ғᴀᴄɪʟɪs ᴅᴇsᴄᴇɴsᴏs ᴀᴠᴇʀɴɪ―
¿Quieres reaccionar a este mensaje? Regístrate en el foro con unos pocos clics o inicia sesión para continuar.

20/05 ¡Atención, atención! ¡Hemos inaugurado la nueva sección de chismes del submundo! ¡Pasaos cuanto antes para echar un ojo! Y no olvidéis que Las Moiras estarán encantadas de leer vuestros secretos…


18/05 ¡Atención, atención! ¿Has descubierto alguno de los sucios secretos de tu enemigo y quieres que se haga justicia? ¿Tu mejor amigo te ha robado la novia después de liarse contigo? ¿Tu exnovio vampiro se ha cenado a tu madre? Cuéntaselo a Las Moiras y ellas se encargarán de que lo sepa todo el submundo.


18/05 ¡Atención, atención! ¡Aquí os dejamos las noticias recién salidas del horno! ¡Pasaos cuanto antes para echar un ojo! Seguimos perpetrando maldades...


29/03 ¡Atención, atención! La limpieza por inactividad se realizará a lo largo del día 31 de marzo. ¡Aprovechad los últimos momentos!


16/02 ¡Atención, atención! Las subastas serán cerradas a las 11 p.m (hora española), así que ¡aprisa si queréis una cita!


02/01 El Staff de Facilis Descensus Averni os desea ¡FELIZ 2020! Estad atentos a las noticias estos días...


19 # 21
8
NEFILIMS
3
CONSEJO
6
HUMANOS
6
LICÁNTRO.
8
VAMPIROS
6
BRUJOS
1
HADAS
1
DEMONIOS
1
FANTASMAS
Últimos temas

but when the sun came up I was looking at you [priv]

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

but when the sun came up I was looking at you [priv]  Empty but when the sun came up I was looking at you [priv]

Mensaje— por Bianca Salvatore el Vie Dic 20, 2019 12:51 am

but when the sun came up
I was looking at you
→ Amanecer  → NewYork Palace Hotel

Desde uno de los pisos más altos del New York Palace, comenzaba a apreciarse como el azul profundo del cielo nocturno perdía oscuridad a un ritmo casi imperceptible que anunciaba la llegada del amanecer.

Cuando Bianca había visto su primer amanecer, se había quedado maravillada por cómo sucedía tan rápido y tan lento al mismo tiempo. Y lo recordaba tan bien porque aquello a lo que había tenido que renunciar al convertirse en una hija de la Noche y que había llegado a experimentar cuando aún era humana, lo había guardado en sus recuerdos como los tesoros más preciados.

Era extremadamente difícil reconocer el momento exacto en que un color transicionaba a otro y realmente, a menos que cerrara los ojos por unos segundos y luego volviera a abrirlos, quizás era la única forma de estar segura que álgo había sucedido. Y por otro lado, en su totalidad el amanecer no duraba más que unos pocos minutos. Todo sucedía en un instante, un instante eterno.

A sus espaldas, dentro de la suite, todo había quedado exactamente como lo habían dejado cuando, minutos atrás, al caer en cuenta de que pronto iba a amanecer, habían salido al balcón para poder verlo sin las ventanas de por medio.

Se podía decir que la reunión de negocios había terminado demasiado temprano aquella noche. Las horas habían terminado pasando entre charlas interminables en el sofá e incluso la radio aún seguía encendida dentro de alguna parte del apartamento, a un lado de los muebles que habían decidido mover.

No era la primera vez que se quedaban en su mutua compañía hasta altas horas de la noche luego de haber quedado para negociar, pero a lo mejor, comenzaba a pensar Bianca, era la primera vez que realmente se daba cuenta lo bien que se sentía la compañia de Augustus. Por más que aquella suite había estado siendo su lugar de encuentro durante meses, había dejado de sentirse monótono desde la primera vez que, contrario a simplemente intercambiar los saludos de rigor y despedirse - como había sido en un principio - se habían dedicado tan solo un poco más de tiempo el uno al otro que en la reunión anterior.

Por ello ya no le sorprendía que hubieran llegado juntos hasta la hora del amanecer, pero sí le sorprendía la forma en la que eso le hacía sentir.

