07/08 - Estimados habitantes del submundo. ¡Aquí tenéis las noticias con las actualizaciones/nuevas propuetas/ideas del foro! ¡Pasaos cuanto antes a echar un ojo!


10/06 - Estimados habitantes del submundo. Ahora tenéis una forma de llevar el recuento de las habilidades especiales de vuestras armas. ¡Sólo tenéis que pasaros por este tema para tener al día el tiempo que os queda hasta la próxima recarga! ¡Pasáos cuanto antes!


04/06 - Estimados habitantes del submundo. Como habréis comprobado, la raza de los nefilim vuelve a estar abierta para todo el mundo <3 Y aunque aún no ha habido actualización de noticias... ¡no desesperéis! ¡Que antes de lo que podáis pensar estarán en vuestra bandeja de entrada ardiendo con el fuego celestial!


31/03 - Estimados habitantes del submundo. Como habréis comprobado, la raza nefilim tiene las letras en rojo en el censo del tablón. Eso indica que, hasta nuevo aviso, la raza está temporalmente cerrada por sobrepoblación. Sin embargo, antes de llevaros las manos a la cabeza definitivamente, esperad a tener un nuevo aviso por nuestra parte, pues estamos sopesando algunas cositas. ¡Un saludo! <3


07/03 - ¡¡Queridos habitantes del submundo!! ¡Aquí llegan las últimas noticias del foro! ¡Leedlas atentamente y no perdáis ni un solo detalle!


27/02 - ¡¡Queridos habitantes del submundo!! Queremos anunciaros que la limpieza de este mes de febrero se realizará entre los días 02 y 03 de marzo, para que tengáis tiempo de poneros al día. Así mismo, estimaremos que las noticias del mes saldrán esta misma semana, aunque sabemos que ya vamos con imperdonable retraso. ¡Perdón por las molestias y gracias por vuestra atención!


38 # 40
23
NEFILIMS
5
CONSEJO
11
HUMANOS
9
LICÁNTRO.
9
VAMPIROS
12
BRUJOS
5
HADAS
3
DEMONIOS
1
FANTASMAS

Are you fuckin' kiddin' me? [Libre]

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Are you fuckin' kiddin' me? [Libre]

Mensaje— por Simon Lewis el Dom Oct 29, 2017 12:32 pm

ARE YOU FUCKIN' KIDDIN' ME?
→ Martes → 20:27 → Túneles  → Cálido y húmedo
Aquel día, desde luego, no había comenzado con buen pie.

En general no es que fuesen maravillosos, precisamente; simplemente unos eran mejores que otros, así como había determinados momentos en los que preferiría haberse quedado bajo tierra y no volver a salir en... bueno. Digamos que no volver a salir, simplemente. Simon no se trataba de un chico especialmente pesimista, pero el ser transformado en vampiro le había dado una percepción diferente de la vida y de las cosas, y a veces se sentía demasiado cansado para molestarse en aparentar que las cosas iban tan bien como justo antes de conocer a Jace y a los demás; antes de que Clary descubriese que a efectos prácticos, en realidad no era humana. Ahora él tampoco, en realidad, pero los matices eran ciertamente diferentes.

Pero desde que se había levantado de la cama, la situación había ido de mal en peor. No queriendo aburrir con los detalles, digamos que no había sido el día más bonito del mundo (mal en los estudios, mal en la banda, mal en la comida...), aunque lo peor había sido, sin lugar a dudas, que había tenido la maravillosa idea de volver a pasar por casa de su madre para intentar hablar con ella, o al menos ver si había quitado los símbolos religiosos de la entrada. Comprobar que seguían ahí puestos sólo le habían hecho sentirse muchísimo peor.

