06/06 ¡Atención, atención! ¡El Staff os ha preparado una sorpresilla curiosa! ¡Pasaos cuanto antes para echaros un ojo! Seguimos perpetrando maldades...


01/05 ¡Atención, atención! ¡El Staff os ha preparado una nueva Trama Global! ¡Pasaos cuanto antes para echaros un ojo y apuntaros, adoradísimos habitantes del submundo! Las maldades vuelven a comenzar...


30/04 Aun con cierto retraso, el Staff de FdA no se olvida de sus queridos users <3 Así que por San Valentín os hemos preparado una cosita muy especial. ¡No perdáis tiempo y pasaos por aquí!


29/03 Estimados habitantes del submundo. La limpieza de este mes se hará el día 31 de marzo. ¡Aprovechad los últimos ratitos para postear y no perder color!


26/02 Estimados habitantes del submundo. Atendiendo al hecho de que febrero no tiene treinta días, la limpieza de este mes se hará el día 02 de marzo. ¡Aprovechad los últimos ratitos para postear y no perder color!


28/01 Estimados habitantes del submundo. La limpieza se hará el día 31 de madrugada.


01/01 ¡El Staff de Facilis Descensus Averni quiere desearos un muy feliz año 2018!


38 # 37
18
NEFILIMS
7
CONSEJO
11
HUMANOS
5
LICÁNTRO.
12
VAMPIROS
13
BRUJOS
6
HADAS
3
DEMONIOS
1
FANTASMAS
Últimos temas

Although our world is falling down, we must keep doing our job [Scarlett J. Williams]

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Although our world is falling down, we must keep doing our job
→ Viernes, 1 de Junio → 20:30 → Base de los Praetor Lupus  → Noche despejada y fresca


Hacía ya bastante tiempo del desastre de Times Square y la verdad es que, desde que la noticia de que Scott había muerto llegase a mis oídos, no había vuelto a poner un pie en nuestra base. Por un lado sentía como si estuviera cometiendo un terrible error al volver a aquellas salas tan señoriales en las que el difunto líder de los Praetor me había ofrecido unirme a ellos en la constante labor de encontrar a los recién convertidos subterráneos. Era como si estuviera mancillando aquel regio espacio con mi mera presencia, pues no había estado en Times Square cuando todo ocurrió, no había ayudado a mis compañeros de manada ni tan siquiera había tenido la oportunidad de despedirme de aquel que me acogió en cuanto llegué a la ciudad.

Supongo que esa sensación me ha obligado a quedarme a escasos metros de la entrada, a apoyar mi espalda contra una de las frías columnas y disfrutar del fresco ambiente nocturno mientras espero a que aparezca la persona con la que me han emparejado esta vez, sintiendo el característico sabor de la madera que me produce el palillo con el que me entretengo. La verdad es que soy muy consciente de que, pese a que llevo ya tres años en Nueva York y casi dos formando parte de los Praetor, no he tenido la oportunidad de trabajar con todos, así que para muchos no soy más que un novato, alguien que tiene mucho por aprender aún, algo cierto, ya que aún no conozco todos los rincones de la ciudad. La verdad es que tuve suerte con mi antiguo compañero de búsquedas, pero él también fue una de las bajas aquella noche, aunque en el fondo se lo merecía, estaba demasiado obsesionado con cumplir las reglas, con seguir las normas a pies juntillas, como si solo existiera eso en el mundo, como si no hubiera otra cosa, y eso, eso es un terrible error.

Sea como sea, sé que tengo que volver a lo que prometí a Scott, a continuar con la búsqueda de los nuevos, antes de que causen problemas, antes de que sea demasiado tarde, antes de que cometan cualquier acto que les acompañe el resto de sus nuevas vidas, que les atormente cada día que pasa como me sucede a mí. Es este último pensamiento, esta última sensación, la que me ha obligado a regresar, a volver al lugar que podría ser mi hogar, pero que había rechazado, pues prefiero vivir con mi hermana y mi sobrino en su piso, aunque tengo el suficiente sentido común, y sobretodo la gran consciencia de las consecuencia de no hacerlo, de nunca estar allí las noches de luna llena. En esas noches siempre suelo estar ausente, antes me refugiaba aquí, para no dañar a nadie, y eso a pesar de que ya se controlarme perfectamente, pero siempre tengo la incertidumbre de si perderé o no él control, como aquella primera vez. Pero hace ya varias lunas que simplemente me marcho al norte del estado, a los bosques en donde puedo disfrutar de mi lado animal sin preocuparme por las consecuencias.

