10/06 - Estimados habitantes del submundo. Ahora tenéis una forma de llevar el recuento de las habilidades especiales de vuestras armas. ¡Sólo tenéis que pasaros por este tema para tener al día el tiempo que os queda hasta la próxima recarga! ¡Pasáos cuanto antes!


04/06 - Estimados habitantes del submundo. Como habréis comprobado, la raza de los nefilim vuelve a estar abierta para todo el mundo <3 Y aunque aún no ha habido actualización de noticias... ¡no desesperéis! ¡Que antes de lo que podáis pensar estarán en vuestra bandeja de entrada ardiendo con el fuego celestial!


31/03 - Estimados habitantes del submundo. Como habréis comprobado, la raza nefilim tiene las letras en rojo en el censo del tablón. Eso indica que, hasta nuevo aviso, la raza está temporalmente cerrada por sobrepoblación. Sin embargo, antes de llevaros las manos a la cabeza definitivamente, esperad a tener un nuevo aviso por nuestra parte, pues estamos sopesando algunas cositas. ¡Un saludo! <3


07/03 - ¡¡Queridos habitantes del submundo!! ¡Aquí llegan las últimas noticias del foro! ¡Leedlas atentamente y no perdáis ni un solo detalle!


27/02 - ¡¡Queridos habitantes del submundo!! Queremos anunciaros que la limpieza de este mes de febrero se realizará entre los días 02 y 03 de marzo, para que tengáis tiempo de poneros al día. Así mismo, estimaremos que las noticias del mes saldrán esta misma semana, aunque sabemos que ya vamos con imperdonable retraso. ¡Perdón por las molestias y gracias por vuestra atención!


07/01 - ¡¡Queridos habitantes del submundo!! Queremos anunciaros que hemos recuperado el dominio del foro satisfactoriamente, de modo que podéis volver a utilizar la dirección anterior, www.cazadoresdesombras-rpg.com, sin ningún problema. Por otro lado, hoy se han realizado las limpiezas del foro. ¡Sigamos trabajando y pasándolo bien como hasta ahora, y perdón de nuevo por las molestias!


02/01 - ¡¡Feliz año nuevo a todo el mundo!! Con motivo de la llegada del ansiado 2017, hemos decidido daros un pequeño regalito. Si miráis en vuestra reserva de reliquias... ¡veréis que han aumentado considerablemente! Es un premio a todos los usuarios que se registraron antes del 01 del 01 por vuestro apoyo ^^Recordaros, además, que las limpiezas se realizarán al final de esta semana. ¡Apurad los últimos post para no perder vuestro color!


25/12 - ¡Por fin se ha abierto el panel de inscripción para moderadoras/es! ¡Apuntáos cuanto antes! Además, administración quiere dejar constancia de que, con motivo de las fiestas, la nueva limpieza por inactividad se realizará entre los días 03 y 04 de enero. ¡¡De nuevo, Felices Fiestas, submundis!!


19/12 - ¡Las noticias de final de 2016 están recién sacaditas del horno! ¡Felices fiestas!


04/10 - ¡Aquí llegan el inicio oficial de la Trama Global! Seguid este caminito de baldosas amarillas para saber dónde están vuestros temas, quiénes participan y decidir en cual entrar. ¡Esperamos que lo disfrutéis mucho!


06/09 - ¡Aquí llegan los cambios en la ambientación y la trama y las noticias de agosto y septiembre! No dejéis de leerlas, porque dentro hay muchos cambios importantes.


31 # 39
22
NEFILIMS
4
CONSEJO
9
HUMANOS
9
LICÁNTRO.
6
VAMPIROS
11
BRUJOS
4
HADAS
5
DEMONIOS
0
FANTASMAS

People who are truly strong lift others up. [Liam]

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Había salido aquella noche con un grupo de amigas. El plan era empezar cenando en casa de una, cosa que hicieron entre risas y música de fondo, haciéndose una hamburguesa al estilo restaurante de comida rápida pero con mejores ingredientes y sin prisas. A una de ellas se le ocurrió la fantástica ideas de traerse una botella de vodka, que entre las tres se terminador mezclado con coca-cola y hielos a buen ritmo. Iban ya contentas a media cena, pero sin llegar a ese punto de la embriaguez en que a uno se le compromete la lengua y es cuando esta parece tener vida propia, moverse hacia donde no debe por iniciativa propia y, aparte de hablar raro, hacerlo mucho y soltando grandes verdades. Pero no, estaban en algún punto anterior. Cath se había hecho una especie de moño bajo, con un vestido sencillo negro, botas y una chupa de cuero que le habían regalado en el último posado. Sus amigas iban de tonos pastel, una con uno de esos vestidos pegados que te lo marcan todo, la otra con una falda que parecía un cinturón, pero oye, sin brillos ni estampados de choni que para algo eran modelos como ella.

