07/08 - Estimados habitantes del submundo. ¡Aquí tenéis las noticias con las actualizaciones/nuevas propuetas/ideas del foro! ¡Pasaos cuanto antes a echar un ojo!


10/06 - Estimados habitantes del submundo. Ahora tenéis una forma de llevar el recuento de las habilidades especiales de vuestras armas. ¡Sólo tenéis que pasaros por este tema para tener al día el tiempo que os queda hasta la próxima recarga! ¡Pasáos cuanto antes!


04/06 - Estimados habitantes del submundo. Como habréis comprobado, la raza de los nefilim vuelve a estar abierta para todo el mundo <3 Y aunque aún no ha habido actualización de noticias... ¡no desesperéis! ¡Que antes de lo que podáis pensar estarán en vuestra bandeja de entrada ardiendo con el fuego celestial!


31/03 - Estimados habitantes del submundo. Como habréis comprobado, la raza nefilim tiene las letras en rojo en el censo del tablón. Eso indica que, hasta nuevo aviso, la raza está temporalmente cerrada por sobrepoblación. Sin embargo, antes de llevaros las manos a la cabeza definitivamente, esperad a tener un nuevo aviso por nuestra parte, pues estamos sopesando algunas cositas. ¡Un saludo! <3


07/03 - ¡¡Queridos habitantes del submundo!! ¡Aquí llegan las últimas noticias del foro! ¡Leedlas atentamente y no perdáis ni un solo detalle!


27/02 - ¡¡Queridos habitantes del submundo!! Queremos anunciaros que la limpieza de este mes de febrero se realizará entre los días 02 y 03 de marzo, para que tengáis tiempo de poneros al día. Así mismo, estimaremos que las noticias del mes saldrán esta misma semana, aunque sabemos que ya vamos con imperdonable retraso. ¡Perdón por las molestias y gracias por vuestra atención!


07/01 - ¡¡Queridos habitantes del submundo!! Queremos anunciaros que hemos recuperado el dominio del foro satisfactoriamente, de modo que podéis volver a utilizar la dirección anterior, www.cazadoresdesombras-rpg.com, sin ningún problema. Por otro lado, hoy se han realizado las limpiezas del foro. ¡Sigamos trabajando y pasándolo bien como hasta ahora, y perdón de nuevo por las molestias!


02/01 - ¡¡Feliz año nuevo a todo el mundo!! Con motivo de la llegada del ansiado 2017, hemos decidido daros un pequeño regalito. Si miráis en vuestra reserva de reliquias... ¡veréis que han aumentado considerablemente! Es un premio a todos los usuarios que se registraron antes del 01 del 01 por vuestro apoyo ^^Recordaros, además, que las limpiezas se realizarán al final de esta semana. ¡Apurad los últimos post para no perder vuestro color!


38 # 50
26
NEFILIMS
6
CONSEJO
13
HUMANOS
11
LICÁNTRO.
8
VAMPIROS
13
BRUJOS
5
HADAS
5
DEMONIOS
1
FANTASMAS

Hallazgos mágicos ➳ Winter, Quamara y Charles

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Hallazgos mágicos
→ Sabado→ 6:15 A.M → Residencia White → Templado

Uno podría pensar que el tener una capacidad auditiva casi nula podía implicar una clara ventaja para cumplir los regulares ciclos del sueño que todo ser humano promedio necesita… Pues bueno, este no era el caso: Ross Nunca había contado con la buena fortuna de tener el sueño pesado a pesar de tener precariedades físicas que limitaban su adición. Era bastante consiente de todos los demás sentidos mientras le rendía cuentas a Morfeo, por lo que envidiaba a cualquier persona con la habilidad de dormir como un tronco, ignorando el perturbador murmullo de una rama impertinente rozando alguna ventana desde el exterior, las sesiones de karate que se montaba su sonámbula hermana Georgina cuando se quedaba a dormir y terminaban convirtiéndole a el en un saco de boxeo en mitad de la cama, el ruido amortiguado del estéreo de sus vecinos del piso de arriba entre semana y del que el solo se percataba porque realmente el volumen sobrepasaba lo prudente (Había comenzado a pensar que sufrían de algún jodido trastorno de sueño o que estaban mal de la cabeza) o el zumbido repentino del movil junto a su almohada cuando el astro rey aun no hacia acto de presencia


Como cereza del pastel, el aparato electrónico se encontraba boca arriba, por lo que la luz blancuzca anunciando un mensaje reciente le iluminó el rostro e hizo que sus ojos picaran cuando los abrió ligeramente.Soltó una palabrota que de elegante no tenia nada, mientras se apoyaba sobre sus codos y extendía la mano para tomar el aparato. ¿Quien, por todos los círculos del infierno, le enviaba mensajes a esa hora? una repentina ira homicida le invadió por unos instantes, imaginando que podía ser uno de esos correos basuras que la gente aun seguia esparciendo por el mundo demostrando que aun existían los homo habilis en pleno siglo XXI y se prometió a si mismo, mientras desbloqueaba el telefono, que si era algún email de un corredor de seguros, iría personalmente a estrangularle. Sin embargo ninguna de las anteriores opciones fue la acertada y cuando sus ojos leyeron el mensaje que se reflejaba sobre la pantalla, Ross  se alzó como un resorte sobre el colchón


"Ya no tengo motivos para vivir, adiós…"

Sus ojos se abrieron de par en par cuando confirmó que el destinatario era Winter y al instante sus dedos comenzaron a teclear a la velocidad luz, clamando por una respuesta que nunca llegó. Tras dejarle varias llamadas en el buzón y saturarle la bandeja de entrada con mensajes en mayúscula que no podían reflejar menos histeria, se levantó con brusquedad y se cambió en tiempo record. Permitiéndose por unos instantes creer que podía tratarse de una broma absurda de su prometida… ¿Pero que tipo de broma podía ser esa? ¿Y si era una broma, porque diantres no le contestaba los mensajes ni las llamadas? Cuando algo estaba relacionado con la rubia de ojos azules no había manera de que el pudiese llevarlo a la lógica, siempre se jactaba de ser racional y meticuloso pero en cuanto Winter era el tema a tratar, todo se salía del paréntesis y su racionalidad se iba directo al demonio.

Doce minutos después, cuando el reloj en su muñeca marcaba las seis en punto, Rossem salió de su apartamento ignorando las gotas de lluvia que caían sobre su chaqueta y se deslizó dentro del Fisher Karma plateado que rugió cuando lo obligó a arrancar estrepitosamente y se lanzó por las avenidas de la gran manzana a punto de rozar la velocidad mínima. Tuvo que recurrir a toda su fuerza de voluntad para no hacerlo, esencialmente porque aquello solo complicaría sus tramites legales y rompería el acuerdo de arresto domiciliario que no lo obligaba a tener que esperar el día de su juicio tras las rejas: solo necesitaba cometer el mínimo acto de imprudencia y no valdría de nada  el que su padre hubiese pagado aquella fianza Kilométrica.

Decir que casi se lanzó del coche cuando se detuvo frente a la familiar residencia era un eufemismo y cuando estuvo frente al umbral de la puerta principal, toco el timbre las veces suficientes como para fundirlo. Dio un rápido vistazo hacia el cielo, de un color gris y espeso que no tenia aspecto de mejorar, mientras un diluvio se le venia encima a una velocidad preocupante. Sacó el móvil para volver a llamarle, mas volvió a ser enviado al buzón de voz.

Maldijo por lo bajo mientras la lluvia se hacia cada vez mas y mas fuerte, haciendole pensar que en cualquier momento le cruzaría por el frente la condenada arca de Noe y Winter ni ninguna de las demás residentes de la casa abrían dado señales de vida. Justo cuando estaba por darse la vuelta e ir a buscar la manera de colarse por la ventana, la puerta se abrió finalmente revelando a su prometida. Un suspiro de alivio se le escapó mientras la observaba de los pies a la cabeza con una mezcla de enfado y alegría en los ojos –Por el santo grial Winter, ¿Que demonios te pasa?¿Que clase de mensaje es ese?–  Le soltó instantes después, tomándole por los hombros para verificar que estaba bien. Se hubiese detenido a pensar en lo ridículamente guapa que estaba a cara lavada y en ropa de andar por casa si no estuviese al borde de la histeria –Si era una broma, que sepas que no tiene ningún chiste… Te he llamado como mil veces ¿Donde carajos te dejaste el móvil?– Agrego instantes después, haciendo su habitual gesto de fruncir el entrecejo, sin apartarle la mirada de encima como si temiese que fuese a desaparecer –Están todas sordas en esta casa, podría estar cayéndose el mundo allá afuera y seguro no se darían cuenta, porque estoy casi seguro de que he fundido el timbre–


Última edición por Rossem E. Grey el Lun Jul 31, 2017 1:12 am, editado 2 veces


♕ :
avatar
Mensajes : 75

Reliquias : 257


Hoja de personaje
Inventario:
Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8431-nothing-is-what-it-seems-idhttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8439-ross-relationships#72922http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8438-ross-chronology#72921
Mundano/a, sin la Visión

Volver arriba Ir abajo

Hallazgos mágicos
→ SABADO→ 6:15 A.M → RESIDENCIA WHITE → TEMPLADO
Sugar había salido aquella noche de fiesta. ¿Con quién? Pues Winter no estaba segura, porque realmente el hada parecía tener amigos hasta debajo de las piedras... ¡Ah! A propósito... tampoco era consciente de que era un hada. Lo único que sabía a ciencia cierta, era que sobre las cinco y cuarenta y cinco de la mañana Sugar le envió un mensaje que le informaba acerca el cierre del Daily Donuts. Era la mejor cafetería de toda Nueva York, abierta 24 horas, situada a una manzana de su trabajo y con todos los tipos de donuts que te puedas llegar a imaginar. La rubia casi sufre un paro cardíaco. Por eso, con los ojos entrecerrados para que la luz del móvil no le fuera tan molesta escribió un escueto:

"Ya no tengo motivos para vivir, adiós…"

El único inconveniente, fue que el sueño le causó una mala pasada, haciendo que le enviase ese mensaje al contacto que estaba justo debajo del nombre de la joven de cabello morado. Sr. Grey ♥ constaba en la memoria del teléfono. Obviamente, la inspectora ignoraba por completo que se había equivocado de destinatario, y somnolienta volvió a sumirse en los brazos de Morfeo. Uno estruendo atípico retumbó por toda la casa apenas media hora después, despertando de golpe a la inspectora White quien reposaba plácidamente. Encendió la lamparita de noche, su despertador marcaba las seis y cuarto de la mañana... ¿Quién iba a ir a su casa a esa hora? ¿Y por qué golpearía la puerta de esa forma? Entonces, un pensamiento catastrófistaa la invadió. ¿Y si le había pasado algo a un ser querido? Presionó la tecla para desbloquear su móvil, encontrándose con que éste permanecía apagado.