Ahogando unas lágrimas que ya no podía producir se había marchado cabizbajo y había vagabundeado por la ciudad sin prestar mucha atención hacia dónde se dirigía o se dejaba de dirigir; eso no importaba tanto como el tremendo palo que seguía suponiéndole el que su madre no fuese capaz de aceptarle ni un poco tan solo. Rebecca no había tenido tantos problemas, ¿por qué ella sí? ¿Tan complicado resultaba? ¿Tan monstruoso? Desde que había discutido con ella hacía años había intentado hacer el ejercicio de empatía de ponerse en su lugar; de despertarse una mañana y encontrarte con que tu hijo pequeño se había transformado en una criatura que no debía de existir en ese mundo; en algo más propio de la fantasía o de lo paranormal que de lo que se suponía que era algo que podía llegar a suceder de verdad. Lo había querido con todas sus fuerzas, pero al final siempre había llegado a la conclusión de que con el tiempo habría sido capaz de digerirlo... mínimamente, al menos. Sobre todo después de los intentos de Rebecca por hacerle entender que seguía siendo él, Simon, no un demonio que había ocupado el cuerpo de su hijo.

Había estado tan metido en sus propios pensamientos que no se había fijado en que se había ido apartando paulatinamente de Manhattan hasta llegar a una zona un tanto siniestra que no recordaba haber pisado. Había sido ahí cuando habían comenzado los auténticos problemas. No sabía exactamente por qué, pero al verse solo en un lugar desconocido, había recordado a Clary, Magnus y Raphael diciéndole que la Marca de Caín impedía que nadie le hiciese daño físicamente; a Simon eso le había parecido perfecto -hasta cierto punto-, porque implicaba que nadie podía matarle directamente, pero siempre había tenido sus pequeñas dudas rondando dentro de su corazón. Como, por ejemplo, si alguien le tiraba por un puente y luego le pasaba un coche encima y terminaba reventándole la cabeza... ¿se podía considerar que la otra persona le había infringido daño? ¿O simplemente el coche terminaría reventando? No se lo había comunicado nunca a nadie, la inquietud -que estaba resurgiendo en esos momentos- de que a lo mejor alguien era capaz de encontrar la forma, sino de matarle, al menos de putearle lo suficiente...

Fue en ese momento cuando escuchó el primer ruido.

No había visto sus rostros, pero les había sentido perfectamente llegados a un punto. No sabía cómo ni por qué; eso parecía muy de anime, la capacidad de percibir las auras hostiles de la gente, pero habría jurado que había sido capaz. Inquieto, había empezado a andar más deprisa, intentando salir de donde se había metido, pero al final se había terminado perdiendo más. A lo último ya había empezado a correr, y quien estuviese detrás de él, también, lo que en realidad era una auténtica tontería, porque en el subconsciente Simon sabía perfectamente que no había forma de herirle, pero, ¿y si quien fuese había dado con algún modo de acabar con su no-vida? Por primera vez en mucho tiempo sintió terror ante la perspectiva de que pudiesen rematarle, y era eso lo que le impulsaba a correr como si no hubiese un mañana. Ya por último no sabía cuándo ni cómo había terminado en un túnel que parecía más bien poco transitado, húmedo, apestoso y oscuro. Muy oscuro.

¿Por qué las cosas no podían, para variar, irle bien al menos una vez?
avatar
Mensajes : 40

Reliquias : 386

Temas : 2/3


Hoja de personaje
Inventario:
Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8182-simon-lewis-idhttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8183-simon-lewis-relationships#70633http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8185-una-serie-de-catastroficas-desdichas-simon-lewis#70672
Líder de los vampiros

Volver arriba Ir abajo

Re: Are you fuckin' kiddin' me? [Libre]

Mensaje— por Arsínoe A. del Arco el Lun Oct 30, 2017 12:24 am

Are you fuckin' kiddin' me?
→ Martes → 20:27 → Túneles  → Cálido y húmedo

Arsínoe pensaba que ya había aprendido la lección hace tiempo; bajo ningún motivo había que hacer cosas importantes (como establecer un recordatorio en el celular) cuando estabas a punto de dormirte. Pero no, aún no había aprendido. Por eso ahora estaba corriendo por los túneles de Nueva York hacia la casa de uno de sus más confiados proveedores de hierbas, que había generosamente aceptado que la mujer fuera a su casa porque ya había cerrado el local. Había salido tan a las apuradas de la casa que todavía tenía puestos los anteojos en vez de los contactos y el pelo atado en la colita alta que se hacía cuando se sentaba a trabajar, el abrigo no el combinaba con los zapatos y sólo tenía lo esencial en los bolsillos; dinero, llaves y el celular.

