir abajo


EL RASTRO CON ROSTRO IMPREVISTO
→ Miércoles → 22:40 → Edificio abandonado → Frío  


Los minutos que sucedieron a nuestra separación fueron confusos, estúpidos y una pérdida de tiempo total. Por más que golpeábamos al aire, por  más que intentábamos herirnos, no conseguíamos acertar ni uno solo de los ataques que nos lanzábamos el uno al otro. El cansancio, la ira y la frustración por ser heridos por el otro sólo nos hacían torpes, lo cual sólo aumentaba mi furia. ¿Es que acaso era yo poco más que una niña recién estrenada en estos affaires para dejarme llevar por mis sentimientos y no conseguir nada? Ni un arañazo, ni una patada. Si le hubiese lanzado un escupitajo, seguro que habría fallado.

Del mismo modo, también me hacía sentir rabia que el contrincante que segundos antes me había hecho vibrar de la emoción estuviese comportándose como un novato. Igual que yo. ¡Incluso el crío al que protegía podía haberlo hecho yo mejor que en ese momento! Qué baile de pazguatos; qué danza de imbéciles incapaces de tenerse en pie. Esquivar fue tan fácil para mí como para él; sus puñetazos fueron frenados por mis brazos. Mis garras silbaron cortando el aire. Su cuchillo pasó cerca intentando rozarme sin éxito. Mis piernas no consiguieron alcanzarle.

¿¡Pero qué nos estaba pasando!?

Refrené mis instintos, deteniéndome de nuevo a una distancia prudencial. Respiré profundamente antes de retraer la transformación parcial, puesto que los dedos y las muñecas empezaban a dolerme por la tensión, y los hice crujir con unos simples movimientos, sin apartar la mirada un segundo del nefilim rubio. Se enjugué el sudor con los dedos, limpiándome así parte de la sangre que manaba de la herida de mi cabeza. No sirvió de mucho, pero me alivió levemente. Todo el cuerpo estaba irritado, dolía.

Sin embargo, contra todo pronóstico sonreí. Incluso reí a carcajadas.

Vaya, rubio, parece que estamos en tablas en este momento. ¿No es precioso? No puedo deshacerme de ti, pero tú tampoco puedes librarte de mí. No sé de quién habla peor eso.

Off:
Puntos de daño
Jonas: 5 - Scarlett - 5



Us:
avatar
Mensajes : 156

Reliquias : 192

Temas : 1/3


Hoja de personaje
Inventario:
Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t5621-scarlett-j-williamshttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t5623-solo-doy-lo-que-recibo-a-cambio-asi-que-ya-sabes-cielo-dame-amor-scarlett-j-williamshttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t5624-quiero-que-mi-vida-sea-algo-mas-que-vivi-naci-y-mori-scarlett-j-williams#47615
Hijo/a de
la Luna

Volver arriba Ir abajo

Re: El rastro con rostro imprevisto [Scarlett]

Mensaje— por Jonas Geller el Jue Mar 05, 2015 8:07 pm


EL RASTRO CON ROSTRO IMPREVISTO
→ Miércoles → 22:45 → Edificio abandonado → Frío  

Continuábamos luchando, sudando, sangrando. Y errando como nunca en nuestros golpes, tanto que me sentía verdaderamente ridículo y enfadado por igual. No sabía si me pesaba más la vergüenza o el cansancio. El aire salía arrítmica por mi garganta a modo de jadeos, muy lastimeros y sufridos. Tenía que acabar con ella ya. Me estaba agotando. Mi cuerpo no iba a soportar mucho más a pesar de estar adornada con innumerables runas pues no duraban eternamente, cada cierto tiempo había que renovarlas y más aun cuando se sentían presionadas por una lucha tan intensa como la que estaba teniendo con aquella subterránea. Erré al infravalorar sus capacidades de la manera en la que lo hice. El desprecio que sentía por ellos a veces nublaba el buen juicio que un guerrero debía mantener delante del rival.

Me forcé en alejarme de ella para descansar, de acumular algo de energía que había ido desperdiciando en unos golpes tan torpes a cambio de bloqueos certeros, pues sus ataques también fueron fáciles de evadir. Sin esperarlo ella volvió a reír a carcajadas, resultaba curioso que ese momento le pareciera divertido; pero de la curiosidad pasé al enojo al oír las palabras que me dedicaba. Volvía a burlarse.