Oh dios mío, ¿qué ha pasado?

No se lo pensó dos veces, salió del dormitorio como alma que lleva al diablo, encontrándose a Alana en el pasillo con los ojos inundados en miedo.- Vete a tu cuarto y no salgas hasta que yo te avise.- Ordenó ya bajando las escaleras que daban derechas al recibidor. A través del cristal que decoraba uno de los lados de la puerta principal, se podía apreciar una figura masculina bajo la lluvia.  Al acercarse más, descubrió que era el mediano de los Grey. Abrió la puerta de madera blanca y al instante, Ross estaba casi encima suyo transmitiéndole la humedad en sus hombros desnudos. Tenía las manos congeladas. ¿De qué estaba hablando? No estaba entendiendo nada, sin embargo, la preocupación que mostraba en sus ojos la enterneció de sobremanera. Colocó sus manos a cada lado del cuello de Rossem, sintiendo como las gotas resbalaban por las hebras color chocolate hasta sus manos, y lo besó con dulzura. Después de escuchar a su prometido quejarse como un poseso, logró que él le enseñara el mensaje que había sembrado el caos. Estalló en risas.

Poca gracia le hizo a su prometido saber que ese mensaje no iba en serio, y que no era para él. De hecho, le costó horrores convencerlo de que se quedara a dormir allí y que no volviese a casa con la lluvia torrencial que estaba cayendo... En realidad solo era una excusa para poder dormir abrazada a él, pero eso, él no tenía porque saberlo. Tampoco se quiso quitar la ropa, y se la tuvo que quitar Winter a la fuerza. Cualquiera que los escuchara hubiera creído que la joven tenía las peores intenciones del mundo para Ross, cuando lo único que pretendía era poner la ropa en la secadora. Al llegar al dormitorio después de poner la máquina a secar las piezas, se había encontrado al castaño tumbado en la inmensa cama, en ropa interior y frunciendo el ceño. Winter se acostó a su lado, colándose mágicamente entre sus brazos y uniendo sus labios con los de él por segunda vez. - Gracias por preocuparte Ross.- Apoyó la cabeza en su pecho, donde pudo escuchar el latir de su corazón. La calidez proveniente del cuerpo pecoso que la sostenía, la invadió por completo. Sus párpados se sentían pesados, y casi sin darse cuenta se durmió.

A las nueve sonó el despertador, al abrir los ojos se encontró el rostro de Ross muy cerca del suyo. A velocidad luz se movió para apagar el aparato, encontrándose con la prótesis del joven también en la mesita de noche. Debía estar muy cansado por lo que había sucedido en la madrugada. Besó su mejilla con cariño y se metió en el baño de puntillas para ducharse, seguramente se entretuvo más de lo previsto bajo el agua pues cuando regresó al cuarto Rossem ya estaba despierto. -¡Buenos días!- Lo saludó mientras cruzaba el umbral del cambiador en braguitas y sujetador. - Puedes seguir durmiendo. No te preocupes, yo haré el desayuno y te lo traeré. Si quieres ducharte, ahí tienes el baño.- Se vistió a toda prisa y bajó a la primera planta. A las diez y media llegaba Quamara, así que le dio tiempo de preparar unas galletas con chispas de chocolate, exprimir una jarra de zumo de naranja, servir un par de trozos de tarta de fresas con nata y hacer un poco de café para su prometido. El timbre de la puerta principal sonó, ¡Vaaaya! así que ayer no lo logró fundir Ross pensó sonriendo de oreja a oreja. Abrió la puerta, encontrándose de frente con la bruja a la que estaba esperando.


Última edición por Winter J. White el Vie Jun 30, 2017 11:49 am, editado 1 vez




:


Gracias Chiaruchi, eres mi bruha favodita

:

avatar
Mensajes : 632

Reliquias : 1753

Temas : 13/13.


Hoja de personaje
Inventario:
Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8166-winter-j-whitehttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8193-winter-s-lovers-nah-just-be-my-friendhttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8288-tempus-fugit-winter-s-chrono?highlight=winter
Mundano/a, sin la Visión

Volver arriba Ir abajo

Hallazgos mágicos
→ SABADO→ 6:15 A.M → RESIDENCIA WHITE → TEMPLADO

Aquella mañana Alisson se despertó temprano, mucho más temprano de lo que tenía planeado así que lo aprovechó y se dedicó una larga ducha seguida de un buen café con dos tostadas con tomate y aguacate.
Rocket y Pirata le ronroneaban pidiendole migas y ella se las daba contantemente sin poder luchar contra los ojitos que sus dos gatos le ponían. Al final acababan desayunando mejor ella que la propia bruja.

A las 10:30 había quedado con Winter en su casa. Le había mandado un mensaje a Charles para indicarle el lugar y la hora acordada, no es que desconfiase de la inspectora pero prefería tener alli a otro brujo con el que se sintiese más cómoda, aunque eso supusiese que Charles acabase enterándose de lo de su hermana.

Todavía no había podido digerir el hecho de que Dakota fuese ahora un vampiro... tantos años de odio para acabar entre las sombras como ella... y encima como un vampiro... desde luego si Alisson pudiese elegir preferiría ser un lobo antes que un chupasangre.
No tenía claro a donde le iba a llevar la investigación ni hasta qué lejos estaba ella dispuesta a ir... si descubría que Dakota seguía en Nueva York... iría a buscarla? Y en caso de que encontrasen pistas de una ciudad distinta... se marcharía tras ella?

Era realmente tan fuerte el lazo que las unía? La respuesta era sencilla... no. Alisson llevaba viva tres siglos, y por más que lo intentase no encontraba ningún motivo por el que recuperar a su hermana fuese algo bueno. Dakota siempre la había odiado... aunque quizá ahora eso había cambiado.
Sólo había una forma de averiguarlo y era seguir con la ayuda de Winter.

Se cambió y se puso ropa cómoda, se dejó el pelo suelto, le puso de comer a los gatos y creó un portal en el mismo salón de su apartamento. Cuando lo cruzó se encontraba frente a una mansión bastante pulida que le sacó una exclamación silenciosa. Vaya con la inspectora!
Miró su reloj y sonrió, las 10:30h en punto. Charles no tardaría en llegar, siempre era igual de puntual (a veces incluso más) pero como a ella no le gustaba llegar tarde se encaminó hacia la gran puerta decidida a esperar al brujo ya en la casa. Le envió un rápido mensaje informándole de que ya estaba dentro y llamó al timbre.

Cuando Winter abrió la puerta Alisson le sonrió y luego le echó un rápido vistazo.
  - Buenos días Winter... has dormido mal? Tienes ojeras.

Entró sin esperar a ser invitada y escaneó todo lo que había visible nada más entrar haciéndo cálculos mentales de lo que podía haber costado semejante casa. No es que lo envidiase, desde luego ella no cambiaba por nada su ático en la ciudad.
  - Charles llegará en seguida, creo que me he adelantado un poco a la hora y a él le gusta ser puntual. Espero no molestar.

Se volvió hacia ella y la sonrió de nuevo.



avatar
Mensajes : 125

Reliquias : 828

Temas : 4/0


Hoja de personaje
Inventario:
Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8726-alisson-quamara-en-construccion#75627http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8739-siempre-es-bueno-conocer-gentehttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8770-cronologia-quamara
Hijo/a de
Lilith

Volver arriba Ir abajo


HALLAZGOS MÁGICOS


Vengo a ayudar a una mundana a proteger su residencia



Residencia White — Sábado por la mañana — Clima templado


Hace unos días Quamara me envió un mensaje para pedirme si le podía echar una mano en un asunto con una mundana. Por lo visto, le pidió que le creara una barrera protectora alrededor de su casa, chica lista. Con los crímenes que azotan la ciudad, una simple humana corre un grave peligro, ya que, ante el ataque de algún subterráneo, no sería capaz de oponer mucha resistencia.
Las 10:20h, tan solo me quedan un par de manzanas para llegar al lugar. Hubiera utilizado un portal, pero si ya voy a gastar bastante energía en formar la barrera de protección, sería un desgaste demasiado repentino, y no quiero terminar como aquel día, con Liam y con Seth.

Llego a una gran verja metálica que rodea el recinto, pulso un botón en el telefonillo y, a los poco segundos, se abre para darme paso a la gran vivienda. Conforme avanzo por el camino que lleva hacia la puerta principal observo el hermoso jardín, todas esas flores de distintos colores cuidadas y colocadas a la perfección. Respiro profundamente y percibo su olor, y el frescor del agua de los aspersores que riegan el recinto. Desde luego, sea quien sea esta mundana, tiene muy buen gusto. Me aproximo a la puerta, doy un par de golpes a la puerta, y al poco una mujer rubia sale a recibirme.

- Vaya, pero si es la inspectora White -no puedo evitar sorprenderme al verla-. ¿Así que es usted la que necesita una ayudita “mágica”? -le tiendo la mano en forma de saludo cordial.

No trabajamos juntos, pero en algún que otro caso hemos coincidido, ya que ella se dedica a investigar los detalles de algunos crímenes o casos abiertos, incluso a ayudar de forma privada a quien necesita encontrar algo o a alguien, y yo analizo la psique de los criminales, así que alguna vez hemos trabajado codo con codo. Sin embargo, ella nunca ha sabido que yo era un brujo, ni yo sabía que ella tiene conocimiento acerca del mundo de las sombras.










Charles, the little warlock:

♥ Secret lovers ♥:

Logros de Charles Fields:


Descubriendo mis capacidades:

Móvil de Charles Fields:

avatar
Mensajes : 295

Reliquias : 1126

Temas : 8 abiertos


Hoja de personaje
Inventario:
Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8705-ficha-de-charles-fields#75510http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8713-relaciones-de-charles-fields#75559http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8714-cronologia-de-charles-fields#75560
Hijo/a de
Lilith

Volver arriba Ir abajo

Hallazgos mágicos
→ Sabado→ 6:15 A.M → Residencia White → Templado


Por mucho que lo intentó, no pudo evitar dejar entrever el alivio que le proporcionó ver que ella estaba bien y aunque probó por todos los medios posibles exteriorizar su molestia por mera necedad, la sonrisa de Winter no le dejaba otra opción mas que rendirse, haciendole perder miserablemente una disputa que ni siquiera había llegado a ser. No le sorprendió ver cómo ella  encontraba la situación ridículamente cómica y había roto de la risa en su propia cara, ante sus ojos ella siempre parecía ser capaz de ver las cosas de un modo distinto al suyo, tan alegre y vivaracha a pesar de que a el se le había estado yendo la cabeza minutos antes con una desgracia ficticia. Ross escuchó la brevísima explicación sin dar demasiado crédito a lo que estaba escuchando, recuperando su porte naturalmente hostil y casi petulante cuando se sintió capaz de tener el control de sí mismo –Un día de estos me vas a matar en serio, sin fuentes ni almohadas ni pistolas… de un maldito susto– Ella no pareció importarle para nada su disgusto, (ni las múltiples reclamaciones que hizo sobre el uso indebido de los mensajes de texto) más bien se limitó a lucir su fantástica sonrisa colgate y a robarle un beso como si aquella no fuera más que una visita común y corriente.