Intentando apartar todas estas sensaciones y pensamientos de mi cabeza, dejo salir un profundo bufido de mis labios al tiempo que llevo mi mano diestra sobre mi cabeza, pasándola por encima de mi pelo desde la frente hacia atrás al tiempo que paso el palillo de un lado al otro de la boca con ayuda de mi lengua. Sí, debería estar dentro del edificio, debería estar presentándome a quien he de acompañar esta noche, y quizás muchas otras, pero no me siento con ánimos de entrar ahí dentro, todavía no.


avatar
Mensajes : 45

Reliquias : 365

Temas : 6/10


Hoja de personaje
Inventario:
Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t9644-einar-srensen-idhttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t9661-quien-es-quien-segun-einar-einar-sine-relasjonerhttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t9662-dette-er-mitt-liv-cronologia-einar-srensen#84238
Hijo/a de
la Luna

Volver arriba Ir abajo

Although our world is falling down, we must keep doing our job
→ Viernes, 1 de Junio → 20:30 → Base de los Praetor Lupus  → Noche despejada y fresca
María siempre me miraba con esa expresión mezcla de compasión y tristeza en los ojos desde que Alaric había desaparecido, y a mí sólo me entraban ganas de coger una de las sillas y estampárselas en la cabeza para que se fuese a sentir pena de su puta madre. Pero nunca lo hacía, la verdad. Sólo hacía como si no me diese cuenta principalmente porque de entre toda la manada del Praetor era quien mejor se ocupaba de Emma cuando yo tenía que salir por algún motivo, y también por el que sabía que ella no lo hacía con mala intención, ni para dejarme en ridículo o hacerme sentir peor, a pesar de que su mirada oscura despertaban todos esos sentimientos en mí cada vez que la ponía sobre mí.

Aquella tarde, cuando había llamado a su puerta de su habitación con la niña en brazos para pedirle el favor de que cuidase de ella mientras yo salía, había tenido exactamente los mismos pensamientos, la misma marea de emociones demasiado oscuras e intensas dándome vueltas por el cuerpo. Era como echarle sal a la herida que no dejaba de sangrar desde hacía meses una vez, otra vez, y otra. Lo odiaba tanto que cada día me resultaba más difícil no ponerme a gritar por los pasillos de la base que me dejasen en paz, que se fuesen a la mierda a meterse en sus asuntos, que no tenían por qué sentir lástima por mí, que saldría adelante, como tantas otras veces.

Tampoco lo hacía.

¡Claro! Ningún problema. Nos lo pasaremos genial, ¿verdad que sí, Emma? —En sus brazos morenos, mi hija se echó a reír, contenta, como si Alaric nunca hubiese existido, y la envidié por eso. María le hizo unas pocas carantoñas mientras yo le tendía la bolsa con los pañales.

Está muy rebelde estos días. Así que lo siento de antemano si te da problemas. —La joven se echó a reír mientras me miraba.

Eso es porque ha heredado tu carácter fuerte, Scarlett. No te preocupes. Lidiaré con ella. —Su frase me dejó parada en la puerta, y entonces comprendí que si yo le daba pena no era porque me considerase débil, sino porque sabía que estaba sufriendo, porque sus malditos y expresivos ojos castaños me hablaron de que ella también conocía ese dolor. Me sentí estúpida, y al final sonreí.

Gracias. —Ella asintió con la cabeza y ninguna dijo nada más al respecto. En el fondo siempre me había gustado esa chica, y ahora recordaba el por qué.

Dile adiós a mamá, Emma, que tiene que salir.

Aió, ami. —No era que mi hija no supiese hablar, pero se había metido los dedos en la boca, llenándolos de babas por todas partes. Yo me reí, me acerqué y le di un sonoro beso en la cabeza.

Adiós, cariño. Se buena con María.

