ғᴀᴄɪʟɪs ᴅᴇsᴄᴇɴsᴏs ᴀᴠᴇʀɴɪ―
¿Quieres reaccionar a este mensaje? Regístrate en el foro con unos pocos clics o inicia sesión para continuar.

20/05 ¡Atención, atención! ¡Hemos inaugurado la nueva sección de chismes del submundo! ¡Pasaos cuanto antes para echar un ojo! Y no olvidéis que Las Moiras estarán encantadas de leer vuestros secretos…


18/05 ¡Atención, atención! ¿Has descubierto alguno de los sucios secretos de tu enemigo y quieres que se haga justicia? ¿Tu mejor amigo te ha robado la novia después de liarse contigo? ¿Tu exnovio vampiro se ha cenado a tu madre? Cuéntaselo a Las Moiras y ellas se encargarán de que lo sepa todo el submundo.


18/05 ¡Atención, atención! ¡Aquí os dejamos las noticias recién salidas del horno! ¡Pasaos cuanto antes para echar un ojo! Seguimos perpetrando maldades...


29/03 ¡Atención, atención! La limpieza por inactividad se realizará a lo largo del día 31 de marzo. ¡Aprovechad los últimos momentos!


16/02 ¡Atención, atención! Las subastas serán cerradas a las 11 p.m (hora española), así que ¡aprisa si queréis una cita!


02/01 El Staff de Facilis Descensus Averni os desea ¡FELIZ 2020! Estad atentos a las noticias estos días...


16 # 18
7
NEFILIMS
2
CONSEJO
6
HUMANOS
6
LICÁNTRO.
7
VAMPIROS
4
BRUJOS
1
HADAS
1
DEMONIOS
0
FANTASMAS
Últimos temas

Y que la fiesta no pare || Priv. Dante ||

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Y que la fiesta no pare || Priv. Dante || Empty Y que la fiesta no pare || Priv. Dante ||

Mensaje— por Florencia Barbieri el Mar Mayo 19, 2020 11:51 pm

Y que la fiesta no pare
→ sábado → 02:16 am → Discoteca/casa flor  → Despejado

Florencia veía todo como si estuviera en una burbuja. La música la escuchaba como si fuera filtrada por un ecualizador y su vista, borrosa y temblorosa, le mostraba el mundo a su alrededor con un cierto tinte rojo. Encontraba fascinante como el alcohol había alterado sus sentidos. El simple hecho de ser la primera vez que ingería alcohol, lograba hacer toda la experiencia aun más emocionante. Aunque se encontraba mareada y un poco confusa, podía mantenerse en pie durante cinco segundos enteros sin tropezar. O al menos eso creía.

¡Flori, te vas a matar! — Con una sonrisa, se giro hasta la voz que la llamaba. La visión borrosa de su compañera de universidad la hizo reír. La chica -que respondía al nombre de Ana- la tomó del brazo y la obligó a sentarse en la silla que había estado usando, justo en la barra.

No esperaba aquella reacción por parte de la italiana. Tampoco supuso que sería la primera vez de la joven diseñadora bebiendo alcohol. Cuando la tuvo perfectamente sentada -aunque miraba al barman y coqueteaba descaradamente con él-, cogió el bolso de Florencia y buscó su móvil. La imagen del actor que hacia de Aquaman como fondo de pantalla le dio la bienvenida. —Por dios, Flori, estas obsesionada con los superhéroes. — Como respuesta de la aludida, solo obtuvo una risita boba. Florencia se encontraba entretenida coqueteando con el barman, que le devolvía los coqueteos con una amplia sonrisa en las atractivas facciones. Ana puso los ojos en blanco y empezó a buscar entre los contactos de Florencia a alguien a quien pedirle ayuda. El nombre de ”Brujo Gigantón” llamó su atención, sobre todo al tener este como imagen de contacto una placa de policía. Se mordió el labio indecisa, pero en cuanto vio como el barman acercaba su rostro al de la morena, le dio al botón de llamar. Mientras esperaba que le cogieran el teléfono, tiró de la falda de Florencia para evitar que fuera besada por el barman y fulminó a este con la mirada, que se dedico a volver al trabajo. Al tercer tono, la voz de un hombre la sobresaltó.

Disculpe que lo moleste, pero no sabía a quién llamar. Soy amiga de Florencia, estamos en una discoteca y… ¡Flor, deja al barman tranquilo! Dios, perdón. Florencia ha bebido un poquito y ahora mismo está intentando liarse con el barman y… ¡Flor, deja ya el cubata! — Le quitó el vaso a la morena, recibiendo una mala mirada de esta y volvió a la llamada. — Miré, mi vuelo sale en dos horas y tengo que pasar por el hotel a por mis maletas y la idea de mandar a Florencia sola en un taxi hasta su casa me parece, como poco, una locura, ¿puede venir a buscarla? — Espero con impaciencia hasta que la voz masculina le contesto que iba de camino. No sabía quien era, pero daba mil gracias por obtener su ayuda.