En una semana más o menos las salvaguardas que había puesto en su casa contra los demonios se iban a debilitar al punto de ser inservibles, así que tenía que re-hacerlas pronto. Esa era la última noche de luna llena para poder hacer el hechizo, y le faltaba un sólo material que a ella (obviamente) se le había acabado.

Todavía tenía que planificar la salida al Metropolitano con sus alumnos de último año (había una exposición de Diego Rivera que pensaba aprovechar para sacar a sus alumnos favoritos del colegio), limpiar sus herramientas, desempacar todo lo de su oficina y terminar de cultivar la mitad del invernadero, sin contar con tareas mundanas como lavar la ropa y planchar. El domingo pasado, día importante porque los domingos solían ser los días en los que se daba cuenta que su vida era un desastre desorganizado y se prometía empezar de cero la nueva semana, se había acordado a la medianoche de todo lo que tenía que hacer y había hecho recordatorios en su celular. Como estaba media inconsciente los había puesto todos para la medianoche del viernes.

—Mierda, mierda, mierda, mierda—. El ruido de los tacones se escuchaba cada vez más fuerte, al igual que su respiración. No tenía idea de cuantas cuadras había corrido ya, pero sabía que ya se estaba cansando. Tan concentrada estaba en mirar el cartel que le indicaba dónde estaba que no se dio cuenta de los pasos rápidos que se dirigían hacia ella. Cuando dobló a la derecha en la esquina, se chocó de lleno con una persona que al parecer también venía corriendo.

Arsínoe cayó dolorosamente sobre su costado, salvando de milagro su muñeca. Sus anteojos y su celular salieron disparados; con una queja de dolor, se levantó para gatear por el piso para colocarse los anteojos y ver que el celular no se hubiera roto. Cuando comprobó que todo estaba en orden, se dio vuelta para mirar a la persona con la que se había cruzado.

Vampiro. Un chico que de milagro llegaba a los veinte, el pelo hecho un desastre y una cara de terror, la miró a los ojos. —¿Estás bien?— le preguntó con el ceño fruncido, pero entonces escuchó los otros dos pares de pasos corriendo hacia ellos y su cerebro absorbió la situación en la que se encontraban. Dos personas se acercaban a toda velocidad con cara de pocos amigos y muchos enemigos, probablemente estaban atrás del chico.

—Levantate— le dijo, mientras ella hacía eso y le tendía la mano para ayudarlo. No sabía quiénes eran ni quien él era, por lo que no sabía qué hacer. Iba a tener que ver en silencio cómo iban las cosas, pero estaba segura de que si alguien atacaba, ella también lo haría.  


Última edición por Arsínoe A. del Arco el Lun Nov 06, 2017 9:53 pm, editado 2 veces
avatar
Mensajes : 16

Reliquias : 159

Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t9281-arsinoe-id#80855
Hijo/a de
Lilith

Volver arriba Ir abajo

Re: Are you fuckin' kiddin' me? [Libre]

Mensaje— por Simon Lewis el Dom Nov 05, 2017 8:08 pm

ARE YOU FUCKIN' KIDDIN' ME?
→ Martes → 20:27 → Túneles  → Cálido y húmedo
La hostia fue monumental, aunque probablemente eso no habría hecho justicia a la forma en la que había arrollado a la pobre muchacha con la que se había encontrado, tirándola por el suelo con tal estrépito que Simon sintió que le iba a perforar los oídos hasta lo más profundo. Él casi ni sintió el daño, porque para su cuerpo duro fue como chocarse contra un mosquito, aunque estaba seguro de que tendría que haberse hecho algún raspón que otro; sólo esperaba que la Maldición no lo considerase como una agresión cuando había sido algo tan puramente accidental. Escucharla moverse fue lo mejor que le podía pasar en esos momentos, y respiró aliviado, más por costumbre que no conseguía desaparecer que porque realmente hubiese estado manteniendo el aire dentro de los pulmones.

Sí, sí, tranquila.