Y más de una vez se había obligado a si misma a ignorarlo, intentando convencerse de que no estaba segura de qué era lo que le sucedía, de qué era lo que había cambiado entre ellos. Pero sí que lo sabía, porque desde la noche en que lo había besado por accidente - porque no tenía otra manera de describirlo - no había podido evitar que se le instalara una idea, una idea remota y quizás en su momento un poco absurda, de que aquel gesto a lo mejor no había sido tan accidental después de todo. Pero luego su lado sensato le recordaba que no podía fiarse de lo que sentía mientras tenía sangre de ángel en los labios.

Y sin embargo, el efecto de la sangre se había esfumado horas atrás y mientras el cielo comenzaba a tener un tinte inusualmente rosa, digno de ser admirado, la mirada de la vampiresa se encontraba perdida en quién tenía justo a su lado. En el modo en que su perfil parecía tallado perfectamente a mano, en cómo su cabello oscuro, que tánto contrastaba con el de ella, se movía ligeramente gracias a una pequeña brisa y en sus ojos, azules como un océano en el que algunas veces temía ahogarse si lo miraba por demasiado tiempo.



:she wears strength and darkness equally well:

but when the sun came up I was looking at you [priv]  BtsyReC

but when the sun came up I was looking at you [priv]  S4NggK7
|| playlist || phone ||
Bianca Salvatore
Mensajes : 209

Reliquias : 9


Hoja de personaje
Inventario:
https://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8691-bianca-salvatorehttps://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8715-if-you-mess-with-them-you-mess-with-me#75583https://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8719-from-here-to-eternity#75592
Hijo/a de
la Noche

Bianca Salvatore
está

Volver arriba Ir abajo

but when the sun came up I was looking at you [priv]  Empty Re: but when the sun came up I was looking at you [priv]

Mensaje— por Augustus M. Olivetti el Lun Dic 30, 2019 12:39 pm

but when the sun came up
I was looking at you
→ Amanecer  → NewYork Palace Hotel
La brisa mecía el cabello de la vampiresa, creando un juego de destellos dorados. El exquisito y costoso perfume de Bianca los rodeaba con delicadeza, como un fino manto floral moteado con esencia de jazmín. Aunque sinceramente, Augustus era incapaz de decir si aquella fragancia era despedida por su portadora o se hallaba impregnada en su propia piel. Sobre él, el manto oscuro de la noche parecía derrumbarse para dar paso a un soleado día. De los labios del cazador nació un suspiro; era la primera vez que se sentía en paz consigo mismo desde que había llegado a aquella ciudad de locos.

¿O quizás el loco era él?

Observó con suma atención el despertar de la ciudad de Nueva York. Era tan extraño (e insólito) percatarse de que cada edificio, cada transitada calle, cada colorido parque, gritaba en incesante nombre de Bianca. Era como si se hubiera adueñado por completo de sus pensamientos, no importaba dónde y con quién estuviera, la inmortal parecía cernirse sobre él como una presencia omnipresente. Qué irónico que fuera una de las características divinas la que se relacionara con aquella extraordinaria mujer por cuyas venas corría sangre maldita.

Si tan sólo la Clave supiera la verdad… estaría jodido. Bastante jodido. Y ya tan sólo no era el hecho de que él mismo le hubiera servido en bandeja la pureza de su linaje, no, lo peor era haber hecho de ella su deidad. El Partenón de su fe se había visto mancillado cuando Augustus había demolido la enorme escultura del Arcángel Raziel para alzar la etérea de Bianca en su lugar. Ya no había causa a la que acudir, tan sólo estaba ella. Ella al final del largo día, ella entre sus brazos cada noche. ¿Se estaría volviendo majareta?

Sintió la punzante sensación de ser contemplado y sin pararse a pensarlo, se giró hasta encarar aquel bello rostro. Los ojos celestes de la hija de la noche rivalizaban con cualquier día soleado, con el agua de la playa más virgen y paradisíaca de este basto mundo. Recordó aquella vez, en que presa del extásis, se habían besado. Sin ser consciente, su mirada descendió hasta los labios de la muchacha, sintiendo como su pecho era sacudido por miles de mariposas. Lo cierto es que sentía unas ganas irrefrenables de besarla de nuevo. Y ahora estaba totalmente sobrio.