Volvió a guardar el móvil en el bolso de Flor y pagó las consumiciones de ambas a un barman muy interesado en su amiga. Después, se dedico a intentar hablar con la morena, que divagaba en italiano sobre hadas y personas con tatuajes raros que se encontraban entre los demás clientes del local. — Flori, un tal brujo gigantón viene a por ti, ¿vale?

Ante el nombre, Florencia sonrió ampliamente, riendo y gritando. — ¡Dante! ¡Oh Ana, cuando veas a Dante! ¡Es Superman!




Y que la fiesta no pare || Priv. Dante || YG2xkxJ
RPG Florencia:


Florencia Barbieri
Mensajes : 158

Reliquias : 508

Temas : 1/2

https://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t10380-florencia-barbieri-idhttps://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t10381-la-vita-e-bella-relazioni-di-florenciahttps://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t10462-tiempo-de-cambio-cronologiahttps://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t10524-busqueda-de-tramas-varias#92421
Mundano/a, con La Visión

Florencia Barbieri
está

Volver arriba Ir abajo

Y que la fiesta no pare || Priv. Dante || Empty Re: Y que la fiesta no pare || Priv. Dante ||

Mensaje— por G. Dante Cortés el Dom Jun 14, 2020 3:45 pm

Se acabó la fiesta
→ SÁBADO → 02:16 AM → DISCOTECA/CASA FLOR → DESPEJADO

Se encontraba en su despacho, sin mucho que hacer. Toda su plantilla estaba trabajando en un caso que, por fin, había demostrado que cuadraba a la perfección. El problema era que aun no sabía como demostrarlo ante los demás y tenía en mente a uno de sus esbirros para poder llevarlo a cabo. Solo tenía que pillarlo un día por banda. ¿Qué le gustaría su plan para asegurarse? No lo creía, pero dudaba que uno de esos perros dijera que no cuando se trataba de seguridad. Más siendo policía.

Se levantó para observar el mapa, apoyándose en la mesa para estar más cómodo. Había puesto chinchetas en todos los sitios donde ese desgraciado había atacado a los niños. No terminaba de ver conexión con los lugares, pero sabía que lo había. Necesitaba asegurarse sin ser tan incauto de usar la magia de brujo, solo bastaba con alguien con un buen olfato. Una lástima que tuviera días libres, porque sino ya estarían en la morgue y en el hospital para comprobar su hipótesis.

Fue en ese momento cuando una llamada acudió rauda y veloz hacia su móvil, haciendo que suspirara de puro fastidio. Antes era más difícil contactar con él. Echaba de menos la falta de tecnología porque odiaba el control que ejercían en él. Desgraciadamente, dado su puesto en la policía, no podía prescindir de móvil. Tenía que estar siempre comunicado. La sorpresa fue cuando vio de quien era la llamada. Y a esas horas. ¿Por qué le estaba llamando de madrugada? Rápidamente cogió el teléfono para encontrarse con una voz muy distinta a la que se esperaba. Podría haberse enfadado, y lo hizo, en cuanto escuchó lo del estúpido barman. ¿Acaso no la había avisado ya de que no se acercara a los hombres? Iba a matar a esa niña. Menos mal que su amiga parecía tener dos dedos de frente.

Raudo y veloz salió a por el coche, dirigiéndose a la discoteca a la velocidad del rayo. ¿Por qué siempre tenía que pillarle trabajando? Mejor eso que durmiendo, porque si algo llevaba mal es que le despertaran. Dormir era sagrado para el brujo. Con una velocidad y facilidad desbordante aparcó delante de la discoteca, justo donde estaban las dos muchachas. Y Flore... Podía oler el maldito alcohol desde el coche y no era ningún vampiro o licántropo. ¿A quién narices se le ocurría? La miró realmente enfadado.

-Mete a la borrachuza aquí delante.- Se iba a acordar de esa. Su vida era más simple cuando no aguantaba tonterías de niñas pequeñas.- Gracias por no dejarla sola. Te llevaría yo al hotel pero no creo que esta loca aguante un trayecto tan largo.- En cuanto estuvo dentro del coche le dio un buen capón para después ponerle el cinturón. Se despidió de la joven y volvió a arrancar a toda velocidad. Su enfadado era patente y que dieran gracias que no entraba para darle de hostias a ese barman.- Mira que te dije.... Te avisé de que no te acercaras a los hombres. Eres más tonta que quien esnifa pegamento.- Dio un giro brusco para cambiar de dirección. Ya podía marearse porque iba a pasar la resaca con mucho mucho ruido.- Soy policía, niña estúpida. Debería detenerte por escándolo público.