Debía de tener una cara de espanto que asustaba, incluso, pero durante un segundo incluso pudo olvidarse del terror que le había recorrido el cuerpo. El choque le había despertado lo suficiente como para percatarse de que estaba haciendo el cretino al huir de gente que no podía hacerle daño. ¿En qué había estado pensando al imaginar que había una forma de evitar la Maldición de Caín? Había sido creada por Dios, no era algo que cualquier imbécil pudiese evitar para pasar por encima sin dificultades, al menos. Pero igualmente tendría que hablar con Magnus. Por si acaso...

Hasta que ella no le tendió la mano, no obstante, no percibió de lejos los pasos de las personas que le habían estado siguiendo todo el tiempo. Cogió su agarre con firmeza y se puso de pie; la tentación de correr le nació en las piernas, pero en cambio permaneció firme donde estaba, adoptando una pose decidida y defensiva delante de la chica, y empezó a respirar de forma calmada más para conseguir controlar los nervios que, de nuevo, porque realmente le hiciese falta para algo. No se había fijado si su acompañante era mundana o subterránea como él y probablemente estaba haciendo el idiota, pero lo que menos quería era que una tercera persona se viese afectada por sus errores una vez más.

Si la cosa se pone fea corre. No tengas miedo de dejarme aquí, sé arreglármelas aunque haya aparecido corriendo como un idiota.

Movió los dedos de las manos, flexionándolos. En realidad no tenía ni idea de defensa personal, aunque Izzy había intentado enseñarle algunos movimientos para poder tumbar a la gente y esquivar golpes si no quería que la gente saltase por los aires al más mínimo intento. Porque por mucho que hubiesen querido matarle, a Simon tampoco le entusiasmaba ver a la gente transformarse en sal y luego fragmentarse en un millón de pedazos. Así se mantuvo hasta que de la nada salieron dos vampiresas que parecían más jóvenes que él cuando fue transformado, y eso le hizo estremecerse visiblemente; aún así no mostró más turbación que eso, ni siquiera cuando empezaron a acercarse como depredadoras, como leonas delante de una gacela herida. Simon arremolinó todo el valor que tenía dentro para conseguir sacar la voz y hablarles.

¿Quiénes sois? ¿Qué queréis?

¿Ya te has cansado de correr, Diurno? —Aunque no conocía a todas las vampiresas de mi clan, esas, desde luego, no me sonaban de nada. La que habló era morena con unos increíbles ojos castaños; la otra, rubia con la mirada ambarina. ¿Serían del de Raphael?—. Nos preguntábamos si nos estabas distrayendo para que cayésemos una emboscada, pero realmente eres tan estúpido como parece.

Es todo nombre y fachada, Sandy —dijo la otra.

De de ser.

Lo que digáis —aunque no le hacía mucha gracia que le tomasen por idiota, pero en fin, así mejor. Igual de ese modo cometían un error fatal y todo mejoraba para él y para la chica. Olía como a magia, ahora que lo pensaba...— . Si no sois grupies, ¿qué queréis? Porque no podéis hacerme demasiado sin terminar realmente jodidas —la sonrisa se desvaneció del rostro de ambas, y Simon sintió que se llevaba a una especie de equilibrio sólo por haber decidido recordarles que la Marca le hacía intocable—, así que id apurando...
avatar
Mensajes : 40

Reliquias : 386

Temas : 2/3


Hoja de personaje
Inventario:
Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8182-simon-lewis-idhttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8183-simon-lewis-relationships#70633http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8185-una-serie-de-catastroficas-desdichas-simon-lewis#70672
Líder de los vampiros

Volver arriba Ir abajo

Re: Are you fuckin' kiddin' me? [Libre]

Mensaje— por Arsínoe A. del Arco el Mar Nov 07, 2017 12:43 am

Are you fuckin' kiddin' me?
→ martes → 20:27 → túneles  → cálido y húmedo

Arsínoe había visto arena siendo arrastrada de las dunas de Pinamar con más lentitud con la que el temor se desvaneció de los ojos del chico para dar paso a pura determinación. Casi le quita el aliento, y le hizo saber que probablemente se estaba metiendo en algún lío más grande de lo que estaba acostumbrada. No parecía ser un simple conflicto, probablemente había más en juego.