Esa vez no pude controlar mi furia. El desgaste también afectaba a mi templanza mental, a la frialdad de mis emociones. Sin mediar palabra y de manera repentina, me abalancé sobre ella con tanta rapidez que no creí posible en vista de mi estado. La ira me daba fuerzas a cambio de destreza pero en esa ocasión logré alcanzarla. La tomé del cuello con mis dos manos en forma de tenazas que oprimían su débil cuello tan fuerte que pronto su rostro enrojecería. La había arrastrado violentamente hasta chocar contra una de las paredes provocando que algunas vigas se tambalearan y el polvillo cayera sobre nosotros.

Esta imagen sí que es preciosa — dije con la voz forzada, entre dientes debido a la fuerza que estaba ejerciendo en estrangularla — La de tu mirada teñirse de rojo — acabé de decir soltando tras esas últimas palabras un rugido al ejercer todavía más fuerza. Pensaba que su vida ya se desprendía bajo mis manos cuando realizó un movimiento desesperado para herirme, y lo consiguió, además le valió para que le soltara el cuello y me alejara un par de pasos al haber perdido el equilibrio. Volví a atacarla aprovechando que intentaba recuperarse de la asfixia. Mi puño se había cerrado para agarrar las bases de varias agujas de batalla, todas lucían un color plateado por ese material tan tóxico para los licántropos, y sin miramientos se los clavé en el costado en un intento de perforar su hígado.

Ahora había sido ella la culpable de su propia desventaja; del escozor de  tres agujas plateadas que habían sido hundidas su carne; de su sangre derramada; de su falta de aire. De su inminente muerte.  

Off:
Puntos de daño
Jonas: 6 - Scarlett - 7




Jonas Geller
avatar
Mensajes : 113

Reliquias : 536

Temas : 1/3


Hoja de personaje
Inventario:
Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t4813-jonas-geller-idhttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t5206-jonas-geller-relationship#42780http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t5207-chronology-jonas-geller#42781
Miembro del Consejo

Volver arriba Ir abajo


EL RASTRO CON ROSTRO IMPREVISTO
→ Miércoles → 22:52 → Edificio abandonado → Frío  


El que se abalanzase sobre mí después de mi burla fue algo que había esperado, pero no conté con que pudiese adquirir tal velocidad, quizás movido por toda su furia, su rabia y su odio hacia mí, y por eso no pude esquivarle. Qué patética. ¿En tal estado de debilidad me encontraba, que no era capaz de ver venir ni a un simple humano? Sus manos se aferraron a mi cuello, amoratando la piel banca y cortándome la respiración mientras se jactaba de sus actos. Qué ser tan despreciable, qué asqueroso…

La sensación de la pérdida del aire era… inexplicable. Dolía más que todos los golpes que me había proporcionado. Los pulmones ardían y la garganta raspaba tanto que sentí que iba a sangrar. Pataleé, arañé, pateé, pero él no se movía. Sólo continuaba afianzando su agarre. ¿Así iba a morir? ¿Así? ¿Patéticamente asfixiada por las manos de un nefilim racista? ¿Así iba a abandonar mi vida, a mi familia, a todo lo que quería? Bueno, en realidad, todo lo que alguna vez había amado había muerto hacía años…

«Thomas…»

El recuerdo del único hombre al que he querido nunca apareció con fuerza en mi cabeza. Siempre he querido creer que él murió para protegerme, así que ni de lejos pensaba consentir que la oportunidad que me había regalado se fuese por el desagüe sólo por mi miedo. Formaba parte del Praetor; llevaba años preparándome y entrenándome. Podría controlar al lobo.

De modo que hice un último esfuerzo con la poca consciencia que me quedaba. Alcé una de las piernas lo suficiente como para que mi rodilla se interpusiese entre nuestros cuerpos. Con las manos aferradas a las muñecas me ayudé para reunir la suficiente fuerza en aras que conseguir golpearle en la ingle. Lo conseguí. Luego le pateé con ansias para separarle de mí, sintiendo que el aire volvía dolorosamente a mis pulmones. Sin embargo, esos segundos que aproveché para reponerme, fueron fatales para mí. Una aguja de plata se clavó en mi costado, haciendo que la voz desapareciese por completo de mi garganta.

