07/08 - Estimados habitantes del submundo. ¡Aquí tenéis las noticias con las actualizaciones/nuevas propuetas/ideas del foro! ¡Pasaos cuanto antes a echar un ojo!


10/06 - Estimados habitantes del submundo. Ahora tenéis una forma de llevar el recuento de las habilidades especiales de vuestras armas. ¡Sólo tenéis que pasaros por este tema para tener al día el tiempo que os queda hasta la próxima recarga! ¡Pasáos cuanto antes!


04/06 - Estimados habitantes del submundo. Como habréis comprobado, la raza de los nefilim vuelve a estar abierta para todo el mundo <3 Y aunque aún no ha habido actualización de noticias... ¡no desesperéis! ¡Que antes de lo que podáis pensar estarán en vuestra bandeja de entrada ardiendo con el fuego celestial!


31/03 - Estimados habitantes del submundo. Como habréis comprobado, la raza nefilim tiene las letras en rojo en el censo del tablón. Eso indica que, hasta nuevo aviso, la raza está temporalmente cerrada por sobrepoblación. Sin embargo, antes de llevaros las manos a la cabeza definitivamente, esperad a tener un nuevo aviso por nuestra parte, pues estamos sopesando algunas cositas. ¡Un saludo! <3


07/03 - ¡¡Queridos habitantes del submundo!! ¡Aquí llegan las últimas noticias del foro! ¡Leedlas atentamente y no perdáis ni un solo detalle!


27/02 - ¡¡Queridos habitantes del submundo!! Queremos anunciaros que la limpieza de este mes de febrero se realizará entre los días 02 y 03 de marzo, para que tengáis tiempo de poneros al día. Así mismo, estimaremos que las noticias del mes saldrán esta misma semana, aunque sabemos que ya vamos con imperdonable retraso. ¡Perdón por las molestias y gracias por vuestra atención!


38 # 40
23
NEFILIMS
5
CONSEJO
11
HUMANOS
9
LICÁNTRO.
9
VAMPIROS
12
BRUJOS
5
HADAS
3
DEMONIOS
1
FANTASMAS

Time to rewind || Jeremy A.

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Time to rewind || Jeremy A.

Mensaje— por Rosalia E. Labarth el Vie Oct 27, 2017 3:18 pm

Time to rewind
→ Sabado → 10:00 → Jardines del instituto → templado

Aquel día había despertado mucho antes de que el sol se levantara y sabiendo que no lograría conciliar el sueño, decidió dedicar aquellas horas de vela desahogándose en el salón de entrenamiento. Cuando había llegado a Nueva York, la idea de entrenar con desconocidos no le había parecido una opción demasiado fiable por mucho que se tratara de compañeros de la clave y había aprendido a comunicarse solamente ella con las cuchillas de adamas. La soledad se había convertido en una gran confidente y con la llegada de mas cazadores de sombras al instituto, se sentía ligeramente aturdida con el ajetreó que reinaba dentro de la catedral al transcurrir  los días. Evidentemente, todo el mundo demostraba estar conscientes de la situación actual con lo que respecta al submundo, pero aquello no evitaba que se sintiera como un pez fuera del agua cuando entraba a una habitación y advertía que estaba repleta de rostros desconocidos.

Sin proponérselo, se había convertido en toda una especializada para identificar recovecos en los cuales escabullirse cuando se veía demasiado abrumada como para lidiar con conversaciones tensas o tropezones bochornosos con los recién llegados, y en cuanto terminó aquella mañana con su exhaustivo entrenamiento, supo que era un momento ideal para aislarse un rato o al menos hasta que requirieran su presencia. Tomó una ducha restauradora y salió de la habitación como una exhalación para no tener que toparse con nadie por los pasillos,  sosteniendo debajo del brazo el volumen de amor en tiempos de cólera que llevaba pendiente de terminar desde hacia semanas.

