ғᴀᴄɪʟɪs ᴅᴇsᴄᴇɴsᴏs ᴀᴠᴇʀɴɪ―
¿Quieres reaccionar a este mensaje? Regístrate en el foro con unos pocos clics o inicia sesión para continuar.

20/05 ¡Atención, atención! ¡Hemos inaugurado la nueva sección de chismes del submundo! ¡Pasaos cuanto antes para echar un ojo! Y no olvidéis que Las Moiras estarán encantadas de leer vuestros secretos…


18/05 ¡Atención, atención! ¿Has descubierto alguno de los sucios secretos de tu enemigo y quieres que se haga justicia? ¿Tu mejor amigo te ha robado la novia después de liarse contigo? ¿Tu exnovio vampiro se ha cenado a tu madre? Cuéntaselo a Las Moiras y ellas se encargarán de que lo sepa todo el submundo.


18/05 ¡Atención, atención! ¡Aquí os dejamos las noticias recién salidas del horno! ¡Pasaos cuanto antes para echar un ojo! Seguimos perpetrando maldades...


29/03 ¡Atención, atención! La limpieza por inactividad se realizará a lo largo del día 31 de marzo. ¡Aprovechad los últimos momentos!


16/02 ¡Atención, atención! Las subastas serán cerradas a las 11 p.m (hora española), así que ¡aprisa si queréis una cita!


02/01 El Staff de Facilis Descensus Averni os desea ¡FELIZ 2020! Estad atentos a las noticias estos días...


21 # 24
10
NEFILIMS
3
CONSEJO
9
HUMANOS
6
LICÁNTRO.
8
VAMPIROS
6
BRUJOS
0
HADAS
2
DEMONIOS
1
FANTASMAS
Últimos temas

¿ES MUY CURSI HACER UN PICNIC? / PRIVADO [SANDRA]

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

¿ES MUY CURSI HACER UN PICNIC? / PRIVADO [SANDRA] Empty ¿ES MUY CURSI HACER UN PICNIC? / PRIVADO [SANDRA]

Mensaje— por Scott A. Headland el Jue Dic 26, 2019 3:24 pm

¿ES MUY CURSI HACER UN PICNIC?
→ SÁBADO → 17:30H - CENTRAL PARK

OUTFIT:
¿ES MUY CURSI HACER UN PICNIC? / PRIVADO [SANDRA] 44kO953

Scott caminaba nervioso de un lado a otro sobre la hierba, estaba casi histérico y esa era una sensación completamente nueva para él. Sacó un cigarrillo, lo encendió y comenzó a fumar con tanta ansiedad que se lo terminó muy rápido, miraba a todos lados esperando que aquella figura divina apareciese de un momento a otro. No había visto a Sandra en más de una semana, a pesar de que había cumplido su palabra de que la llamaría, pero claro... Seguía sin su teléfono.

Como no tenía forma de contactar con ella, había tenido que presentarse de nuevo en su comisaría hasta que se lo habían dado, había conseguido que la amable señora de recepción, que parecía un poco colada por él, se lo diese. Le había escrito un mensaje pidiéndola verla aquella tarde en Central Park, en la zona más alejada del tránsito y con el objetivo de hacer un picnic privado, aunque eso no se lo había dicho. El tema de ligar era un misterio para él, ¿a las mujeres les gustaban los picnics? ¿Quedaría como un cursi repelente?

Pues no tenía ni idea, todo lo que sabía sobre el amor se basaba en lo que su hermano le había contado sobre su relación con la madre de Ian y también por lo que había visto en las películas, en las cuales las mujeres parecían caer rendidas al pie de los hombres cada vez que estos preparaban algo mínimamente romántico. Sobre la hierba había extendido una enorme manta y encima della se podía encontrar una cesta llena de comida asiática que él mismo había preparado, la única que se le daba de lujo cocinar.

También había traído vino y agua además de unas cuantas cervezas, dulces de postre y chocolate. En definitiva, se lo había currado un montón con el objetivo de compensarla porque aquella tarde que se acostaron tuvieran que separarse tan abruptamente. Solo recordar las curvas de Sandra, su cuerpo arqueándose delante del suyo y la calidez de su interior hacían que el licántropo se excitase hasta límites insospechados, deseoso de poder repetir en cuanto fuera posible.

No le interesaba solo su cuerpo, llevaba semanas pensándolo, pero es verdad que era tan atractiva en todos los sentidos que era complicado resistirse a ella y más ahora que la había probado. ¿Puede el oso decir que no a la miel una vez la ha sentido en los labios? Imposible, pues así se sentía. A lo mejor ella no tenía deseos de continuar ningún tipo de relación con él, pero tenía que intentarlo, la había citado allí y si la chica no aparecía pues interpretaría la indirecta como que no quería nada con él.

Justo entonces le pareció vislumbrar como un cabello castaño se acercaba hasta allí, finalmente pudo distinguir mejor su figura. Apreció como se movía, casi contonéandose como esas super modelos de la tele que pretenden tener un andar de lo más sensual y Sandra lo conseguía sin esforzarse, provocándole con su mera presencia, con su ropa ajustada y sus labios carnosos. Sin olvidar esos ojos que parecían querer hacerle arder.- Sandra, estoy aquí -dijo él, alzando la mano para que le pudiera ver y llamando su atención, terminó el cigarrillo y lo apagó contra su zapatilla.