—Si la cosa se pone fea corre. No tengas miedo de dejarme aquí, sé arreglármelas aunque haya aparecido corriendo como un idiota.

No pudo evitar la sonrisita nerviosa que se le escapó ante las palabras del chico. Probablemente no había notado que había chocado contra la hija de un demonio en medio de toda la confusión. De todas formas, asintió y dejó que se colocara frente ella, utilizando el escudo humano -¿o vampírico?- para cerrar los ojos y concentrarse. Los perseguidores del chico estaban cerca, y Arsínoe dejó que su mente se deslizara como una serpiente hasta llegar a ellos, o mejor dicho ellas, para tocar sus ideas suavemente como si fueran una bola de cristal. No logró nada preciso, los pensamientos de las dos vampiresas estaban demasiado alborotados por la emoción como para que ella lograra sacar algo concreto, pero vio formas negras atacando con la velocidad de una cobra, sintió la euforia de beber sangre y la casi alienígena sensación del sol en la piel.

La piel de Arsínoe empezó a picar tanto por la adrenalina humana como la magia demoníaca, ambas esperando impacientes por una pelea en la que meterse y salir victoriosas. Los dedos empezaron a chispearle y los sacudió como si estuviera tocando un piano para distraerse mientras sentía cómo el glamour que la cubría se caía lentamente como una sábana a medida que dejaba de ocuparse de ocultar su marca demoníaca, revelando sus escamas de un color rojo oscuro.

No pudo entender mucho de la conversación, se sentía como si estuviera escuchando a dos viejos amigos hablar de anécdotas pasadas, pero la palabra "diurno" le había llamado la atención. El chico con el que se había chocado parecía ser conocido en el mundo de los vampiros gracias a algo relacionado con el sol; probablemente por eso las vampiresas pensaban en la sensación del sol sobre su piel mientras lo miraban.

Trató de entender asomándose en la mente del chico, pero lo único que vio fue una mujer hermosa -cazadora de sombras- demostrándole cómo esquivar golpes. ¿Iba a haber pelea física? Arsínoe no tenía idea de eso. Miraba videos de supervivencia y defensa personal como hobbie, si, pero eso no significaba que pudiera poner el conocimiento teórico a la práctica y el miedo le estaba empezando a hacer dudar sobre cuánto sus poderes la ayudarían contra un vampiro -probablemente sería una pelea justa, pero el miedo es el miedo, ¿saben?-.

—Si no sois grupies, ¿qué queréis? Porque no podéis hacerme demasiado sin terminar realmente jodidas. Así que id apurando...

¿Qué querían? Sandy y la otra no parecían haber venido para conseguir autógrafos del chico, y eso sólo hacía que la pequeña gota de esperanza que tenía de poder irse sin conflicto se fuera por el drenaje.
Una pequeñísima flama de fuego se prendió sobre su índice, lista para actuar si las vampiresas atacaban.

—No pasa nada, Noe. Vos tranquila,— se dijo a sí misma en un pequeñísimo susurro, recordando bastante tarde la mejorada audición de los vampiros y sintiendo cómo el arrepentimiento de abrir la boca la golpeaba en la nuca con un calor vergonzoso.
avatar
Mensajes : 16

Reliquias : 159

Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t9281-arsinoe-id#80855
Hijo/a de
Lilith

Volver arriba Ir abajo

Re: Are you fuckin' kiddin' me? [Libre]

Mensaje— por Simon Lewis el Sáb Nov 18, 2017 9:28 pm

ARE YOU FUCKIN' KIDDIN' ME?
→ Martes → 20:27 → Túneles  → Cálido y húmedo
Simon lo sintió enormemente por la chica que tenía detrás, porque parecía a punto de explotar de los nervios. La escuchó farfullar a sus espaldas, como si no estuviese acostumbrada a lidiar con ese tipo de situaciones, y se arrepintió de haberse topado con ella, aunque hubiese sido por accidente. Aunque, ¿a quién quería engañar? En realidad uno nunca llegaba a hacerse a la idea de que podía aparecer alguien de la nada que quería acabar con tu vida. Si bien, especificando, en su caso debía de ser su 'no-vida', y eso de terminar con ella... Difícil lo veía, de momento.