De algún modo, sabia que estaba esforzándose por ocupar todo su tiempo en quehaceres intrascendentes que le distrajeran de pensar en Viena Fabre, y por mucho que quisiera negarlo, también en la discusión que había tomado forma noches atrás en el lobo de Jade y le habían dejado con emociones tan negativas y pesimistas que se negó a volver a indagar sobre el asunto. Debía ser realista y afrontar la realidad como era; Viena nunca paraba, era como un gorrión que alzaba el vuelo en el momento mas inesperado ¿Qué posibilidades tendría realmente de encontrarle? O peor ¿Por qué pensaba engañarse a si misma creyendo que su tía querría dirigirle la palabra después de tantos años? Sintió un repentino nudo en la boca del estomago y apartó aquellos molestos pensamientos como si fueran una polilla irritante zumbando cerca de ella. Ya no tenía caso preocuparse por esas cosas…

Tras dar vueltas por el instituto sin ningún motivo definido, salió a los iluminados jardines de la catedral y buscó hasta dar con la discreta sombra de un árbol que le permitiera leer apaciblemente, cerca de la entrada del edificio. Aunque el pasto todavía estaba húmedo y podía escuchar el murmullo de la ciudad en pleno apogeo, se refugió en lectura y se permitió distraerse con las dudas existenciales de la espera imperecedera de Florentino, porque las suyas resultaban demasiado abrumadoras para enfrentarlas.



FAEERIES CAN FIGHT:
avatar
Mensajes : 102

Reliquias : 253

Temas : 1/3


Hoja de personaje
Inventario:
Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8524-rosalia-e-labarth-idhttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8528-rosa-relationships#73851http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8529-rosa-chronology#73852
Nefilim cazador/a

Volver arriba Ir abajo

Re: Time to rewind || Jeremy A.

Mensaje— por Jeremy Aston el Dom Oct 29, 2017 1:58 pm

Time to rewind
→ Sabado → 10:00 → Jardines del instituto → templado

La presión en el pecho no había disminuido ni un poco a pesar de que había intentando ahogarla de cientos de formas diferentes, ni si quiera haberse quedado exhausto corriendo en su forma lobuna a través de los bosques de las afueras de la ciudad, cazando y forzando su parte salvaje hasta el límite... nada había hecho desaparecer la culpa y el malestar que se había acomodado en su cabeza desde aquella noche en la que había vuelto a ver a Rosalía. Podría no haberle importado, al fin y al cabo no era la primera vez que discutía con un cazador, y era más que probable que no fuese la última, pero todos aquellos remordimientos se debían a lo consciente que era de que aquella discusión sólo había sido fruto de la frustración con la que había llegado Jeremy esa noche al Dragón de Jade.

Perder aquel trabajo le había dolido más de lo que había sido capaz de expresar ante sus compañeros de la cadena y encontrarse de bruces con la realidad del mundo en el que ahora vivía le había desgarrado un poco más. Cuando era humano deseaba vidas que creía imposibles y ahora, a pesar de sentirse orgulloso por ser quien era, anhelaba en cierta forma la tranquilidad de los mundanos, la ignorancia en la que vivían casi todo el tiempo desconocedores de los peligros y monstruos que acechaban en cada recoveco. Pero nada de aquello era culpa de la nefilim y él había arremetido contra ella con todo lo que llevaba cargado a la espalda en ese momento, incluso le había echado en cara la ausencia de Luke.

Sin embargo, a pesar de su desconfianza, a pesar de la frialdad con la que la trató aquella noche, a pesar de su rabia y de sus miradas, Jeremy era un buen tipo y por eso se sentía tan mal, porque nada de lo que pasó aquella noche lo representaba y se avergonzaba por haberse dejado llevar por la oscuridad que, en mayor o menor medida, todos acaban teniendo en su interior. Quizá habría sido mucho más efectivo y menos cargado de remordimientos haber buscado un local de pelea de esas clandestinos y liarse a puñetazos con cuatro o cinco desconocidos, o incluso haber picado un poco a Hakkan y haber acabado a palos con él... pero no, tenía que estar allí Rosalía y tenía que desfogarse con ella.