Pero en lugar de acabar en el típico local de moda donde ya conocían a los de la puerta, que las dejaban pasar sin pagar, decidieron probar algo nuevo y buscar la discoteca que ponía en un papel de los que reparten por la calle para promocionar locales nuevos (o no tan nuevos). Al llegar vieron que la gente tenía un estilo más “oscuro” pero interesante, sino llegar a dar miedo. Aunque seguramente Cathy fue la que más se emocionó, el look de algunos chicos la hizo pensar en las historias que tanto le gustaban sobre vampiros. Sonrió y se lo dijo a sus amigas, que se echaron a reír ante la ocurrencia. Ellas se acercaron a la barra mientras Cath se hacía cargo de los abrigos, les dijo que ella pagaba y ya que la entraba era libre y la primera consumición también pues aquella era la manera de cumplir su “promesa”. Se quedó sola mirando la nuca y espaldas del chico que tenía delante en la cola. Y no pudo evitar preguntarse cómo serían sus ojos si se girase.

"Because let’s be very clear: strong men - strong men, men who are truly role models, don’t need to put down women to make themselves feel powerful. People who are truly strong lift others up."
- Michelle Obama


Última edición por Catherine Rosewood el Jue Nov 24, 2016 4:41 pm, editado 1 vez
avatar
Mensajes : 47

Post de rol : 24


Hoja de personaje
Inventario:
Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8339-catherine-rosewood#72086http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8343-catherine-s-timeline#72096
Personaje inactivo

Volver arriba Ir abajo

Re: People who are truly strong lift others up. [Liam]

Mensaje— por Liam Reed el Miér Nov 23, 2016 10:28 pm

Había caído la noche relativamente pronto y mi enemigo mortal (o al menos uno de ellos) había desaparecido del cielo, permitiéndome a mí, un humilde hijo de la noche salir de mi escondite. No fue difícil encontrar a la rubia que últimamente me llevaba de culo, tenía un olor muy... característico. Podía sonar repugnante pero lo que rastreaba era su olor. No tenía ni por asomo el desarrollado olfato que poseían los perruchos ratoneros que se hacían llamar licántropos. Di con ella en apenas quince minutos, estaba con sus amigas las cabezas huecas. Llevé mi mano a mi frente, resignado a la idea de que no iba a poder abordarla esa noche. Suspiré cansado, porque esa chica no paraba quieta. No paraba. Estaba en un sitio, de repente se iba a otro, y luego a otro... Si es que no me extrañaba para nada que estuviera delgada. Pues ahí estaba yo en las penumbras del jardín cual acosador experto, preguntándome una y otra vez qué era esa presencia que había notado apenas una semana atrás, cuando una palabra me hizo dejar mi mundo de yupi para centrarme en la conversación que había dentro de la casa. Habían dicho vodka. VODKA. Nada salía bien si había alcohol por medio. Agudicé mi oído para escuchar todo lo que dijeran. ¿Salir de fiesta? Mis ojos se agrandaron. ¿Me iban a hacer ir hasta el maldito centro? Me lo había pensado mejor, a la mierda eso de dejarlas hacer. Me las iba a comer a las cuatro. Bueno, a una primero me la comería en otro sentido, pero después le drenaría hasta la última gota de sangre. Por ser tan cansina.

Las seguí a una distancia prudencial hasta la discoteca más concurrida por los subterráneos, casi me pongo a aplaudir ante la genial idea que habían tenido. Si querían que se las merendaran habían llegado al lugar indicado. Al entrar pude ver los rasgos de hadas, las marcas demoníacas de los brujos, algún que otro nefilim con sus runas pintorreadas, el olor a perro mojado... Vaya mix de razas, señores. Me dije a mi mismo que les iba a dar espacio y libertad, y si las cosas se ponían feas yo aparecería. Así que me acerqué a la cola para dejar los abrigos, con la calor que hacía no me iría mal dejar la chaqueta del traje. Olfateé el ambiente de manera discreta, dispuesto a hallar alguna mujer que no hubiera bebido mucho para alimentarme, pero la encontré a ella. Detrás de mí, mientras sus ojos azules me escaneaban de arriba a bajo. Me giré levemente para echarle un vistazo a la rubia que portaba numerosos abrigos en sus brazos. Había llegado la hora de actuar y no podía desperdiciar la ocasión. Me quité la chaqueta, procurando darle un leve golpecito en uno de sus brazos.
-Perdona, no quería darte.- Puse mi mejor cara de arrepentimiento, girándome para verla cara a cara.- ¿Catherine?- Le pregunté fingiendo sorpresa. -¿Te acuerdas de mí? Soy Liam. Tu padre nos presentó el día del partido de béisbol.- Sí, era una pregunta trampa. Aquel día, Cathy había estado ausente, intentando contactar con su hermana la cual no le respondía las llamadas ni los mensajes. William intentando alegrarla, le había ido presentado los hijos de sus amigos. Ella los había saludado a desgana y había pasado de ellos tres pueblos y medio. Le dediqué una sonrisa, a la espera de que o me saludara o me mandara a paseo.
avatar
Mensajes : 115