De nuevo por costumbre inspiró, notando que tenía los músculos tensos y encrespados, como dispuesto a saltar en cualquier momento. El olor cerrado que se respiraba en aquel túnel le penetró en las fosas nasales, inundándolo todo, mezclándolo con el repentino calor que manaba de las manos de la joven de atrás, indudablemente subterránea, y el hedor que manaba de los cuerpos de las vampiresas, que permanecían mirándole fijamente, como calibrando sus acciones para ver si atacarle... o lo que fuese que hubiesen ido a hacerle en aquel lugar.

«¿Por qué habré salido corriendo, en primer lugar?»

Se sentía realmente idiota, pero todo lo que venía sucediendo en New York desde el incidente de Times Square le tenía un poco más paranoico de lo normal; Sebastian por allí otra vez... La simple idea le dio verdaderos escalofríos. ¿Cómo no? Había sido el tipo que había asesinado a Max a sangre fría, sin importarle lo más mínimo que se tratase de un niño pequeño. ¿Y si esas dos estaban de su parte, recabando información de alguna forma, o queriendo secuestrarle -otra vez- para llevarle ante su jefe? De pronto echó de menos hasta a Jace. Ese idiota siempre sabía cómo reaccionar en esas circunstancias, con ese gesto de imbécil engreído. Y a Izzy... Pero siempre echaba de menos a Isabelle, como siempre añoraba a Clary, aunque fuese de diferente manera.

¿Y bien? —repitió, queriendo acabar con todo aquello cuanto antes.

¿Importa mucho, Diurno? Al final el resultado va a ser el mismo, así que, ¿qué más da? —preguntó Sandy.

«No pueden estar siendo tan imbéciles como para hacer esto...»

¿Pero es que acaso no sabéis lo que os puede pasar si os lanzáis sobre mí? ¿Es que tantas ganas tenéis de matarme que no podéis pensar con claridad, idiotas? —Empezó a sonar alterado. ¿Cómo no? Le parecía absolutamente increíble todo aquello—. ¿De verdad es tan importante lo que sea que os mueva que no pensáis en las consecuencias?

¡¡Cierra la boca!! —espetó la segunda, señalándole—. Todo eso no son más que rumores estúpidos y sin fundamento. —¿Sin fundamento? Simon se quedó paralizado—. Y quienes lo creen no son más unos cobardicas incapaces de mover un dedo sólo porque eres amigo de la hija de Valentine. ¡Pues bien! Nosotras no nos dejamos amedrentar por esas tonterías. Si no, ¿por qué demonios ibas a buscarte ayuda? —preguntó, señalando a la chica de detrás.

Pero... La Guerra... ¿¿No estuvisteis en Idris?? ¿¿No visteis nada?? —De pronto le aterró toda aquella situación. ¿De verdad se iban a lanzar sobre él porque creían que lo de la Marca era mentira? Se echó a temblar—. ¡No hagáis ninguna tontería, por favor! Marchaos de aquí cuanto antes y dejaré pasar este desagradable incidente. Os lo suplico, no me ataquéis. ¡Si a ella ni la conozco! Acabamos de chocarnos... —Aunque su voz sonaba trémula, no había temor en ella. Al menos, no temor por sí mismo. No quería que se abalanzasen sobre él, aunque tuviesen intención de matarle. No soportaba ver a la gente explotar delante de su rostro, le provocaba más pesadillas de las que estaba dispuesto a reconocer... Y la chica de detrás... ¿Y si acababa herida por su culpa? O peor, muerta. Tragó, sintiendo de pronto la boca horriblemente seca, y el dolor de cabeza que le acompañaba, intensamente fuerte.
avatar
Mensajes : 40

Reliquias : 386

Temas : 2/3


Hoja de personaje
Inventario:
Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8182-simon-lewis-idhttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8183-simon-lewis-relationships#70633http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8185-una-serie-de-catastroficas-desdichas-simon-lewis#70672
Líder de los vampiros

Volver arriba Ir abajo

Re: Are you fuckin' kiddin' me? [Libre]

Mensaje— por Contenido patrocinado

Contenido patrocinado
está

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.