Al pensar en Hakkan una nueva oleada de remordimientos se le vino encima, ella tenía razón con lo de que no era su problema los asuntos que sea traía con él pero tampoco le hacía mucha gracia que se codease con el lobo más temperamental de la manada. Hakkan no sólo había tenido problemas con él en los últimos meses, sino que llevaba ya un tiempo dando guerra a toda la manada. Sus más cercanos lo defendían y lo excusaban con que estaba pasando una época difícil, pero Jeremy creía que había gato encerrado y que el licántropo estaba metido en verdaderos líos, lo que podía ser realmente negativo para todos.

Pensando y pensando ni si quiera se dio cuenta de que sus pasos le habían llevado directamente a las puertas del Instituto de Nueva York y sólo cuando se dio cuenta volvió a sentir aquella punzada en el pecho que no le dejaba tranquilo. Sabía que no tenía por qué estar allí, su relación con Rosalía ni si quiera existía, sólo eran dos desconocidos que se habían cruzado en un edificio en ruinas y sin embargo era incapaz de sacarse de la cabeza aquellos ojos color ambar. Seguramente la cazadora lo mandaría a la mierda si lo veía allí de pie observando lo que para el resto de los mortales era una simple catedral cerrada, pero allí estaba igualmente, sin poder dar otro paso para seguir su camino, con la misma vocecita que aquella noche le decía que se callase diciéndole ahora que hiciese lo correcto.

Y lo correcto era disculparse... aunque ella le tirase un muro entero encima.

Suspiró y comenzó a acercarse a las puertas consciente de que alguna alarma entre los de dentro saltaría hasta que le reconociesen pues no era la primera vez que iba al Instituto aunque sí la primera en la que iba solo, sin embargo cuando ya estaba muy cerca de la entrada distinguió con ojo avizor una silueta sentada bajo un árbol con un libro entre las manos. No le costó mucho darse cuenta de que quién era la muchacha que leía concentrada, algo que agradeció pues no le apetecía tener que dar explicaciones a sus compañeros del motivo por el que estaba allí.
Se acercó y se detuvo a escasos metros de ella esperando que se percatase de su presencia, sin saber bine qué hacer o qué decir a continuación.

avatar
Mensajes : 29

Reliquias : 172

Temas : 3/4

Ver perfil de usuario
Hijo/a de
la Luna

Volver arriba Ir abajo

Re: Time to rewind || Jeremy A.

Mensaje— por Rosalia E. Labarth el Lun Oct 30, 2017 12:43 am

Time to rewind
→ Sabado → 10:00 → Jardines del instituto → templado
La lectura siempre le había ayudado a desconectarse e ignorar el ruido incesante de la gran manzana que a veces podia resultar demasiado para ella, por lo que no le tomó demasiado tiempo encerrarse en su pequeña burbuja e ignorar el mundo exterior, sumergiéndose en las fantasías de una época distante que relataba la historia. Había pasado un buen rato ya y se había quedado tan enganchada que ignoraba como comenzaba a calentársele la piel bajo el inclemente calor del sol. La iluminación, incluso amparada bajo el gran árbol, resultaba un tanto mortificante y comenzó a entrecerrar los ojos inconscientemente para poder leer distinguir las palabras...

Fue entonces cuando una sombra se alzó por encima de ella y Rosalía se espabiló, obligada a salir de su ensoñación.