Alzó la diestra con mucho cuidado, temiendo que cualquier movimiento brusco fuera a romper el espejismo de cristal que se hallaba delante de él, para acariciar su mejilla con dulzura. Las cálidas yemas de sus dedos surcaron la fría piel antes de inclinarse hacia delante, acortando la distancia hasta que sus labios se rozaron suavemente.


but when the sun came up I was looking at you [priv]  Rjpe2p

I'd sacrifice this world to hold you.:

but when the sun came up I was looking at you [priv]  2pzd620

As long as I'm here no one can hurt you.:

but when the sun came up I was looking at you [priv]  IPuBFgy



Augustus M. Olivetti
Mensajes : 137

Reliquias : 915

Temas : 2/3


Hoja de personaje
Inventario:
https://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t9894-augustus-olivetti-fichahttps://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t9907-vos-vestros-servate-meos-mihi-linquite-mores-relas-de-augustushttps://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t9906-hold-on-to-the-memories-they-will-hold-on-to-you-augustus
Nefilim cazador/a

Augustus M. Olivetti
está

Volver arriba Ir abajo

but when the sun came up I was looking at you [priv]  Empty Re: but when the sun came up I was looking at you [priv]

Mensaje— por Bianca Salvatore el Mar Ene 21, 2020 6:03 pm

but when the sun came up
I was looking at you
→ Amanecer  → NewYork Palace Hotel
La vampiresa se dió cuenta de que el modo en que él la miraba lo sentia como si hubiera algo en ella que valía la pena mirar. Como si detrás de su cara bonita, no hubiera alguien que había cometido tantos errores, que había hecho cosas terribles y que en su interior, era la perfecta personificación del caos. Como si él supiera que no era realmente el monstruo que ella pretendía ser. Y ella lo miraba de regreso demasiado cautivada como para no sentir nada por él, contrario a lo que se había repetido más de una vez.

Ladeó la cabeza muy ligeramente, acercando su mejilla al tacto de su mano. Sintió la calidez de la piel ajena extendiéndose rápidamente por su rostro y su pecho se movió en un reflejo de lo que, de haber sido humana, hubiera sido un pequeño suspiro. De pronto había olvidado por completo en dónde estaba y cuando él comenzó a acercarse a ella, ella también se acercó a él terminando de acortar lentamente la distancia entre ambos, hasta que sus labios estuvieron juntos y todo desapareció a su alrededor.

Las manos de la vampiresa se posaron sobre el pecho del cazador, como si hubiera estado a punto de apartarlo de ella. Podía sentir los latidos, llenos de vida, en el tacto de su mano y si se concentraba lo suficiente también podía escucharlos. Había sensaciones que Bianca ya no podía sentir, pero las recordaba suficientemente bien -aun cuando las hubiera enterrado en lo más profundo de sí- como para saber que así se hubiera sentido ella también. Sus emociones pasaron por un estallido de complejas combinaciones en cuestión de segundos y sus manos acabaron ascendiendo hasta que se vio abrazando al cazador por detrás del cuello, acercándose aún más a él.

Se dió cuenta de que había cerrado los ojos cuando notó el hecho de que el sol había pasado de estar asomándose tímidamente por la línea del horizonte, a estar alzándose por encima y lejos de ella.

Dada la cercanía que había quedado entre ellos aún cuando sus labios habían vuelto a separarse, Bianca dejó su frente apoyada en la de Augustus, mientras que con una de sus manos recorría la línea de su mandíbula con el índice. —Creo que me gustas más de lo que planeaba— confesó en voz baja y muy a su pesar, porque admitir que había perdido contra si misma rompiendo sus propias reglas, era aún peor que una derrota en manos de otro. Se había prohibido encariñarse con todo aquel que alguna vez hubiera demostrado interés en ella, con quien hubiera amenazado con tirar abajo el muro que ella misma había construido para evitar que el corazón que ya no latía en su pecho volviera a hacerla sufrir de la forma en la que ya lo había hecho cien años atrás. Y lo había logrado, hasta antes de ese momento.