Mientras el cielo parecía caerse a sus espaldas y el se fundía en sus caricias, Ross tuvo el presentimiento de que se estaba olvidando de algo realmente importante, de que la red de seguridad que había estado tramando los últimos meses para mantener a raya sus emociones, en realidad, tenía un agujero enorme y sin proponérselo, observando aquellos ojos tan azules como el cielo, se había estado dejando caer en un abismo interminable del que había estado huyendo por más tiempo del que era capaz de recordar. ¿Pero para que iba a engañarse? El ya lo sabía, estaba dándose cuenta de que hacía un tiempo atrás sus terminaciones nerviosas le habían traicionado y se habían convertido en aliadas de la rubia y que sus pensamientos últimamente solo estaban plagados de imágenes suyas. Le gustaba su compañía a límites insospechados, su risa tan particular, la extraña admiracion que le despertaba la manera en que parecía encontrar lo bueno de todo  y la forma en que siempre le daba vueltas a las cosas para tomarle el pelo y desarmarlo al mismo tiempo. Le queria más de lo que había estado dispuesto a reconocer, más de lo que su propio orgullo le permitiría aceptar y ni siquiera podia imaginar que aquello pudiese ser de otra manera....

Su contribución de mal humor y refunfuños para con el mundo se vio saldada cuando se dispuso a ponerselas en chinas a Winter, negándose a cualquiera de sus peticiones con negativas rotundas y murmullos desagradables, pero ambos sabían que era cuestión de un par de palabras engatusazoras para que el muchacho terminase de ceder finalmente e hiciese lo que fuese que ella le pidiese, aunque debía de admitir que encontraba bastante divertido el asunto de que ella le insistiera en desvestirse, permitiendo asi hacer uso de una amalgama de bromas pasadas de tono que seguramente terminarían por hacer que se ganara una colleja de la inspectora, pero a esas alturas a Ross ya no le parecía en absoluto intimidante que Winter le amenazara con aporrearle si no se comportaba adecuadamente, siempre había algo emocionante en sacarla de quicio, aunque después terminase cediendo y convirtiéndose en un saco termico-humano para que ella volviese a conciliar el sueño, a fin de cuentas, el se encontraba perfectamente alli, aunque eso no era algo de lo que pretendiese informar a su prometida. El sueño le alcanzó casi al instante y esbozo una sonrisa pálida cuando escuchó su murmullo de agradecimiento, le acarició el pómulo con dulzura y se abandonó en un descanso sin sueños.

Tímidamente, el sol se abrió paso en los escasos rastros de nubes grises que habían convertido la madrugada en un diluvio y le bañaron el rostro de luz, haciendo que cuando abriese los ojos tuviese que cerrarlos precipitadamente. Inicialmente se sintió extraño y desorientado al encontrarse en una recámara que no era la suya, pero el aroma de Winter estaba en todos lados, incluso en su ropa ahora seca. La notó salir del baño a la carrera, haciendo un montón de exclamaciones que el sueño casi no le permitió analizar –Café por el amor de Dios, grandes y colosales cantidades de café– farfabullo arrastrando las palabras y estrujandose los ojos. Se incorporó lo justo para ver como la agente se paseaba a sus anchas en paños menores, y por muy polémica que pudiese resultar la escena, Ross ya estaba bastante consciente de que aquella reacción no tenía ni el más mínimo afán seductor, pero eso no evitó que se le fueran los ojos y luego se partiera de risa una vez hubiese abandonado ella la habitación en una extraña mezcla de diversión y frustración.

Era un caballero, no un estúpido señores...

Tras asearse evitando inútilmente los aromas dulzones del baño de la inspectora, se dispuso a bajar las escaleras a medio vestir para acosar a su bonita prometida sobre lo necesario que era el café para su organismo y siendo, bueno, un desastre en toda la norma. La encarnación de la pereza en la cual se había convertido en ese momento llegó hasta la primera planta con la expresión más inalterable del universo,  sin zapatos y solo con la camisa interior (Porque nada en el mundo le iba a hacer ponerse ese maldito suéter que se había echado encima a las tantas de la madrugada) para toparse con una escena de lo más espectacular, a la que afortunadamente llegó mucho después de aquellos primeros intercambios de palabras que delataban las verdaderas razones de porque se encontraban alli. Ross enarcó una ceja y miró a todos los presentes de forma intermitente –¿Se supone que debo preocuparme de que siempre hayan sujetos visitandote los fines de semana o es otra manía tuya, inspectora?– Cuestionó con una sonrisa petulante, mientras señalaba a Charles con el mentón  –Buenos días, supongo. Soy Ross…–


♕ :
avatar
Mensajes : 75

Reliquias : 257


Hoja de personaje
Inventario:
Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8431-nothing-is-what-it-seems-idhttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8439-ross-relationships#72922http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8438-ross-chronology#72921
Mundano/a, sin la Visión

Volver arriba Ir abajo

Hallazgos mágicos
→ SABADO→ 6:15 A.M → RESIDENCIA WHITE → TEMPLADO

Winter abrió la puerta con una sonrisa dulce en el rostro.- ¡Bueeenos días!- Exclamó apartándose para dejarla pasar al interior de la casa. Ante la pregunta de la bruja, Winter pareció quedarse en blanco, esbozando momentáneamente una sonrisa circunstancial y tensa. Sus ojos azules se desviaron de manera abrupta, asintiendo un par de veces con la cabeza mientras se rascaba el rostro, indecisa. Realmente, se debatía entre si debía limitarse a asentir como una zopenca o bien contarle su pequeño incidente telefónico, al menos Quamara se echaría unas risas. Pero ni de broma le iba a confesar que estaba alterada porque Ross estaba en su casa... hasta a ella le parecía estúpido estar tan emocionada sólo porque su prometido hubiera dormido con ella, sin embargo, sentía cierta calidez en su pecho y sus mejillas arder. ¡Oh no! ¿Se había puesto roja? Cambio de tema, ¡ya! se ordenó a sí misma en un intento de recuperar el control de su cuerpo y que dejara de bobear por el castaño.

- Es que me desvelé, pero luego concilié el sueño.- Comentó cerrando la puerta detrás de su invitada. Se situó a su lado e hizo un movimiento con la mano para alentarla a pasar hasta el salón. -Claro que no molestas. Pasa, espero que tengas hambre. He preparado el desayuno.- Vale, una cosa era hacer el desayuno, pero lo que la inspectora había hecho era saturar de bandejas y platos de porcelana la mesita de café. - ¿Quieres café, té, chocolate caliente o zumo?- Inquirió observando la bandeja que estaba situada en otra mesa auxiliar porque ya no cabía nada entre tanto dulce en la mesa caoba. - Siéntate donde quieras, no te quedes ahí de pie.

El timbre volvió a sonar y la rubia intuyó que se trataba del amigo de Quamara, el tal Charles. Se disculpó suavemente para encaminarse de nuevo a la puerta principal. ¡Menuda sorpresa se llevó cuando vio la cara del amigo de la misteriosa bruja! - ¡¿Charles?!- La casualidad la hizo sonreír. - Sí, eso parece. Y tú eres el amigo de Quamara, quien también es mágico.- Dijo antes de empezar a reírse como si no hubiera un mañana. ¿Ahora con qué cara lo iba a mirar en el trabajo? Se imaginaba a sí misma bromeando sobre su condición mágica con indirectas y subir y bajar de cejas. Le estrechó la mano con diversión, justo cuando hacía acto de presencia cierto joven a quien le había pedido que no saliera del dormitorio. Lo observó de arriba a bajo descaradamente mientras él bajaba las escaleras con ese aire de arrogancia innato, unos vaqueros entallados y la camiseta blanca sin mangas que dejaba a la vista sus fuertes brazos. ¿Lo estaba haciendo para provocarla? Se aclaró la garganta, apartando la mirada por segunda vez en menos de veinte minutos. - Vamos al salón.- Se encaminó la primera hacia donde estaba Quamara.- Ya ha llegado Charles.- Volvía a estar roja como un tomate, eso no era divertido. Llenó una taza de café hasta casi desbordar y se la tendió a Ross, intentando no mirarle a los ojos. - Charles. ¿Tú que tomas?


Última edición por Winter J. White el Dom Jul 23, 2017 1:09 pm, editado 1 vez




:


Gracias Chiaruchi, eres mi bruha favodita

:

avatar
Mensajes : 632

Reliquias : 1753

Temas : 13/13.


Hoja de personaje
Inventario:
Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8166-winter-j-whitehttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8193-winter-s-lovers-nah-just-be-my-friendhttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8288-tempus-fugit-winter-s-chrono?highlight=winter
Mundano/a, sin la Visión

Volver arriba Ir abajo

Hallazgos mágicos
→ SABADO→ 6:15 A.M → RESIDENCIA WHITE → TEMPLADO

La bruja sonrió ante la efusividad de la inspectora, se la veía mucho más relajada en su hogar que en la comisaría, aunque eso no era de extrañar teniendo en cuenta que todo el mundo bajaba un poco la guardia en el lugar donde más a gusto se sentía. si hubiesen quedado en su casa, seguramente Alisson seguiría en pijama y tendría a alguno de sus dos gatos en brazos
  - Zumo estará bien, ya he tomado café en casa y mejor no abusar, que luego me saltan los nervios y hago volar cosas - rió un poco y al ver la expresión de Winter sonrió - Es broma, es broma.

Se sentó en el primer sitio que alcanzaba admirando el repertorio tan increíble que había extendido en la mesita de café, cualquiera diría que Winter esperaba a todo un regimiento aquella mañana. La puerta sonó de nuevo y a los pocos segundos Charles entró en la salita, la bruja le sonrió, se acercó y le dio un beso en la mejilla como saludo.
  - Me alegra ver que no te has perdido. Ya os conocíais?

Se percató entonces de la presencia de otra persona a la cual no conocía, un hombre bastante guapo que sin duda tenía toda la pinta de haber pasado la noche allí, y por la nueva cara de circunstancia de Winter la bruja pudo atar cabos. Al final esta inspectora iba a ser toda una caja de sorpresas. Alisson se acercó a él y le tendió la mano, sonriendo amable.
  - Quamara, un placer. no os habremos despertado verdad? Igual deberíamos de haber quedado un poco más tarde.