Aguardé hasta que la puerta se cerró frente a mí, y suspiré, agotada por todo en general. Me di el lujo de concederme unos segundos hasta moverme, me giré sobre mis talones y me dirigí a la entrada, donde supuse que me encontraría con la persona que me habían asignado para la misión de aquella noche. Al parecer esta vez había una pareja dando más problemas de la cuenta por ahí, asustando mundanos, despedazando animales en zonas de caza y demás, y no era algo que se pudiese dejar sin investigar. Me recogí el pelo mientras avanzaba con pasos fuertes, preguntándome qué demonios me esperaría al trabajar con Einar. No le conocía personalmente, pero llevaba ya varios años con los Praetor, así que sabía de él, como sabíamos de todos. Era un tipo poco accesible, pero yo tampoco era la alegría de la huerta por lo general, así que me conformaría con que tuviésemos una noche tranquila y poco más. Fruncí el ceño al llegar al hall, percatándome de que no estaba por ninguna parte, de modo que lo primero que hice fue salir al exterior para ir descartando posibilidades, y me lo encontré apoyado en una de las columnas de la entrada. El aire fresco fue una bendición comparado con el ambiente cargante de la casa. Me crucé de brazos tras avanzar hacia él y colocarme en el pilar de al lado, sin mirarle, con la vista fija en el horizonte, igual que él.

Entiendo que el ambiente invita a disfrutar de la brisa, pero juraría que habíamos quedado ahí dentro, Sørensen, no aquí. ¿Sucede algo?


avatar
Mensajes : 178

Reliquias : 1125

Temas : 1/3


Hoja de personaje
Inventario:
Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t5621-scarlett-j-williamshttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t5623-solo-doy-lo-que-recibo-a-cambio-asi-que-ya-sabes-cielo-dame-amor-scarlett-j-williamshttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t5624-quiero-que-mi-vida-sea-algo-mas-que-vivi-naci-y-mori-scarlett-j-williams#47615
Hijo/a de
la Luna

Volver arriba Ir abajo

Although our world is falling down, we must keep doing our job
→ Viernes, 1 de Junio → 20:30 → Base de los Praetor Lupus  → Noche despejada y fresca


Mi agudizado oído no tarda en detectar el ruido de unos pasos rítmicos que me indican que pronto se abrirá la puerta de la mansión. Cosa que tarda escasos minutos en pasar y que pronto deja que a mi olfato acudia ése olor que caracteriza a una persona en concreto - "Mmmmm... helado de chocolate con un toque a cerveza… Scarlett… sin duda…" – no puedo evitar esbozar una sonrisa por saber quien había tenido la desgracia de ser mi compañero de patrulla antes de pasar el palillo de madera al otro lado de la boca.

La verdad es que no he conocido mucho a la licántropo, sí que he oído que es una buena contrincante en la lucha, que disfruta tanto con ello como yo, y que estuvo liada con otro licano pero que ya no están juntos, que le va mucho la diversión, que es una loba solitaria  - "y que tiene un cachorro… porque ese olor a carne tierna la delata…" – pienso mientras la escucho acercarse lentamente, sin apartar mi mirada ni un solo instante de lo que se extiende más allá del jardín delantero de la casa. La verdad es que ese olor residual de un niño, o niña, lo lleva tan impregnado a la piel que la delata con facilidad, además que creo que usa la misma colonia infantil que mi hermana con su hijo, porque el olor que detecto es el mismo, una jodida coincidencia, espero, porque sino sé que me veré obligado a proteger a esa criatura al recordarme con demasía a Damián.

En cuanto escucho su voz, giro con deliberada lentitud mi cara hacia ella, fijando mis claros ojos en los suyos, permitiéndome esbozar una media sonrisa burlona, anticipando así con mi lenguaje corporal el tono de voz que utilizaría - ¡Oh!... Disculpa… no sabía que esto era una cita… sino habría llamado a la puerta y te habría esperado a que tus padres me dieran el visto bueno… – le suelto en tono sarcástico, en un inglés con fuerte acento noruego, manteniendo esa media sonrisa para, seguidamente, impulsarme con la espada y separarme definitivamente de la columna, llevando mi mano derecha al palillo, tomándolo con los dedos y lanzándolo al suelo. Permitiéndome admirar sus rubios cabellos lanzar curiosos destellos plateados al reflejar los rayos de luna que le llegan, ensalzando su, ya de por sí hermoso, rostro - Bueno, ¿qué sabemos? – le pregunto seguidamente, mudando esa sonrisa de mi rostro para adquirir una expresión más seria, dejándole claro que ahora estoy hablando en serio y que espero información sobre lo que debemos hacer, puesto que desconozco nada de lo que se supone que tenemos que hacer - "Claro como el lobito se niega a entrar en la jodida mansión no se entera de lo que tiene que hacer… serás imbécil Einar…" – me reprocho a mi mismo mentalmente, pues sé que mi reticencia a entrar ahí hace que no asista a reuniones ni que me entere de las misiones, por llamarlas de alguna forma, hasta que mi compañero de cacería me lo indica. Lo que ahora mismo me plantea la seria duda de si Scarlett aceptará explicármelo todo, o simplemente me mandará a paseo tras mantener un bonito intercambio dialéctico que no nos conducirá a ninguna parte, pues mi primera respuesta ha estado fuera de lugar - "Venga ya Einar… como si eso te importar una mierda realmente… eres así y punto" – sí, es algo que no puedo evitar, desde la muerte de mi familia mi humor se retorció, transformándose en un humor negro, ácido y sarcástico, supongo que una defensa, un muro, para mantenerme alejado de todos, para no permitir que nadie rompa mi coraza.




