31/12 ¡Último día del año, queridos habitantes del submundo! El Staff de Facilis Descensus Averni os desea una magnífica entrada de año y que os sucedan más cosas buenas que malas. ¡FELIZ 2019!


02/12 ¡Atención, atención! ¡Aquí os dejamos las noticias recién salidas del horno! ¡Pasaos cuanto antes para echar un ojo! Seguimos perpetrando maldades...


29/07 ¡Atención, atención! La limpieza por inactividad se realizará a partir de las 22:00 horas en adelante del 31 de julio. ¡Aprovechad los últimos momentos!


06/06 ¡Atención, atención! ¡El Staff os ha preparado una nueva sorpresilla curiosa! ¡Pasaos cuanto antes para echar un ojo! Seguimos perpetrando maldades...


01/05 ¡Atención, usuario! ¡El Staff os ha preparado una nueva Trama Global! ¡Pasaos cuanto antes para echar un ojo y apuntaros, adoradísimos habitantes del submundo! Las maldades vuelven a comenzar...

35 # 32
13
NEFILIMS
7
CONSEJO
6
HUMANOS
10
LICÁNTRO.
12
VAMPIROS
11
BRUJOS
6
HADAS
2
DEMONIOS
0
FANTASMAS

I knew you were trouble when you walked in. || Alistair

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

I knew you were trouble when you walked in.
→ Sábado → 02:00 A.M → Caellus Pub  → Cálido → Outfit
Las luces de colores parpadeaban sin parar, revelando con cada titileo la marea humana que se contorneaba al frenético ritmo de la música. Y aunque los focos no paraban de moverse, los haces de luz parecían concentrarse en un único punto, el vestido argentado de la vampiresa que elegantemente surcaba la multitud esquivando cualquier roce sudoroso o impúdico. La pieza de tela, seguramente de diseñador, no tenía nada que envidiarle a la bola de discoteca que pendía del techo y rebotaba cada rayo de color creando formas luminiscentes en la marmórea piel de la rubia. Las hebras doradas se encontraban apresadas en un tocado coqueto que dejaba al descubierto un rostro aporcelanado y unos ojos del color de los zafiros.

La inspectora White sorteó el liquido que se había escapado de la copa de una muchacha que bailaba como si su vida fuera en ello, a su lado un vampiro de pelo negro y cejas rubias se movía ágilmente. Quizás sí que le va la vida en ello, pensó Winter haciendo un mohín con los labios. Se recordó a sí misma que debía encontrar a Deborah lo antes posible y así poder salir de la pista de baile. Esa noche no se iba a meter en problemas, iba a mantenerse al margen de todos los asuntos del mundo de las sombras.

No obstante, eso parecía algo imposible en la vida de Winter Juliet White quien por h o por b siempre acababa metida hasta las cejas en alguna situación indeseable. Esta vez vino de la mano de su ya nombrada amiga Deborah, una colega del cuerpo de la policía de Nueva York. Parecía gritarle a un muchacho, dios sabía por qué. La inmortal se acercó a ellos en dos largas zancadas de sus botas altas de tacón y agarró a la morena de la muñeca para acercarla a ella, encarando al muchacho. - ¿Qué demonios pasa aquí?- Preguntó a pleno pulmón para ser oída sobre el estruendo de la música, observando con atención las guisas del muchacho. Lo reconoció enseguida, era uno de sus congéneres. Su rostro angelical parecía estar tallado en el más fino mármol y por un momento le pareció más una escultura renacentista que un ser terrenal. Sacudió la cabeza, confundida y molesta porque por más guapo que fuera no le daba derecho a meterse con su amiga, y entrecerró los ojos en un gesto amenazante.


I knew you were trouble when you walked in. || Alistair 2i77o1h

Her aura is made of poetry, roses, and galaxies:

I knew you were trouble when you walked in. || Alistair Iu06ti1
Winter J. White
Mensajes : 1098

Reliquias : 934

Temas : 12/12.