Con los ojos abiertos como platos e incapaz de reaccionar, dirigí la mirada hacia el arma que emergía de mi carne, haciendo que toda alrededor se irritase cada vez más. Comencé a respirar agitadamente, a pesar del dolor que eso me proporcionaba, y al final grité. Grité de dolor, de rabia, por mi orgullo herido, por la ira… Grité largo y pronunciado mientras él sonreía, ufano, victorioso. O quizás no lo hacía y sólo era mi mente nublada la que lo reproducía.

No recuerdo cómo me aparté. Sólo sé que de pronto me encontraba frente a frente con él, de rodillas, con las manos temblorosas y encogida en parte del lado herido, que goteaba sangre cubriendo la madera del suelo. Aún llevaba la aguja clavada en el costado. La contemplé como quien lo observa todo desde fuera, y entonces me di cuenta de que sentía… nada. El cuerpo había empezado a entumecerse, así que, casi ausente, la arranqué, reprimiendo el gemido de dolor que me produjo en las manos. La contemplé durante unos segundos antes de que la rabia renaciese en mí, adherida a mi deseo por sobrevivir.

Y por primera vez en años, cedí.

El lobo, furioso, rugía dentro de mí por salir al exterior, y yo le dejé.

A pesar de que no podía verme a mí misma, sabía que la ropa había empezado a rasgarse ante la violenta transformación, y que pronto un suave aunque sanguinolento pelo rubio, espeso, empezó a recubrir mi cuerpo cambiante. Las pupilas doradas enfocarían al nefilim, y los dientes quedarían a la vista mientras rugía. Ahora sí que tenía muy claro que no pensaba ser clemente con él; no le mordería, no, pero le haría desear no volver a topase con un lobo en lo que le quedaba de vida…

Off:
Puntos de daño
Jonas: 6 - Scarlett - 7



Us:
avatar
Mensajes : 156

Reliquias : 192

Temas : 1/3


Hoja de personaje
Inventario:
Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t5621-scarlett-j-williamshttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t5623-solo-doy-lo-que-recibo-a-cambio-asi-que-ya-sabes-cielo-dame-amor-scarlett-j-williamshttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t5624-quiero-que-mi-vida-sea-algo-mas-que-vivi-naci-y-mori-scarlett-j-williams#47615
Hijo/a de
la Luna

Volver arriba Ir abajo

Re: El rastro con rostro imprevisto [Scarlett]

Mensaje— por Jonas Geller el Vie Mar 06, 2015 1:39 pm


EL RASTRO CON ROSTRO IMPREVISTO
→ Miércoles → 23:00 → Edificio abandonado → Frío  

La había tenido en mis manos. Había agarrado su vida apunto de exprimirla entre ellas cuando se había zafado al golpearme la ingle. El fallo había sido mío por no haberlo previsto; por haberme dejado llevar por el frenesí de la batalla; por el deseo de encontrarme de frente con sus ojos vacíos; y por la espera de sentir la quietud de sus movimientos, su cese. Su muerte. La sed de sangre gobernaba todas mis acciones y si bien podía utilizarlo para acabar con ella de aquella forma tan salvaje, también me hacía errar como lo había hecho al zafarse. Pero regresé a ella como aquel que deseaba terminar con lo que había empezado.

Cuando le clavé la plata sentí el ensordecedor sonido de sus gritos cerca de mi oído, reanimando mi excitación. Mi puño continuaba aferrada a las agujas clavadas en su piel contemplando su cara de dolor, notando su respiración chocar contra mi cara al igual que las vibraciones de sus alaridos. Yo me encontraba mirándola fijamente, nuevamente impaciente por ver su final. Las comisuras de mis labios se curvaron ligeramente hacia arriba en una sonrisa aplacada por la espera. Pero de pronto me vi tropezándome con la misma piedra de antes; me volvió alejar de ella obligándome a soltar las agujas y haciéndome retroceder varios pasos hacia atrás.