Post de rol : 88

Temas : 4/4

Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8340-una-historia-para-no-dormir-liam-reed?highlight=liamhttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8492-lazos-de-sangre-liam-rls#73448http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8493-el-tiempo-es-oro-liam-crono#73451
Hijo/a de
la Noche

Volver arriba Ir abajo

Se preguntó de qué color serían sus ojos, cómo sería su cara y qué estaría haciendo allí. Estaba lo bastante cerca para adivinar de qué tela estaría hecha su ropa incluso en la semipenumbra de aquella especie de pasillo que daba al espacio donde se guardaban en consignas todas las prendas que a uno le vinieran sobrando. Parecían muchas a juzgar por el tamaño de algunas taquillas. Cathy se preguntó si habría algún parroquiano habitual con su espacio reservado. La gente que veía ir y venir era muy alternativa, de aspecto tirando a salvaje. No podía evitar emocionarse al imaginarse acabando la noche con alguno de aquellos chicos sorprendentemente atractivos.

Y se estaba preguntando si el que tenía delante llevaría lápiz de ojos o algo así cuando justamente se giró y golpeó suavemente uno de sus brazos. Le pidió perdón y ella se fijó en que desgraciadamente no llevaba maquillaje ni nada extraño. Pero la forma de sus ojos era ligeramente parecida a la de un gato, y estos tenían un color intensamente azul que la dejó por un segundo paralizada. — Nopasa na…

Iba a decir lo demás, lo típico de “no ha sido nada, no hace falta que te disculpes” pero él se adelantó, llamándola por su nombre o, más bien, preguntándole si era ella. De nuevo no tuvo que hablar para salir de sus dudas ¿de qué se conocían? Él mismo se explicó. Y a la cabecita de Catherine vino el recuerdo de aquel día, aquel partido de béisbol en que no prestó atención a ninguno de los chavales que su padre le iba presentando. Por supuesto todos buenos candidatos “a su mano”, hijo de X, herederos de Z. Nada de eso le importó ese día, en que no contactar con Winter que no le cogía el teléfono fue lo único que le importaba. Y había sido incluso algo borde con los pobres desgraciados que se habían acercado para conocerla, obligados o no por sus respectivos padres. Se obligó al menos a dedicarle una sonrisa. Porque estaba segura de que aquel otro día no la habría visto. No podía acabar de creerse no haberse fijado en alguien como él, era más que atractivo. Pensó en lo insoportable que era a veces y lo mucho que tenían que soportar quienes la rodeaban. — Entonces quien lo siente soy yo, no me acuerdo mucho de ese día. No estaba muy centrada.—confesó, y menudo eufemismo para decir que aunque se hubiera vestido de verde fluorescente seguramente no le habría echado más que un vistazo casual.

Lo que no entendía ahora es que hacía alguien a quien podría encontrarse en el club de paddle allí. La cola iba avanzando, y ellos con ella. —No hacía a nadie del círculo de mi padre por aquí.—comentó, lanzando la pregunta velada.


Última edición por Catherine Rosewood el Vie Dic 09, 2016 4:37 pm, editado 1 vez
avatar
Mensajes : 47

Post de rol : 24


Hoja de personaje
Inventario:
Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8339-catherine-rosewood#72086http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8343-catherine-s-timeline#72096
Personaje inactivo

Volver arriba Ir abajo

Le dediqué una sonrisa arrebatadora mientras colocaba la chaqueta ordenadamente en mi antebrazo.- No te preocupes. Se te veía un poco ausente así que no insistí, era preferible darte un poco de espacio.- Me encogí de hombros adoptando una expresión conciliadora, como si yo fuera lo suficiente empático como para aquel supuesto día, haberme puesto en su lugar y decidir no incordiarla. Es verdad que sí podía hacerme una idea de lo doloroso que es no hablar con tu hermano por una pelea estúpida, digo hacerme una idea porque por aquel entonces, mientras hablaba con la preciosa Cathy, llevaba un siglo sin hermanos. Y quieras o no, te cuesta ponerte en el papel. Mi mirada descendió de sus ojos turquesa a su cuello, en concreto en esa arteria que palpitaba y transportaba sangre cálida por todo su cuerpo. Que lástima no poder emplearme con ella, pensé realmente irritado. Porque seamos sinceros, ¿qué había mejor que un buen trago de sangre de una chica que lleva una vida sana? Poder disfrutar también del envoltorio.

Se parecía mucho a su abuela, cuando había sido una muchacha de ojos vivaces, labios rosados e inagotable energía. Incluso mantenía ese carácter de niña caprichosa que tanto me había hecho reír. Sin embargo, se notaba que la mezcla de genes había hecho de las suyas, siendo su rostro más aniñado que el de mi estimada Diana. No me iba a poner quisquilloso con el asunto (¡Faltaría más!), debía mantener la cabeza centrada en lo que más importaba, como que la rubia actuara cual psicópata y tuviera una aura extraña a su alrededor. No obstante, cabía recalcar que solo se le había ido la cabeza en su casa, porque estando frente a mí, no noté nada extraño.