Al inicio creía que debía tratarse de Derek, lo cual era bastante extraño ya que ella se tomaba sus horas de lectura con extrema religiosidad y aquello no era un secreto para el joven cazador de sombras, solo en situaciones de extrema necesidad hacia caso omiso cuando alguien le interrumpia. Esbozó una sonrisa cortes mientras parpadeaba y alzaba la cabeza para ver quien se le había acercado silenciosamente y distinguió una figura corpulenta a unos cuantos metros que se le hizo extremadamente familiar, provocando que su sonrisa  comenzara a palidecer cuando se dio cuenta de que no se trataba del nefilim. Abrió desmesuradamente los ojos y se puso en pie rápidamente –¿Jeremy?– cuestionó torpemente, sabía perfectamente que era el, sin embargo estaba demasiado impresionada con su presencia para articular oraciones sensatas –¿Que estás haciendo aquí?– volvió a preguntar casi de inmediato, siendo incapaz de contener su mirada recelosa. Recordaba lucidamente la conversación -o mas bien, la discusión- que habían sostenido días atrás y que le había dejado una sensación amarga y desalentadora, por supuesto, no conocía al hijo de la luna pero nunca había supuesto que se encontrarían bajo unas circunstancias como aquella.

Aquel pensamiento le preocupó y abrazó el volumen que estaba leyendo contra su pecho, sin apartar la mirada del licántropo e intentando disimular su asombro tanto como podia ¿Acaso seguia enfadado por lo que había hecho y pretendía cobrárselo de algún modo? No conocía demasiado como funcionaban las manadas, ni mucho menos la gravedad de lo que había hecho –Mira, lo siento, no volveré a ir al lobo de Jade. Si fue por eso que viniste puedes estarte sin cuidado...– se apresuró a decir, echándose el cabello hacia atrás con cuidado. Aun se sentía un tanto ofendida debido al trato tan despectivo que había recibido, pero no esperaba tener que cruzarse con el joven otra vez, al menos no voluntariamente...




FAEERIES CAN FIGHT:
avatar
Mensajes : 102

Reliquias : 253

Temas : 1/3


Hoja de personaje
Inventario:
Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8524-rosalia-e-labarth-idhttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8528-rosa-relationships#73851http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8529-rosa-chronology#73852
Nefilim cazador/a

Volver arriba Ir abajo

Re: Time to rewind || Jeremy A.

Mensaje— por Jeremy Aston el Miér Nov 01, 2017 1:49 pm

Time to rewind
→ Sabado → 10:00 → Jardines del instituto → templado

Cuando ella alzó la mirada y sus ojos se encontraron una oleada de culpabilidad le recorrió de nuevo el cuerpo, a pesar de la fuerza y determinación de la que un nefilim disponía sus ojos expresaron una sorpresa y confusión que no había imaginado que un cazador podía tener. Pronunció su nombre con la misma incredulidad y se levantó de un salto seguramente preparada para volver a recibir una sucesión de ataques verbales que los llevase inevitablemente al mismo punto en el que se habían encontrado la última vez.

Pero Jeremy no estaba allí para eso y al escucharla disculparse y prometerle no regresar al Jade una nueva sensación apareció en su pecho, una punzada distinta a lo que había estado sintiendo los últimos días, la idea de "prohibirle" que no volviese a aparecer por allí se le antojó, de pronto, mezquina.
  - Puedes venir al Jade siempre que quieras... - se apresuró a decir mientra desviaba la mirada hacia algún punto del suelo - Y no te disculpes... soy yo el que te debe una disculpa... y una bien grande.

No sabía muy bien cómo explicarle a Rosalía lo que había pasado aquella noche, no sabía si quiera si a ella le importaría algo o si podría tener la facilidad de comprender lo afectado que había llegado él a la vieja comisaría y los motivos por los que había arremetido contra ella de forma tan fría. Y no lo sabía porque en realidad ni él mismo lo entendía, él nunca había sido de perder los papeles, de hecho solía ser bastante razonable y apaciguador, por lo que aquella explosión incluso le resulta rara a él mismo.
Suspiró e hizo acopio del valor que no había perdido por la vergüenza para mirarla a los ojos.
  - Aquella tarde me despidieron, sé que sólo era un trabajo mundano pero me gustaba y me jodió bastante... cuando llegué al Jade y te vi allí en plan hada no sé por qué pensé que venias de infiltrada y que te habría mandado la Clave para sonsacar información de Hakkan... entiende que no es el mejor lobo que tenemos ahora mismo y ya lo hemos tenido que sacar de varios problemas un poco a escondidas. Si la Clave obliga a Luke a entregarlo todo se pondría patas arriba y la tregua por la que tanto se ha luchado no duraría demasiado... sobretodo porque no todos en la manada están contentos con la relación que tiene con vosotros...