¿ES MUY CURSI HACER UN PICNIC? / PRIVADO [SANDRA] ZE5ctDg

YOU:
¿ES MUY CURSI HACER UN PICNIC? / PRIVADO [SANDRA] Giphy


Will+Scott:
¿ES MUY CURSI HACER UN PICNIC? / PRIVADO [SANDRA] Giphy


My two forms:
¿ES MUY CURSI HACER UN PICNIC? / PRIVADO [SANDRA] LlwgbYO
¿ES MUY CURSI HACER UN PICNIC? / PRIVADO [SANDRA] S2EdS56


Scott A. Headland
Mensajes : 54

Reliquias : 106

https://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t9973-scott-anthony-headland-fichahttps://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t10226-mis-relaciones-scott#89859https://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t10179-cronologia-scott#89362
Hijo/a de
la Luna

Scott A. Headland
está

Volver arriba Ir abajo

¿ES MUY CURSI HACER UN PICNIC? / PRIVADO [SANDRA] Empty Re: ¿ES MUY CURSI HACER UN PICNIC? / PRIVADO [SANDRA]

Mensaje— por Sandra E. Evans el Sáb Dic 28, 2019 11:57 pm

¿ES MUY CURSI HACER UN PICNIC?
→ SÁBADO → 17:30H - CENTRAL PARK

OUTFIT:
¿ES MUY CURSI HACER UN PICNIC? / PRIVADO [SANDRA] Tumblr_p7v1auew5S1wzoyajo1_250
Desde el encuentro con Scott en la Universidad, habían transcurrido sobre unas dos o tres semanas en las que se había preguntado ¿qué haría? O si habría alguna vez. Lo cierto es que después de haber sido tan necia de llamarle y colgar sin saber si la llamada fue realizada, no insistió porque eso sería algo que no podría afrontar ¿ella persiguiendo a alguien? No es que fuese perseguir la palabra en cuestión pero ella lo sentía de esa forma, ese hombre le causaba una curiosidad extrema y más que eso, aparte de la atracción insostenible... su forma de ser tan ruda pero igualmente dulce, una mezcla que a la joven le ponía la piel de gallina.

Nunca se había sentido tan sumamente sensible, ese pellizco en la boca del estómago, esa sonrisa que sin querer se le formaba en sus tentadores labios al recordarlo. Aquella bonita sonrisa de dientes perfectos blancos que le dejaba sin respiración durante unos segundos, las palabras susurradas al oído, la incertidumbre si habría una próxima vez... si era una completa locura el hecho de pedirle no una si no mil citas. No sabría cómo hacerlo, no solía verse más de una vez con la persona con la que se acostaba alguna vez, cuando la necesidad física era tan insoportable que perderse en unos labios que podían prometerlo todo por un rato... era suficiente, pero esa vez, no era así en absoluto.

Contaba con dos números de teléfono, el del trabajo y el personal. Cuando se encontraba en comisaria, utilizaba el profesional en el que las llamadas urgentes ocupaban su parte del tiempo, aquella comisaria era un ejemplo a seguir, contaba con el mayor número de casos resueltos y todo gracias a aquel equipo implacable y el buen ambiente en el lugar. Un mensaje la abordó cuando justo llevaba unos papeles a un departamento, lo leyó de reojo y al ver de quién se trataba, abrió los ojos por la sorpresa, deteniéndose antes de entrar en el ascensor... ni fuera ni dentro, justamente en el lugar donde lo bloqueaba y hacía ademán de cerrarse las puertas, ni se percató de ello. Leyó el mensaje tres, cuatro, cinco veces... y hasta que no llamaron su atención, no retomó el paso ¿la había citado?

No iba a con las mejores galas, ella siempre tan natural y vestida casual. Si el mensaje causó sorpresa, más nerviosismo a la hora de acercarse la cita en cuestión. Antes de salir, se aseguró frente al espejo del baño que el cabello estuviese en su lugar y el poco maquillaje, sólo un poco de brillo de labios y lápiz de ojos, su belleza natural no necesitaba de más adorno. En cuanto salió de la comisaria, aceleró el paso de tal forma que se quedó por unos segundo sin aliento. Rió al comprobar que estaba corriendo, ¿tanta prisa por llegar? Fueron demasiados días... los contó, casi veinte. Negó con la cabeza, aminorando y dejar que poco a poco llegase al acordado.

Lo buscó con la mirada y lo divisó al ver que la aclamaba. Allí estaba, tan imponente y sensual como aquel día en el que ocurrió todo y más, a medida que se acercaba, se mordió el labio inferior ¿qué diría? ¿cómo se comportaría? Volvía a estar nerviosa y aquel sonrojo asomó en sus mejillas. Le mostró una breve sonrisa sin apartar la mirada de la ajena, sin darse cuenta apenas de lo que había preparado, se encogió de hombros y luego asintió, un gesto estúpido porque no había dicho nada en concreto.

-Scott... veinte días sin saber de ti. Quiero decir...- abrió los ojos, acababa de delatarse por lo que rió y jugueteó con su cabello nerviosa -Hola... siento si tardé pero el papeleo y... estás muy.... elegante- no, no, no... ni que fuese en traje de chaqueta, no estaba dando ni una. Estaba nerviosa aunque no lo mostrase pero su subconsciente le jugaba la peor de las pasadas -¿Sabes que me has escrito a mi teléfono oficial? Esto en teoría... es un delito- apenas lo susurró, un susurro en el que iba cargado de misterio, volvía a perder sus ojos en los ajenos, más se acercaba, más se le aceleraba el corazón.


¿ES MUY CURSI HACER UN PICNIC? / PRIVADO [SANDRA] 8iBvgNR
Is this the real life? Is this just fantasy?:
¿ES MUY CURSI HACER UN PICNIC? / PRIVADO [SANDRA] Giphy
Sandra E. Evans
Mensajes : 49

Reliquias : 9

Temas : 4

Mundano/a, sin la Visión

Sandra E. Evans
está

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.