Hoja de personaje
Inventario:
Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8166-winter-j-whitehttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8193-winter-s-lovers-nah-just-be-my-friendhttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t9514-tempus-fugit-winter-s-chrono#83005
The Clave's
Whore

Volver arriba Ir abajo

I knew you were trouble when you walked in.
→ Sábado → 02:00 A.M → Caellus Pub  → Cálido
Bien, Alistair había tenido desde siempre una habilidad innata para terminar metido en las situaciones más problemáticas y turbias que una persona se pudiese imaginar y que, probablemente, muy pocos pudiesen llegar a creer. Isabel siempre se reía cuando le contaba las cosas que le sucedían cada vez que salía por la noche, hasta el punto en que estaba seguro que, de haber podido, habría terminado llorando o incluso asfixiada por los ataques de risa que le daban mientras el más joven de los dos le narraba cómo terminaba teniendo que salir corriendo de la casa de un licántropo en cueros en mitad de la calle, por ejemplo, o cómo una vez se había visto envuelto en una trifulca ayudando a un nefilim a escapar de los encantos seductores de un joven hado.

¡Y de verdad, de verdad que nunca buscaba terminar metido en esos embrollos! Pero parecía que los atraía como el olor a mierda a las moscas, o a saber. De hecho, Isabel le hacía la misma pregunta en cada pequeña ocasión, y Alistair le contestaba de forma idéntica. ¿Por qué sigues saliendo, entonces, si siempre acabas igual? Pues no sé, ¿por qué voy a dejar de pasármelo bien porque me sucedan cosas así de absurdas? Hasta el momento las consecuencias nunca habían sido extremadamente graves, pero cualquier día podía llegar a aparecer muerto en alguna cuneta, y él lo sabía. Sin embargo, durante demasiado tiempo había vivido con demasiado miedo y ahora que podía surcar el mundo en libertad, no iba a encerrarse detrás de una puerta para protegerse de algo que no sabía si llegaría a suceder.

Esa noche no sería su noche final, intuía, pero de nuevo había terminado metido en un problema del que no sabía cómo salir. El Caellus Pub era un sitio en el que nunca había estado, y atraído por las luces, la música y el color se había atrevido a entrar cuando aún no había demasiadas personas en el interior. Pero claro, desde luego había sido mucho pedir que la marabunta de juventud no se cebase con aquel sitio, y a las dos horas de estar invitando a gente a copas y divirtiéndose, la marea había subido dejando el sitio casi inaccesible. Alistair tenía controladas las salidas, mas eso no quitaba que la sensación de asfixia hubiese sido cada vez mayor. No podía respirar ni lo necesitaba, pero cuando la claustrofobia empezaba a pegarle fuerte era como revivir esos momentos de hiperventilación en los que había llegado a creer que moriría dentro de aquellas cuatro paredes. Nervioso y mareado se había levantado rápidamente del sillón que ocupaba para dirigirse hacia el exterior, y en ese momento había arrollado a una chica hasta casi tirarla al suelo cual larga era.

Luego, pues, había venido la bronca.

Una parte de su cabeza, la trasera, le decía que fuese paciente porque la pobre muchacha tenía que estar hasta el gorro de que se le echasen encima babosos asquerosos para meterle mano. Quizás por eso estaba aguantando aquel chaparrón sin quejarse demasiado, porque de hecho había parecido lo que ella insinuaba y no tenía valor para negarlo porque, diablos, él también había actuado así en otra época. Resignado, esperó a que terminase, pero alguien les interrumpió. Delante de su campo de visión apareció una diosa de oro y plata que le habría cortado la respiración, de haber tenido, y que casi le hizo ponerse a sus pies. Por Raziel, que no recordaba haber visto a alguien tan hermoso en... décadas. Parpadeó mientras le hablaba a gritos.