Los sentimientos que Luke tenía hacia los nefilims eran más que razonables, ya no sólo por el hecho de haber sido uno de ellos en el pasado sino por todo lo que representaba Clary para él y la necesidad que tenía de protegerla. Por no hablar de la confianza tan grande que había surgido con los Ligthwood y algunos otros miembros debido a las guerras y a los últimos acontecimientos. Esos lazos eran difíciles de romper o de dejar a un lado cuando uno debía de elegir entre una familia u otra, porque había que ser sinceros, la manada era la familia de Luke, pero los nefilims también.
Jeremy comprendía aquello, le gustaría que su alfa pasase más tiempo con ellos pero no podía reprocharle que sintiese tener más cosas en común con los cazadores o que compartiese más sentimientos con ellos, pero no todos en el Jade tenían las mismas impresiones y más de una vez se había cuestionado la lealtad del líder para con los suyos. Aquellas dudas y acusaciones siempre se habían visto resueltas por la contundencia de Luke, que demostraba día a día que se había ganado el derecho a ser el alfa, pero siempre quedaban murmullos que con el tiempo volverían a escucharse con fuerza.

  - La manada es lo único que tengo... espero que entiendas que cuando se trata de ellos pierdo un poco la razón... aunque eso no es excusa para las cosas que te dije o insinué. Tienes razón en cuanto a que no es asunto mío tus asuntos privados... y lo siento, cuando entré esa noche en el Jade Hakkan estaba allí jugando a las cartas, debí salir y decírtelo pero no lo hice y eso me convierte en doblemente gilipoyas. Espero que no fueses hasta Brooklyn...

avatar
Mensajes : 29

Reliquias : 172

Temas : 3/4

Ver perfil de usuario
Hijo/a de
la Luna

Volver arriba Ir abajo

Re: Time to rewind || Jeremy A.

Mensaje— por Rosalia E. Labarth el Vie Nov 03, 2017 4:50 pm

Time to rewind
→ Sábado → 10:00 → Jardines del instituto → templado
Su preocupación comenzó a remitir  mucho antes de que el hijo de la luna empezara a articular sus palabras con solo ver su expresión. En ese momento no se parecía en nada al licántropo que le había confrontado noches atrás frente a la vieja estación policial, lucía como el joven que le había salvado de una horda de demonios sin pensárselo dos veces y le había ayudado con una sorprendente amabilidad, una que le hizo pensar a la cazadora que era mucho mas radiante que las llamas que consumían el edificio del Wall Street.

Sus palabras apresuradas dejaron de tener sentido cuando Jeremy reveló el objetivo de su visita y Rosalía permaneció preocupantemente quieta, donde el único movimiento perceptible era el sube y baja de su pecho con cada respiración. Aunque intentaba disimularlo era evidente que estaba intranquila, era mas bien como un animal que se muestras sigiloso y desconfiado en una zona desconocida, listo para salir corriendo en el momento en que se le acercasen demasiado rapido o alguien osara transgredir su silencio con un ruido imprudente. Su desconfianza no parecía demasiado justificada en ese momento, pero conocía aquel sentimiento mejor que el beneficio de la duda y prefirió sostenerse de el, porque el elipsis mental que le había producido las palabras del licántropo le había dejado demasiado pasmada para poder cavilar mejor las cosas.