Rugí con frustración, dando un paso en frente para regresar a ella pero me detuvo un gélido escalofrío que recorrió toda mi espalda. Mis ojos estaban presenciando como la licántropo se encontraba en pleno proceso de transformación, un suceso que ya había visto antes pero que no dejaba de sorprender. Algo dentro de mi se encendió y produjo la suficiente cantidad de adrenalina como para saber que se trataba de aprensión. Si ya me estaba costando la vida misma acabar con la suya en su forma humana, más lo haría enfrentándome directamente con su verdadero ser. El animal demoníaco que dormitaba en su interior y que se había despertado. Debía haberla matado antes de su cambio. Esa subterránea...se había agarrado a un clavo ardiendo pues el lobo suponía descontrol. No quería acabar bajo sus fauces; eso supondría morir, o muchísimo peor, acabar como uno de ellos. Negué con la cabeza ante ese pensamiento, preocupándome de verdad, notando el sudor brotar de mi frente y de las palmas de mis manos.

Había que terminar con ello porque la posibilidad de huir no entraba en mis planes. Mucho menos formar parte de su asquerosa casta o morir. No iba a dejar a Adeline sin protección a pesar de creer no necesitarla, a pesar de odiarme como me odiaba. Llevé inconscientemente mi mano hacia mi pecho, donde en el interior del bolsillo de la chaqueta completamente destrozada se encontraba la imagen de lo que una vez fue una familia completa.

No lo retrasé más. Corrí hacia el lobo una vez había agarrado la empuñadura de mi daga plateada. Le lancé una estocada que esquivó rápidamente gracias a su resurgida agilidad, y sin darme tiempo de volverme noté su ataque que me hizo tropezar y caer, además de gritar; y no precisamente de dolor sino del temor de que sus fauces hubiesen atravesado mi piel. Pero no, no me atacaba con ellas, sino con sus poderosas garras. No hallaba comprensión a ese detalle. Mi confusión aventajó a la subterránea que volvió a atacarme, otra vez sobre mi pero con otro aspecto, con uno mucho más temible. De mi garganta surgió un grito mezclado con el gorgoteo debido a la saliva y la sangre, causados por su ataque que estaba despojándome de la piel que cubría mi torso. Las capas del cuero que me cubrían se habían hecho añicos y se mezclaban con el elixir que nos daba al vida. Mi mano izquierda se aferraba a su pelaje para alejarla todo lo posible ayudándome de mi codo derecho, buscando el momento en el que decidiese lanzarme un último golpe para así cambiar la orientación de la daga en mi mano y clavársela en su pecho. Momento que encontré. Se la hundí cercano a su corazón, percibiendo la calidez de las primeras gotas de su sangre caer sobre mi cara.
Off:
Puntos de daño
Jonas: 8 - Scarlett - 8




Jonas Geller
avatar
Mensajes : 113

Reliquias : 536

Temas : 1/3


Hoja de personaje
Inventario:
Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t4813-jonas-geller-idhttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t5206-jonas-geller-relationship#42780http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t5207-chronology-jonas-geller#42781
Miembro del Consejo

Volver arriba Ir abajo


EL RASTRO CON ROSTRO IMPREVISTO
→ Miércoles → 23:00 → Edificio abandonado → Frío  


De pronto el dolor de mi cuerpo había dejado de ser tan intenso. No porque no estuviese allí, realmente, sino porque, como lobo, la adrenalina que producía mi cuerpo se multiplicaba hasta tales extremos que cualquier otra cosa que no fuese vencer a mi presa quedaba relegada a un segundo plano. Gruñí, mostrando mis colmillos blancos. Olisqueé el ambiente, percibiendo sobre todo su sudor, su peste a sangre, e incluso levemente su esencia de nefilim; mitad humano, mitad ángel.

A pesar de que el lobo me descontrola, aprendí a controlarlo lo suficiente como para no permitir que me cegase hasta el punto de provocarle a alguien una transformación. De volverle un ser como yo. Y aunque ahora mis pensamientos parecen fluidos, en ese momento no reflexionaba sobre mucho más que no fuese hacerle pegar por todo el sufrimiento que me había causado siendo humana.