Regresó a la mesa y se sentó de nuevo cogiendo después una de las galletas con chispas de chocolate que tan buena pinta tenían. Le dio un bocado distraídamente mientras esperaba que los demás se sentasen.






avatar
Mensajes : 125

Reliquias : 828

Temas : 4/0


Hoja de personaje
Inventario:
Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8726-alisson-quamara-en-construccion#75627http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8739-siempre-es-bueno-conocer-gentehttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8770-cronologia-quamara
Hijo/a de
Lilith

Volver arriba Ir abajo


HALLAZGOS MÁGICOS


Vengo a ayudar a una mundana a proteger su residencia



Residencia White — Sábado por la mañana — Clima templado


Acepto la invitación de Winter para adentrarme en su residencia, y observo toda la decoración lujos que ostenta, se trata de una de esas mansiones típicas de una familia adinerada de Norteamérica. Es acogedora, pero demasiado pomposa para mí, prefiero un lugar más pequeño, como lo es mi loft. Me adentro en el salón siguiendo a la inspectora, y encuentro sentada a mi amiga Quamara, que por lo visto ha llegado antes que yo. Nos damos un abrazo de bienvenida y recibo un beso en la mejilla por su parte.

- Tengo buena orientación, querida amiga, deberías conocerme ya –dibujo una media sonrisa y le guiño un ojo-. Ciertamente, nos conocíamos de algún que otro caso, pero para nada esperaba que fuera justo ella la que te pidió ayuda, y que a la vez tú me lo sugirieras a mí. Pero bueno, el mundo es un pañuelo, o al menos eso dicen.

Entonces baja por las escaleras un joven musculado, de rasgos faciales muy marcados y masculinos, y piel pálida. La camiseta sin mangas deja ver sus fuertes brazos, además de remarcar sus pectorales y abdominales. Desde luego, la rubia no es tonta, si es que ese es su novio.

- Esto… Tomaré un zumo de naranja natural, si tienes –mi cara es un poema, lo noto.

La escena es de lo más curiosa: Winter roja como un tomate sirviendo hasta arriba la taza de café para el joven que, supongo, es su novio, que a su vez parece un tanto confuso de nuestra presencia aquí, mientras la bruja observa la escena sentada en uno de los sillones. Tras la salutación de Quamara, me acerco yo al joven y le estrecho la mano.

- Yo soy Charles. Y perdona, no era mi intención despertarte, pensé que estaríamos tan solo Quamara, tú… ¿amiga, novia? Y yo. Pero bueno, supongo que tener otro espectador para nuestros trucos de magia no será un impedimento, ¿verdad Quamara? –dirigí mi mirada a mi amiga, inflando un poco mis mejillas para que se percatara de que me estaba aguantando una fuerte carcajada.

Winter vuelve con mi zumo, así que lo acepto con una sonrisa de agradecimiento y tomo asiento en un cómodo sillón. Cojo una galleta integral del surtido que ha preparado la anfitriona, y me la como acompañada de la bebida.

- Y bien, inspectora, cuéntenos el caso que tenemos entre manos –doy un fuerte mordisco a la galleta, sonando el crujido por toda la sala, para luego quedarme con el mentón apoyado en mi puño, atento a todo lo que la mundana tenga que explicarnos.










Charles, the little warlock:

♥ Secret lovers ♥:

Logros de Charles Fields:


Descubriendo mis capacidades:

Móvil de Charles Fields:

avatar
Mensajes : 295

Reliquias : 1126

Temas : 8 abiertos


Hoja de personaje
Inventario:
Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8705-ficha-de-charles-fields#75510http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8713-relaciones-de-charles-fields#75559http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8714-cronologia-de-charles-fields#75560
Hijo/a de
Lilith

Volver arriba Ir abajo

Hallazgos mágicos
→ Sabado→ 6:15 A.M → Residencia White → Templado

La cosa es, que mucha gente no comprende lo que implica ser socialmente incómodo y las desventajas que acarrean unos comportamientos que son contraproducentes para las relaciones sociales saludables. El castaño (que no podia estar mas confundido con toda la situación) no podía tener un concepto más deteriorado del asunto. Crecer en la sombra de la elite, escondiendose detras de escalones y columnas ornamentales para pasar desapercibido lo habían adiestrado en el finísimo arte de evadir a los seres humanos y sus charlas incómodas. Podía lidiar con una reunión formal entre los socios de las corporaciones de su padre y mantener charlas superfluas sobre economía con empresarios poco alentadores, pero no tenía ni la más remota idea de cómo ser una persona agradable y no desfallecer en el intento.

Sin embargo, por razones inexplicables y una fuerza universal desconocida, Ross esbozó una sonrisa de suficiencia y estrechó la mano de la castaña. Seguramente el haberse despertado de tan buen humor y con un panorama tan agradable le habían motivado a no ser un absoluto retraído y pasar de lleno de su cordialidad –Un placer, y no, no te disculpes. Me he despertado por otras circunstancias muy distintas– arguyó observando intermitentemente a los invitados, deteniéndose sobre su prometida para dedicarle una mirada cargada de brillo perverso y la sonrisa de quien esconde un oscuro secreto. No pudo evitar reparar en que Quamara tenía una sonrisa deslumbrante, lo que hizo que Rossem se cuestionara si acaso todas las amigas de Winter Juliet se la pasaban igual de felices sonriendo todo el santo dia como ella.

En cuanto el muchacho de ojos azules se acercó con la intención de presentarse Ross le dio un fuerte apretón de manos, Alzando la barbilla y esbozando una sonrisa socarrona –No, no. Que no ha sido ningún problema, es un placer Charles– Concluyó, sin darle ni un sorbo a la taza de café que le había tendido Winter. Lo que significó un alivio inmenso porque lo más probable es que hubiese terminado escupiendole en la cara al pobre sujeto, convirtiendo aquella escena en un cliché típico de un Sitcom matutino. Se volvió hacia la agente con brusquedad y a pesar de que ya le había visto cientos de veces, tenía la impresión de que le veía por primera vez. Más que como la personificación de la alegría (que era la impresión que constantemente tenia de su persona) le parecía estar contemplando un teorema de lo más complicado, uno que, sin importar cuantas vueltas le diese, parecía no tener solución alguna.

Pero lo que le resultó aún más extraño fue el repentino interés de aquel individuo en su relación con la agente. Por lo que cuando volvió a mirar a Charles, lo hizo con cierto escepticismo opacado su mirada –Es mi novia– respondió impulsivamente, incapaz de disimular el tono de reproche que se había colado en sus palabras. ¿Acaso estaban pretendiendo a Winter justo frente a sus narices? –Amiga, quiero decir...– se corrigió en cuanto escuchó como Winter intervenía en la conversación para rectificar lo que el había dicho, pero a ciencia cierta,  ninguna de las dos opciones pudiese resumir la relación que mantenían, surgida de una maraña de situaciones y circunstancias que bien podrían protagonizar una telenovela.

Finalmente, se dio por vencido y dejó que la rubia iluminara la situación para rodear la mesa repleta de tentempiés que no le despertaban en absoluto el apetito, pero que ya sabía que su prometida no se tardaría en hacerles probar por mucho que se reusara – ¿Truco de magia? ¿Caso? Imagino que son colegas entonces ¿Es una especie de código que utilizan entre los policías o algo asi?– cuestionó, tomando asiento junto a Quamara y apurando la taza de café que ya comenzaba a templarse y observando todo el desarrollo de aquel encuentro con su peculiar ceño fruncido.



Última edición por Rossem E. Grey el Lun Jul 31, 2017 1:14 am, editado 1 vez


♕ :
avatar
Mensajes : 75

Reliquias : 257


Hoja de personaje
Inventario:
Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8431-nothing-is-what-it-seems-idhttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8439-ross-relationships#72922http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8438-ross-chronology#72921
Mundano/a, sin la Visión

Volver arriba Ir abajo

Hallazgos mágicos
→ SABADO→ 6:15 A.M → RESIDENCIA WHITE → TEMPLADO
Winter estaba en una situación delicada, o al menos eso era lo que ella había autodeterminado. No tenía muy claro qué demonios pintaba Ross en medio de su reunión con los dos brujos, o peor, cómo volver a mandarlo al dormitorio sin sonar sospechosa su cambio de actitud. Todo lo anterior sin tener en cuenta, el hecho de que estaba más roja que una fresa en temporada solo por tenerlo cerca. Espera... ¿Qué estaba sucediándole? Bueno, por le momento se limitaría a no observarlo directamente y así evitar que pudiese apreciar lo eufórica que le ponía su proximidad. Debo beberme una tila, concluyó tendiéndole el vaso de zumo de naranja que no había podido servirle a la bruja debido a la interrupción del timbre.

- No te preocupes Quamara, no nos has despertado. Yo ya tenía el despertador programado y Ross se ha despertado solo...- Con mi espectáculo en ropa interior... pensó con una sonrisa circunstancial, esquivando magistralmente la significativa mirada que le dedicaba el castaño. Esto se está tornando surrealista. pensó ligeramente irritada cuando vislumbró la reacción del brujo ante la presencia del joven Grey. Por si con eso no hubiera habido suficiente, el señorito Fields decidió hacer la pregunta que Winter había estado posponiendo durante tantos meses. Sus ojos abrieron como platos mientras se giraba hacia el castaño, quien para su sorpresa tenía la misma expresión estupefacta en el rostro. Bien, ahora sí, se encontraba al borde del pánico. Recordó la conversación que habían tenido en su apartamento aquel día que tuvo que ir prácticamente a exigirle que cargara la pulsera telemática... La voz de Rossem retumbó en su cabeza como un antiguo eco, lejano pero permanente: ¿Novia? Esa es una palabra muy grande. - Soy su amiga.- Aventuró al mismo tiempo que su prometido decía justo lo contrario. ¡Ay, dios! Menuda metida de pata, sólo esperaba que Ross no se lo tomara mal. - Novia.- Corrigió con prisa, coincidiendo nuevamente con él que tornaba a decir lo contrario. Frunció el ceño presa de la confusión, alzando la mano izquierda en un gesto interrogante. - Estamos comprometidos, sólo que a Ross le da vergüenza admitirlo porque todavía no me ha comprado el anillo.- Señaló elocuentemente la mano que había alzado segundos antes y movió los dedos para que se viera la falta del anillo de compromiso.

Llenó con cuidado un par de vasos de zumo de naranja. - Toma, Charlie. - Ofreció con su típica sonrisa risueña, digna de un anuncio de dentífrico. - ¿Ross?- Preguntó con voz extremadamente dulce, haciendo un tierno mohín con los labios.- Hay croissants de hojaldre rellenos de queso fundido y jamón, no son dulces así que seguro que te gustan. Los he hecho especialmente para ti... prueba uno al menos, porfi.- Pidió haciendo uso de la técnica infalible de la que no se podía resistir. Se la había enseñado Georgina, y aunque al principio había permanecido escéptica, ahora veía con toda claridad como era su punto débil. - Quamara, Charles, comed todo lo que queráis.