Sin embargo prefirió no decir nada y dejarle hablar, puesto que verdaderamente se sentía intrigada por saber las razones detrás de su actitud. Escuchó cada palabra mirándole de hito en hito, asintiendo un par de veces sin percatarse demasiado. Debía reconocer que su actitud había sido increíblemente sospechosa, incluso para quienes le conocían; ella nunca ostentaba lo que era, su descendencia mágica era un secreto terriblemente bien guardado que aun era desconocido por muchos miembros de la clave. Entendía que aquello hubiese escandalizado en grandes magnitudes al licántropo ¿Y porque iba a culparle? incluso ella sabia que había sido una idea bastante deplorable, era lo que sucedía cuando se mezclaban las emociones con el trabajo...

Tomó una larga respiración y volvió a levantar la mirada, que se había perdido entre la espesura del pasto, mirando al licántropo sin mirarle, imaginando que su expresión reflexiva y la pena que reflejaban sus ojos color miel no podia ser mas autentica cuando le comentó que su viaje hasta Brooklyn había sido en vano. El desconcierto que aquello le provocó fue tal, que le tomo varios segundos encontrar su voz en algún lado y pronto la vergüenza le golpeó como una brisa gélida. Se mordió el interior de la mejilla y apoyó la espalda contra el gigantesco roble que había estado haciendole sombra  –No puedo juzgarte por anteponer las cosas a tu manada, todos tenemos prioridades y creo que yo no hubiese actuado diferente de tratarse de la clave– comentó finalmente, acomodandose el cabello con un aire ausente –Fue algo arriesgado e irreflexivo de mi parte presentarme de ese modo, y bueno, si fui hasta el puente de Brooklyn aunque no tenia demasiadas esperanzas de encontrarle. Puede que te parezca un poco absurdo mi comportamiento de esa noche, pero en ese momento momento creía que era la única manera. Supongo que estoy demasiado acostumbrada a hacer las cosas por mi misma y ni siquiera pensé en la probabilidad de hablarlo con nadie mas. Hakkan no es realmente...– Hizo una pausa repentina, sin saber si debía o no contarle todos los detalles de su investigación ¿Pero que podia ganar con ocultárselo? y menos luego de que el se hubiese explicado tan abiertamente –Hakkan no es realmente el motivo por el que fui a lo de Luke. Hace años que estoy intentando encontrar a una persona y recientemente me enteré de que ese miembro de tu manada conoce su paradero, no quería poner a nadie en una situación incomoda– En realidad, si hubiese encontrado otra manera de obtener aquella información ni siquiera se hubiese planteado acercarse al lobo de Jade. Fue entonces cuando una pequeña esperanza brillo en sus ojos, y se tomó varios segundos antes de manifestarla para encontrar las palabras adecuadas –Se que este asunto no ha traído mas que problemas pero si realmente pudieses decirme como encontrarle, te lo agradecería inmensamente, y prometo no volver a tocar el tema–




FAEERIES CAN FIGHT:
avatar
Mensajes : 102

Reliquias : 253

Temas : 1/3


Hoja de personaje
Inventario:
Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8524-rosalia-e-labarth-idhttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8528-rosa-relationships#73851http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8529-rosa-chronology#73852
Nefilim cazador/a

Volver arriba Ir abajo

Re: Time to rewind || Jeremy A.

Mensaje— por Jeremy Aston el Mar Nov 14, 2017 1:05 pm

Time to rewind
→ Sabado → 10:00 → Jardines del instituto → templado

No podía negar que se sentía culpable de pies a cabeza, sobretodo porque ya no se trataba únicamente de haberla echado de la puerta del Dragón de Jade, sino de haberse interpuesto en un asunto que para ella era tan importante. ¿Por qué narices habían tenido que encontrarse aquella noche? En cualquier otro momento, en cualquier otra circunstancia, a Jeremy le hubiese encantado volver a verla, todavía se acordaba de lo mucho que pensó en ella tras su aventura en la central eléctrica, de ese sentimiento de curiosidad que la nefilim había despertado en él a pesar de haber sido tan reacio hacia ellos desde un principio. Algo tenía ella que había hecho que el lobo se replantease sus visitas al Instituto cuando Luke pedía que lo acompañasen... claro que eso no había vuelto a suceder desde que ellos se habían conocido y la realidad había acabado siendo muy distinta.