Me reí ante la pregunta indirecta de Catherine. - Bueno, decir que soy del circulo de tu padre es pasarse. Quizás sí que estoy pululando por esos lares por motivos de trabajo, y algo estirado sí que soy. Para que negarlo.- Hice un movimiento con mi mano, señalando mi atuendo.- Pero lamento decirte que no estoy de acuerdo con los ideales de tu padre. Me parece demasiado... ¿Cómo decirlo? Radical.- La miré fijamente con una pequeña sonrisa.- Espero no haberte ofendido.- La disculpa salió casi sin inconscientemente, y es que en mi tiempo soltar semejante comentario sobre el padre de una muchacha era un asunto grave.
avatar
Mensajes : 115

Post de rol : 88

Temas : 4/4

Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8340-una-historia-para-no-dormir-liam-reed?highlight=liamhttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8492-lazos-de-sangre-liam-rls#73448http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8493-el-tiempo-es-oro-liam-crono#73451
Hijo/a de
la Noche

Volver arriba Ir abajo

Muy lejos de llegar a imaginar lo que debía pasar por su cabeza, o incluso quién era, el chico le parecía correcto y formal. El típico hijo de los amigos de sus padres, así que la mentira había colado y muy bien. Normalmente ya estaría buscándose alguna excusa para salir huyendo porque, seamos sinceros, no compartía la mayoría de valores que esa gente (sus padres y compañía) tenían acerca de la política, la sexualidad, la vida, el trabajo, la mujer o, para abreviar, prácticamente nada. Salvo quizás el gusto por el club de paddle y el champagne. Y digo “habría”, porque no lo estaba haciendo. Aquellos ojos de un azul intenso era hipnóticos. También su forma, ligeramente rasgados, e iban a juego con todo lo demás: la altura, la constitución fuerte y atlética, el pelo negro como el anillo de ónix que ella llevaba en el meñique, y esa boca, esos labios de forma perfecta y color llamativo. De un rosado fuerte por naturaleza que invitaban a la imaginación.

Vamos, que si bien es cierto que Catherine no era de las personas que evitan el contacto con quienes no le parece que esté a su altura, lo que es cierto es que nadie podría pasar por alto el atractivo del chico. Le echó un vistazo cuando él señaló su propia ropa, nueva y cuidada además de elegante. Pese a su apariencia tirando a conservadora, sus siguientes palabras ayudaron a verlo con buenos ojos, porque había tenido el valor de admitir que opinaba diferente. Y también, seamos sinceros, porque eso mismo era ella. Quería a su padre, pero sus ideas demasiado obtusas eran un problema.
No me ofende en absoluto, además de por las formas porque yo también lo creo.—le dijo con seriedad, aunque sin poder evitar que esa sonrisa alegre asomara a sus labios. La cola fue avanzando y ya casi era el turno del moreno para dejar su abrigo.— Aunque me sorprende que estés aquí. No te conozco pero… bueno es solo que no vistes como la gente que hay por aquí.—murmuró. Aunque justamente ella y sobre todo sus amigas eran quienes más desentonaban. Se preguntó si Shanon y Cara ya estarían ligando.


Última edición por Catherine Rosewood el Vie Dic 09, 2016 6:36 pm, editado 1 vez
avatar
Mensajes : 47

Post de rol : 24


Hoja de personaje
Inventario:
Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8339-catherine-rosewood#72086http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8343-catherine-s-timeline#72096
Personaje inactivo

Volver arriba Ir abajo

¿Podría echar para atrás a la joven Catherine mi traje caro y mis modales antiguos? Evidentemente, por eso había optado por tutearle (sería bastante raro si le hablaba de usted) y negarle que estuviera de acuerdo con la ideología extrema de su señor padre. Que seamos sinceros, cada vez que escuchaba algún discursito del señor Rosewood me daban ganas de salir a plena luz del sol, a ver si el astro rey me quemaba y dejaba de escuchar estupideces. El concepto de familia, me parecía bien. Que había que tener menos vicios, a favor también. Que no quería ni madres solteras ni homosexuales... no, eso no. ¿Qué le habían hecho a él esas personas? Nada. Y eso era algo que no entendía. Pues si dos hombres se casaban ya eran una familia y el senador William exigía que no se debía perder ese valor.  Se contradecía.

No me había ni dado cuenta de que mi sonrisa no había abandonado ni un momento mi rostro. Chasqueé con la lengua en señal de desaprobación. - Me parece muy injusto que juzgues a un libro por su portada. ¿Por ir de traje soy un señorito aburrido y estirado?- Negué con la cabeza varias veces, fingiendo una mueca dolida teatralmente exagerada para que no pasara inadvertida para los ojos mar de la joven.- Me hiere, señorita Rosewood.- Dije de manera demasiado natural, delatando que me habían educado con los modales de antaño. ¡Já! Si ella hubiera sabido.