Se quedó de pie mientras todos tomaban asiento, así le sería más fácil hablar y exponer los datos que había investigado. Sólo había un problema, uno de los sospechosos que debían tratar era el hermano de su futuro esposo. ¡Genial! ¡Yay! Nótese la ironía. Dio un sorbo al zumo de naranja que había guardado para ella y se aclaró la garganta. - Ross, Quamara no es policía, solo viene a ayudarme con unas cosillas...- Dio una palmada, motivada.- Bien comencemos, ¡Quamara!- Exclamó llamando la atención de la susodicha. - Necesito una barrera potente. Mi exnovio es de la misma raza que tu padre, la diferencia es que él prometió que volvería a por mí. Y no en el buen sentido. ¿Creéis que podríais hacer algo que evite que pueda entrar?- Caminó hasta la estantería que poseía una de las paredes del salón y tomó una pequeña carpeta de color ámbar.-Aquí hay información de Dakota y de su novio Gustave, que por lo que he podido averiguar ahora mismo está desaparecido. Pero si lo encontramos a él, encontraremos a tu hermana. - Se la dio a la bruja.- Y aquí viene el dato más espeluznante. Ese Gustave es tu hermano, Ross.




:


Gracias Chiaruchi, eres mi bruha favodita

:

avatar
Mensajes : 632

Reliquias : 1753

Temas : 13/13.


Hoja de personaje
Inventario:
Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8166-winter-j-whitehttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8193-winter-s-lovers-nah-just-be-my-friendhttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8288-tempus-fugit-winter-s-chrono?highlight=winter
Mundano/a, sin la Visión

Volver arriba Ir abajo

Hallazgos mágicos
→ SABADO→ 6:15 A.M → RESIDENCIA WHITE → TEMPLADO

Quamara saboreaba la galleta con cierta satisfacción, realmente Winter era buena cocinando, tendría que pedirle que le hiciese unas cuantas de esas de vez en cuando porque a ella se le daban fatal las cocinitas.
cuando Charles le preguntó disimuladamente a Ross por su relación con Winter, la bruja notó cierta rigidez en los cuerpos de ambos mundanos, ciertamente debía de ser una pregunta comprometedora pero lo que más gracia le hizo fue la rapidez con la que Ross sentenciaba su noviazgo mientras le estrechaba la mano a Charles. Seguramente se habría pensado que Charles podría tener intenciones hacia Winter pero desde luego la cara que el brujo había puesto al ver bajar las escaleras al mundano había sido todo un poema.

Entrecerró los ojos al ver que la "pareja" no se ponía de acuerdo con su situación sentimental, algo que le pareció un poco raro, porque pasar de ser amigos a estar comprometidos era saltarse muchos pasos de golpe y si realmente estaban prometidos no entendía por qué tanta vergüenza.
  - Vaya! Ni si quiera cuando yo salía con la loba estaba todo tan en el aire - rió sin reparo y dio un sorbo al zumo - No puedo fumar aquí, verdad? - chasqueó la lengua sin esperar respuesta pues en el fondo ya la sabía.

A los pocos minutos estaban ya todos sentados en la mesa, acomodados en los sillones y cada uno con su respectivo desayuno. La inspectora comenzó a expresar sus intereses respecto a los servicios contratados por la bruja. Poner protecciones contra demonios en la casa sería sencillo pero si lo hacían entre dos brujos podían esmerarse el doble y colocar barreras mucho más potentes.
Charles y ella estuvieron debatiendo un poco cuáles serían las mejores protecciones y en qué zonas deberían de colocarse los puntos clave, hablaban de conjuros y de rituales mientras Winter y Ross los miraban seguramente sin entender gran cosa. El lenguaje de los brujos era complejo y francamente dificil de entender si no se era uno de ellos.

Cuando más o menos hubieron decidido qué poner y dónde, Winter pasó al siguiente tema. Los papeles sobre Dakota se quedaron en la mesa a pocos centímetros de la bruja que alargó la mano en un movimiento tranquilo para ojearlos. El corazón le latía con rapidez pero mantenía una postura serena y distraída, como si aquello no le afectase tanto como en realidad lo hacía.
Memorizó el nombre del supuesto novio al que debía encontrar, ya habían deducido que Dakota se había convertido en una criatura de la noche por lo que debería de deducir que aquel chico también lo era. Lo fácil y rápido sería presentarse en los locales de vampiros o incluso acudir al hotel Dumort directamente pero cuando Winter dijo que era el hermano de Ross la bruja lo fulminó con la mirada.
  - ¿Disculpa? ¿Tu hermano? - cerró el papeleo que la inspectora le había entregado y alzó una ceja interrogativa hacia él - Pues sí que es caprichoso el destino... ¿Tienes alguna idea de dónde puede estar?

Con toda la calma que pudo alargó la mano y cogió otra galleta dándole un único bocado rompiendo un pequeño trozo haciendo que el sonido de la galleta al rasgarse sonase con mayor intensidad debido al silencio incómodo que se había asentado con ellos.


avatar
Mensajes : 125

Reliquias : 828

Temas : 4/0


Hoja de personaje
Inventario:
Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8726-alisson-quamara-en-construccion#75627http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8739-siempre-es-bueno-conocer-gentehttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8770-cronologia-quamara
Hijo/a de
Lilith

Volver arriba Ir abajo


HALLAZGOS MÁGICOS


Vengo a ayudar a una mundana a proteger su residencia



Residencia White — Sábado por la mañana — Clima templado


Mientras Winter y Ross se acomodan en la zona, Quamara y yo debatimos sobre cuáles serían los mejores hechizos protectores a usar en este caso, en el que, por lo visto, se pretende que cualquier tipo de subterráneo allane la morada de la inspectora. Ese tema lo domino bien, así que no tardamos nada en ponernos de acuerdo sobre cual utilizar y dónde situar los puntos base. Pero entonces Winter, tras hacerle una pequeña aclaración a Ross, empieza a relatar todo un historial de una tal Dakota, y su novio Gustave, decir que estoy un poco perdido es quedarse corto. Observo atentamente a mis acompañantes, me fijo en la seriedad de Winter, característica de su profesión, en la expresión de tranquilidad forzada de mi amiga Quamara, y en el desconcierto de Ross. Si no he entendido mal, Dakota es la hermana de Quamara, a la cual ella está buscando por motivos que desconozco, y da la casualidad de que su novio vampiro es el hermano de Ross, el aminovio de Winter, a la cual está persiguiendo un temible demonio que desea terminar con su vida. Y me pregunto, ¿en qué momento me he metido en una telenovela? Tan solo faltaría que mi madre volviera del reino de los muertos para protegerme de un padre psicópata que desea matarme, pero suerte que estas cosas no me suceden.
Mientras terminan de charlar, me dedico a dar tragos de mi zumo de naranja, mientras lo combino con algún que otro mordisco a las galletas. Apenas sin darme cuenta, el silencio inunda la sala por unos segundos, y es Quamara quien lo rompe debido al crujido de su galleta. Creo que ha llegado el momento de un cambio de tema.

- Y bien, ¿os parece si procedemos a lanzar el hechizo de protección? -me levanto del sillón con una sonrisa motivadora-. Winter, ¿el hechizo es tan solo para la residencia, o deseas que hagamos uno doble, y que así pueda cubrir también el jardín? Con la segunda opción, la amenaza tendría que superar dos barreras, mas debo decirte que es más complicado de realizar ese hechizo. Pero Quamara y yo somos expertos, -le guiño un ojo a mi amiga- sabremos coordinarnos, así que tú decides.










Charles, the little warlock:

♥ Secret lovers ♥:

Logros de Charles Fields:


Descubriendo mis capacidades:

Móvil de Charles Fields:

avatar
Mensajes : 295

Reliquias : 1126

Temas : 8 abiertos


Hoja de personaje
Inventario:
Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8705-ficha-de-charles-fields#75510http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8713-relaciones-de-charles-fields#75559http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8714-cronologia-de-charles-fields#75560
Hijo/a de
Lilith

Volver arriba Ir abajo

Hallazgos mágicos
→ Sabado→ 6:15 A.M → Residencia White → Templado

Sabia que contrariarle sería una causa perdida y tras sostenerle la mirada por varios segundos, se sirvió una de esas cosas terriblemente elaboradas que Winter había horneado. No acostumbraba a tomar el desayuno, le bastaba con un buen café cargado para reponerse y salir a la marcha, pero en cuanto había manifestado sus hábitos alimenticios a la rubia en una conversación anterior, esta se había escandalizado y se había propuesto hacerle cambiar esas costumbres a la mínima oportunidad. Ross rodó los ojos mientras seguía el hilo de la conversación –Yo no lo haría si fuera tu– se adelantó a responder a Quamara, recordando la primera y última vez que había sacado una caja de cigarrillos frente a la ira implacable de la agente.

Por unos largos segundo se quedó completamente inmóvil, pasmado. Si no fuese por el sube y baja de su pecho con cada respiración cualquiera hubiese podido llegar a pensar que se había congelado allí donde estaba sentado, con la taza de café humeando, intacta, en su mano derecha. A punto estuvo de dejarla caer precipitadamente contra el suelo, destrozando la bonita alfombra que seguramente llevaba décadas decorando la estancia. Sus ojos viajaron de un lado a otro, pretendiendo comprender por las expresiones de los visitantes y la anfitriona si acaso aquello era un extraño juego de palabras entre colegas o una broma. Palabras como “Raza” y “barrera potente” no le pasaron desapercibidas ni mucho menos la tonalidad despectiva que fue empleada ¿Desde cuándo Winter se había vuelto racista? –¿Y que tal si le pones una bala en la frente? ¿Estas diciendo que tienes un acosador pisándote los talones y nadie ha hecho nada?– ni siquiera se había dado cuenta del momento en que se había puesto de pie. Suspiro amargamente y miró con severidad a Winter ¿Porque no le había contado eso antes? La agente continuó hablando y Ross volvió a sentarse, evidentemente descolocado con toda la situación. Ni siquiera escuchó las palabras de Charles, todo paso a un segundo plano en cuanto Winter pronunció el nombre de su hermano... El ceño fruncido que le caracterizaba se profundizó sobremanera, dibujando amplias arrugas en su frente –¿Que? ¿De que demonios están hablando?– Espetó con escepticismo, sonando más alarmado de lo que pretendía. Abandonó la taza sobre la mesa donde se encontraban dispuestos los tentempiés y apretó los puños con firmeza, dirigiendo la misma mirada a la subterránea que ella le había dedicado –¿Como se supone que voy a saber dónde está? Gustave desapareció hace años y mi familia no sabe nada de el, ni siquiera se si podria estar vivo o no. Si tuviera la mínima sospecha de donde pudiese encontrarse ya hubiera ido a buscarle para partirle la cara...– Mientras hablaba, se dio cuenta de que comenzaba a perder los estribos, dejandose llevar por la angustia que habia comenzado a carcomerle desde el momento en que Gustave se habia ido sin decir nada y sin ninguna razón aparente. Desvió la mirada y procuró recuperar la compostura antes de volver a hablar –¿Como es que saben todo esto? La policía a estado investigando desde su desaparición y no se sabe nada aún… Ni siquiera yo recuerdo cual fue nuestra última conversación–