Su intento de estocada fue fácil de esquivar para alguien en mi estado. Resultó, como al principio, casi insultante que menospreciase de ese modo mi agilidad. Claro que en ese momento el cansancio y las heridas estaban haciendo verdadera mella en su cuerpo. Tras esquivar, me lancé sobre él; la tentación de morder fue tan grande que me costó esquivarla. Maldita sangre demoníaca, que nos empuja a propagar la maldición de Lilith más allá de nuestros cuerpos. Así que le golpeé con las garras fuertemente en las costillas. Probablemente no le hube roto ningún hueso, pero la carne abierta y sangrante no era una opción, desde luego, envidiable.

Sin embargo, fue un error acercarme tanto. Fue un error no haberle producido una herida más grave o haberle mordido, porque se aferró a mi pelaje con saña, buscando alejarme, pensé para evitar más ataques, pero resultó ser para clavarme su daga cerca del corazón. El aullido que proferí se escuchó en todo el edificio, y probablemente hizo mearse de miedo al mocoso, pero en ese momento me olvidé de él. Conseguí herirle de nuevo al zafarme, esta vez en la mano, forzándole a soltar su arma. Caí de pie con dificultad, notando cómo la sangre, espesa y cálida, me recorría la pata, provocándome un estado enorme de debilidad.

Dios… ¿De verdad iba a morir así?

Off:
Puntos de daño
Jonas: 8 - Scarlett - 8



Us:
avatar
Mensajes : 156

Reliquias : 192

Temas : 1/3


Hoja de personaje
Inventario:
Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t5621-scarlett-j-williamshttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t5623-solo-doy-lo-que-recibo-a-cambio-asi-que-ya-sabes-cielo-dame-amor-scarlett-j-williamshttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t5624-quiero-que-mi-vida-sea-algo-mas-que-vivi-naci-y-mori-scarlett-j-williams#47615
Hijo/a de
la Luna

Volver arriba Ir abajo

Re: El rastro con rostro imprevisto [Scarlett]

Mensaje— por Jonas Geller el Lun Mar 23, 2015 6:06 pm


EL RASTRO CON ROSTRO IMPREVISTO
→ Miércoles → 23:08 → Edificio abandonado → Frío  

Ya podía percibir la victoria con la gran mayoría de mis sentidos; su sangre había entrado en contacto con la piel de mi rostro, gota a gota; su sufrimiento podía oírse e incluso olerse; pero la más significativa era la vista pues a través de mis ojos pude contemplar la sangre salir con fuerza bañando su pelaje y fluyendo con rapidez siguiendo el contorno de su pata. Aquel embelesamiento me costó que me hiriese la mano derecha y por consiguiente perdiera mi arma que cayó al suelo a unos escasos metros.

Aproveché que se zafó de mi agarre para tratar de levantarme, que lo conseguí pero aquel simple acto de verticalidad fue demasiado dificultoso. Me tomé unos segundos para poder orientarme puesto que tuve una sensación de mareo que no me gustó nada, creí haber notado como la vista se me nublaba seguramente porque me encontraba exhausto. Las runas no eran eternas, mucho menos cuando todo su poder lo había consumido con extrema rapidez en esa batalla tan igualada. Igualada, sí, tenía que reconocerlo y ese simple hecho me hacía enfurecer. También contaba con graves heridas en mi pecho y costados que por cada esfuerzo se abrían y sangraban más.

No perdí más el tiempo aunque lo necesitaba, especialmente porque ella también lo aprovecharía para el mismo motivo que yo: recomponerse. Me aproximé a ella con dos zancadas hasta quedar en la suficiente distancia como para darle una fuerte patada en el costado como a un perro, como lo que era. Giré sobre mi mismo para esquivar con facilidad su contraataque frustrado y eso me proporcionó la ventaja de tener el siguiente golpe asegurado. El definitivo. El que la haría acabar con su miserable vida. No hice nada espectacular ni fuera de lo normal porque ni había tiempo ni energías. Se trató de otra patada en la que usé toda la fuerza que pude acumular que se escapó en parte en un rugido. Aquel golpe la hizo chocar contra una de las débiles columnas del edifico y caer al suelo.

Ya la tenía.