avatar
Mensajes : 45

Reliquias : 365

Temas : 6/10


Hoja de personaje
Inventario:
Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t9644-einar-srensen-idhttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t9661-quien-es-quien-segun-einar-einar-sine-relasjonerhttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t9662-dette-er-mitt-liv-cronologia-einar-srensen#84238
Hijo/a de
la Luna

Volver arriba Ir abajo

Although our world is falling down, we must keep doing our job
→ Viernes, 1 de Junio → 20:30 → Base de los Praetor Lupus  → Noche despejada y fresca
Enarqué una ceja al escucharle hablar, y por un segundo me pregunté si lo que yo estaba sintiendo en ese momento se parecía a lo que habían  tenido que padecer los miembros del Praetor a mi llegada, cuando dejé de patalear por todo lo que me rodeaba y decidí empezara a ayudar a la gente con problemas como los míos. No es que hubiese dejado atrás mi fase insoportable pero durante un tiempo seguí comportándome como una criaja amargada, estúpida y rebelde. Le observé mientras se separaba del pilar en el que había estado apoyado, tiraba el palillo que había llevado entre los dientes y me miraba con preguntas en los labios y en los ojos.

Fue extraña la amalgama de emociones que sentía en ese momento. Le habría abierto la cabeza de una ostia, pero eso era más bien porque me encontraba de mal humor perpetuo desde la desaparición de Alaric. Por otro lado estaba el haberme visto a mí misma con doce años menos, con la expresión chulesca en el rostro, los modos engreídos de hablar, de moverme, y las introducciones de mierda cuando tenías que trabajar con alguien. Y por otro lado estaba el hecho de que me divirtió enormemente pensar que me lo habría tirado muy a gusto si nos hubiésemos conocido en otro momento de nuestras vidas, porque encajaba perfectamente con el perfil de tipo a los que solía acercarme cuando conseguí lidiar bien con mi condición de licántropa. Guapo, rudo, desagradable. Seguro que tenía una moto por alguna parte.

Si hubieses tenido una cita conmigo y se te hubiese ocurrido la brillante idea de entrar en mi casa para pedirle el visto bueno a mis padres te habría dado tal patada en ese bonito culo que tienes que habrías vuelto llorando a tu casa y con la marca de mi bota en los pantalones.

Me coloqué a su lado, contemplándole con el mismo tipo de sonrisa que esgrimían sus labios. Como si fuese a asustarme algo de lo que pudiese decirme este idiota subidito de moral... Sin embargo adopté una expresión seria cuando comencé a hablarle del trabajo que nos habían asignado. Ahora me había vuelto responsable y todo, desde el nacimiento de Emma, y las misiones eran las misiones.

Una pareja de licántropos parece estar causando estragos en la zona de los bosques de las afueras; de momento sólo han despedazado animales, tanto de caza como chuchos, y no ha habido heridos mundanos. Pero si no investigamos y no metemos mano lo más probable es que la situación vaya a mayores. Así que si no queremos muertos o cargar con tres imbéciles en vez de dos, será mejor que nos pongamos en marcha cuanto antes.

Comencé a andar sin esperar a que me dijese nada. Ni siquiera me detuve a comprobar si seguía mi estela o seguía ahí plantado como un pasmarote porque eso era perder el tiempo. Además, si le daba la oportunidad seguro que soltaba alguna otra estupidez como la que había dicho antes y si podía ahorrarme unas pocas, mejor, porque no dejaba de tener la impresión de que la noche que nos esperaba iba a ser así, llena de comentarios imbéciles y desagradables. Y en realidad no era tan genial como podía parecer encontrarme con una persona que podía igualarme en ese ámbito. Sólo me giré a él cuando ya habíamos abandonado completamente el edificio y nos encontrábamos en la planicie frente a la mansión.