Y que la fiesta no pare || Priv. Dante || Fzbh6t8

Que poco discreta:
Y que la fiesta no pare || Priv. Dante || Dwf9ZF6
G. Dante Cortés
Mensajes : 31

Reliquias : 157


Hoja de personaje
Inventario:
Personaje inactivo

G. Dante Cortés
está

Volver arriba Ir abajo

Y que la fiesta no pare || Priv. Dante || Empty Re: Y que la fiesta no pare || Priv. Dante ||

Mensaje— por Florencia Barbieri el Lun Jun 15, 2020 6:53 pm

Y que la fiesta no pare
→ sábado → 02:16 am → Discoteca/casa flor  → Despejado

Florencia no entendía que decía su amiga. Parecía empeñada en alejarla de la barra de la discoteca, pero la morena se negaba. Se estaba divirtiendo. El barman la hacía reír con sus halagos y algunas bromas que hacía, y era capaz de verlo todo como si fuera un filtro. Nunca se había imaginado que el alcohol sería capaz de hacerle ver el mundo con mas colores que los que veía de forma natural. Pero su amiga parecía en contra de que la joven italiana se divirtiera. Lo único que le había entendido era que Dante pasaría por allí para buscarla. Aunque no lo entendía. ¿Por qué iría Dante a buscarla? Ella se encontraba perfectamente bien y con una felicidad que hacía meses que no sentía. Empezaba a entender por que las personas decían que el alcohol servía para olvidar sus penas. Entrabas en una nube de colores que lograba borrar de tu mente las tristezas y dificultades de la vida.

Ana batallaba con la italiana para sacarla del local. El barman se las había apañado para guardar su número en el móvil de la castaña y hacerse una llamada para tener también el número de su amiga. Y aunque había intentado impedirlo, Florencia era una adulta con las riendas de su vida. Aun así, Ana se preguntaba que era lo que había empujado a su amiga a beber aquella noche. No era la primera vez que ambas salían de copas, y por regla general, la italiana se limitaba a beber refrescos, alejándose cuanto podía del alcohol. Aquella extraña situación lograba que la joven pelirroja se preguntara si la morena no se estaba exigiendo demasiado. Por que sabía que Florencia a penas se había permitido estar de luto por sus padres antes de enfrentarse al mundo.

Para la suerte de la pelirroja, un coche se detuvo justo frente a la puerta de la discoteca cuando al fin había logrado sacar a la morena del local. En el asiento del conductor, el hombre más grande e intimidante que la pelirroja había tenido la suerte -o desgracia, no estaba del todo segura en aquellos momentos- de ver en sus años de vida. Las palabras que prácticamente le había gruñido hacia que se preocupase un poco por la seguridad de su amiga. Amiga que había dejado de mirar a unos chicos que se encontraban detrás de ella -y gritarles que tenían unas preciosas alas- para mirar al hombre y sonreír. —¡Dante! ¡Ana es Dante!

Siguiendo las instrucciones del hombre, logró meter con cierta dificultad a la morena en el coche del susodicho Dante e hizo un simple movimiento de la mano para quitarle importancia a sus palabras. —No hay problema, en un taxi llegaré enseguida. ¿Te importaría decirle que me llame mañana, cuando este sobria? Para quedarme tranquila. —Le quito el pelo de la cara a la italiana y dejó un beso en la frente de Florencia. —Ci rivedremo, ragazza pazza.

Se despidió del hombre y caminó hasta perderse entre las calles en busca de un taxi.

Florencia enfocó su mirada justo en el momento en el que Dante daba un giro brusco. Río. Hacía mucho tiempo que no se lo pasaba tan bien. —No he hecho nada, brujo gigantón. —Se dejó caer contra el respaldar del asiento, admirando como las luces pasaban junto a su ventana en un borrón multicolor. —¡La vida es corta! ¡Hay que disfrutar!

Y ella pensaba hacerlo. Por primera vez creía ser capaz de ver el mundo, como realmente era, con todos sus colores y contrastes. Un mundo multicolor en donde no todas las personas con las que se encontraban eran humanos sin gracia con los que jugaba su mente, haciéndola creer que eran algo más que lo que eran.



Y que la fiesta no pare || Priv. Dante || YG2xkxJ
RPG Florencia:


Florencia Barbieri
Mensajes : 158

Reliquias : 508

Temas : 1/2

https://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t10380-florencia-barbieri-idhttps://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t10381-la-vita-e-bella-relazioni-di-florenciahttps://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t10462-tiempo-de-cambio-cronologiahttps://www.cazadoresdesombras-rpg.com/t10524-busqueda-de-tramas-varias#92421
Mundano/a, con La Visión

Florencia Barbieri
está

Volver arriba Ir abajo

Y que la fiesta no pare || Priv. Dante || Empty Re: Y que la fiesta no pare || Priv. Dante ||

Mensaje— por Contenido patrocinado

Contenido patrocinado
está

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.