No pensé en la posibilidad de que se revolviera a última hora como lo hizo, que cuando fui a darle el último golpe sentí un profundo dolor en la parte baja de mi pierna que no pude describir, sólo gritar. Me incapacitó totalmente. Había rasgado el tendón de Aquiles de mi pierna derecha lo que me hizo caer al suelo como si fuese un muñeco de trapo. Bramé dolorido, con fuerza y desesperación. Con dificultad enfoqué a la subterránea que yacía en el suelo, sin moverse. Quería comprobar que había dejado el mundo de los vivos así que me fui arrastrando hacia ella haciendo uso de mis brazos mas solo pude acercarme medio camino antes de quedar inconsciente.

Off:
Puntos de daño
Jonas: 9 - Scarlett - 10




Jonas Geller
avatar
Mensajes : 113

Reliquias : 536

Temas : 1/3


Hoja de personaje
Inventario:
Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t4813-jonas-geller-idhttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t5206-jonas-geller-relationship#42780http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t5207-chronology-jonas-geller#42781
Miembro del Consejo

Volver arriba Ir abajo


EL RASTRO CON ROSTRO IMPREVISTO
→ Miércoles → 23:00 → Edificio abandonado → Frío


Respirar se volvió más dificultoso y doloroso de lo que ya podía resultar en sí. Jadeaba entrecortadamente incluso en mi forma de lobo, y podría haber jurado que los pulmones me ardían con cada bocanada de aire que tomaba. Entre irónica y cínica, sólo podía pensar en que realmente había llegado mi hora. La estacada del nefilim no había perforado el órgano pero lo había rozado, por lo menos, de eso estaba segura. La pata del lado de herido temblaba, casi vibraba, y realmente no tenía ni idea de cómo seguía de pie; los músculos no debían de poder responderme. Y sin embargo lo hacían como buenamente podían. Por Thomas. Por el que en el pasado dio su vida por mí. Aunque el final estuviese tan cerca que pudiese tocarlo con los dedos, no me rendiría. Nunca. Jamás.

Recibí el puntapié que me propinó con una mezcla de furiosa resignación y rabia. Me sentí como un perro apaleado y le odié más por ello; incluso me revolví estúpidamente para intentar aferrar su carne con los dientes, dejando de lado por un segundo mi convicción de no morder a nadie. Ahora lo agradezco. En ese momento siquiera lo recapacité. Sólo podía jurarme a mí misma que algún día conseguiría vengarme de él. Pero no ese día, pues ya no conseguía que el cuerpo me respondiese como minutos antes. Tumbada en el suelo, la sangre se me iba del organismo lentamente, casi sin dolor ya, aunque la herida del pecho continuaba latiendo poderosamente. Algo me decía que lo normal habría sido que la transformación hubiese remitido hasta desaparecer, puesto que me encontraba muy débil. Sin embargo, al recibir la segunda patada, supe que no lo había hecho porque quería aprovechar cualquier pequeña coyuntura para provocarle una última herida.

Y lo hice.

El golpe contra la columna provocó un dolor agudo y punzante en la columna que me recorrió de los pies a la cabeza. O en ese caso, de los morros a las patas. Yací casi sin fuerzas, esperando el final, o aparentándolo, porque cuando se aproximó para asestarme el golpe de gracia, con un gozo inexplicable le destrocé el tendón de Aquiles de la pierna derecha con un garrazo. No fue hasta que no lo vio caer como un muñeco inerte cuando el lobo empezó a desaparecer y sólo quedó la mujer, que empezó a reírse a carcajada limpia; por el dolor, por la desesperación, o por la satisfacción de haberle jodido a base de bien.

No dejé de reírme mientras se aproximaba, arrastrándose como el gusano que era, hacia mí, queriendo dar su última puñalada. Puñalada que nunca llegó porque antes se desmayó. Giré sobre mí misma, desnuda como el día en que vine al mundo sin dejar de mofarme de la situación. Las carcajadas, no obstante, fueron disminuyendo poco a poco, hasta que sólo quedó mi respiración entrecortada y los sollozos del mocoso, escondido aún.