El día sólo había comenzado pero él bien sabía dónde podría encontrar a aquellas horas a Hakkan, le había dicho a Rosalía que siempre deambulaba por Brooklyn, y era cierto, aunque aquella noche hubiese preferido disfrutar de una cerveza y unas cartas con su manada. No quería enviarla allí de nuevo y arriesgarse a que el idiota de su camarada hubiese preferido llorar sus penas en otra parte así que se le ocurrió una idea estúpida que quizá apaciguase un poco la ira que la cazadora sentía hacia él y la culpa que todavía tenía acomodada en su pecho.
  - Hakkan siempre suele estar en Brooklyn... eso es cierto, aunque aquella noche no lo estuviese. Hoy es un día marcado para él y te aseguro que estará allí pero... no estará de buen humor, no aceptará hablar contigo y si intuye que necesitas algo de él se aprovechará hasta límites que no puedes imaginar - se llevó una mano a la nuca y desvió un poco la mirada... era la primera vez que sentía tanta vergüenza desde que se había convertido - Sin embargo... si yo fuese contigo... no es que seamos los mejores amigos, de hecho ni si quiera os llevamos bien, pero Hakkan sabe que llevo mucho más tiempo en la manada y eso me da algo de "poder"... no es que esté por encima de él pero bueno, a veces me escucha. Y si tiene que pegar a alguien mejor a mi que a ti, traerá menos problemas.

Volvió a desviar la mirada hasta encontrar sus ojos, esperando ver en ellos si le parecía bien o no la idea. Ir junto al puente de Brooklyn iba a ser fácil, lo difícil sería hacer entrar en razón a Hakkan, que seguramente estaría borracho o habría vuelto a las andadas del yin fen...

Cuando aquello se le cruzó por la mente se preguntó si sería bueno contarselo, al fin y al cabo los adictos eran impredecibles y, aunque consumir aquella droga no era algo extraño entre los subterráneos, no sabía cómo encajaría ella ese detalle, sobretodo porque los motivos que habían llevado a Hakkan a consumir tenían cierta justificación.

  - Si te parece bien podríamos estar en el puente antes del mediodía, si no estuviese allí seguro que entre los dos lo encontramos, suele dejar un rastro muy significativo a su paso y como le conozco sabría dónde buscar... pero estoy casi seguro de que estará allí. Por otro lado... si prefieres que me vaya lo entenderé, al fin y al cabo sólo soy... el tio que te gritó a las puertas de un chino.

La verdad era que ellos no eran nada, ni amigos, ni enemigos, ni rivales... sólo un subterráneo y una cazadora que habían entrelazado sus pasos durante un par de noches, sin embargo allí estaba plantado delante de ella trando de alargar lo más que pudiese aquel encuentro, consciente de que podría ser el último y sin tener claro si eso era bueno o malo.



offrol:
perdon, perdon, perdon, perdon, perdon >__< Asco de vida real
avatar
Mensajes : 29