¿Tienes algún tipo de vehículo o nos movemos a pie, Sørensen?


avatar
Mensajes : 178

Reliquias : 1125

Temas : 1/3


Hoja de personaje
Inventario:
Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t5621-scarlett-j-williamshttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t5623-solo-doy-lo-que-recibo-a-cambio-asi-que-ya-sabes-cielo-dame-amor-scarlett-j-williamshttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t5624-quiero-que-mi-vida-sea-algo-mas-que-vivi-naci-y-mori-scarlett-j-williams#47615
Hijo/a de
la Luna

Volver arriba Ir abajo

Although our world is falling down, we must keep doing our job
→ Viernes, 1 de Junio → 20:30 → Base de los Praetor Lupus  → Noche despejada y fresca


Por unos segundos estuve a punto de estallar en una sonora carcajada en cuanto me soltó lo de la patada en mi culo, pues me ha sorprendido gratamente saber que puede ser irónica y contra atacar verbalmente - "No sin que antes te hubiera comido los morros delante de ellos…" – la respuesta muere en mis labios antes de que consiga siquiera realizarla, al ver como adopta una expresión más seria - "Al final va a ser una noche mucho más entretenida de lo que esperabas ¿eh campeón?" – pienso divertido.

Su respuesta a mi pregunta sobre la misión consigue que suelte un bufido de fastidio, algo que no puedo evitar que también se muestre en mi rostro. La verdad es que no entiendo porqué tenemos que ir a fastidiar a dos licántropos que simplemente se están divirtiendo cazando en el bosque, no han hecho nada malo contra mundanos u otros subterráneos así que no entiendo el porqué nos envían a semejante misión - "Como siempre estos estúpidos estirados del Consejo jodiendo la diversión a un par de licántropos…" – me digo mentalmente, pues es algo que no me gusta, que no entiendo, el saber que los miembros del Consejo parecen estar completamente obcecados en no permitir que nos divirtamos.

Sin realizar ningún otro intercambio de palabras, la observo caminar delante de mí, sin poder evitar que mis ojos se fijen en su hermoso trasero al moverse y esbozar una media sonrisa - "Si estuvieras en tu forma animal ya le estarías oliendo el jodido trasero ¿eh?... ¿es que siempre estás en celo imbécil?" – me recrimino burlón antes de comenzar a seguirla abandonando la majestuosa entrada del edificio hasta que se detiene a escasos metros, ahora volviéndose para mirarme y lanzar aquella pregunta.

Tomándome el tiempo que tardo en llegar hasta donde se encuentra ella para responderle, no puedo evitar elevar el extremo izquierdo de mi labio esbozando una sonrisa realmente sobrada antes de contestarle mirándole a sus preciosos ojos -  Hmmmm… Vaya… no pensaba que fueras de esas que se suben al vehículo de un desconocido a la primera de cambio – le suelto en tono irónico y burlón antes de añadir -  ¿La señorita prefiere ir a dos ruedas o a cuatro patas? – le pregunto pues he venido con mi moto pero por un lado me encantaría poder trotar junto a ella en nuestra forma animal.



avatar
Mensajes : 45

Reliquias : 365

Temas : 6/10


Hoja de personaje
Inventario:
Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t9644-einar-srensen-idhttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t9661-quien-es-quien-segun-einar-einar-sine-relasjonerhttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t9662-dette-er-mitt-liv-cronologia-einar-srensen#84238
Hijo/a de
la Luna

Volver arriba Ir abajo

Although our world is falling down, we must keep doing our job
→ Viernes, 1 de Junio → 20:30 → Base de los Praetor Lupus  → Noche despejada y fresca
Vaya, aquello me sonó tan horriblemente a un intento de coqueteo que no pude evitar sonreírle, a pesar de todo, mientras me cruzaba de brazos en dirección a él. Probablemente ni siquiera era la intención de aquel imbécil, que parecía que lo único que sabía pronunciar eran frases que buscaban sacar de los nervios a la persona que tuviese al lado, pero me recordó a otros tiempos de mi vida. ¿Cuánto hacía que nadie se me acercaba y me decía semejantes chorradas con la intención de meterme cuello mientras yo me reía internamente de ellos por lo patéticas que resultaban la mayoría? Me parecía que habían pasado eones, la verdad... Antes de Emma, del embarazo y las preocupaciones que me trajo, las lágrimas que derramé por lo confusa que me encontraba. Por supuesto, mucho antes de Alaric, cuando pensaba que no podría volver a enamorarme de nadie y esa idea me aterraba y al mismo tiempo buscaba aferrarme a ella.