Comprobé que me tocaba dejar la chaqueta, y dudé entre ofrecerle a ella hacerme cargo de su abrigo y los de sus amigas o dejarla estar. Obviamente yo me decantaba por la primera, ya que ser un gilipollas se me daba genial, pero  yo era un cretino muy educado. Además, mi querida dama encontraba fascinante al tal Edward de la saga de vampiros adolescentes que se había hecho tan popular hacía unos años atrás. ¿De verdad se esperaba que los vampiros brilláramos debajo de la luz solar cuales Drag queens en la carroza del día del orgullo gay? Tendí mi mano con movimientos lentos. -¿Me permites hacerme cargo de la montaña de abrigos que llevas? No te preocupes, diré que lo guarden aparte.

Volví a sonreír, esta vez asegurándome que pudiera ver bien mis colmillos, que aunque no eran exageradamente ostentosos (no tenía hambre ni estaba excitado, al menos, por el momento) eran ligeramente llamativos. Por primera vez me fijé en que mi altura me daba ciertos beneficios, como por ejemplo, la facultad de avistar la sinuosa curva de sus senos por encima del vestido negro que llevaba. Si hubiera estado a su misma altura la tela hubiera cubierto tales vistas, di gracias a mi metro ochenta y cinco. Catherine Summer iba a caer sí o sí, y la pobre incauta no podía hacerse la ligera idea de lo que planeaba hacerle. Oh, no, ni en sus sueños podría imaginar lo que un poco de mi sangre y mis colmillos podría hacerle sentir.


Última edición por Liam Reed el Dom Dic 11, 2016 9:36 pm, editado 1 vez
avatar
Mensajes : 115

Post de rol : 88

Temas : 4/4

Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8340-una-historia-para-no-dormir-liam-reed?highlight=liamhttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8492-lazos-de-sangre-liam-rls#73448http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8493-el-tiempo-es-oro-liam-crono#73451
Hijo/a de
la Noche

Volver arriba Ir abajo

Su forma de hablar y comportarse cambió un poco, pasando de lo más formal y serio a una actitud casi juguetona que la sorprendió para bien. Aunque tampoco es como si hubiera podido empezar de otra forma, Cath ni siquiera se acordaba de su cara o su nombre.
Catherine sonrió al verle desplegar todo ese drama teatral acerca de sentirse juzgado porque evidentemente lo hacía en broma. El trato de usted y todo fue la gota que colmó el vaso y acabó haciéndola reír (aunque solo fuera un poco). —Perdone usted, será que juzgo más que de lo que me gustaría—le siguió el juego. Todos sabemos que sí, que nos dejamos llevar por las primeras impresionas, por si este parece pijo o pobre, estíralo o dulce, desaliñado o cañón… pero también es cierto que ella intentaba no hacerlo. Intentarlo está bien y es gratis, como sonreír. No se sentía mal por haber pensado que era un señorito refinado como la mayoría de hombres del partido de su padre, le había salido solo y volvería a pasar. Aunque ya veía que podía estar equivocada.

Ya era el turno del chico y él la miró. Por un momento y mientras ambos avanzaban pareció pensativo. Luego le ofreció encargarse también de los abrigos, bolsos y cosas varias que ella cargaba, suyas y de sus amigas.  Ella miró abajo, a los abrigos, a la mano que él le tendía y luego a sus ojos claros. Si no supiera que era de “clase acomodada”, teniendo en cuenta donde estaban, habría pensado que iba a robarle y se habría negado. Pero se dejó llevar. Además que comentase que podría dejarlos en taquillas distintas ayudó a confiar, de otra forma estaría anclada a él como un perro atado en la puerta de un supermercado que espera y desespera. De esta forma podría “huir” en cualquier momento o eso pensó, inocente de ella. Porque solo era un chico, un chico guapo.

¿Me cuelas? ¡Claro! Gracias. —se acercó y se los pasó. Junto a él miró adentro pero no le dio tiempo a pagar cuando él ya lo había hecho. No estaba acostumbrada a que la invitasen. Solo a que lo intentaran. Iba a quejarse pero la mujer que se encargaba del lugar le echó esa típica mirada de ¿por qué has tenido tanta suerte? Tenía un look entre lo gótico y lo oscuro en general que Catherine no acaba de identificar, pero daba algo de miedo. Por otro lado cuando miró a Liam sus colmillos, perfectamente humanos aunque algo puntiagudos de más, llamaron su atención dejándola en Babia, pensando en su mundo, en lo apasionante que sería que fuera un vampiro y, al mismo tiempo, descartando la idea por imposible. Si ella supiera. Sea como sea cuando quiso darse cuenta estaba con él en la entrada de la sala de baile propiamente, y ya habían entrado dentro. Demasiadas cosas. Solo atinó a meterse la llave de la taquilla en un bolsillo de la falda e intentar quitarse esa cara de tonta que se le ponía al pensar en cosas sexis, como monstruos inmortales, guapos y chupópteros.  —¿Has venido solo?