Reliquias : 172

Temas : 3/4

Ver perfil de usuario
Hijo/a de
la Luna

Volver arriba Ir abajo

Time to rewind
→ Sábado → 10:00 → Jardines del instituto → templado
Tomó una larga inspiración y luego suspiró, sintiendo que era la primera vez que lo hacia en los minutos que se desenvolvía la tensa conversación. Sabia a la perfección que hacerse conjuraciones de una persona nada mas conocerle era un error bastante frecuente y, muchas veces, no servia nada mas que para liberar discusiones incomodas y mal entendidos desagradables. La noche del lobo de Jade había temido confundir la amabilidad y caballería del hijo de la luna con un espíritu sencillamente temerario; tal vez lo había idealizado demasiado pensando que le había salvado como un gesto noble, tal vez había malgastado su tiempo pensando en aquella noche una y otra vez,  sonriendo silenciosamente, pensando que le gustaría volver a encontrarle en una situación mucho menos accidentada, por lo que cuando chocaron nuevamente en el lobo de Jade le supuso una decepción bastante amarga, tanta que incluso encontrar a Hakkan era algo que había dado por perdido con tal de no volver a vivir una situación así.

Pero sin embargo allí estaba, ofreciéndole una disculpa que ella nunca hubiese imaginado escuchar  y demostrandole que tal vez no se había equivocado, que lo que había visto aquella noche en el Wall Street frente a un edificio consumido por las llamas eran los ojos de alguien que podia ver mas que una cazadora de sombras en ella y pese a todo, estaba allí hablándole sobre Hakkan de cualquier manera –Suena como alguien realmente problemático– Murmuró, golpeteando la tapa de su libro mientras cavilaba la idea. No tenia la mas mínima idea de como tendria que actuar si el hijo de la luna intentaba, de algún modo, aprovecharse de ella ¿Le pediría dinero o algún artilugio del instituto? sus conocimientos en esa área eran completamente nulos y si algo así súcedia, no sabría de como enfrentarse a la situación. Siempre había sabido comunicarse mejor con las armas que con las palabras, pero prefería no terminar agrediendo a un miembro de la manada de Luke por un mal entendido.

Estaba balanceandose sobre sus pies, mirando distraidamente sus zapatos como si de repente les hubieran parecido la mar de interesantes cuando el licántropo propuso la idea de acompañarle finalmente. Ni siquiera penso en hacerle un desaire, todo lo contrario; la idea fue el florecimiento de su esperanza y al instante alzo la cabeza de golpe, abriendo sus ojos de par en par y observándole fijamente. Había supuesto que al hijo de la luna no le hacia ninguna gracia tener que involucrarse mas de lo debido en aquella situación, a fin de cuentas en las dos veces que se había cruzado con ella, ella no había hecho mas que darle problemas –¿En serio?– pregunto cuidadosamente, intentando disimular su asombro. La mayoría de los suyos eran bastante orgullosos y, aunque sabia que podia perfectamente defenderse por si sola si alguien trataba de agredirle, no era tan ingenua como para creer que podría salir airosa si un lobo de mala reputación como Hakkan intentaba timarla –Te lo agradecería infinitamente, a decir verdad, no tengo ningún otro modo de encontrarle y temo que nadie mas pueda darme su ubicación...– lentamente compuso una discreta sonrisa y se enderezó cuando el lobo finalmente terminó de hablar. Podia percibir su arrepentimiento y aquello fue suficiente para ella –No creo que seas solo eso... Es mas, tengo la impresión de que siempre estas ayudándome– y lo decía de verdad, pese a aquel desafortunado encuentro, no era tan rencorosa como para olvidar que le había salvado la vida sin siquiera saber quien era ella –Aun no olvido que estoy en deuda contigo. Demos por olvidado todo ese asunto de la otra noche ¿Te parece?– dio dos amplias zancadas y se acercó al castaño, extendiendole una mano acompañada de una sonrisa que para ese entonces era lo suficientemente desentendida –¿Tregua?–


FAEERIES CAN FIGHT:
avatar
Mensajes : 102

Reliquias : 253

Temas : 1/3


Hoja de personaje
Inventario:
Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8524-rosalia-e-labarth-idhttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8528-rosa-relationships#73851http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8529-rosa-chronology#73852
Nefilim cazador/a

Volver arriba Ir abajo

Re: Time to rewind || Jeremy A.

Mensaje— por Contenido patrocinado

Contenido patrocinado
está

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.