Sin más dilatación, se inclinó sobre la mesa y tomo el folio que Winter le había entregado a la morena, sin ningún tipo de pretensiones comenzó a observar las fotografías que había dentro del mismo. Sus ojos de abrieron como platos, reconociendo la imagen de su hermano y la de una muchacha junto a el, produciéndole una familiaridad desconcertante –Le he visto antes, estoy completamente seguro, pero no recuerdo donde...  ¿Esta chica es tu hermana?–




♕ :
avatar
Mensajes : 75

Reliquias : 257


Hoja de personaje
Inventario:
Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8431-nothing-is-what-it-seems-idhttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8439-ross-relationships#72922http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8438-ross-chronology#72921
Mundano/a, sin la Visión

Volver arriba Ir abajo

Hallazgos mágicos
→ SABADO→ 6:15 A.M → RESIDENCIA WHITE → TEMPLADO
-No.- Tronó Winter en un murmullo quedo y seco, ni siquiera era consciente de que había contestado y mucho menos de esas formas, había sido un acto espontáneo provocado por el asco y la repulsión que le ocasionaba el mero olor del humo del tabaco. No lo toleraba ni siquiera en la ropa ajena, de hecho, le costaba horrores permanecer al lado de alguien que según ella hedía. No le sorprendía para nada haber reaccionado de esa forma, ya que la aversión por tal veneno no era nueva, llevaba al menos veinte años conviviendo con ella. Lo que sí le asombraba era sus pocas ganas de corregir sus mal hábitos al hablar con personas fumadoras, pero para ella, eran simples egoístas demasiado preocupados por su vicio como para pensar en la salud pulmonar de los demás. No obstante, no quería ver a Quamara de esa forma, por el amor de dios y de todos los ángeles del cielo... ¡estaba en su casa haciendo una barrera de seguridad para una mundana!

Sin embargo, no tuvo ocasión de explicarse, porque su negación había sido mayormente solapada por la respuesta que había proporcionado el castaño. Frunció el ceño, dedicándole a Ross una mirada de advertencia, sopesando internamente en que sentido lo habría dicho. Dudaba entre si era una reclamación indirecta por lo que Winter le había hecho el primer día que se conocieron (tampoco fue para tanto, solo le quitó el cigarro de los labios y lo pisoteó con saña), o en cambio, era  porque realmente sabía que el tabaco le molestaba en demasía y solo pretendía ahorrarle las palabras.

Fuera como fuese, no tenía tiempo para detenerse a cuestionar las intenciones de su prometido, debía apresurarse en explicar qué necesitaba y para qué. Sólo que la interrupción precipitada del joven Grey la hizo volver a encararlo. Él se había levantado de golpe y parecía al borde del colapso nervioso. - No han hecho nada porque es imparable, Ross. Es demasiado fuerte como para que alguien pueda detenerlo.- Respondió afable con una sonrisa condescendiente mientras tomaba los papeles de la estantería. ¿Qué iba a saber él de los demonios y cuán peligrosos eran?

A raíz de la puesta en escena de la misteriosa carpeta, Ross y Quamara iniciaron un duelo de miradas desconfiadas y de frases con matices acusadores que Winter estaba segura de no querer presenciar. - Eh, eh… esperad…- Intervino la policía con las manos en alto en señal de paz, tratando de que se centraran en el tema principal. Mas, Charles la distrajo, viéndose en la necesidad de centrar su atención en el brujo y dejando de lado al par de dos. -Charles, creo que lo mejor será hacerlo doble, porque me gustaría que mi jardín también fuera seguro.- Ella no tenía ni la más remota idea de hechizos, por esa misma razón, dijo lo primero que le pareció más acertado. Por otro lado, el otro humano de la sala cuestionaba a la rubia y sus habilidades para sonsacar información hasta de debajo de las piedras.

- Porque básicamente la policía indagó directamente en Gustave, en el ambiente que frecuentaba, sus relaciones del Upper West Side... Pero Gustave no quería ser encontrado, y por esa misma razón fue imposible dar con él. El problema es que cometió el craso error de pagar la fianza de Dakota O’Connor.  Las cámaras lo captaron, sano y salvo, con lo cual, tu hermano se fue por voluntad propia. Y eso no es ilegal. - Tampoco le iba a decir que había estado investigando como si no hubiera un mañana: papeleo, cámaras de seguridad, registros varios... Durante una semana, la inspectora White había dormido cinco horas diarias y había consumido más café que en toda su vida.





:


Gracias Chiaruchi, eres mi bruha favodita

:

avatar
Mensajes : 632

Reliquias : 1753

Temas : 13/13.


Hoja de personaje
Inventario:
Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8166-winter-j-whitehttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8193-winter-s-lovers-nah-just-be-my-friendhttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8288-tempus-fugit-winter-s-chrono?highlight=winter
Mundano/a, sin la Visión

Volver arriba Ir abajo

Hallazgos mágicos
→ SABADO→ 6:15 A.M → RESIDENCIA WHITE → TEMPLADO

Sin duda aquella mañana de "trabajo" se estaba volviendo de lo más interesante, al final iba a tener que reconocer que los mundanos eran francamente útiles.
La bruja sintió bastante culpabilidad después, pero lo cierto fue que tras la aparición de la carpeta y la información de Dakota y el hermano de Ross su interés por la barrera mágica desapareció como sus ganas de fumar tras la mirada asesina de la inspectora hacia su pregunta. No le importó que el mundano le arrancase los papeles de las manos porque comprendió al ver su expresión que estaba tan anonadado como lo había estado ella días atrás en la comisaría, cuando Winter había girado la pantalla del ordenador y le había enseñado la fotografía de su hermana. Sin duda debía de ser un golpe grande.

Entonces, al escucharle, algo le pasó por la cabeza y sonrió sutilmente, como si acabase de descifrar el más complejo de los acertijos y se sintiese tremendamente orgullosa de ello.
  - Es mi hermana, si, o al menos lo fue, ahora no tengo muy claro si algo de ella sigue quedando dadas las circunstancias. Aún así, suponemos que Dakota y Gustave tienen una relación suficientemente grande como para que él se arriesgue a ser descubierto pagando la fianza de ella, supongo que si ha estado escondido este tiempo un acto así sólo se debe a lazos sentimentales... pero ese no es el tema. Si Gustave y Dakota tienen una relación, significa que están juntos, y si están juntos podemos encontrarlos - miró directamente a Ross y ladeó un poco la cabeza - Lo único que necesito es algo de tu hermano, alguna pertenencia que conserves.

Sintió un retortijón en el estómago y se vio suplicando mentalmente que aquel mundano no fuese tan idiota como ella y se hubiese deshecho de todo recuerdo de su familia. Si ella no hubiese quemado las pocas cosas que Dakota le había dado cuando eran crias le hubiese sido tremendamente fácil encontrarla, pero el pasado de Alisson se había tornado un tanto oscuro pocos años después de abandonar Estdos Unidos y su lado oscuro había prefería romper todo lazo con su vida anterior, así que en aquel momento lo único que la separaba de la posibilidad de reencontrarse con Dakota era que el prometido de Winter tuviese algún recuerdo familiar.
  - Cualquier cosa que hubiese sido de su propiedad serviría, con eso entre Charles y yo podemos localizarle, si tiene protecciones para que no le encuentren será complicado pero seguro que juntando el poder de ambos podremos traspasarlas.

Dio un sorbo al café esforzándose por parecer relajada y esperando a que Ross asimilase la información y pensase su respuesta.



avatar
Mensajes : 125

Reliquias : 828

Temas : 4/0


Hoja de personaje
Inventario:
Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8726-alisson-quamara-en-construccion#75627http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8739-siempre-es-bueno-conocer-gentehttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8770-cronologia-quamara
Hijo/a de
Lilith

Volver arriba Ir abajo


HALLAZGOS MÁGICOS


Vengo a ayudar a una mundana a proteger su residencia



Residencia White — Sábado por la mañana — Clima templado


De acuerdo, mi intento por cambiar de tema ha sido prácticamente inútil, a pesar de haber llamado la atención de la inspectora, así que supongo que tendré que dejar que ellos mismos decidan terminarlo. Querida amiga, me deberás unas cuantas explicaciones de todo esto.
Ross parece un tanto desconfiado de Quamara, y ella parece estar intentando convencerle de que necesita su colaboración para encontrar a su hermana y, a su vez probablemente dar también con el paradero de ese tal Gustave, el hermano de Ross. Sin embargo, todavía no logro comprender los motivos que llevan a la bruja a buscar a su hermana, a la que probablemente lleva años y años sin ver, sin saber nada de ella. Entonces, el sonido de mi nombre en el aire me saca del trance en el que estaba metido.

- Ehm… Esto… -me detengo unos segundos para intentar procesar las últimas palabras de Quamara-. Sí, como bien he dicho antes, si combinamos nuestros poderes de rastreo, no creo que nos cueste mucho encontrar a tu hermano, y por consecuencia, probablemente descubrir pistas sobre el paradero de Dakota.

Por separado, probablemente nos costaría encontrarle, y más si llevara activo un hechizo de protección anti-rastreo, como bien dice Quamara. Pero combinando nuestras capacidades, quizá logremos incluso traspasar tal hechizo, ambos somos poderosos, y unidos y coordinados, todavía más.

- Nos serviría cualquier cosa, por pequeña que sea, aunque… -froto los dedos por mi barbilla, mientras entrecierro mis ojos y arqueo una ceja-. Acabo de caer en la cuenta de que, si Gustave es ahora un vampiro, nada de esto nos servirá. Debido a su conversión, él ha pasado a estar muerto en vida, por lo que no podremos usar nuestros hechizos de rastreo convencionales para encontrarle -esto complica mucho la búsqueda-. Si se os ocurre alguna otra manera de buscarle, soy todo oídos y estaré dispuesto a ayudaros -sugiero, mientras alterno mi mirada entre Quamara y Ross, atento a sus comentarios.