Entonces cayó en cuenta de lo que había dicho e inmediatamente el miedo sustituyó toda la alegría en su mirada. Echó la cabeza ligeramente hacia atrás, para poder ver al cazador y sus manos quedaron apoyadas en sus hombros mientras lo observaba. —Augustus ¿Qué estamos haciendo?— en realidad no esperaba que pudiera contestarle, por ello en un repentino impulso de nerviosismo y como si acabara de salir de un ensoñación, la vampiresa retrocedió, apartándose del muchacho y llevándose con ella el momento que habían tenido juntos. —Esto no se suponía que…— agregó, cuando se detuvo a un par de pasos de distancia, pero sus palabras eran incapaces de ir tan rápido como sus pensamientos. —Esto no debía pasar— murmuró alfinal.




:she wears strength and darkness equally well:

but when the sun came up I was looking at you [priv]  BtsyReC

but when the sun came up I was looking at you [priv]  S4NggK7
|| playlist || phone ||
Bianca Salvatore
Mensajes : 209

Reliquias : 9


Hoja de personaje
Inventario:
https://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8691-bianca-salvatorehttps://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8715-if-you-mess-with-them-you-mess-with-me#75583https://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8719-from-here-to-eternity#75592
Hijo/a de
la Noche

Bianca Salvatore
está

Volver arriba Ir abajo

but when the sun came up I was looking at you [priv]  Empty Re: but when the sun came up I was looking at you [priv]

Mensaje— por Augustus M. Olivetti el Mar Mar 17, 2020 9:11 pm

but when the sun came up
I was looking at you
→ Amanecer  → NewYork Palace Hotel
Los labios de la vampiresa se abrieron como las rosas en primavera bajo los del cazador, avivando la cálida chispa que ardía en su pecho y que poco a poco tomaba el control de su cuerpo. Sabía que debía detenerse antes de que las llamas de la pasión lo consumieran por completo y acabase postrado ante ella con la devoción que se le presta a un Dios. En ese instante, Bianca podría haber utilizado su cuerpo para sus más siniestros y malévolos deseos, y él lo habría aceptado sin dudarlo, pues cada gota de sangre era desperdiciada si no le pertenecía a ella.

Sintió las manos de Bianca surcar su pecho, tan suaves y frías como las adamas, y la simple existencia de su camiseta de algodón pareció irritarle. Sin pensárselo más, pasó su brazo izquierdo por la cintura de la rubia y la atrajo hacia él, profundizando el beso. Qué iluso había sido al pensar que la sangre de Bianca era lo más adictivo del mundo, cuando ahora mataría por poder acariciar su piel el resto de su vida. Incluso, utilizaría los tan venerados cuchillos del ángel para sesgar su propia garganta para consagrar su sangre como ofrenda a la inmortal, aunque eso significase mancillar el honor de su familia, el del falso dios.

Cuando se separaron, el astro rey se alzaba sobre Bianca como una corona de fuego; hebras doradas pintadas de blanco por la luz del sol. Sus frentes permanecieron juntas mientras Bianca acariciaba la marcada línea de su mandíbula hasta llegar a su barbilla, donde Augustus aprovechó para ladear el rostro y dejarle un suave beso en los nudillos. - ¿Por que siento que lo dices como si fuera lo peor que te ha ocurrido en la vida…?- Preguntó él anhelante, su voz enronquecida y grave. Porque él la podía entender. Jamás en su vida había planeado enamorarse así de una subterránea a la que desde un principio debería haber arrestado por saltarse los Acuerdos. Y aún así, allí estaba, ¿no?

Pero ya era tarde y tal como había temido, el espejismo se había diluido junto con sus ganas de luchar contra lo que no debía. Se mordió la lengua como castigo por abrir la boca, recordándose porque callaba la mayor parte del tiempo. Durante unos segundos el brillo del dolor se hizo incuestionable en el azul de sus ojos y se maldijo por ello, por ser tan débil cuando se trataba de Bianca Salvatore. - No…- Comenzó a hablar, sin saber cómo seguir. Se pasó las diestra por la cara, tratando de contener la frustración. Cuando volvió en sí, todo él rezumaba la fuerza del ángel. Se irguió por completo y alzó la barbilla, jamás había sido tanto el paradigma de los cazadores de sombras como en ese momento. Su mirada era tan letal como las afiladas dagas angelicales forjadas en la Ciutadela Infracta.