Allí la música era mucho más alta. Él se agachó y ella habló a su oreja. De cerca, su olor la invitaba a más que palabras. Aspiró suavemente, miró su piel… —Que si estás solo. —repitió al fin. Sus amigas brillaban como luces de neón en el mar de personas vestidas de negro, y parece que ya estaban bien acompañadas. Hasta se habrían olvidado de ella.
avatar
Mensajes : 47

Post de rol : 24


Hoja de personaje
Inventario:
Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8339-catherine-rosewood#72086http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8343-catherine-s-timeline#72096
Personaje inactivo

Volver arriba Ir abajo

No iba a dejarla pagar, eso estaba claro. La dama nunca paga, ese era mi lema, y no iba a cambiar porque la señorita Rosewood quisiera. ¿Que le sobraba el dinero? Pues estupendo, porque a mí también. Casi me echo a reír cuando vi su expresión enfurruñada. Eso la hacía mucho más irresistible a mis ojos. Qué bien me lo iba a pasar. La mujer nos dio a cada uno el número de la taquilla donde descansaban nuestras chaquetas y yo le regalé un sonrisa de cortesía. Me volví hacia mi rubia de curvas sinuosas y rostro angelical, la sonrisa ladina salió sola, de una forma inevitable y ella se quedó mirándome como si estuviera viendo el paraíso. Y aún no la había tocado.

Situé mi mano en la parte baja de su espalda, pero sin tocar nada indebido y me encaminé a la sala de baile. Sus amigas ya habían encontrado parejas de baile, bueno, eso era un decir. Porque obviamente al final de la noche harían algo más que bailar, entonces, dejarían a mi preciosa presa volviendo a casa sola y yo tendría el deber de acompañarla, como era de esperar. Que no es que tuviera nada en contra de que las personas practicaran el sexo libre, es más yo lo había hecho y era muy divertido. Mas no era la primera vez que veía esa situación, esas tipas eran más promiscuas que Catherine. Y sí, tenía claro que la pequeña Cathy no era una santa, sabía de primera mano que ya tenía su experiencia en ese campo. Más diversión para mí.

Oí su melodiosa voz por encima del murmullo, había escuchado perfectamente lo que me había dicho, cortesía de mi naturaleza vampírica. Sin embargo, fruncí el ceño como si no entendiera y me agaché acortando nuestra distancia a unos escasos centímetros. -¿Qué?- Pregunté haciéndome el tonto. Me acerqué con el claro propósito de sentirla cerca, de captar su esencia natural mezclada con el perfume afrutado que portaba, pero con la excusa de la música alta y la falta de entendimiento. - No, había quedado con uno de mis amigos pero se ve que ha encontrado pareja de baile.- Hice un gesto con la cabeza señalándole al tipo que bailaba con su amiga de pelo negro. ¿Qué si conocía al tipo en cuestión? Pues sí, a él y a los otros tres, de hecho, les estaba pagando por quitar del medio a las tres niñitas de papá que buscaban diversión y que se pegaban a mi rubia como si fueran garrapatas. - ¿Me dejas invitarte a una copa?  Sé que puedes pagártela tú, pero me apetece invitarte y no es de buena educación rechazar una invitación, señorita Rosewood.- Levanté la mano que no tocaba su cuerpo, indicando que iba en son de paz.
avatar
Mensajes : 115

Post de rol : 88

Temas : 4/4

Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8340-una-historia-para-no-dormir-liam-reed?highlight=liamhttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8492-lazos-de-sangre-liam-rls#73448http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8493-el-tiempo-es-oro-liam-crono#73451
Hijo/a de
la Noche

Volver arriba Ir abajo


Su forma de hablar y comportarse era lo que se dice sensual y tenía una forma de encandilarla que no habría esperado de nadie que viniera del círculo de su padre. No es de extrañar, porque en realidad nada tenía que ver con ese círculo y eran todo bonitas mentiras.  Su mano en la parte baja de la espalda, pero sin llegar a tocarle el trasero, la hacía sentir rodeada pero sin molestarla. Más bien empezaba a preguntarse a dónde podrían ir si él quisiera acompañarla (y lo parecía). No es que no estuviera acostumbrada a ligar, ni mucho menos, es que él llamaba su atención de una forma nueva. Normalmente la mayoría de chicos que la atraían la aburrían, así que no se molestaba en charlar demasiado o conocerlos. Sabía para qué los quería y ellos seguramente más de lo mismo. Pero Liam la tenía intrigada.

Pensó que se trataba de una graciosa coincidencia cuando él le dijo que sí había quedado con un amigo, pero este ya estaba bien acompañado. Justamente al señalarlo parece que se trataba de uno de los chicos que bailaba con sus amigas. Cathy alzó las cejas y sonrió. — La morena y la de al lado venían conmigo.—le dijo a la oreja. Ellas, por su parte, seguían bailando bien agarradas y sin buscarla, pero Catherine no se lo tomó a mal ya que estaban un poco “loquillas” y no era difícil que perdieran el sentido por un chico cuando salían.