Ahora recuerdo perfectamente el por qué.

El amor me había traído un breve período de satisfacción, de felicidad, y luego me había dejado arrastrándome en el suelo, herida, sangrando cada día; a veces más, a veces menos, pero siempre plenamente consciente de que ya no estaba a mi lado la persona que me había rodeado con sus brazos por las noches y me había acunado con sus sonrisas, con sus dulces ojos celestes, que me había dicho que me quería y de nuevo me había hecho vibrar. Se había desvanecido, dejándome de nuevo sola, de nuevo confundida e increíblemente rota. Menos mal que ya no tenía veinte años y no acababa de morderme un licántropo rabioso que estaba pasando uno de sus primeros plenilunios.

Me giré de nuevo para admirar la luna, hermosa y brillante, como siempre. Aún faltaban días para que luciese llena en el firmamento, y todo el mundo en la mansión podíamos sentirlo. Su proposición podía parecer muy tonta de buenas a primeras, pero lo cierto es que me encontré reflexionando acerca de ella, porque tanto una cosa como la otra me parecían enormemente atractivas, para mi sorpresa. Una moto siempre es una moto, y como suponía, Sørensen tiene una. Una Harley Davidson era mi apuesta. La idea de subirme en una y sentir la velocidad de la carretera, el viento azotándome el cuerpo, hizo que se me erizase la piel completamente. Sin embargo... había entrado en fase desde el nacimiento de la niña varias veces, pero sentía que hacía siglos que no corría con la loba, quizás desde aquella confusa noche en la que supongo que engendramos a Emma, y en cierto modo sentía que lo echaba de menos... Formar parte de la tierra, aullar, notar la fuerza de mis patas mientras golpeaban el suelo al correr, deslizándome tan rápido como podía impulsarme yo misma. Al final casi todos terminábamos encontrando placer en lo que acabábamos transformados.

Fui a decirle que nos transformásemos, que nos fuésemos de allí corriendo como los animales que llevábamos dentro, mas algo dentro de mí me detuvo. Quizás fueron mis propios recuerdos -o sueños, nunca lo tendré todo claro- los que me hicieron frenarme ante la idea de correr como loba al lado de un macho. Sentí un hormigueo tremendo recorrer cada porción de mi cuerpo, por lo que, sin que él fuese consciente de ello, reculé, sonriendo de forma tan socarrona como la que él me había dedicado antes.

Entonces está claro que no me conoces en absoluto. Créeme, en mi juventud, y hasta hace poco en realidad, hice cosas bastante peor vistas que subirme al vehículo de un desconocido. —Mi familia se habría escandalizado de saberlo, desde luego—. Al menos en este caso sé tu nombre, y nunca me ha preocupado demasiado que usasen la fuerza conmigo porque, como ya te he dicho, puedo patearte cuando me dé la gana. Así que saca tu moto, Sørensen. A ver si te mueves por la carretera mejor que los tipos con los que solía irme. Te indicaré la dirección a la que dirigirnos.

Creo que aún no me sentía preparado para aquello. O quizás sólo estaba asustada ante la idea. Tenía mis motivos, desde mi punto de vista, ya que la última vez que recordaba haber hecho algo parecido había acabado con un bombo de varios kilos encima...


avatar
Mensajes : 178

Reliquias : 1125

Temas : 1/3


Hoja de personaje
Inventario:
Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t5621-scarlett-j-williamshttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t5623-solo-doy-lo-que-recibo-a-cambio-asi-que-ya-sabes-cielo-dame-amor-scarlett-j-williamshttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t5624-quiero-que-mi-vida-sea-algo-mas-que-vivi-naci-y-mori-scarlett-j-williams#47615
Hijo/a de
la Luna

Volver arriba Ir abajo

Although our world is falling down, we must keep doing our job
→ Viernes, 1 de Junio → 20:30 → Base de los Praetor Lupus  → Noche despejada y fresca

Tras mi pregunta, espero pacientemente unos segundos, en los que ella parece quedarse embobada mirando la luna, cosa que hace que yo también desvíe mi mirada hacia el astro que ilumina la noche y que marca mi vida desde que fui transformado en lo que ahora mismo soy. Sintiendo que el plenilunio no anda ya lejos, que en breve ella lucirá en su máximo esplendor, sacando nuestra parte más animal a la superficie, dejando que por una noche, seamos lo que realmente añoramos, seres puros, primitivos, salvajes, rabiosos pero sobretodo libres, libres de las leyes mundanas, libres de las ataduras tecnológicas, libres para unirnos con la tierra y la luna, recordando los tiempos más primitivos y auténticos en el planeta.