- No. No debía pero ha pasado.- Dio un paso hacia ella.- Bianca, algo ha cambiado entre los dos, ¿y qué? ¿Qué tiene de malo?- La observó con detenimiento, apretando la mandíbula en un intento de refrenar sus instintos.


but when the sun came up I was looking at you [priv]  Rjpe2p

I'd sacrifice this world to hold you.:

but when the sun came up I was looking at you [priv]  2pzd620

As long as I'm here no one can hurt you.:

but when the sun came up I was looking at you [priv]  IPuBFgy



Augustus M. Olivetti
Mensajes : 137

Reliquias : 915

Temas : 2/3


Hoja de personaje
Inventario:
https://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t9894-augustus-olivetti-fichahttps://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t9907-vos-vestros-servate-meos-mihi-linquite-mores-relas-de-augustushttps://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t9906-hold-on-to-the-memories-they-will-hold-on-to-you-augustus
Nefilim cazador/a

Augustus M. Olivetti
está

Volver arriba Ir abajo

but when the sun came up I was looking at you [priv]  Empty Re: but when the sun came up I was looking at you [priv]

Mensaje— por Bianca Salvatore el Sáb Abr 11, 2020 1:54 am

but when the sun came up
I was looking at you
→ Amanecer  → NewYork Palace Hotel

Irónicamente para alguien que se mostraba tan segura de si misma, tan audaz, huir había sido algo que la había estado acompañando desde que tenía memoria. Toda su vida se la había pasado huyendo; había huido de sus travesuras cuando niña, había huido de Italia con su prometido, había huido de la responsabilidad de sus crimenes cometidos bajo sed de sangre y había estado huyendo de sus propios sentimientos, del mismo modo que en ese momento, su primera reacción había sido retroceder aún a pesar de que las opciones de salida fueran muy reducidas.

Augustus tenía razón, algo había cambiado. El pacto de un intercambio sin ataduras comenzaba a tambalearse bajo su propio peso, pero Bianca no pudo evitar cuestionarse el por qué habían cambiado, temiendo que la respuesta en realidad fuera lo que ella pensaba. Si despues de todo, después de haber estado jugando con fuego, finalmente se habían quemado.

La vampiresa lo observó en silencio, parado a pocos pasos de ella y con la ciudad alzándose imponente a sus espaldas, sin embargo ella solamente lo miraba a él, dándose cuenta de que jamás lo había mirado con tanto anhelo como en ese momento.

Se rodeó a si misma con los brazos como si eso pudiera ayudarla a resistir el impulso de lanzarse de nuevo a sus brazos y a la vez ayudarla a reconfortarse a si misma ante un inminente golpe de realidad.

—¿Cómo sabemos si todo esto no es por la mordida? Si dejara de hacerlo... ¿Aún así sentirías lo mismo por mi?—  le dolía. Le dolía más de lo que quería admitir el pensar que existiera la posibilidad de que nada fuera real —Ahora mismo el efecto se ha ido, si, pero las sensaciones agradables se recuerdan.  Tu cuerpo las recuerda. —  ella lo sabía muy bien — Porque si no fuera por eso, no regresarías por más. ¿Que nos dice que no soy solamente una droga para ti?  O que no me sucede lo mismo a mi, que todo esto no es más que una confusión...— dejó las palabras en el aire y bajó la mirada, obligándose a si misma a callar, porque Bianca no odiaba otra cosa más que el tener miedo. Tener miedo de verdad.