Yo... —atinó a decirle con cierto desparpajo— me he tropezado con ella y he caído encima suya. Ha sido mi culpa, que no miraba por donde iba. —Miró a la joven sobre la que había aterrizado, que parecía haberse callado por la intervención de la hermosura, y le hizo un gesto de disculpa—. ¡Perdóname, pero de verdad que ha sido accidental!
Alistair A. Blackwood
Mensajes : 19

Reliquias : 190

Temas : 4/3


Hoja de personaje
Inventario:
Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t9730-maybe-he-was-never-an-angel-alistair-a-blackwood-finalizadahttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t9764-so-can-i-call-you-anytime-i-want-baby-alistair-s-relationships#85069http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t9765-las-cosas-suceden-una-tras-otra-tras-otra-tras-otra-alistair-s-chronology#85070
Hijo/a de
la Noche

Volver arriba Ir abajo

I knew you were trouble when you walked in.
→ Sábado → 02:00 A.M → Caellus Pub  → Cálido → Outfit
La mirada de la inspectora White se alternaba entre el ángel con afilados colmillos y su amiga, tratando de no perderse detalle alguno. El argumento del inmortal parecía ser verídico pues sólo hacía falta echarle un vistazo al vestido púrpura de la castaña para ver que efectivamente había sido arrollada y que eso había hecho que su copa encontrara su destino en el caro chanel que tantos meses de ahorro le había costado a Deborah. Winter clavó sus orbes zafiro en las chocolate de ella y con voz calmada le dijo. - Ha sido sin querer Debbs, es sólo un vestido.- Ella bufó molesta y seguramente se hubiera cruzado de brazos si la copa no se lo hubiera impedido. - Para ti es fácil, toda tu ropa es de marca.- Su tono de voz era más un quejido que una protesta.

- Yo pagaré la lavandería y si la mancha no se va, puedes coger un vestido de mi armario. El que tú quieras.- Se había acercado a ella lo suficiente como para pasar su brazo afectuosamente por los hombros de la castaña. La humana negó sutilmente con la cabeza pero con una suave sonrisa decorando su bonito rostro. - Te has librado rubito, ¡sé Kung Fú! Me llaman el terror de la 13.- Winter frunció el ceño y arrugó la nariz en un gesto interrogante. - Debbs, nadie te llama así. Si eres la secretaria del capit...- No logró terminar de habar pues recibió un codazo en las costillas. - ¡Trataba de asustarlo!- Chilló alzando ambas manos. - Da igual, nunca me seguís el rollo.- Y dicho esto se giró para perderse entre los cuerpos danzantes.

Winter la observó marcharse, contoneando sus caderas al ritmo de la música. - La verdad es que te lo merecías.- Le soltó al rubio con el tono neutro que se suele emplear para hablar del tiempo. - Ese vestido es terriblemente caro.- Sus labios esbozaron una sonrisa cómplice antes de tenderle la mano. - Me llamo Winter,- Era la primera vez que se presentaba así por las buenas y francamente, empezaba a poner a prueba su propio raciocinio. ¿Sería que la belleza del hijo de la noche le había nublado el juicio? Bueno, tampoco pasaba nada porque charlase con uno de los suyos... ¿verdad?- ¿Y tú eres...?


I knew you were trouble when you walked in. || Alistair 2i77o1h

Her aura is made of poetry, roses, and galaxies:

I knew you were trouble when you walked in. || Alistair Iu06ti1
Winter J. White
Mensajes : 1098

Reliquias : 934

Temas : 12/12.