Finalmente, su voz me indica que ya ha tomado una decisión, por lo que dirijo ahora mis claros ojos a su rostro, comprobando que luce la misma expresión socarrona que yo he mantenido -  Vaya Williams… así que no eres más que una fierecilla domada  ikke sant? – le comento sin dejar de usar un ligero tono burlón -  Greit, pues sígueme y te llevaré a dar una vuelta para que recuerdes los viejos tiempos – añado sonriéndole sobradamente antes de dar un paso en dirección al aparcamiento, en donde tengo aparcada mi moto -  La verdad es que ninguna chica se ha quejado de mi forma de moverme, en ningún sentido – continúo diciéndole guiñándole un ojo para que le quede claro el doble sentido de la frase, pasando junto a ella -  Pero siempre podrás “patear mi trasero”, si tanta ilusión te hace, porque al final voy a creer que te gusta demasiado y por eso lo has nombrado ya dos veces… aunque te advierto que no me estaré quieto llegado el caso – termino de decirle mientras me adelante a ella, permitiéndole así ver mi espalda y esa parte de mi cuerpo que por lo visto tantas ganas tiene de golpear.

Mientras avanzo en dirección al que se va a convertir en nuestro medio de transporte, no puedo evitar dejar de sentir una cierta decepción ante su sorpresa. Pues no sé si se debe a la proximidad de la luna nueva o a la añoranza de correr libremente junto a otro miembro de mi manada, pero la cuestión es que una parte de mi esperaba que ella accediera a alejarnos de allí corriendo en nuestra forma animal, algo que siempre me ha gustado y que hecho de menos desde que abandonara los bosques siberianos para venir a esta maldita ciudad. Soy muy consciente, de que si no fuera por mi hermana, por su petición de ayuda, todavía seguiría corriendo y cazando libremente en aquellos bosques invernales que parecen infinitos. Descansando en aquella cabaña que contaba con los elementos necesarios para sobrevivir a las largas y duras noches invernales, en compañía de mi manda rusa, de aquellos imbéciles con los que había pasado tantos ratos agradables, tantas cacerías, tantas peleas y quienes, me guste o no, se convirtieron en parte de mi, ayudándome a entender, a comprender y aceptar en lo que me había convertido. A aceptar que ya no era un simple mundano, que ahora era algo mucho más complejo, más peligroso pero bello a la vez - "Sí, gruñón… Los echas de menos ¿eh? ¡Quien te lo diría!... añorar a un grupo de imbéciles descerebrados como ellos…" – pienso mientras me acerco a mi moto, no sin sentir un extraño calor en mi interior, algo que me indica el cariño que aún les tengo a los miembros de mi antigua manada rusa.

Finalmente, llego al lado de mi Harley, de mi “pequeña”, como me gusta decirle. La verdad es que nunca me hubiera imaginado poder tener alguna, pero cuando me empeño en algo no paro hasta conseguirlo y, en cuanto vi a esa Dyna Low Ryder S 2017, supe que tenía que ser mía. Tras pasar la palma de mi mano por su contorno, acariciándola como si de una amante se tratara, tomo uno de los cascos, el que suelo llevar de repuesto y se lo tiendo a Scarlett volviendo a esbozar la misma sonrisa socarrona en mis labios -  Nå…, aquí está tu carroza, ”lille prinsessen” – vuelvo a hablarle, mientras espero a que ella acepte el casco, golpeando con suavidad la parte posterior de la Harley, invitándole a que tome asiento justo detrás de donde me sentaré yo.

La verdad es que la noche promete, pues, a pesar de que me haya decepcionado el hecho de no poder correr libremente a cuatro patas, no me disgusta para nada disfrutar del viento sobre mi rostro y la sensación de poder y control al conducir mi “pequeña”, en una noche tan agradable como esta - "Y en una compañía para nada desagradable…".  



avatar
Mensajes : 45

Reliquias : 365

Temas : 6/10


Hoja de personaje
Inventario:
Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t9644-einar-srensen-idhttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t9661-quien-es-quien-segun-einar-einar-sine-relasjonerhttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t9662-dette-er-mitt-liv-cronologia-einar-srensen#84238
Hijo/a de
la Luna

Volver arriba Ir abajo

Although our world is falling down, we must keep doing our job
→ Viernes, 1 de Junio → 20:30 → Base de los Praetor Lupus  → Noche despejada y fresca
Tuve que hacer un leve esfuerzo para no reírme ante sus comentarios. ¿Realmente estaba domada? Lo dudaba muchísimo. Más bien, se podía decir que me habían... amansado.