:she wears strength and darkness equally well:

but when the sun came up I was looking at you [priv]  BtsyReC

but when the sun came up I was looking at you [priv]  S4NggK7
|| playlist || phone ||
Bianca Salvatore
Mensajes : 209

Reliquias : 9


Hoja de personaje
Inventario:
https://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8691-bianca-salvatorehttps://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8715-if-you-mess-with-them-you-mess-with-me#75583https://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8719-from-here-to-eternity#75592
Hijo/a de
la Noche

Bianca Salvatore
está

Volver arriba Ir abajo

but when the sun came up I was looking at you [priv]  Empty Re: but when the sun came up I was looking at you [priv]

Mensaje— por Augustus M. Olivetti el Vie Mayo 22, 2020 2:01 pm

but when the sun came up
I was looking at you
→ Amanecer  → NewYork Palace Hotel
Augustus contempló con sorpresa cómo Bianca se abrazaba a sí misma, toda la seguridad que hasta el momento rezumaba se había esfumado como las gotas de lluvia en el pavimento tras una mañana soleada. El cazador de sombras tampoco sabía qué debía hacer y llegados hasta ese punto, prácticamente estaba improvisando. - Sabes cual es la respuesta a eso, Bianca.- Contestó él, relegando sus dudas a los más hondo de su propio subconsciente para que no pudieran interferir en la fuerza que el Ángel le estaba dando.

Y la verdad era, que aunque la fiereza danzara en su rostro y su actitud se mostrase arrogante con el fervor del que sabe que va a librar una gran batalla, en lo más profundo de su corazón latía el miedo. Como una sombra susurrante que serpenteaba a través de sus temores en busca de las fuerzas necesarias para derribarlo con un afilado “Sabía que esto iba a pasar” cuando todo se desmoronase en llamas.

- Sólo hay una solución.- Susurró el castaño mientras acortaba la distancia entre ambos y posaba su mano con suavidad en la parte exterior del codo de la inmortal. Augustus estaba seguro, más que eso, estaba segurísimo, que la rubia era consciente de que solo había una forma de averiguar si aquel enamoramiento que había comenzado a florecer entre ellos era el fruto de la adicción al veneno vampírico o que realmente habían empezado a sentir cosas el uno por el otro que iban más allá de la sangre y el placer momentáneo.

- Tendremos que abstenernos de…- Las palabras se murieron en sus labios de repente, limitándose entonces a señalarse el cuello vagamente.- y ver si seguimos sintiendo esto.- La teoría parecía realmente fácil, no obstante, la práctica no sería tan fácil. Aunque lo cierto era que habían habido varias veces, más de las que se había querido admitir, que había ofrecido su cuello como ofrenda cuando lo único que había deseado era ver a la vampiresa o sentir su fría piel sobre él. - No puede ser tan difícil.- Se acercó a ella un poco más, buscando su mirada celeste que se hallaba perdida, ahora, en algún punto de sus botas de cazador.


but when the sun came up I was looking at you [priv]  Rjpe2p

I'd sacrifice this world to hold you.:

but when the sun came up I was looking at you [priv]  2pzd620

As long as I'm here no one can hurt you.:

but when the sun came up I was looking at you [priv]  IPuBFgy



Augustus M. Olivetti
Mensajes : 137

Reliquias : 915

Temas : 2/3


Hoja de personaje
Inventario:
https://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t9894-augustus-olivetti-fichahttps://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t9907-vos-vestros-servate-meos-mihi-linquite-mores-relas-de-augustushttps://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t9906-hold-on-to-the-memories-they-will-hold-on-to-you-augustus
Nefilim cazador/a

Augustus M. Olivetti
está

Volver arriba Ir abajo

but when the sun came up I was looking at you [priv]  Empty Re: but when the sun came up I was looking at you [priv]

Mensaje— por Bianca Salvatore el Mar Jul 28, 2020 3:56 am

but when the sun came up
I was looking at you
→ Amanecer  → NewYork Palace Hotel

Lo sabía muy bien. Desintoxicarse y romper el circulo vicioso era la única forma de finalmente entender qué era lo que realmente estaba sucediendo, de entenderse a ella misma. Pero, en el fondo, lo que más le preocupaba no era la dificultad de luchar contra la tentación, sino la incertidumbre del qué sucedería cuando lo consiguiera. Le inquietaba en iguales proporciones la posibilidad de darse cuenta que luego de tantos años su corazón finalmente había cedido a sentir, o por el contrario, darse cuenta que lo que sea que tenía con Augustus no había sido más que una ilusión.

La vampiresa alzó la cabeza hacia el cazador cuando este volvió a acercarse a ella, captando su mirada.