Charles, the little warlock:

♥ Secret lovers ♥:

Logros de Charles Fields:


Descubriendo mis capacidades:

Móvil de Charles Fields:

avatar
Mensajes : 295

Reliquias : 1126

Temas : 8 abiertos


Hoja de personaje
Inventario:
Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8705-ficha-de-charles-fields#75510http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8713-relaciones-de-charles-fields#75559http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8714-cronologia-de-charles-fields#75560
Hijo/a de
Lilith

Volver arriba Ir abajo

Hallazgos mágicos
→ Sabado→ 6:15 A.M → Residencia White → Templado

Podía apostar lo que fuese a que aquella era la conversación más surrealista que había tenido en sus veintiséis años de vida, que no eran más que un simple pestañeo en comparación a las décadas que había recorrido aquellos dos brujos por el mundo pero que el desconocía completamente. Se sentía ofuscado e irritado y no solo porque sentía creciendo la impotencia en su interior cuando Winter dijo que aquel sujeto era imparable, haciéndole imaginar que debía de ser algún político corrupto y depravado con inmunidad ante la justicia, sino porque sabia que habia algo de lo que estaban hablando y que se alejaba por mucho de su comprensión, habia algo entre lineas que el no podia leer y que comenzaba a frustrarle sobremanera. No soportaba ser tratado con condescendencia, como un niño que se acababa de entrometer en la conversación de los adultos y ahora estaba dándoles la lata, y mucho menos cuando su hermano, que había desaparecido de la noche a la mañana, se encontraba involucrado en la conversación. Pero Gustave era demasiado importante para que diese el tema por zanjado y simplemente se fuera de la casa airosamente (Que para esas alturas, era lo único que le apetecía).

Se restregó el rostro con las manos, frustrado, escuchando la voz amortiguada de la rubia bajo el eco de sus propios pensamientos. Tenía demasiadas cosas sobre el tablero, demasiada información que sopesar y no fue consciente de que había comenzado a perder los estribos hasta que comenzó a hablar –Gustave dejó su vida, su trabajo, todos sus proyectos y a su familia sin ninguna razón aparente luego de comportarse como un absoluto extraño por meses. Si mi hermano está vivo en algún lugar, entonces debe haber una razón para su desaparición...– refutó, con un tono filoso y lúgubre. Cualquier rastro de buen humor parecía haberse extinguido de sus ojos –…así que no me digas que se fue por voluntad propia, esa no es la clase de persona que es mi hermano. Por alguna razón absurda le gustaba trabajar en las corporaciones de la familia, le gustaba su vida y nunca se hubiese marchado sin decir nada. Ni tu ni la policía de Nueva York tienen la menor idea de el–

Nunca se había atrevido a hablar de aquello en voz alta, sobre su hermano o lo que pensaba de el... Incluso cuando su hermana pequeña preguntó por su paradero cuando este había desaparecido, Ross ni siquiera había podido inventarse una excusa para poder tranquilizarla y que dejara de pensar que ella podía ser responsable de su huída, conseguir que al menos ella no se preocupase por Gustave. Estaba mas que harto de no poder hacer nada, de no ser capaz de recordar la que podía haber sido la peor noche de su vida y tener que actuar como si su vida continuase, por no decir que el hecho de ver actuar a sus padre como si su hermano nunca hubiese existido le despertaba una impaciencia desoladora. Algo se había detonado sin que el hubiese podido evitarlo y el hecho de que Quamara y Charles lo atestiguaran, le hizo sentir demasiado expuesto. Era una parte de el que no le agradaba mostrar al mundo y menos a completos desconocidos –¿Y porque podrán ustedes encontrar a mi hermano con una de sus posesiones si ni siquiera la policía fue capaz de hacerlo?– argumentó con aspereza, mirando intercaladamente a los dos brujos. Su escepticismo demostró lo inquebrantable que era cuando una sonrisa cruel y sarcástica se alojó en sus labios, mirando a Charles como si estuviese hablándole en un idioma desconocido. Si al inicio aquella conversación le había parecido descabellada, ahora estaba convencido de que los tres habían perdido la cabeza.

–¿Vampiro, es en serio? Si creen que van a convencerme de una broma tan absurda al menos hubiesen procurado que yo no estuviera sobrio, porque esto es lo mas estupido que he escuchado en mi vida...–



♕ :
avatar
Mensajes : 75

Reliquias : 257


Hoja de personaje
Inventario:
Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8431-nothing-is-what-it-seems-idhttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8439-ross-relationships#72922http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8438-ross-chronology#72921
Mundano/a, sin la Visión

Volver arriba Ir abajo

Hallazgos mágicos
→ SABADO→ 6:15 A.M → RESIDENCIA WHITE → TEMPLADO
-¿En serio, Ross?- La voz de la rubia surgió como un relámpago, fuerte y potente. - No lo digo yo, lo dicen las pruebas. Y sí, quizás tu hermano tendría problemas que lo obligaron a desaparecer, pero, ¿sabes qué? No dudó en acudir a la ayuda de su novia. Porque la cámara los captó besándose en el momento que ella fue puesta el libertad. - No supo en qué momento se había acercado a su prometido, probablemente porque estaba casi fuera de sí. Le reventaba la fe que tenía en Gustave cuando él había demostrado con creces que su familia le importaba poco tirando a nada.

Se dejó caer en una de las grandes butacas, apoyando el codo en el reposabrazos acolchado para poder descansar su rostro en su mano. A primera vista parecía tranquila, incluso aburrida, como si aquel tema no fuese nada nuevo para ella... sin embargo, su pierna derecha se movía frenéticamente en pequeños vaivenes que revelaban su verdadero estado, tenía los nervios a flor de piel. No era para menos, ella era consciente que una mundana no podía hacer gran cosa (por no decir nada) en el mundo de las sombras, ella no tenía el poder para arreglar las vidas rotas y atar los cabos sueltos. Los ojos azul cielo de la inspectora se centraron en los dos brujos que amenazaban con desestabilizar el equilibrio mental del que gozaba Ross, o al menos lo que le quedase, porque con tanto bourbon no estaba muy segura de que siguiese muy cuerdo.

Al permanecer callada, pudo observar las reacciones de cada uno de los presentes mientras sopesaba las posibilidades. ¿Sería Gustave Grey un vampiro? ¿O en cambio seguiría siendo un mundano? Como una estrella fugaz en una noche sin luna, la imagen del chico caballeroso y servicial que había conocido años antes en Central Park cruzó su mente a la velocidad de la luz, ni siquiera tuvo tiempo de parar sus pensamientos autodestructivos. Porque la rubia pensaba que echar a los lobos a alguien que le había salvado la vida era ser mala persona. Quizás solamente había llevado a cabo una perfecta interpretación... Tampoco es que ella pudiera hacer nada al respecto como para estar martirizándose justo en ese preciso instante.

Estar sumida en sus propios pensamientos ajena a lo que sucedía en el salón, hizo que rememorase una frase que Ross había dicho apenas hacía unos minutos. Se levantó de golpe, moviendo estruendosamente el sillón. - ¡ROSS!- Gritó casi abalanzándose sobre él. Tomó la carpeta y le enseñó la foto de Dakota nuevamente. - Tú la has visto, ¿verdad? - La joven White se agachó en cuclillas a su lado pero procurando no tocarle. - ¿Recuerdas de dónde?- Si lograban averiguar por donde se movía, pronto la encontrarían. Y a Gustave también, así Winter le podría dar un coscorrón por abandonar a sus hermanos.



Última edición por Winter J. White el Dom Ago 20, 2017 12:53 pm, editado 1 vez




:


Gracias Chiaruchi, eres mi bruha favodita

:

avatar
Mensajes : 632

Reliquias : 1753

Temas : 13/13.


Hoja de personaje
Inventario:
Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8166-winter-j-whitehttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8193-winter-s-lovers-nah-just-be-my-friendhttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8288-tempus-fugit-winter-s-chrono?highlight=winter
Mundano/a, sin la Visión

Volver arriba Ir abajo

Hallazgos mágicos
→ SABADO→ 6:15 A.M → RESIDENCIA WHITE → TEMPLADO

Los ojos de la bruja se fueron entornando mientras observaba a Ross incorporarse y perder un poco los estribos. Estaba claro que aquel tema le afectaba en demasía y ella no podía reprocharselo, al fin y al cabo Alisson había tenido tres siglos para asimilar la pérdida de Dakota y después de haber visto tanas cosas en la oscuridad que ella estuviese de vuelta convertida en un hijo de la noche no le provocaba sorpresa alguna. En realidad era más curiosidad lo que sentía, su hermana había manifestado con todas las palabras posibles su desprecio hacia Quamara y a lo que representaba... qué la habría llevado a convertirse en una vampiresa? Accidente o intencionado?

Mientras Ross sacaba fuera todo lo que sentía Alisson fue inclinando hacia un lado la cabeza, muy lentamente, dándose cuenta de algo en lo que no había caído. Ese hombre sólo era un mundano, uno simple y sencillo, aburrido e ignorante, desde luego por sus palabras no tenía ni idea del mundo de tinieblas que lo rodeaba, no tenía ni idea de que su prometida hablaba de monstruos y no tenía ni idea, pero ni la menor de ellas, de que tenía delante a dos brujos.

Entornó un poco la mirada y la desvió después hacia Winter, intentando que leyese en sus ojos la pregunta tan evidente. ¿No lo sabe? Por esa fracción de instante la bruja deseó poder comunicarse con la inspectora para saber cómo proceder ante aquella situación. No hacía mucho tiempo atrás, Alisson hubeise dejado el glamour a un lado y le hubiese mostrado a Ross su verdadera apariencia, obligándole a sentarse con la magia y a permanecer callado, dejando que descubriese la verdad bajo un contundente conjuro. Pero esa ya no era ella, ya no era tan drástica si la situación permitía otras opciones.
La inspectora intentó acallarle y hacerle centrarse en la fotografía de Dakota, pero él parecía demasiado enfadado y nervioso como para centrarse así que Alisson hizo algo que sí podía permitirse.

Fuera llovía, todavía se escuchaban las gotas golpear contra el suelo, la bruja se llevó los dedos al puente de la nariz y lo masajeó en un gesto que pretendía pasar inadvertido, cerró los ojos y acto seguido un fuerte estallido sonó fuera, un rayo había impactado por la zona y el estruendo los dejó a todos callados. Antes de apartar la mano de su rostro la bruja abrió un poco los ojos dejando ver el color negro que realmente tenían mientras iban recuperando la apariencia mundana a medida que los iba abriendo. Si Charles la estuviese observando adivinaría en seguida que el rayo había sido cosa suya.

La bruja aprovechó el silencio para hablar.
  - Señor Grey, comprendo su confusión y le pido disculpas, cuando llegué aqui pensaba que la señorita White le habría puesto al corriente de quienes somos, pero veo que con la emoción del desayuno se le ha pasado hacerlo - sonrió a la inspectora y volvió la mirada hacia Ross - Mi amigo y yo no formamos parte de la policía ni de ningún otro cuerpo que usted pueda conocer, pertenecemos a una sociedad algo más elitista que tiene al alcance recursos y dispone de métodos con los que la policía de Nueva York no cuenta. Seguro que será consciente de que hay determinadas organizaciones que prefieren el anonimato para poder trabajar con mayor libertad. Siempre preservando la seguridad de los civiles, por descontado.