Sal, niño —pronuncié con voz ronca—. ¡¡Sal, joder!! —Cayó patéticamente al suelo frente a mí, con lagrimones en los ojos. Bufé, indignada, indicándole con la mano que se acercase con un gesto lánguido. Señalé los restos de mi ropa, hechos jirones en el suelo—.Coge... coge el móvil y busca un número. Praetor, pone. Llama y dí que lo haces de parte de Scarlett Williams. Informa del sitio en el que estamos y de... todo. Re... recoge el medallón que verás por ahí y enséñalo a quien venga. —Tragué. La cabeza se me iba poco a poco y me costaba mantenerme despierta—. Luego escóndete. No dejes que él te encuentre si se despierta porque, joder, no estoy muriéndome aquí para que acabe contigo. ¡¡Corre!!— le espeté, al ver que vacilaba, tembloroso.

Después de eso, tras asegurarme de que empezaba a cumplir mis instrucciones, cerré los ojos, agotada. Y me desmayé.


Off:
Puntos de daño
Jonas: 9 - Scarlett - 10



Us:
avatar
Mensajes : 156

Reliquias : 192

Temas : 1/3


Hoja de personaje
Inventario:
Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t5621-scarlett-j-williamshttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t5623-solo-doy-lo-que-recibo-a-cambio-asi-que-ya-sabes-cielo-dame-amor-scarlett-j-williamshttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t5624-quiero-que-mi-vida-sea-algo-mas-que-vivi-naci-y-mori-scarlett-j-williams#47615
Hijo/a de
la Luna

Volver arriba Ir abajo

Re: El rastro con rostro imprevisto [Scarlett]

Mensaje— por Jonas Geller el Jue Mar 26, 2015 9:48 pm


EL RASTRO CON ROSTRO IMPREVISTO
→ Miércoles → 23:25 → Edificio abandonado → Frío  

Su estridente carcajada me negó el gusto que habría estando esperando, por el que me encontraba en ese mal estado. Esperaba la recompensa de observar su pecho inamovible y su rostro volcado hacia mi dirección con una cara perdida. Pero no. En cambio resonó sus incoherentes risotadas por todo el edificio como si lo que estuviese sucediendo le pareciese gracioso. No me sentí provocado, sólo confundido por una reacción del todo inesperada, mas eso no me detuvo, empecé a avanzar poco a poco hacia ella para darle el último golpe. Sus risotadas solo me motivaban para hacerle callar, y si no fuese por la extenuación lo habría hecho pues me desmayé.

Cuando desperté deducía que había pasado unos minutos que para nada fueron cortos porque me pareció escuchar un ruido. Abrí los ojos de par en par obligándome a volver a la realidad de una vez por todas, incorporando a pesar de que la cabeza me diese mil vueltas y anudarme fuertemente a la altura del gemelo derecho una venda para hacer presión. Había perdido sangre pero ella también. Mis ojos la enfocaron y ya no había ningún rastro de dolor ni mucho menos de felicidad, su gesto estaba muerto. Aunque me hubiera gustado comprobar que ya no vivía no tuve tiempo, alguien se acercaba por lo que inscribí en mi muñeca la runa que me ayudaría con el sigilo puesto que sentía en mis carnes que toda runa había sido agotada.

Las sombras me cubrieron una vez que me uní a ellas habiéndome arrastrado por el suelo. No quise esperar a ver de quién se trataba, sería una idiotez arriesgar mi vida después de haber sobrevivido a una lucha tan igualada a pesar de que me ocasionase dolor de cabeza reconocerlo. Me alejé de allí poco a poco y en cuanto me alejara lo suficiente alertaría a los míos puesto que sería imposible que en mi estado pudiera regresar por mi mismo. No vislumbré a aquél que habría socorrido a la subterránea o recogido su cadáver, no estaba seguro, pero si que escuché su potente voz nombrar a la loba. Scarlett. Un nombre que difícilmente olvidaría después de aquello y menos aún si sobrevivía.




Jonas Geller
avatar
Mensajes : 113

Reliquias : 536

Temas : 1/3


Hoja de personaje
Inventario:
Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t4813-jonas-geller-idhttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t5206-jonas-geller-relationship#42780http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t5207-chronology-jonas-geller#42781
Miembro del Consejo

Volver arriba Ir abajo

Re: El rastro con rostro imprevisto [Scarlett]

Mensaje— por Contenido patrocinado

Contenido patrocinado
está

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.