Algo le decía que todo aquello era una muy mala idea, compleja cuanto menos.  Abstenerse de algo naturalmente adictivo a lo que llevaban acostumbrados el tiempo suficiente para considerarlo un problema sería toda una hazaña. Más complicado aún, quizás Bianca se estaría acercando a La Clave más de lo que debería para alguien con un largo historial de actos ilegales. Pero la rubia siempre había tenido debilidad por las malas ideas y en ese momento si de algo estaba segura, era que Augustus era la mejor mala idea que había tenido en muchisimo tiempo.  Y él parecía tan seguro de querer intentarlo, que fue suficiente para que ella esbozara una pequeña sonrisa.

Sosteniéndose con los brazos sobre los hombros del muchacho, la rubia se elevó en las puntas de sus propios pies y apoyando su frente de nuevo en la de él, acercó sus labios a los del cazador — El que caiga, pierde — murmuró, con aire divertido y sin más, le robó un beso breve — Y no te vas a ir de aquí sin desayunar algo. Te acompaño.







:she wears strength and darkness equally well:

but when the sun came up I was looking at you [priv]  BtsyReC

but when the sun came up I was looking at you [priv]  S4NggK7
|| playlist || phone ||
Bianca Salvatore
Mensajes : 209

Reliquias : 9


Hoja de personaje
Inventario:
https://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8691-bianca-salvatorehttps://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8715-if-you-mess-with-them-you-mess-with-me#75583https://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t8719-from-here-to-eternity#75592
Hijo/a de
la Noche

Bianca Salvatore
está

Volver arriba Ir abajo

but when the sun came up I was looking at you [priv]  Empty Re: but when the sun came up I was looking at you [priv]

Mensaje— por Augustus M. Olivetti el Jue Sep 10, 2020 8:55 pm

but when the sun came up
I was looking at you
→ Amanecer  → NewYork Palace Hotel
Las manos del cazador rodearon la cintura de la vampiresa hasta anclarse en la zona baja de su espalda, el frío se colaba a través de la delicada prenda que cubría su marmórea figura. Podía sentir la tensión que se ocultaba en los músculos de la vampiresa cuando se puso de puntillas para apoyar su frente contra la de él, en un gesto que resultaba demasiado íntimo para dos personas que sólo comparten un interés, una adición. El tacto de sus manos en sus hombros y la cercanía lo enloquecía, y durante unos segundos fue preso del impetuoso anhelo de besarla hasta perder la noción de dónde acababa su cuerpo y empezaba el de él.

Lo que recibió en cambio fue un suave beso que le arrancó una breve risa tan grave que parecía salir de las entrañas de la tierra. — ¿A qué se debe el honor, Lady Salvatore?— Preguntó mientras su diestra alzaba la barbilla de la rubia y le daba otro delicado beso. — Podríamos ir a Taki’s. No me sentiría agosto comiendo delante de ti…— Susurró sobre sus labios escarlata. Obviamente no sería igual que morderle a él, pero al menos podría saciar su apetito. — Soy todo un caballero.

Dándole un suave golpe en la nariz con la suya antes de soltarla y encaminarse hasta el dormitorio para colocarse el cinturón que contenía todos sus armas nephilim y el jersey verde esmeralda que le resguardaría de las bajas temperaturas del inclemente invierno neoyorquino. — ¿Vamos? — Le ofreció su mano a la rubia, sus labios curvados en una pequeña sonrisa ilusionada que transformaba todo su rostro y le daba una apariencia más juvenil. Aquella era la primera vez que compartirían un desayuno juntos tras noches de insomnio y besos robados.


but when the sun came up I was looking at you [priv]  Rjpe2p

I'd sacrifice this world to hold you.:

but when the sun came up I was looking at you [priv]  2pzd620

As long as I'm here no one can hurt you.:

but when the sun came up I was looking at you [priv]  IPuBFgy



Augustus M. Olivetti
Mensajes : 137

Reliquias : 915

Temas : 2/3


Hoja de personaje
Inventario:
https://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t9894-augustus-olivetti-fichahttps://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t9907-vos-vestros-servate-meos-mihi-linquite-mores-relas-de-augustushttps://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t9906-hold-on-to-the-memories-they-will-hold-on-to-you-augustus
Nefilim cazador/a

Augustus M. Olivetti
está

Volver arriba Ir abajo

Contenido patrocinado
está

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.