Permaneció en silencio durante unos segundos observando la reacción del mundano, a Alisson se le daba bien engatusar a los demás pero al fin y al cabo nada de lo que le había dicho era mentira.
  - Mi hermana, Dakota, la mujer de la fotografía y supuesta pareja de vuestro hermano, pertenece a una sociedad que se hacen llamar vampiros, no se si recordaréis lo sucedido en el hospital hará poco años, cuando una trabajadora fue detenida por sustraer bolsas de sangre de las arcas del hospital para revenderlas o hacer quién sabe qué otra cosa. Pandilleros con poca originalidad para buscarse apodos, no tenéis que darle más importancia. La cuestión es que esa trabajadora es mi hermana y vuestro hermano fue quien pagó la fianza para liberarla, por lo que es más que seguro que están juntos o al menos lo han estado y más que probable que vuestro hermano se haya unido a esta sociedad tan específica. Si esto es así, mi compañero tiene razón, no podemos encontrarlo por los métodos de que nosotros disponemos, ya que "Los Vampiros" tienen... artimañas muy sofisticadas para esconderse, así que me temo que estamos en un punto muerto... a no ser que la inspectora tenga razón y hayáis visto a Dakota en algún sitio.

Señaló con la mano al fotografía que Winter había intentando enseñarle a Ross, con la esperanza de que su palabrería, sonrisa constante y mirada amistosa hubiesen sido bastante para calmar al mundano y hacer que se centrase sin que la jerga del submundo le causase un infarto.



avatar
Mensajes : 125

Reliquias : 828

Temas : 4/0


Hoja de personaje
Inventario:
Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8726-alisson-quamara-en-construccion#75627http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8739-siempre-es-bueno-conocer-gentehttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8770-cronologia-quamara
Hijo/a de
Lilith

Volver arriba Ir abajo


HALLAZGOS MÁGICOS


Vengo a ayudar a una mundana a proteger su residencia



Residencia White — Sábado por la mañana — Clima templado


¡Oh! Por si antes no me había quedado del todo claro que Ross no tiene ni idea de la existencia del mundo de las sombras, el tono molesto que utiliza al hablar de su hermano me lo termina de aclarar. El pobre debe estar muy confuso sobre todo lo que estamos hablando, vampiros y hechizos de protección, cualquiera podría pensar que se nos ha ido la pinza, que deberíamos ir directos al manicomio. Cualquiera como Ross, claro.
La inspectora le muestra una fotografía de la que supuestamente es Dakota, para comprobar si la conoce o no, pero creo que el joven está demasiado cerrado a cualquier asunto, su confusión debe nublarle el juicio, a cualquiera que estuviese en su misma situación podría sucederle. Así que intentaré aclararle un poco lo que he entendido de todo este asunto, con palabras no mágicas. Sin embargo, Quamara se me adelanta, y empieza a soltar todo un discurso elaborado a cada palabra, como si lo tuviese escrito. Menuda sorpresa me llevo al escuchar las palabras empleadas por ella: “sociedad elitista”, “preservar la seguridad de los civiles”. Bajo levemente mi cabeza y cojo una de las galletas para mordisquearla poco a poco, o de lo contrario, creo que terminaría por soltar una fuerte carcajada, y no creo que sea un gesto muy adecuado en esta situación.
Desde luego, la creatividad de la bruja se encuentra por las nubes. Los vampiros, unos pandilleros con falta de originalidad, ojalá resultase tan sencillo, mas como explicación para un mundano sin visión que no tiene ni idea de todo nuestro mundo, es una explicación que merece un diez, y un aplauso. Pero yo me dedico a terminarme el zumo, y me limito a asentir con la cabeza para dar apoyo a mi amiga. Una vez termina, es mi turno.

- Sí, somos de una sociedad con una “tecnología” peculiar, por eso hemos venido a instalar un dispositivo de seguridad en la casa de tu… de Winter. Pero si con tu ayuda logramos encontrar a esos dos individuos, ¿Dakota y Gustave? Pues ya es algo más que nos llevamos -le dedico una sonrisa amable, para intentar calmarle. No me gustaría tener que hacer uso de mi éxtasis-. Tan solo intenta recordar su cara, el lugar en el que puedas haberla visto, con eso será suficiente. Del resto ya podemos ocuparnos nosotros, ¿no es así? -lanzo una mirada a mis dos compañeras, esperando su confirmación.

Si nos dice el último lugar en que la vio, podremos rastrear la zona, trazar distintos destinos a los que se podría haber desplazado, y los motivos que la llevaron a hacerlo, los porqués de que se encontrara en ese lugar en ese momento. Aunque un brujo con la capacidad de psicometría nos vendría genial para analizar todo lo que haya sucedido en dicho lugar, quizá Quamara y yo logremos encontrar alguna pista interesante que permita avanzar en la búsqueda.
Entonces, mi mente empieza a funcionar, cómo si alguien hubiese presionado un interruptor que hiciera funcionar todos los engranajes de mi cerebro. Dakota, una enfermera del hospital que se dedicaba a extraer bolsas de sangre para su grupo o aquelarre, a la cual descubrieron y encarcelaron. Y Gustave, un joven que por X motivos decidió abandonar a su familia, y pagar la fianza para sacar a esa mujer de la cárcel. Hay algo que no termina de encajarme, me faltan datos.

- Perdonad mi intromisión, pero, ¿qué motivos tenía Gustave para pagar la fianza de Dakota? ¿Acaso se conocían de antes? ¿O es que el joven buscaba algo en especial de ella? -arqueo mi ceja y froto mi barbilla con el dedo pulgar-. Básicamente, ¿en qué momento se cruzaron sus vidas y en qué… “situación” se encontraba cada uno por aquel entonces? -dirijo la mirada a mis compañeras, esperando que con “situación” entiendan que me refiero a si ambos eran ya vampiros cuando se conocieron o cuando sucedió todo el tema de los robos de bolsas de sangre.









Charles, the little warlock:

♥ Secret lovers ♥:

Logros de Charles Fields:


Descubriendo mis capacidades:

Móvil de Charles Fields:

avatar
Mensajes : 295

Reliquias : 1126

Temas : 8 abiertos


Hoja de personaje
Inventario:
Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8705-ficha-de-charles-fields#75510http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8713-relaciones-de-charles-fields#75559http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8714-cronologia-de-charles-fields#75560
Hijo/a de
Lilith

Volver arriba Ir abajo

Hallazgos mágicos
→ Sabado→ 6:15 A.M → Residencia White → Templado

Ross permaneció en un silencio tenebroso, registrando toda la información de la que los otros presentes hacían gala para justificar tan descabellada reunión y el ruido exterior llegó como un susurro tan lejano que apenas se percató de el. Inicialmente el no había formado parte de ese encuentro, accidentalmente se había infiltrado en una conversación de la que se suponía que no debía formar parte Sin embargo, dadas las circunstancias, parecía bastante involucrado con todo el embrollo que estaban tratando el par de subterráneos y su prometida. Tomo una larga respiración y dejo que su mirada se perdiera en el vacío, con la expresión de alguien que parece estar contando hasta diez mentalmente para no estallar en un ataque de cólera.  Winter no le habia dicho que pretendía verse con aquellos individuos y enterarse de tantas novedades (como que su hermano seguía vivo y coleando) no fue el mejor digestivo para empezar el día.

Le era imposible dar crédito a lo que escuchaba. Emanuel Grey había volcado la ciudad de Nueva York buscando a su heredero, cosa que seguramente no hubiese hecho por el, y el no concebía como tres personas que habían dado con aquella informacion tan ambigua podría rastrearse con solo una pertenencia. De por si no comprendía porque su hermano se había dado a la fuga y la justificación que la castaña le había dado, aunque espeluznante y bastante creíble, estaba llena de baches que el no podia rellenar. Su hermano se había convertido, si… en los últimos meses antes de desaparecer se había mostrado repentinamente distante y su ausencia constante en la corporación era un comportamiento irresponsable que no se parecía en nada al verdadero Gustave, pero su hermano no era tonto, al menos no como para dejarse arrastrar a una secta de supuestos chupasangres que se dedicaban a traficar con sangre por una pasión ridícula...

Pero había demasiadas coincidencias para ignorarlas y a esas alturas no podía evitar cuestionarse si realmente conocía a su hermano como para exonerarle de aquellas acusaciones

Ross suspiró y se echó atrás en el sofá, era demasiada información para ser procesada de la manera correcta y dado a que había un factor emocional tan ligado a el no podía expresarse con objetividad, no sin sentirse amenazado en su posición. Había cosas que ellos no querían contarle, algo que estaban guardandose con extremo recelo y que el muchacho presentía que era la clave de todo aquel embrollo –No llevo nada de mi hermano conmigo y tampoco tengo permitido entrar a la residencia donde se encontraba antes. Básicamente, no puedo ayudarlos– respondió alicaído, contrariarlos no parecía ser el camino ideal para comprender lo que estaba pasando en ese momento asi que por mucho que se negara a aceptar que todo aquello tenía un sentido, se limitó a seguirles la corriente. Volvió a posar la mirada sobre la fotografía de Dakota, la cámara de vigilancia no le otorgaba un plano muy claro pero era lo suficientemente bueno como para que Ross la reconociera, sus rasgos estaban impresos en su memoria, como si la hubiera visto cientos de veces e incluso con solo cerrar los ojos lograba evocar sus facciones. Pero no había ningún recuerdo ligado a aquel rostro –No lo se– respondió, sin dirigir la mirada hacia ninguna de las dos jóvenes. Absorto en la oscura mirada de Dakota –No se como le conozco, pero se que le he visto. Es imposible que yo pueda olvidar a alguien de la noche a la mañana, mucho menos si se trata de alguien con quien supuestamente mi hermano tiene una relación sentimental. Es como si alguien hubiera puesto su imagen en mi cabeza, pero solo eso...– divago el joven, abandonando la fotografía sobre la mesa para posarla sobre Charles, perplejo ¿Acaso no había escuchado la conversación? ¿O que rayos estaba intentando decir con eso?  –A menos que Quamara haya mantenido comunicación con su hermana durante ese tiempo, no veo cómo demonios alguien pueda saber el porque. Evidentemente son pareja y por supuesto que se conocían de antes ¿Porque otra razón iba Gustave a pagar su fianza y a besarse públicamente con ella? El chiste se cuenta por si solo, y al menos a mi, no me interesa indagar al respecto... No tengo ni la menor idea de quién es mi hermano– Su expresión era fría y dura pero su voz carecía de emoción alguna, demasiado confundido como para centrarse completamente en el momento.



♕ :
avatar
Mensajes : 75

Reliquias : 257


Hoja de personaje
Inventario:
Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8431-nothing-is-what-it-seems-idhttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8439-ross-relationships#72922http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8438-ross-chronology#72921
Mundano/a, sin la Visión

Volver arriba Ir abajo

Contenido patrocinado
está

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.