Miró a Liam, sorprendida ante su invitación. Quizás no debería estarlo porque a fin de cuentas era evidente que se habían gustado y que además estaban solos, pero así era. Antes de poder quejarse, porque no necesitaba que la invitasen a nada teniendo tanto dinero como tenía, él aclaró que le apetecía hacerlo y que no era de buena educación rechazar una invitación. —Depende de qué invitación.—replicó alzando las cejas. Pero asintió y juntos fueron hasta la barra. Por el camino resultaba evidente que ella no encajaba allí, porque no eran pocos los que la miraban. No estaba segura de si con desdén o con la curiosidad del lobo que ve una oveja detrás del primer arbusto. Fuera como fuese parece que entonces no tendría ocasión de relacionarse con el personal de aquel local tan raro que tanto le gustaba. Pero no iba a quejarse por la compañía que tenía. —Una coca-cola.—le dijo a él, antes de que pudiera pedir. Topo el mundo parecía querer hacerlo en ese preciso momento.—¿O pensaba que podría emborracharme?—sonrió maliciosamente. Pues claro que podría emborracharla, no era de beber muy a menudo pero cuando lo hacía solía coger “el puntillo” bastante rápido. A todo esto se dio cuenta de que no podía devolverle la broma de “señorita Rosewood”. No sabía su apellido. Ya se lo preguntaría.
avatar
Mensajes : 47

Post de rol : 24


Hoja de personaje
Inventario:
Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8339-catherine-rosewood#72086http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8343-catherine-s-timeline#72096
Personaje inactivo

Volver arriba Ir abajo

Una carcajada grave salió de mis labios al ver la cómica expresión de la rubia. Era bonita hasta haciendo el payaso. - La invito a lo que quiera, señorita Catherine. Lo que a usted le apetezca.- Seguí la broma con una sonrisa pícara y con trato formal. A simple vista, parecía que estuviese sobreactuando; imitando a cualquier Romeo de la típica película mala que emitían los sábados por la tarde. Pero no era así. Yo era un vampiro y tratar a las mujeres de usted siempre había sido una muestra de respeto. En cierta manera se me hacía raro que los "caballeros" de la actualidad tuteasen a las damas, se portaran como cretinos y aún así ellas se quedasen prendadas. Qué poca clase, por favor. La llevé hasta la barra con mi mano aún en su espalda (y no tenía pensado quitarla de allí), dándole a entender a el resto de subterráneos que la joven era mía y quien quisiera tocarla debería vérselas primero conmigo. Y yo era un hueso duro de roer, había aprendido demasiadas cosas en Londres.

- ¿Qué quieres tomar?- Rápidamente obtuve la respuesta de mi preciosa acompañante. ¿Una coca-cola? ¿Por qué no pedía mataratas mejor? Con la pila de mierdas que llevaba el agua marrón ese. Sin embargo, me recordé a mí mismo que la dama manda y sonreí. Levanté la voz para que el camarero me oyese por encima de todo el ruido del local, mientras él preparaba el pedido yo miré a la rubia que me dedicaba una sonrisilla maliciosa instalada en sus irresistibles labios.- ¿Emborracharte yo? ¿Para qué? ¿Para que acabes bailando en ropa interior en la barra?- Pregunté devolviéndole la sonrisa. Puse entonces mi mejor cara pensativa.- ¡Oh espera! No me perdería tal espectáculo. ¿Estás segura de que no quieres beber? Aunque sea para no recordar mañana la parte en la que yo sea quien baile en boxers allí arriba.- Bromeé señalando la encimera metálica donde reposaban todos los vasos de los clientes que estaban sentados en ella.

Debía ser gracioso verme bailar encima una barra, pero era algo que yo no estaba dispuesto a hacer, obviamente. O por lo menos con gente que no fuera Catherine. A solas. Las bebidas llegaron y yo recé al todopoderoso y al de abajo, solo esperaba que el whisky me sentara bien. Tomé el vaso que contenía el refresco gaseoso y se lo dí en mano, aprovechando el acto para rozar suavemente sus dedos, fingiendo que era sin querer. - Y bien, ¿a qué te dedicas? Me suena a que he visto tu cara en algún sitio... Aparte de los meetings de tu padre, claro.- Le di un sorbo al licor que yo había pedido. Esperé varios segundos y al ver que no tenía ganas de devolverlo di otro. No era sangre, pero me debería de apañar con eso.
avatar
Mensajes : 115

Post de rol : 88

Temas : 4/4

Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8340-una-historia-para-no-dormir-liam-reed?highlight=liamhttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8492-lazos-de-sangre-liam-rls#73448http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8493-el-tiempo-es-oro-liam-crono#73451
Hijo/a de
la Noche

Volver arriba Ir abajo

Una idea absurda apareció en su cabeza: Liam tenía una mirada hipnótica, como la de un vampiro. O, al menos, la que imaginaba por todos los libros, series y películas que había visto y leído. Sonrió para él pensando en lo tonta que era a veces, pero la idea la atraía de alguna forma. Podía imaginarle mordiéndola… Liam en seguida logró que el camarero les prestase atención y pidió la consumición de ambos, la de ella no tenía más secreto que abrir un refresco y, como mucho echarlo en una vaso de cubata con un par de hielos. Lo de él bueno, era lo más normal en un lugar así: alcohol.