Di más bien una fierecilla con una hija a la que cuidar. Se supone que tengo que ser más bien responsable ahora que alguien depende de mí.

Y no era mentira del todo. Me había calmado bastante desde el momento en que supe que estaba embarazada, pero lo que había terminado de atarme a la tierra era Alaric. Ahora él ya no estaba, pero la vida que me impulsaba a marcharme con cualquier tipo que me entrase por los ojos había desaparecido porque la añoranza dolía demasiado. A veces Emma me miraba, como si supiese que estoy triste prácticamente todo el tiempo, y se sentaba en mi regazo hasta quedarse dormida. Me habría gustado bromear con alguien sobre que es su lado de perro el que le hace sentir que necesito cariño en ese momento, pero no tenía la suficiente confianza con nadie como para comentarlo. Al menos ya no.

Enarqué una ceja ante sus comentarios, observándole mientras pasaba por delante de mí, y le seguí con el mismo paso firme y fuerte que él mantenía, sin quedarme atrás en ningún momento, sin jadear, sin esforzarme. Ni las lobas ni los lobos sufrimos ya con un ejercicio que habría tumbado a cualquier mundano; somos una masa de músculos debajo de piel tersa que esconde la potencia de un gran lobo que se mueve con libertad por el mundo, cuando le dejan.

Eso es porque las mujeres somos muy educadas por lo general y no nos quejamos cuando nos dejan insatisfechas, así que no te lo tengas tan subido, guapo. Pero no te preocupes, que yo me libré de esa cortesía hace mucho tiempo y me encargaré de avisarte si lo haces de pena. —Silbé de admiración al llegar a la moto de Sørensen, observando cómo la acariciaba y deseando hacer lo mismo. ¡Menuda belleza! Hacía siglos que no trataba con una y las echaba de menos. Me acerqué a ella sin coger el casco, en un principio, sonriendo mientras hablaba—. Una Dyna Low Ryder S... No tienes mal gusto, eso te lo concedo.

Acaricié el sillón con añoranza, sintiendo que volvían a mí recuerdos de la juventud, cuando la loba y yo ya éramos una, y fue como un golpe de nostalgia. Aunque amo a Emma por encima de todas las cosas, a veces echo de menos la libertad de esos días. ¿Me convierte eso en una mala madre? ¿Me hace un monstruo querer pasar algo de tiempo sin mi hija para volver a centrarme en mí misma, en quererme? Estoy segura de que nadie en la mansión me diría que no si les pidiese que se ocupasen de la niña una noche o dos, porque salvando algunas excepciones, la mayoría de mi gente parece querer bastante a Emma. Pero algo dentro de mí me golpea si pienso siquiera en hacerlo. ¿Culpabilidad, tal vez? No lo sé.

Aunque es muy nueva, ¿no? ¿Modelo de los últimos años? —No fue hasta que me senté que cogí el casco entre las manos y me lo puse en la cabeza—. Vamos, cowboy, sube a tu montura que tenemos que marcharnos. —Esperé hasta que se hubo subido para deslizarme por el asiento para quedarme pegada a él, aferrándome a sus caderas con las manos para mantenerme bien sujeta donde estaba—. Cuando salgas por aquí dirígete a las afueras de la ciudad; cuando lleguemos a la carretera que se desvía hacia el bosque te avisaré. Y por cierto, no tengo ni puñetera idea de qué idioma es en el que has hablado antes, pero lo que has dicho ha sonado peligrosamente a princesa. No vuelvas a hacerlo.


avatar
Mensajes : 178

Reliquias : 1125

Temas : 1/3


Hoja de personaje
Inventario:
Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t5621-scarlett-j-williamshttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t5623-solo-doy-lo-que-recibo-a-cambio-asi-que-ya-sabes-cielo-dame-amor-scarlett-j-williamshttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t5624-quiero-que-mi-vida-sea-algo-mas-que-vivi-naci-y-mori-scarlett-j-williams#47615
Hijo/a de
la Luna

Volver arriba Ir abajo

Contenido patrocinado
está

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.