Hoja de personaje
Inventario:
Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8166-winter-j-whitehttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8193-winter-s-lovers-nah-just-be-my-friendhttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t9514-tempus-fugit-winter-s-chrono#83005
The Clave's
Whore

Volver arriba Ir abajo

I knew you were trouble when you walked in.
→ Sábado → 02:00 A.M → Caellus Pub  → Cálido
Alistair no pudo evitar esbozar una enorme sonrisa cuando el ángel terrenal se puso de su parte. Probablemente debía de parecerle un idiota, pero a él le dio exactamente igual. ¡Los hados se habían puesto de su parte, para variar, y no parecía que fuese a salir tan mal parado, después de todo! Es decir, la muchacha no habría podido hacerle mucho, porque bueno, era inmortal y su cuerpo era más duro y resistente que el de ella debido a su condición vampírica. Quizás, como máximo, le habrían echado del local, lo que tampoco le habría supuesto una pérdida por la que ponerse a llorar desconsoladamente pero que habría acrecentado la teoría que tenía de que no hacía más que atraer la mala suerte sobre sí mismo desde el día en que había nacido.

¡Al menos, por una vez, no parecía que todo fuese a terminar tan malamente!

Contempló el intercambio entre las dos jóvenes con un interés bastante casual. No es que realmente le importase mucho de qué estaban hablando, pero, mientras sonreía como un bobo desconcertado, se encontró prestando más atención a su conversación de lo que debiera o debiese. Casi estuvo a punto de echarse a reír cuando la amenazó con sus técnicas de kung-fu, pero tuvo la cortesía de mantener sus carcajadas a parte, puesto que ya no se trataba sólo de que fuese un vampiro; incluso después de casi doscientos años, el entrenamiento nefilim no era algo que se hubiese evaporado como si nada... Aunque tampoco tenía demasiado claro si podría hacerle frente durante mucho tiempo a una persona que estuviese verdaderamente en forma.

Adiós, Debbs —susurró de forma distraída mientras se perdía entre la marabunta de gente, de pronto atraído por las palabras de la joven rubia, que permanecía a su lado atenta a su amiga—. ¿Perdón...? —preguntó, parpadeando mientras la observaba de nuevo, poniendo cara de circunstancia al escuchar el motivo—. Ah. Bueno. Lo siento...

Sonrió ampliamente de nuevo al ver que le tendía la mano y se presentaba. La tomó con firmeza. Al acercarse un poco más y notar la ausencia de calor en los dedos, supo perfectamente que se encontraba delante de una de los suyos, lo que le hizo sentirse dividido. La mayor parte del tiempo le gustaban más los humanos que los vampiros, aunque a Alistair solía gustarle casi todo el mundo, pero tenía preferencia por los mundanos, sus pieles cálidas y sus olores dulces. Sin embargo, eso no significaba que estuviese dispuesto a rechazar un encuentro interesante sólo por unas tibias preferencias. ¿Qué sería de él si permitiese pensarse las cosas con más cabeza? Probablemente habría muerto en acto de servicio, o asesinado por su padre igualmente, pero por otros motivos.

Yo soy Alistair. Encantando de conocerte, oh mi caballera andante, salvadora de pobres individuos que caminan sin mirar por dónde van. —La soltó con cuidado, llevándose las manos a los bolsillos de la chaqueta—. Si de verdad es un problema puedo comprarle otro y asegurarme de que le llegue. A veces pierdo un poco la noción de lo que cuestan las cosas... —No lo comentó con intención de fardar, ni de alardear delante de Winter. Sólo constató una realidad, tan claro el sonido en su voz que no cabía lugar a dudas—. Gracias por salir en mi defensa, de todos modos. No tenías por qué haberlo hecho. Tu amiga no podría haberme hecho demasiado daño y yo no tenía intención que hacer otra cosa y aguantar el chaparrón —comentó con una sonrisa.
Alistair A. Blackwood
Mensajes : 19

Reliquias : 190

Temas : 4/3


Hoja de personaje
Inventario:
Ver perfil de usuario http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t9730-maybe-he-was-never-an-angel-alistair-a-blackwood-finalizadahttp://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t9764-so-can-i-call-you-anytime-i-want-baby-alistair-s-relationships#85069http://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t9765-las-cosas-suceden-una-tras-otra-tras-otra-tras-otra-alistair-s-chronology#85070
Hijo/a de
la Noche

Volver arriba Ir abajo

Contenido patrocinado
está

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.