No pudo evitar que se le escapase una risa floja y alzar las cejas cuando él dijo aquello. No era ni mucho menos un chaval estirado como esperaba al principio, lo cual le encantaba. Imaginarlo a él, que no a sí misma, dándolo todo en ropa interior sobre la barra fue inevitable y las ganas de que pasara tampoco. — Oh, eso sí que no me lo perdería y mucho menos como para querer olvidarlo.—replicó.Eres el que ha pedido alcohol así que aún tengo una posibilidad de que acabe pasando. Las bebidas no tardaron en llegar y cuando él le pasó la suya tocó su mano. Pareció un gesto casual, y ella se lo tragó. Y quiso más, porque así es como funciona (cuando se hace bien). Ella misma había jugado a eso de “oh, lo siento no quería tocarte” y peor, porque no solo lo había hecho en una zona tan anodina como una mano. Ya me entendéis... Y ahora caía como una tonta en ese mismo truco.

Le pareció que tenía su gracia eso de que le sonase su cara. —Pues si vieras más la tele a lo mejor me habrías recordado. —sin pensarlo dos veces caminó hasta un reservado, sacó un billete de 50 y se lo entregó al de la puerta. Sin consultarlo o pensarlo dos veces, aquel bolsillito mágico había sido medio desplumado. Y digo medio porque no era el único billete que albergaba. —Estoy estudiando, pero también trabajo en un programa sobre reformas y decoración. —le explicó, como si él no lo supiera todo ya. Se sentó en el sofá de terciopelo rojo, lejos del ruido ensordecedor, aunque seguía llegando la música para dar ambiente. — ¿Y tú, qué haces aparte de ir a partidos aburridos?
avatar
Mensajes : 47

Post de rol : 24


Hoja de personaje
Inventario:
Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8339-catherine-rosewood#72086http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8343-catherine-s-timeline#72096
Personaje inactivo

Volver arriba Ir abajo

Esbocé una sonrisa ladina que mostraba parcialmente mis colmillos -por el momento- retraídos. No quería imaginarme la deplorable escena de verme bailando encima de la barra del bar en ropa interior. -¿Televisión? Catherine no me va mucho la tele, soy más de libros.- Me encogí de hombros con cierta resignación. Aún habiendo pasado tanto tiempo, no me acababa de acostumbrar a ese cachivache electrónico. No es que fuera negado con la tecnología como el típico abuelo que nunca ha salido de la aldea, pero no me acababa de gustar, por decirlo de alguna forma. Achacaba este hecho a que yo había nacido en una época donde para poder viajar a mundos lejanos o a tiempos remotos, debías leer un buen libro no encender la caja mágica y ver la programación en el teletexto.

Se giró con aires de gloria y elegancia innata, encaminándose hacia un reservado con la soltura de quien nunca ha obtenido un no como respuesta. Ya lo dicen: Quien la sigue, la consigue. -Así que estudias y trabajas en un programa de reformas y decoración... - Repetí abriendo los ojos como si de verdad estuviera sorprendido. No me costaba mucho actuar, llevaba demasiados años interpretando diferentes papeles para no alertar ni a los humanos, ni a su autoridad. Me senté en en el sofá al lado de ella, dejando mi vaso de whisky descansar encima de la mesa. Asentí un par de veces, apoyando el codo en el respaldo y girarme en su dirección para poder tener una mejor vista de la joven Rosewood. -Debería habérmelo imaginado. - Admití con algo de culpa. - Bueno...- Tomé el vaso y le di un sorbo con aire desinteresado.- Yo no diría que fue aburrido... intenté conseguir una cita con la hija de William Rosewood pero ella pasó de mí. - Mis ojos descendieron lentamente a sus labios de una forma tan descarada que hasta se podía decir que tenía matices sexuales. No valía la pena hacerse el tonto, perder el tiempo en bobadas propias de adolescentes cuando lo que yo obviamente deseaba, traspasaba los límites de lo moralmente aceptado por la sociedad y lo correcto para alguien de mi época.

Mi mirada tornó a sus ojos del color del mar y me acaricié el labio con el pulgar en un gesto que pretendía ser casual y pensativo. -Soy historiador de arte. Algo bastante aburrido como para interesarle a alguien.- Dejé la copa donde previamente la había colocado, aprovechando para tocar su rodilla con la mía. Inevitablemente eché un rápido vistazo a sus piernas desnudas y mi sonrisa se amplió.- ¿Qué estudias?



BUT FAKE HAPPINESS IS STILL THE WORST SADNESS.:


Gracias Señorita TinkerBell.
avatar
Mensajes : 115

Post de rol : 88

Temas : 4/4

Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8340-una-historia-para-no-dormir-liam-reed?highlight=liamhttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8492-lazos-de-sangre-liam-rls#73448http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8493-el-tiempo-es-oro-liam-crono#73451
Hijo/a de
la Noche

Volver arriba Ir abajo

Contenido patrocinado
está

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.